Los Universos de DC y Marvel se han unido en uno solo. ¿Qué ha sucedido? ¿Quién está detrás de todo? Y, lo que es más importante, ¿cómo reaccionarán héroes y villanos de los distintos mundos al encontrarse cara a cara...?
 
ÍndiceOmegaCalendarioRegistrarseConectarse

Comparte | 
 

 Mala hierba [+18] [Lilith Belmont] (07-07-2018)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
Ir a la página : Precedente  1, 2
AutorMensaje
Lilith Belmont
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 442
Fecha de inscripción : 03/06/2014
Edad : 23
Localización : Búscame

Ficha de Personaje
Alias: Belmont
Nombre real: Lilith Belmont
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Mala hierba [+18] [Lilith Belmont] (07-07-2018)   10th Abril 2015, 20:38

Sloan puso frente a mí un bistec enorme con salsa y guarnición y todo, y yo me quedé ojiplática. Tenía todo una pinta increíble y sólo entonces me di cuenta de lo mucho que por lo visto había mejorado Sloan en la cocina, pero cuando lo probé... Oh, cuando lo probé. ¡QUÉ RICO ESTABA! L felicité por su trabajo bien hecho y, después de limpiar los cacharros, repetimos el mismo proceso que la última vez: fuimos a mi cuarto y cerré la puerta "encerrando" a Ifrith en el resto de la casa, cogí el frasquito mientras Sloan me acercaba a él y un pasito más allá, volvíamos a estar en aquella dimensión. Aparecimos directamente en la sala de los capullos y la pica.

-Bueno, aquí estamos de nuevo...- le dije al moreno mirándole a los ojos.

Estaba algo nerviosa, los efectos secundarios de esta droga eran peligrosos y seguro que no salía bien, pero había que probarlo. A unas malas podría huir como la última vez con la mascota que me estaba dando Sloan, la cual esta vez correteó por mi brazo hasta quedarse en mi hombro mirándonos a ambos. Entonces, el moreno dijo que estaba listo y se apartó de la pica donde yo vertería el contenido del frasco. Esperé a que se alejara un poco más de la cuenta, casi hasta el final de ese pedazo de dimensión y vertí el cóctel sin dejar ni una gota. Bien, había llegado la hora.

Sloan comenzó a presentar un efecto secundario inocente, la urticaria. Empezó poco a poco pero al final necesitó rascarse entero sin poder alcanzar algunas zonas, haciendo la experiencia algo desesperante (aunque a mí me pareció un poco graciosa, la verdad), hasta que dejó de rascarse. Me quedé quieta al lado de la pica observando sus movimientos, su respiración, algo que me diera algún indicio de qué le iba a pasar en adelante. Lo que no imaginé jamás es que sus alucinaciones pudiera sentirlas yo también, ya que una voz resonó en la estancia por todas, retumbando en todas las paredes y techos y suelos, como si estuviera en todas partes y en ningún sitio a la vez. El problema era que yo conocía esa voz, no podría olvidarla.

El padre de Sloan se materializó en mitad de la sala, diciendo lo decepcionante que era su hijo. Pude ver el miedo que aún ahora después de tantos años Sloan seguía sintiendo hacia su padre, pues retrocedió un paso y agachó la cabeza. Cuando Edgar se acercó a él de nuevo, el moreno dio otro paso hacia atrás y le preguntó quién era. La respuesta que obtuvo Sloan no fueron más que improperios y muestras de odio que hicieron que Sloan me mirara con pánico en los ojos y llorando. Edgar le prenguntó por qué lloraba y Sloan respondió con confusión, no era consciente de estar llorando y eso me partió el alma, me hizo recordar al pequeño niño moreno de ojos verdes de ropas andrajosas y delgado que estaba tirado en el suelo de la casa de sus padres, magullado, sangrando y llorando.

-No... ¡Sloan no le escuches!- le grité. Su padre siguió diciéndole de todo menos bonito expresando con claridad lo decepcionado que se encontraba.

...Sin embargo eme aquí, convertido en una simple proyección de tu destrozada mente, aferrándote a una simple... mujer- esas palabras fueron duras de escuchar, pues las dijo con asco y desdén, haciéndome sentir mal incluso cuando yo sabía que no era una mala mujer y no merecía esas palabras. Sloan gritó desesperado que me dejara en paz a mí y su padre le contestó como siempre lo había hecho, con más gritos que subían de tono a cada palabra y rabia.

Ahora había dos capullos iluminados con esa luz tenue, por lo que usé a la mascota con rapidez cubirendo el nuevo capullo y el antiguo, reforzando los cristales. Mientras hacía eso, la figura de Edgar se volvió oscura y aumentó su tamaño, haciendo que todo a nuestro alrededor quedase ensombrecido. Se escuchó un grito desgarrador que no era normal ni humano y entre tanto, llegué a escuchar a Sloan gritándome para que escapara. Sentía el peligro y eso me hacía respirar con dificultad, todo estaba pasando muy rápido y en el último segundo, justo antes de que pudiera ser imposible escapar, vi cómo el guardián se lanzaba sobre mí. Vi sus dos caras que no me quitaban el ojo de encima y se preparaba para atacarme y... seguramente, acabar conmigo. Como en mi sueño. Mi primer impulso fue agacharme y cubrirme, y después estrujé a la mascota de emergencia para salir de allí.

Cuando abrí los ojos estaba en mi cuarto de nuevo, reconocí el suelo. Me costaba respirar, mi cabeza iba a mil por hora y no me fiaba ni de mi propia sombra. Estaba aterrorizada presa del miedo, agobiada, angustiada, nerviosa, histérica, lloraba desconsoladamente, no era capaz de articular palabra, temblaba y no podía moverme. Seguía agachada y no me atrevía a levantar la mirada temiendo ver la cara del Observador de la mente de Sloan que se había propuesto acabar conmigo. Estaba muy asustada, y tras varios minutos de intentar abrir los ojos lo logré y vi que una especie de luz me rodeaba. ¿Qué...? ¿Qué era eso? ¿Y por qué en ese momento? Mis lágrimas se secaron al instante en el que decidí alargar mi brazo y tocar esa luz que al entrar en contacto conmigo estalló, destrozando la zona de los pies de mi cama y alborotándolo todo en mi cuarto. Muchas cosas salieron volando y yo no supe asimilar todo lo que había pasado en tan sólo unos segundos.

-¿Qué...?- pregunté con una voz más que aguda a la nada que me rodeaba en mi habitación, ahogando un susurro.

El miedo volvió a inundarme ya que no entendía nada y volví a llorar, más quietamente esa vez. Lloraba en silencio, acurrucándome entre los pedazos de madera de mi rota cama y hundí mi cara entre mis rodillas. Y esperé.

_________________
I am not ashamed. What is vital, isn't always humane.

s e c r e t:
 



#DF01A5
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario https://www.facebook.com/kahlart
Sloan Jenkins
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 832
Fecha de inscripción : 20/04/2014
Localización : En Eldritch o en Gotham

Ficha de Personaje
Alias: Project
Nombre real: Sloan Jenkins
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Mala hierba [+18] [Lilith Belmont] (07-07-2018)   12th Abril 2015, 17:53

- ¡LILITH! - El guardián cayó de lleno donde momentos antes estaba la pelirosa, destrozando el suelo y agrietándolo hasta los pies de la gran y oscura figura que representaba el mayor de los miedos de Sloan: su desconocido padre.
Cuando se disipó el polvo donde antes estaba su instinto personificado se alzaba una figura medio humana medio bestia, sostenido a cuatro patas siendo las posteriores dos ramificaciones que recordaban las patas de un perro pero con los huesos rotos y la carne sangrando. La cabeza era una extraña sonrisa, ni triste ni feliz, que rodeaba el cráneo mostrando largas hileras de dientes iguales con forma de sierra. El resto de su cabeza seguía cubierto con un manto de sombras tentaculares que se agitaban al compás de un mudo cascabel.
Antes mostraba la apariencia de un hombre bien vestido, y ahora aquel traje estaba roto y cubría el cuerpo de una bestia sedienta de sangre.

Sloan apartó la mirada de su instinto para volver al terror que agujereaba su corazón y su mente. Con aquellos ojos lo atenazaba, lo estrangulaba. ¿Pero por qué no hacía nada? El miedo estaba allí, sin embargo su cabeza le gritaba que tenía que moverse, que ponerse en marcha, o su instinto acabaría con él allí y ahora. Volvió a mirar a su padre y alargó la mano: aquel cuerpo compuesto de oscuridad se disolvió cuando metió la mano para tocarlo, dándose cuenta que tan solo era una ilusión de su cabeza. Eso de alguna forma le dio fuerzas, pudiendo ponerse de pie y afrentarle cara a cara.

- Tú no perteneces a ésta dimensión. Vuelve al oscuro recodo de mi mente de donde has salido. - Por un momento aquel hombre no pareció haberlo escuchado, pero las sombras se disiparon, la dimensión volvió a su cauce y el gigante aterrador desapareció de su vista... pero no así lo hizo el peligro. - ¿Qué? ¿Ahora resulta que yo soy el lógico y yo el descerebrado?... Sí que me ha afectado ésta última droga...

Como respuesta la criatura que tenía delante siseó amenazador. Sloan se preparó para enfrentarse a su peor enemigo: él mismo, para así reducirle y calmar su propio instinto. Pero no iba a ser fácil. No iba a ser bonito. No iba a ser una pelea que se pudiera terminar con palabras bonitas y una mano en el hombro.
La criatura saltó echando a correr en su dirección. Sloan movió la mano izquierda y el suelo se hundió. Movió la mano derecha y se alzó un muro entre los dos. La criatura saltó el hundimiento y se aferró con sus garras a la pared que había creado Sloan. Escaló y escaló, hasta llegar a la cima desde donde saltó en caída contra el moreno.

No... No iba a ser fácil...

...

Lilith estaba en su habitación, sola y aterrada... pero eso no lo sabía Sloan. Al volver a su piso se encontró justo en el comedor, detrás del sofá. Su cuerpo estaba demacrado: pese a no tener ni una sola herida, estaba cubierto de sangre sucia, seca y húmeda. Su cabello era un pegote seco oscuro; su cara parecía haber salido de la peor secuencia de Evil Dead; su ropa y su carne no se diferenciaban entre si a causa de la negrura que le cubría el cuerpo.

- ¿Lili? - preguntó Sloan, girándose a un lado y a otro, buscándola por el piso. Lo único que escuchó fue la respuesta de Ifrith, gruñendo detrás de la puerta donde Lilith lo había encerrado.

No tenía muchos lugares por donde buscar, y empezó por el más lógico: el dormitorio. Tras el ataque de su instinto ahora reducido, Sloan tenía los nervios a flor de piel. No le quedó claro si había conseguido salir de su dimensión ilesa o si había sufrido algún daño. Lo que tenía claro era que la sensación del bichillo que le había dado desapareció en el preciso instante que su instinto cayó sobre Lilith.
Con algo de temor cogió el pomo de la puerta y lo giró. La abrió despacio, preparado para ver lo que fuera que se encontraría... pero por suerte Lilith estaba ilesa. A su alrededor estaba todo destrozado pero ella estaba ilesa... ¿O tal vez no? Desde donde estaba Sloan podía verla hecha un ovillo en el suelo, temblando y con la cara destrozada por el miedo.

- Lilith... - Sloan entró en la habitación, dispuesto a acercarse para ver el estado en que se encontraba la doctora y calmarla, si podía...

_________________
En la cartera llevo...:
 

My other Me:
 
~Color darkgoldenrod~
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Lilith Belmont
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 442
Fecha de inscripción : 03/06/2014
Edad : 23
Localización : Búscame

Ficha de Personaje
Alias: Belmont
Nombre real: Lilith Belmont
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Mala hierba [+18] [Lilith Belmont] (07-07-2018)   13th Abril 2015, 02:06

Desconozco cuánto tiempo había pasado desde que mi estado mental me obligó a permanecer en el suelo de mi habitación, la cual ya no parecía mi habitación pues estaba todo destrozado y roto, llorando en silencio y temblando. Pero después de lo que a mí me pareció una eternidad escuché a Ifrith ladrar y me trajo de nuevo al mundo real, después escuché la puerta de mi cuarto abrirse y el suelo crujió bajo los pasos de alguien y una voz más que conocida me llamó. Yo no levanté la mirada, ni siquiera cambió mi respiración: seguía agitada, miedosa, desconfiada. No dejaba de llorar.

-Lilith...

Esa voz, esa maldita voz... Seguí sin levantar mi mirada y tampoco le miré a él. No podría mirar a nadie en ese momento. Sentí cómo se acercaba a mí Sloan con paso lento y cuidadoso, como si yo fuera un cervatillo asustadizo, estaba siendo cauteloso como no lo había sido nunca desde que le conocí aquel día en SHIELD donde se mostró tranquilo y despreocupado, seguro de sí mismo. Llegó a mi lado y se sentó en el suelo conmigo sin llegar a tocarme y esperó unos minutos, supongo que esperando alguna reacción por mi parte que no llevé a cabo. Quería ser capaz de mirarle y abrazarle, de demostrarle que no soy así, que en realidad soy fuerte y no me vengo abajo de esta forma; detestaba que otros supieran que era débil. Sí, soy una mutante pero soy mortal y tengo miedos como todo el mundo, y la mirada de la gente que sabe que eres débil aunque sólo lo seas durante unos segundos... no la soportaba. Seguí mirando el suelo paralizada con mi cara apoyada en mis húmedas rodillas y Sloan dio paso al siguiente movimiento: apoyó una mano en mi hombro que provocó que todo mi ser entrase en tensión como rechazando ese contacto, si bien pronto volví a relajarme. Ante esa reacción por mi parte él debió interpretar que sería buena idea posar su otra mano en mi otro hombro tembloroso y a la vez quieto, pero no lo fue pues si algo aprendí en la Mansión X fue a defenderme y eso hice: cuando su mano tocó mi hombro me moví con rapidez y le hice una llave bastante común retorciéndole los dedos de la mano, haciendo que parara o inmovilizándolo durante unos segundos, los suficientes para levantarme y apoyarme en la pared más cercana, posando mis ojos en los suyos, de un color verde apagado. En su cara pude ver confusión por mi ataque y... ¿preocupación? Estaba hiperventilando de pié contra mi pared y rompí a llorar de nuevo, cubriéndome la cara. Aún así, Sloan volvió a la carga con el mismo cuidado que antes, pero esta vez posó sus dos manos en mis hombros y yo intenté zafarme de él moviendo mis brazos, pero fue inútil pues él era mucho más fuerte que yo y estaba en mejor estado que yo y eso me hizo mirarle con rabia a los ojos. Sloan consiguió deshacerse de mis forcejeos en silencio pero con insistencia, ya que no me soltaba ni apartaba sus ojos de los míos y gruñí ahogando gritos de rabia y de ira, de histeria, de miedo y de impotencia. Lloré de nuevo mientras los brazos de Sloan rodeaban mi cuerpo y me sujetaban con fuerza, uniéndome a él con cuidado pero con seguridad haciendo que mis intentos de luchar cesasen desembocando en un mar de lágrimas y tartamudeos sin sentido, mis piernas me fallaron y comencé a caer al suelo lentamente pues el moreno me acompañó no dejándome caer y, una vez en el suelo, le rodeé el cuello rendida y dejé que las lágrimas rodaran libres por mi cara bañando el hombro de Sloan.

No sé si pasamos mucho tiempo así o no, pero sé que una vez que me rendí, la sensación era agradable, cálida y necesaria. Me acoplé a su cuerpo, me apoyé en él y dejé que me mimara porque lo necesitaba. Su muestra de cariño me armó de valor para hablar con él.

-Lo...Lo si-siento- dije como pude sorbiendo mi nariz de vez en cuando, cogiendo la mano que le retorcí. -Tú... Tú no sabes... No...- y se saltaron las lágrimas de nuevo al recordar la cara del Observador yendo hacía mí, cayendo con todo el peso del odio y la sed de matar. Una vez alguien a quien consideré mi persona, mi mejor amiga, me dijo que recordar absolutamente todo lo que vivía era un regalo. Pues bien, se equivocaba porque estaba siendo una pesadilla. El recuerdo hizo que el miedo aflorara en mí y cuando quise darme cuenta al abrir los ojos, esa luz blanquecina nos rodeaba a Sloan y a mí y estalló al instante destrozando lo que quedaba de una pieza en mi cuarto y reduciendo a pedacitos más pequeños lo que ya estaba roto.

La reacción de Sloan o lo que él pensara yo no podía saberlo, pero al ver cómo aquello ocurría de nuevo me acurruqué aún más entre los brazos del moreno, haciéndome pequeñita a su lado.

-¿Qué me está pasando, Sloan?- le pregunté al oído, asustada pero más serena. De algún modo sabía que eso lo estaba haciendo yo y no él, pero no sabía ni qué era ni por qué ocurría y eso me asustaba. En aquel momento, cuando me estaba tranquilizando mirando fijamente a los ojos de Sloan esperando una respuesta que quizás jamás llegaría, pensé en los vecinos, en Ifirth... ¿qué pensarían que ha pasado? Han debido enterarse sin duda pero, ¿qué podría decirles? ... Aunque a decir verdad, en ese momento sólo me importaba lo que pudiera pensar el moreno de ojos verdes que me sostenía entre sus brazos de una sola pieza.

_________________
I am not ashamed. What is vital, isn't always humane.

s e c r e t:
 



#DF01A5
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario https://www.facebook.com/kahlart
Sloan Jenkins
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 832
Fecha de inscripción : 20/04/2014
Localización : En Eldritch o en Gotham

Ficha de Personaje
Alias: Project
Nombre real: Sloan Jenkins
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Mala hierba [+18] [Lilith Belmont] (07-07-2018)   13th Abril 2015, 15:09

Como se esperaba, la primera reacción de Lilith hacia su contacto fue rechazo, al nivel de querer retorcerle la mano de forma instintiva y apartarse del moreno. Si hubiera sido otra persona seguramente habría gritado por el dolor y se habría encarado hacia la doctora. Si hubiera sido otra persona estaría enfadado, sorprendido, incluso podría responder de forma violenta atacando el cuerpo de Lilith. Pero Sloan no era ese tipo de personas. Ni siquiera se podría considerar como una persona: observó su mano adolorida pero sin ninguna herida que fuera seria, alzó la mirada hacia la pelirosa con total calma y tranquilidad para luego volver a ponerse de pie.
La agarró por los hombros y la sujetó con fuerza. Con esa "jaula" a su alrededor Lilith reaccionó con violencia, intentando deshacerse de su agarre. Sloan por su parte no la soltaba ni la soltaría. Esperó y esperó, dejando que sacara todo el estrés que tenía dentro del cuerpo y de su cabeza. Toda aquella vorágine que la devoraba por dentro surgió como un torbellino de sensaciones encontradas que terminaron por derrumbarse en un llanto que los llevó a ambos hacia el suelo. El moreno terminó de abrazarla, dejando que usara su pecho y su propio cuerpo como pilar donde aferrarse, donde agarrarse para no caer al vacío.

- No pasa nada... no pasa nada... - le susurró, acariciando su melena y pegando su cabeza contra la suya para que escuchara sus palabras y sintiera su respiración.

De repente algo les rodeó. Parecía una especie de cúpula hecha con luz blanca. Sloan se la quedó mirando durante unos segundos sin saber qué demonios era eso. Entonces Notó como Lilith levantaba la cabeza después de llorar y la luz desaparecía en un estallido que hizo volar el mobiliario a su alrededor. ¿Era eso lo que había destrozado anteriormente la habitación? Era una posibilidad más que factible, y mirando el suelo, analítico, Sloan pudo llegar a la conclusión que el epicentro de esa extraña luz podría ser la propia Lilith.
Hasta el momento no se había planteado la naturaleza de Lilith. Siempre había pensado que era una persona normal y corriente con un extraño don (en un mundo donde existen criaturas como Sloan, no es de extrañar que la humanidad haya evolucionado o hayan surgido dones como el de meterse en la mente de los demás). Pero con aquella cúpula, ese poder que jamás había visto... ¿Qué era Lilith?
Se la quedó mirando cuando le preguntó qué estaba pasando. Como respuesta la estrujó más hacia su cuerpo, besando su cabeza. Aún estaba muy nerviosa... Nervios... Asustada... ¿Podría ser...?

- ¿Sabes? A tu perro le encanta tocarme la moral - comentó el moreno con una sonrisa en los labios. - El otro día que te fuiste a trabajar y saqué yo al perro, no puedes imaginarte cómo me costó ponerle la correa: me acercaba y parecía a punto de morderme. Tuve que maniobrar como si fuera un malabarista para conseguir sacarlo, y una vez fuera, ¿sabes qué? Me mordió en la entrepierna. ¿Te lo puedes creer? Íbamos tan tranquilos paseando por el parque y de repente zas. Pude ver las estrellas durante lo que me pareció una eternidad. Incluso llamaron una ambulancia por si me había reventado alguna parte "delicada" con miedo a que me desangrara. Fue gracioso después cuando ya me había curado y ver a toda la gente del parque que intentaba ayudarme quedarse con cara de pan al levantarme y volver por donde había venido con Ifrith. Así que hagamos una cosa: cuando toque sacarlo, hagámoslo juntos o lo sacas a pasear tú si no estoy, porque me da que si lo saco yo solo otra vez, es capaz hablar para decirme "contigo no, bicho".

Con esa pequeña anécdota, Sloan intentaba que Lilith pensara en otra cosa, que se imaginara la situación. Que sonriera y así pudiera relajarse. Si la teoría de Sloan era cierta, esa luz la producía la pelirosa, y seguramente se materializaba por su miedo. "Un escudo protege".
Tan solo esperaba que su voz la ayudara a relajarse, y que sobretodo no se diera cuenta que el moreno tenía todo el cuerpo recubierto de sangre seca.

_________________
En la cartera llevo...:
 

My other Me:
 
~Color darkgoldenrod~
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Lilith Belmont
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 442
Fecha de inscripción : 03/06/2014
Edad : 23
Localización : Búscame

Ficha de Personaje
Alias: Belmont
Nombre real: Lilith Belmont
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Mala hierba [+18] [Lilith Belmont] (07-07-2018)   13th Abril 2015, 17:29

Sloan respondió con silencio y acercándome más a él a mi pregunta y después me contó una historia  sobre su experiencia paseando a Ifrith que normalmente me habría hecho reír a pleno pulmón para después compadecerme de él, pero esta vez sólo logré sonreír levemente y mirarle a los ojos con un poco de diversión. Su intención logró calmarme lo suficiente como para empezar a reírme un poco por la situación en la que nos encontrábamos, por mi cuarto destrozado y porque me sentía ridícula llorando tanto. De pronto me sentí hambrienta, pero con la cabeza embotada, es lo que tenía llorar tanto. Mi respiración se fue normalizando y entonces le propuse comer a Sloan.

-Comamos algo, estoy hambrienta- y me levanté aún con piernas temblorosas apoyándome en Sloan para no caer de nuevo, si bien una vez en pie recuperé las fuerzas y suspiré, observando el caos en el que se había convertido mi precioso cuarto. Al menos el colchón no se había destrozado entero y podríamos dormir en él esa noche, ¿no? A menos que Sloan prefiera el sofá o ir a algún hotel, habría que conformarse.

Al salir de la habitación Ifrith me asaltó como si no me hubiera visto en días, pobrecillo. Me agaché para acariciarle mejor y le cogí de forma que parecía que nos abrazábamos mutuamente, mientras él movía la cola sin parar y me llenaba de besos tiernos y nerviosos. Yo no dejaba de acariciarle el lomo y le daba besitos por toda su cabecita, sonriendo y disfrutando de él, era mi mejor amigo. Unos minutos después me levanté y fui hasta la cocina y miré por todas partes pero no encontré nada que me apeteciera comer y estaba famélica... Y se me ocurrió algo, para lo cual me acerqué de forma provocativa a Sloan para distraerle.

-Oye... Sloan...- empecé mientras le tocaba el brazo desde la mano hasta el hombro, para seguir colocándome frente a él hasta casi juntar nuestros labios, y proseguí- No tenemos lasaña. Quiero lasaña. Mucha lasaña- le confesé mirándole a los ojos. Y me empecé a reír porque seguro que no es lo que él esperaba escuchar, pero qué se le iba a hacer, realmente quería lasaña. -Ya sé que te dije que no tomaras nada "prestado" de ningún sitio pero... ¿podrías... ir... a por... lasaña? Así en un momento, con tus portales, y cenamos juntos- le dije tanteando el terreno vigilando su cara. A lo mejor no le apetecía irse de excursión, qué sé yo. Me apetecía tranquilidad esa noche, por lo que después de cenar le propondría ver una película durante la cual yo me quedaría probablemente dormida porque estaba realmente exhausta y en cuanto llenara mi estómago no tardaría en quedar inconsciente hasta el día siguiente. -Debería pasear a Ifrith... ¿nos repartimos el trabajo? Tú a por la cena y yo con el perro, así le muestro que estoy bien y que no me has hecho daño...- dije guiñándole un ojo y besándole suavemente.

-Gracias- le susurré a escasos centímetros de su cara, perdiéndome en esos verdes ojos que guardaban de todo excepto malas intenciones. Me sentía muy bien cuando él estaba cerca y eso empezaba a asustarme porque sólo podía significar una cosa.

_________________
I am not ashamed. What is vital, isn't always humane.

s e c r e t:
 



#DF01A5
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario https://www.facebook.com/kahlart
Sloan Jenkins
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 832
Fecha de inscripción : 20/04/2014
Localización : En Eldritch o en Gotham

Ficha de Personaje
Alias: Project
Nombre real: Sloan Jenkins
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Mala hierba [+18] [Lilith Belmont] (07-07-2018)   13th Abril 2015, 23:54

- Entonces, vayamos - respondió a su petición.

Lilith se puso de pie valiéndose del moreno para mantenerse en pie y no volver a encontrarse con el señor suelo. Una vez vio que se mantenía sola se levantó y echó un vistazo a los restos de la habitación: la cama estaba hecha trizas a excepción del colchón, el cual estaba perfecto excepto por algún trozo de madera que había saltado sobre las sábanas (bueno, tocaría dormir al estilo japonés). Los demás muebles o tenían unas cuantas grietas o directamente estaban para tirarlos. Menuda onda de choque había creado aquí la doctora...
Sloan empezaba a preguntarse si eso era la punta del iceberg o tan solo un reflejo de luna. Bien podía ser que Lilith tuviese un don tan poderoso que crecería más y más, o simplemente había llegado a la cúspide. Fuera lo primero o lo otro, el moreno sintió la tentación de coserla a preguntas... pero no, no era el momento. No todavía al menos.

Al salir de la habitación se topó de lleno con Ifrit, que si ya de por si le detestaba, esa noche cubierto de sangre era como una afrenta a su existencia. Pero como de costumbre le ignoró, cosa que no pudo hacer a la provocación de nuestra amiga Lilith, quien parecía haber recuperado todas sus energías o al menos estaba haciendo un gran esfuerzo para llamar su atención mediante sinuosos contoneos con posibles eróticos resultados. Sloan sonreía según iba acercándose la doctora a su cara, y se quedó de piedra cuando escuchó su petición: quería lasaña. ¿Seguro que era lasaña y no salami lo que quería? Esperó a ver si había sido un juego de la afasia pero no, era lasaña. Bueno... la lasaña también contiene carne.

- Me parece bien. Tú paseas a Ifrith y yo voy a por la cena. Hecho. Solo que... dame un minuto para que me quite ésto de encima - se señaló los restos que permanecían pegados a su cuerpo. Si salía a la calle con esas pintas, seguro que sería portada de alguna página de sucesos. - No hay de qué - respondió con otro susurro y un beso de regreso.

Como bien dijo, hizo una visita a la ducha para quitarse toda la porquería, con ropa y todo, sin salir del espacio de la misma para no mojar el suelo del piso y tener que ir después a limpiarlo. Se presentó en medio de un centro comercial que ya había visitado, se pasó por la sección de ropa de hombre para coger otro pijama (el primero que encontró, con el pato Lucas mirando mal), pilló luego unas cuantas lasañas, patatas fritas, una botella de whisky por si le apetecía a Lilith, unos cuantos refrescos de los que te devuelven las energías (también por si acaso) y volvió para la cocina del piso.
Al sacar las lasañas del horno Lilith estaba entrando por la puerta con el perro. La mesa estaba lista con varias lasañas sobre la mesa (unas ocho, por si acaso. Lo que no se comiera Lilith lo haría Sloan), cubiertos, vasos, refrescos, patatas, whisky... todo dispuesto, vamos. Con una sonrisa apartó la silla de Lilith para que pudiera sentarse y así poder cenar juntos.

- Lo sé, lo sé: que no lo tome como precedente a esto de "coger prestado", ¿no? - bromeó Sloan para quitarle un poco de hierro al asunto y así empezar a cenar. - Por cierto, puede que te sorprenda que te diga ésto pero... ¿Sabes? Creo que esa luz blanca que hemos visto en tu habitación, es muy posible que la estuvieras produciendo tú sin saberlo. Por el estrés o el miedo o... no lo sé, pero me da que eras tú, lo cual me lleva a la siguiente pregunta: ¿qué eres, Lilith? Me refiero a que... ya sé que eres una mujer lo cual tengo más que comprobado, pero me refiero a... tu naturaleza. Lo de poder entrar en la mente lo he visto ya en otras personas pero lo de antes... No sé, me ha sorprendido mucho, y por tu cara creo que también... Aunque claro, si no quieres hablar de ello no lo hagamos y cenamos tranquilos. Tan solo es que me ha picado la curiosidad.

_________________
En la cartera llevo...:
 

My other Me:
 
~Color darkgoldenrod~
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Lilith Belmont
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 442
Fecha de inscripción : 03/06/2014
Edad : 23
Localización : Búscame

Ficha de Personaje
Alias: Belmont
Nombre real: Lilith Belmont
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Mala hierba [+18] [Lilith Belmont] (07-07-2018)   14th Abril 2015, 18:28

Sloan aceptó y sólo entonces, cuando hizo referencia a su aspecto, me di cuenta de que estaba sucio, manchado de sangre seca por todas partes. Quise preguntarle por eso, pero se me adelantó y cuando me quise dar cuenta él ya estaba en la ducha y yo no quería interrogarle del modo en que lo haría en ese momento. Fue a por la lasaña mientras yo paseaba a Ifrith. Me alegró que fuera así, pues yo podría dar un paseo y pensar en todo lo que había pasado, podría pensar en el instinto de Sloan intentando matarme cumpliendo su amenaza, podría pensar en qué decirles a mis vecinos  y qué hacer con mi cama, podría pensar en qué es lo que me había pasado en mi cuarto con toda esa luz blanquecina que estallaba y que dejó en un estado deplorable mi habitación...

Una vez en la calle logré calmarme notablemente, el cambio de aires fue casi una bendición y la brisa fresca que corría por la ciudad me despertó librándome de la congestión acumulada tras la llorera. Paseé con calma y disfrutando de mi amigo pelirrojo, viendo cómo movía el rabo de felicidad al jugar conmigo, disfrutando de los besos tan dulces que me daba a modo de cariño como sólo un perro puede hacerlo. Y la verdad es que los compañeros así son únicos y sus muestras de afecto siempre eran como un lázaro para el alma de uno. Eran tan sinceros, tan... leales.

Llegué a muchas conclusiones durante el paseo, y una de ellas fue que hablaría con Lissa para solucionar el tema de la luz dañina de antes. Fue lo que más me preocupó de todo y lo cierto es que prácticamente sólo pensé en eso. De vuelta en mi apartamento, Sloan había preparado ya varias lasañas (muchas lasañas), patatas fritas, la mesa estaba puesta, ¡teníamos hasta whisky! Apartó mi silla como un caballero ofreciéndome asiento y yo acepté gustosa, aunque lo mejor de todo aquello era su nuevo pijama: del Pato Lucas, sí señor. Mientras él se sentaba yo no paraba de sonreír.

-Mmmmmmmmmmmm... bonito pijama, señor Jenkins. Y... buena cena nos vamos a comer, ¿no? Sobre todo por eso- dije señalando con la mirada el whisky. Qué buenos recuerdos me traía ese líquido mágico. Por culpa de ese líquido mágico empezamos esta aventura el moreno y yo, y parecía que hubiera pasado ya una eternidad. Y eso me hizo pensar en aquello que llevaba unos días negándome y que tanto me asustaba, le estaba cogiendo cierto cariño a Sloan y la última vez que le cogí cariño a alguien fue a Sasha y terminó prácticamente abandonándome y... Bueno, ya sabéis, los sentimientos y esas mierdas. Tendría que ir con más cuidado, pero me costaba mucho ser borde o distante con él después de todo lo que habíamos hecho. En respuesta a mi comentario Sloan se medio justificó conmigo por haber tomado tantas cosas prestadas, aunque no le di mayor importancia pues después me comentó lo que él pensaba dela luz blanquecina y él también opinaba que fuera cosa mía, lo cual le llevo a la siguiente pregunta.

-¿Qué eres, Lilith?- y especificó que no se refería a mi género, que tenía más que comprobado que era mujer. Y tanto que lo tienes comprobado...

-Mi... ¿Mi naturaleza? ¿A qué te refieres?- y empecé a picar de una lasaña, para quitarle hierro a la conversación porque yo me había puesto un poco tensa ya que no me gustaba hablar de mi pasado si es a lo que se refería con lo de "mi naturaleza"- ¿A mis padres? ¿De dónde vengo?- Qué soy. Es una pregunta rara, estaba claro que era una mujer joven, deportista, mutante...- Has hecho mención a mi "habilidad" para entrar en las mentes. Sloan... sabes todo lo que ha pasado con la colisión, ¿verdad? Yo... Yo no soy una simple humana, por así decirlo. Igual que tú no eres un simple humano, y ¡no! No guardo dentro de mí algo tan poderoso y peligroso como tú, pero tengo mis peculiaridades. Como mucha otra gente con la que seguro que te has topado, pero no vamos contándolo por ahí como quien dice-. Respiré hondo y comí un poco mas de lasaña, disfrutando los sabores- ¿De veras no te habías dado cuenta de que soy una mutante? No me avergüenzo de ello, pero tampoco lo voy pregonando. Es más, la mayor parte de las veces doy por hecho que la gente lo sabe. Y... no, no sabía que podía hacer esas... cosas. Es la primera vez que me pasa, pero si te soy sincera, Sloan, mi habilidad como tú la has llamado ha estado cambiando ligeramente desde hace poco. Concretamente desde que apareciste en mi consulta en Arkham- esperaba que eso satisfaciese su curiosidad, porque si quería saber más de mí o mi pasado tendría que ser muy claro porque no me gustaba hablar de ello. Sin embargo, al terminar mi discurso, le miré a sus verdes ojos, le sonreí y seguí comiendo.

_________________
I am not ashamed. What is vital, isn't always humane.

s e c r e t:
 



#DF01A5
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario https://www.facebook.com/kahlart
Sloan Jenkins
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 832
Fecha de inscripción : 20/04/2014
Localización : En Eldritch o en Gotham

Ficha de Personaje
Alias: Project
Nombre real: Sloan Jenkins
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Mala hierba [+18] [Lilith Belmont] (07-07-2018)   15th Abril 2015, 01:52

Le gustó lo que le trajo, además del "ingrediente secreto" que no era tan secreto porque cualquier con dos dedos de frente podría leer la palabra whisky (o la marca del whisky) pintado con bonitas letras en la botella. Pero la intención es lo que cuenta según dicen, ¿no? Y la intención de hacer que aquella cena fuera aun más agradable para Lilith ahí estaba, con su cuerpo traslúcido y su contenido acuoso. La primera vez que se encontraron los dos frente a frente con una botella de whisky lo hacían como paciente y doctora. Pero después de varios días de terapia, para Sloan aquella mujer se había convertido en algo más que su psiquiatra o su amante, y lo peor de todo es que tan solo su subconsciente lo sabía. Tan solo esa parte que estaba despierta algunas veces en un momento de lucidez o cuando compartían espacio en aquella dimensión donde él era dos y no uno.

La pregunta de Sloan al parecer la tomó por sorpresa, sin saber bien a qué se refería el moreno. También era cierto, culpa suya por no ser más exacto, pero poco a poco la misma pelirosa fue descifrando el contenido de la pregunta, llegando al quid de la cuestión: dijo que era mutante.
Los mutantes, los que llevan el gen X. Empezó a escuchar esa palabra después del choque de universos, y conoció a algunos de ellos tras el mismo, como Fiona o Dianne, por ejemplo. Incluso visitó una mansión dedicada para los mutantes y un país entero donde solo habitaban mutantes. A simple vista parecían humanos desde sus ojos (la gran mayoría), pero a veces en su aroma encontraba un rastro que los diferenciaba. ¿Cómo es que no se había dado cuenta de eso con Lilith? De todos los mutantes con los que se había topado, Lilith era con creces con la que más tiempo y más experiencias había compartido... ¿Se estaba volviendo descuidado tal vez?
Sloan quería hacer más preguntas, quería saber más de Lilith. Con el descubrimiento de que era una mutante quería hablar con ella sobre esa extraña mansión, sobre el país llamado Genosha (creo que se decía así) y de las particularidades que tenían los mutantes... pero algo en su forma de mirar le hizo darse cuenta que tal vez, y solo tal vez, había tocado una parte bastante sensible en la vida de Lilith, por lo que la miró, sonrió y la imitó, comiéndose su parte de la cena.
Tan solo abrió la boca para decir una aclaración.

- No suelo distinguir a la gente por lo que son, sino por quienes son. Para mí, mutante o no, sigues siendo Lilith, y con eso me quedo. - No le importaba las cosas que se iban diciendo por ahí sobre los mutantes o sobre los no mutantes. Por su forma de pensar, él no juzgaba a nadie, y siempre había sido así y seguiría siendo así.

Cuando terminaron de cenar, como la mayoría de los cacharros eran para tirar no hubo mucho que lavar, así que esa vez nadie lavó los platos y Sloan se permitió un momento que Lilith aprovechó para ponerse en el sofá para acercarse al dormitorio. La cama estaba torcida, sin patas delanteras, por lo que caía en diagonal. Rascándose la cabeza para ver cómo solucionaba eso, al final decidió apartar el somier y poner el colchón en el suelo, con las almohadas y las sábanas por encima. Ya verían al día siguiente qué hacían con ese destrozo.
La noche transcurrió tranquila: Lilith había puesto una película en la televisión, la cual Sloan no había visto en su vida (como de costumbre) y era vieja con ganas. Se trataba de un tipo que se parecía a Tarzán pero no lo era, y que hablaba con un gorila que podía hablar. Una película muy cómica que dibujó en varias ocasiones una sonrisa en su cara, pero en la de Lilith solo había sueño y dos ojos bien cerrados recostados sobre las piernas de Sloan. Viendo que Lilith estaba completamente dormida apagó la tele, la cargó en brazos y la llevó a la cama estilo japonés. Se acostó con ella y enseguida la chica buscó el cuerpo de Sloan para acomodarse mejor y dormir profundamente. Sloan por su parte la cubrió con sus brazos y la dejó que descansara durante toda la noche.

Dentro del moreno, en alguna parte de su ser, una criatura lo carcomía por dentro. Un ser llamado "remordimientos".

_________________
En la cartera llevo...:
 

My other Me:
 
~Color darkgoldenrod~
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Lilith Belmont
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 442
Fecha de inscripción : 03/06/2014
Edad : 23
Localización : Búscame

Ficha de Personaje
Alias: Belmont
Nombre real: Lilith Belmont
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Mala hierba [+18] [Lilith Belmont] (07-07-2018)   15th Abril 2015, 16:36

Desperté con la suave brisa que se colaba por la ventana de mi cuarto, rayos de sol alumbraban las sábanas y el moreno que me sujetaba bien fuerte entre sus brazos era una fuente de calor muy reconfortante a pesar del calor que hacía fuera. Me estiré perezosa, cambiando de postura con lentitud y activando mis músculos como si fuera una gatita para caer al colchón de nuevo relajada como nunca. Me dolía la cabeza y decidí levantarme para tomarme una de mis tan conocidas pastillas para el dolor y, sólo entonces, me di cuenta de que estaba vestida igual que anoche. Volví al cuarto y me quité parte de la ropa, quedando sólo en braguitas y sujetador y me tumbé de nuevo con Sloan apoyando mi cabeza en su hombro de nuevo.

-Buenos días y gracias por lo de anoche- le besé el pecho. Me encantó cómo se comportó y que fuera tan buena compañía cuando más lo necesitaba. -¿Qué vamos a hacer con la habitación? ¿Me ayudas a limpiar? Podríamos ir de compras, hay muchas cosas que reponer aquí...- le propuse ese plan con mi mano mostrándole el caos en el que estábamos durmiendo. Y así podríamos hacer también un poco de compra para mi "vacía" nevera y él podría volver a divertirse con el carro de la compra por los pasillos del mercado. Estuvimos hablando un buen rato relajados de muchas cosas, de las drogas que le había dado y cómo había llegado a la conclusión de elegir esas en concreto, de su dimensión, de la cena y la película de anoche, de lo rápido que me quedé dormida, de su relación con Ifrith y la anécdota que me contó para alegrarme... Pronto nos rugió el estómago a ambos y reímos como críos despreocupados, desayunamos lo que sería el almuerzo y nos fuimos a la ducha, donde expresamos nuestros deseos más íntimos el uno con el otro puede que repetidas veces.

Una vez en el mercado elegimos primero lo que necesitaría para mi cuarto, en especial el somier, y después fuimos a por la comida. Allí Sloan se lo pasó como un niño pequeño jugando con el carrito, perdiéndose, cogiendo cosas que no necesitábamos, comida para gatos cuando no tenemos gato... No tengo gato. Cuidado, Belmont. Después de las compras volvimos a mi casa, paseamos a Ifrith (que el pobre llevaba ya un tiempo sin pasear) y salimos a cenar fuera a pesar de tener la nevera llena.

Llegó la noche y una vez más Sloan me asaltó en la cama como siempre y dormí plácidamente a su lado, como siempre. A veces me preguntaba qué es lo que hacía el moreno para no aburrirse en toda la noche, pero él sabría, ¿no? Amaneció un nuevo día y lo dedicamos a limpiar por la mañana y a colarnos en mi despacho de Arkham para recoger la última droga que le daría a Sloan si su cuerpo la aceptaba, esa vez opté por un depresivo que le relajara por completo, no como los tranquilizantes que le di en primer lugar... El fenobarbital además estaba recomendado para los espasmos o convulsiones, con lo que era una buena opción y no sé por qué no se me ocurrió usarlo el primero.

Yo aún estaba un poco conmocionada por la experiencia de la noche anterior en esa dimensión suya, pero quería terminar cuanto antes para dejar de luchar contra el Observador y el instinto de Sloan. Ya no sólo por mí, si no por él también porque no debía estar pasándolo muy bien.

-Cuando quiera, señor Jenkins- bromeé y le guiñé un ojo.

Efectos secundarios:
 

_________________
I am not ashamed. What is vital, isn't always humane.

s e c r e t:
 



#DF01A5
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario https://www.facebook.com/kahlart
Sloan Jenkins
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 832
Fecha de inscripción : 20/04/2014
Localización : En Eldritch o en Gotham

Ficha de Personaje
Alias: Project
Nombre real: Sloan Jenkins
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Mala hierba [+18] [Lilith Belmont] (07-07-2018)   16th Abril 2015, 19:40

- Hmmm... bueno, el estilo oriental tiene sus ventajas, ¿no crees? Podemos rodar hasta la cocina una vez lenvantados. - Con esa broma incitó a Lilith a que se quedara en la cama, a que no se levantara todavía. Estuvieron charlando un buen rato hasta que les rugió el estómago, fueron a almorzar y durante la ducha hicieron el amor de nuevo (que alguien me diga qué tienen las duchas que hacen a uno despertarse sexualmente). Después salieron a comprar los nuevos muebles, la comida... menudo disfrute a la hora de comprar, excepto por la regañina que les echó encima el encargado de pasillo cuando se topó tanto a Lilith como a Sloan montados en el carrito de la compra y corriendo de un lado para otro. Pero no les importó: eran como niños grandes.
Aquella noche cenaron fuera (un capricho, o tal vez algo más que un simple capricho) para volver y de nuevo revolcarse por las sábanas hasta que quedara dormida con su eterno vigilante nocturno. A la mañana siguiente Sloan intentó que se quedara más tiempo en la cama, que no saliera, pero tenía trabajo que hacer. De hecho, doble trabajo. ¿Pero a qué venía tanta insistencia por parte del moreno a que se quedara en la cama? ¿Por qué?

La respuesta seguramente estaba dentro de la conversación que tuvo consigo mismo la noche anterior, tras el incidente con su parte instintiva.

- No puede continuar así, ya no. No puedo dejar que el equilibrio entre las dos partes se rompa y una devore a la otra. No puedo, porque ya no se trata de sobrevivir: se trata de convivir. En un mundo rodeado de peligros el instinto es básico, natural, pero si tengo que vivir en éste mundo, es mejor mantener dicho equilibrio. La mente humana es complicada, y no es algo que se tenga que tomar a la ligera. Ya han caído muchos bajo sus manos como para no pensar y tomar cartas en el asunto. - Sloan se tomó un momento para pasarse la mano por la cara, claramente frustrado, mientras la oscuridad que le envolvía permanecía en silencio. - No estoy creando un tú y un yo, sino que quiero formar un nuevo yo, y para eso el instinto tiene que controlarse. Así pues... está decidido.
- ¿Y qué haré... cuando las cosas se tuerzan, y me traicionen? - Su profunda voz resonó como un eco en la inmensidad de la oscuridad, y varios ojos se abrieron de repente, apuntando con sus acusadoras miradas hacia la figura del moreno. - ¿Vale la pena la confianza que me estoy tomando? ¿Vale la pena éste mundo para no devorarlo?... ¿Vale la pena esa hembra?
- ... Sé la respuesta...
- Entonces... que así sea... Pero también sé, que ésto no será para siempre.

Aquella voz tenía razón. La voz del raciocinio lógico estaba en lo cierto, y por eso Sloan intentaba retrasar en lo posible que terminara esa "terapia". En cuanto la droga estuviera lista y pudiera controlar el instinto... ¿seguirían las cosas igual? Ella le había dado las "llaves" de su casa y el moreno las de la "suya", pero así como ellos eran dos, él también era dos partes, y una de esas partes sabía que eso no estaba bien, que necesitaba algo más para estar completo. El estancarse en una vida relajada, tranquila como la que estaba llevando acabaría por volverle loco y seguramente su yo instintivo volvería a perderse y para entonces... para entonces tal vez fuera demasiado tarde.
Pero ya pensaría en eso cuando llegara el momento de pensarlo: tocaba la última fase de la droga y debía ser la definitiva. Lilith llevaba el frasco tras la visita comuna a Arkham y de nuevo estaban en aquel mundo... salvo que había cambiado: estaban solos en la plataforma de la pica, las escaleras y los tres capullos. Todo lo demás parecía haberse desintegrado o perderse en el vacío, porque no se veía nada más excepto trozos de roca danzando a su alrededor. Sin duda eso era obra de su yo instinto, para advertirse a sí mismo de lo que podría perder si seguía así.

- Listo... doctora Belmont - con su habitual sonrisa de pillo, Sloan se separó de nuevo de la pica por si cualquier cosa, y de nuevo Lilith vertió el contenido en la pica.

Los ojos se le iban sin que pudiera él hacer nada. Se llevó una mano a la cara para intentar soportar un pequeño mareo que nació en la parte frontal de su cabeza, pero la mano se le fue de vistas, pasando por el lado de su oreja derecha. Lo intentó otra vez y necesitó una tercera vez con menor velocidad para conseguirlo. Se le doblaron las rodillas y se sentó en el suelo. Estaba como ido, sin saber a dónde mirar o qué mirar... y no fue el único: a su lado descendió como si fuera una hoja el eterno guardián, con su rostro cubierto de sombras, sentándose a su lado. Los dos se movían al unísono en un pequeño vaivén. Miraban al mismo lado y movían de forma errónea la misma mano. Los ojos de Sloan mostraban un estado propio del hipnotismo cuando éstos pararon de moverse de forma involuntaria.

Parecían estar los dos a merced de la voluntad de Lilith por cómo la miraban.

_________________
En la cartera llevo...:
 

My other Me:
 
~Color darkgoldenrod~
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Lilith Belmont
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 442
Fecha de inscripción : 03/06/2014
Edad : 23
Localización : Búscame

Ficha de Personaje
Alias: Belmont
Nombre real: Lilith Belmont
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Mala hierba [+18] [Lilith Belmont] (07-07-2018)   17th Abril 2015, 17:55

De nuevo en esa dimensión tan única de Sloan, me percaté de que las cosas habían cambiado un poquito desde la última vez que estuve ahí: las "paredes" no estaban en ninguna parte, algunas zonas del "suelo" habían desaparecido... o no, quizás todo lo que faltaba estaba justo ahí delante de mis ojos, en forma de pedazos rotos que flotaban por la estancia. Sólo estaban intactos los capullos, las escaleras que nos llevarían hasta ellos y la pica. Miré a Sloan de reojo recordando su aspecto la noche anterior, lleno de sangre.

-¿Esto es lo que hiciste para acabar como terminaste anoche?- le inquirí seria pero manteniendo el puntillo de diversión, no quería discutir, pero no me gustaba lo que estaba viendo.

De cualquier modo, tras el mismo ritual de siempre, vertí el último -esperaba- fluido que le iba a dar a Sloan. Los efectos se mostraron rápidos como siempre, esta vez tratándose de mareo, la ataxia, la sedación... Lo cierto es que era un gusto verle tan relajado, me dio tiempo de sobra para subir a ver los capullos y observarlos con detenimiento. Los dos primeros seguían brillando con esa luz mortecina y parpadeante, mientras que el tercero, el último, no terminaba de encenderse. Estaba concentrada mirando ese capullo, cuando otro capullo apareció en escena: el Observador, el Guardián. Descendí las escaleras en su dirección con decisión, con ganas de darle un puñetazo y apagar todos los cigarros que tuviera, pero algo me detuvo. Mi propio instinto me detuvo, había algo diferente en él en esa ocasión y no supe adivinar qué era hasta que llegué a su altura y se colocó al lado de Sloan... y permaneció allí moviéndose igual que Sloan.

Parecían estar los dos en un estado entre la sedación y la hipnosis, no sabría decir en qué grado, pero lo que sí pude decir fue que los dos me miraban fijamente, como si esperasen algo de mí. Y, ¿yo? ¿Qué podría hacer yo? Aprovecharme de la situación por supuesto. Me acerqué a ellos hasta quedar a un palmo de distancia y me senté de rodillas, con mi espalda recta y mi respiración lenta.

-¿Quién eres?...- decidí que empezaría a preguntar cosas, que si realmente estaban medio hipnotizados podría sacar algo en claro de allí y con suerte hacer que algo en el organismo de Sloan aceptara el fenobarbital con la misma rapidez que con los otros compuestos, pero quizás al estar sedado tardara más. Quién podría saberlo tratándose de Sloan.

-¿Sabes por qué estás aquí?... ¿Sabes quién soy?... ¿Recuerdas por qué estamos haciendo esto?... ¿Estás de acuerdo?... ¿Vas a colaborar?...- Para algunas respuestas tuve que esperar más que para otras, y de algunas no obtuve siquiera un sonido, nada. El Guardián parecía tolerar mi presencia por el momento y yo no pude hacer otra cosa más que hablarle alto y claro. Si él no lo recordaba estaba segura de que un ser de muchos ojos lo iba a recordar.

-Estoy aquí porque Sloan me lo pidió, estoy haciendo esto porque Sloan quiere hacerlo, porque lo necesita, y yo quiero ayudarle. Sé que no te gusto y que si quisieras me matarías ahora mismo, así que de antemano te diré que te agradezco que me dejes vivir un poco más, pero también te diré otra cosa: tú a mí no me gustas, has venido aquí a destruir todo cuanto conozco y existe. Y si está en mi mano frenar ese proceso lo haré, te guste o no. Porque ahora la que tiene el control de la situación soy yo, y cuando terminemos con esos capullos- dije, señalando a los tres capullos ahora encendidos- tú pasarás a un segundo plano y será Sloan el que tenga el control total de sí mismo. No desaparecerás, pero él decidirá cuándo te vas a manifestar y cuándo no. Si es que decide eso en algún momento. Así pues...-me levanté y me dirigí a los capullos de nuevo y creé un campo que los protegiera, por si las moscas. -Sloan, despierta. Hemos terminado.

A pesar de estar sedado e hipnotizado, mantuve cerca la mascota que Sloan me daba siempre que entrábamos ahí porque no sabía cómo iban a reaccionar cuando despertaran, o siquiera si despertarían, y a lo mejor tenía que salir huyendo de nuevo.

_________________
I am not ashamed. What is vital, isn't always humane.

s e c r e t:
 



#DF01A5
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario https://www.facebook.com/kahlart
Sloan Jenkins
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 832
Fecha de inscripción : 20/04/2014
Localización : En Eldritch o en Gotham

Ficha de Personaje
Alias: Project
Nombre real: Sloan Jenkins
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Mala hierba [+18] [Lilith Belmont] (07-07-2018)   18th Abril 2015, 01:18

- Soy Sloan Jenkins - contestó el moreno ante la pregunta de la doctora, con los ojos completamente fijos en sus labios.
- Soy Sloan Jenkins - contestó el eterno guardían al unísono, fundiéndose con la voz de moreno y hablando en perfecta coordinación.

A continuación, y con las preguntas de Lilith, ambas partes de Sloan en ésta dimensión separadas respondieron al mismo tiempo, hablando el uno por encima del otro, como si fueran una sola voz, un solo ser, de nuevo íntegro y completo.

- Quiero que el instinto descontrolado cese con tu ayuda. Eres Lilith Belmont. Doctora. Amiga. Amante. Compañera. Mutante. Para no perder el control de nuevo y no perder así mi identidad. No. Si No Si.

Tras el pequeño y costoso interrogatorio, pues para algunas preguntas el ser que era el instinto de Sloan se retrasaba en sus respuestas, o bien gruñía o bien no decía nada en absoluto dejando que el moreno fuera el representante de si mismo. Pero respondió a casi todas las preguntas siempre con esa voz contundente y profunda que le caracterizaba. Durante todo el interrogatorio se escuchó algo parecido a un sonido sibilante, como si un ser que nada compartía con el ser humano estuviera soplando a través de su boca cerrada llena de dientes afilados y hambrientos.
Entonces empezó el monólogo de Lilith dirigido al ser que se manifestaba con aquel traje con cuerpo humano y cabeza sombría. Era un cúmulo de reproches, de amenazas que el ser se tomó con relativa calma. El único que mostraba cierto conocimiento de su propia existencia viva era Sloan quien parpadeaba de vez en cuando sin dejar de ver con esos ojos casi vacíos a la doctora. La criatura a su lado también parpadearía de poder hacerlo, pero en lugar de eso sus tentáculos se movieron de forma pausada danzando por encima de su cabeza, asimilando todo y cuanto le decía la pelirosa.

Entonces, dio la orden, y Sloan parpadeó con fuerza.

Solo que en lugar de despertarse, se durmió.

- Estás equivocada - la voz que le habló fue la del ser, quien se levantó y se puso de pie, mientras que Sloan permanecía sentado y con la cabeza baja, durmiendo. - Estás... muy... equivocada. - Con paso decidido pero calmado, se acercó a la muchacha, pero por primera vez no parecía que tuviera la intención de atacarla, de devorarla. Sus manos permanecieron a sus costados sin moverse y su cabeza mantenía fija la dirección de los ojos de la mujer. - Soy Sloan Jenkins - repitió el ser, emulando las respuestas a sus anteriores preguntas. - Soy ****************** - la voz que produjo era antinatural, incomprensible. Para Lilith se asemejaría a un eco perdido entre las montañas retenido dentro de una cueva, retumbando para siempre entre sus paredes. Era una lengua extraña y una voz aun más extraña, pero una cosa estaba clara: acababa de pronunciar su verdadero nombre. - Estás aquí porque yo te lo he permitido. Estás aquí para ayudar a Sloan, y sin embargo aun no comprendes que Sloan soy yo, y él es Sloan. Si le ayudas a él, me ayudas a mí. No hay un nosotros, sino un solo yo. En ésta dimensión me ves como dos seres, pero siempre hemos sido, somos y seremos uno. Destruirme a mí mismo sería... ilógico. Yo me adapto. Yo recompongo. Yo evoluciono para sobrevivir, y si una parte de mí sucumbe ante lo ilógico, como una... máquina para vosotros, reparo las partes dañadas. Mi parte dañada es la que tú crees haber conocido. No me conoces. No sabes nada de lo que soy. Tan solo tienes una idea de quién soy, y ni siquiera eso. De saberlo... no lo soportarías. - Levantó la cabeza mirando a los capullos que tenían por encima, brillando los tres con la misma extraña luz, y luego se giró hacia Sloan, quedándose plantado ante él. - Has hecho que mi esfuerzo por reparar mi organismo sea en vano. Con ésto, mi ser está expuesto, y si está expuesto, estoy en peligro. Y el peligro... no augura nada bueno para ti. - Giró tan solo la cabeza hacia la mujer. - Dormiré, pero siempre estoy presente. Soy Sloan Jenkins. Soy su instinto. Siempre estoy presente.

Con ese ultimátum, el observador se puso en camino, pasando de largo al rendido Sloan y caminando por el vacío, reconstruyéndose bajo sus pies un camino de piedra que lo condujo hasta las profundidades de aquella dimensión. En un parpadeo de Lilith, lo que antes estaba destruido volvía a estar de pie, con los caminos, las escaleras, las habitaciones... todo estaba en su sitio, como la primera vez.
Sloan abrió los ojos y se levantó, frotándose los ojos.

- ¿Me he quedado dormido?

En la pica de pronto, emergió un brote, y ese brote fue creciendo hasta convertirse en un árbol fino, retorcido y de hojas extrañas de múltiples colores, secas pero apetitosas. La droga estaba lista.

_________________
En la cartera llevo...:
 

My other Me:
 
~Color darkgoldenrod~
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Lilith Belmont
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 442
Fecha de inscripción : 03/06/2014
Edad : 23
Localización : Búscame

Ficha de Personaje
Alias: Belmont
Nombre real: Lilith Belmont
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Mala hierba [+18] [Lilith Belmont] (07-07-2018)   19th Abril 2015, 01:12

Sloan parpadeó como cuando te despiertas de forma repentina y la luz te molesta y necesitas cerrar los ojos con fuerza hasta que te acostumbras, y después cayó al suelo no sabía si dormido o inconsciente, pero el caso es que el Guardián se despertó y vino hasta mí caminando con calma, en ningún momento me sentí amenazada por completo, pero me puso sobre aviso y yo capté el mensaje.  Después de dejar claras varias cosas, el Guardián u Observador (como me gustaba llamarle) se dio media vuelta y se largó caminando pasando de largo al lado de Sloan, reconstruyendo el paisaje y dejándolo todo como estaba la primera vez que visité ese lugar. El moreno despertó entonces y un brote que creció con rapidez convirtiéndose en un bonito árbol apareció en la pica, la cual observé con atención y sorpresa.

-Ha... ha funcionado, Sloan- le dije con una sonrisa sincera, feliz-. Ahora tendré que controlar sus dosis, no sería correcto dejar que se medicara sin que alguien le haga un seguimiento...- y le saqué la lengua, como si fuera una niña. Ese comentario graciosillo mío me hizo pensar en lo que iba a pasar de ese momento en adelante y... no me gustó el hilo de mis pensamientos. Bueno, sí me gustó, pero me dio miedo. Me quedé seria de pronto, mirando a la nada, preocupada por lo que pudiera pasar. ¿Se iba a ir Sloan así sin más? Ya tiene su droga así que, ¿por qué no iba a hacerlo? No es que fuésemos pareja ni nada y aún así, no quería perderle. Me lo pasaba muy bien con él, era divertido, detallista cuando su memoria no le fallaba y lo peor es que me había acostumbrado a llegar a casa y verle allí, en el sofá, esperándome. Llevaba ya días negándome todos esos sentimientos, y más aún que me negaba, pero...

No sé qué fue lo que me dio pero no me importó, pues me lancé a su boca y le besé con ganas y con necesidad. Cuando me separé de él me sonrojé un poco al darme cuenta de lo que había hecho y, además, me estaba saltando con creces la norma que me puso Sloan la primera vez que entré en esta sala, seriedad y profesionalidad. Me acerqué a la planta de nuevo y toqué una de las hojas que tenía, era suave, contrastaba con su aspecto seco y descuidado, aunque todo en conjunto le daba un aire bastante bonito, incluso apetecible.

-Bueno, y ahora... ¿qué? Usted manda en este momento, señor Jenkins.

_________________
I am not ashamed. What is vital, isn't always humane.

s e c r e t:
 



#DF01A5
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario https://www.facebook.com/kahlart
Sloan Jenkins
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 832
Fecha de inscripción : 20/04/2014
Localización : En Eldritch o en Gotham

Ficha de Personaje
Alias: Project
Nombre real: Sloan Jenkins
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Mala hierba [+18] [Lilith Belmont] (07-07-2018)   19th Abril 2015, 01:34

Un árbol... ¿Un árbol?... ¿Desde cuándo tenían un árbol en aquella dimensión? Es más, ¿desde cuándo Sloan podía dormir? Fue la primera vez desde hacía mucho tiempo que no cerraba los ojos para dormir, y sin embargo le resultó cómodo además de familiar... pero igualmente algo no encajaba.

En serio tío, ¿un árbol?

Sloan se percató entonces de lo que se trataba cuando Lilith le dijo que había funcionado: la cura. Ese árbol había crecido justo en el mismo sitio donde estaba la pica. Entonces los tres capullos habían desfragmentado a la perfección los efectos de las drogas usadas en su cuerpo, apartando los efectos nocivos y perjudiciales para quedarse tan solo con los beneficiosos para su "dolencia". Al levantarse miró a Lilith con su mejor cara de "bien, me alegro" pero con cierta conmoción en su mirada. Volvió la vista para el árbol y tocó una de sus hojas. De esas hojas sacaría la droga que le ayudaría a controlar sus espasmos y volver a tener su vida cotidiana... su vida "normal"....
Normal, ¿eh?... ¿Y qué sería normal después de aquello? ¿Qué sería normal después de haber pasado tanto tiempo con Lilith? Por una parte su cabeza le decía que ya estaba, que había terminado. La doctora podría seguir haciendo su vida y Sloan la propia, pudiendo ser "uno más" sin convertirse en el peligro potencial que siempre ha sido. Pero por otra parte... la otra parte tenía una sensación de angustia que le oprimía el pecho. ¿Significaba eso que debía cortar toda relación con Lilith? No quería hacerlo: le caía demasiado bien la pelirosa como para separarse. Se sentía a gusto con ella, se sentía... en casa.

Lilith cortó el hilo de los pensamientos de Sloan cuando se le lanzó a besarlo. Por un momento no supo reaccionar pero su cuerpo estaba acostumbrado y la rodeó con los brazos, atrapándola. Luego se separó, y pudo ver en sus ojos algo que no había visto desde la primera vez que estuvieron juntos. Eso le hizo sonreír, además de su comentario.

Claro... la droga...

- Bien, en ese caso, creo que ya sé lo que haremos: necesito de su experiencia doctora Belmont para como ha dicho, saber la dosis que tengo que tratarme. - Arrancó una de las hojas del árbol y ésta se secó al instante, preparada para ser machacada y tratada. - Hmmm... cualquiera diría que parece tener una etiqueta que pone "fúmame"... Hmmm, bueno, sería un buen método, pero eso depende de tu experiencia - le dijo a la pelirosa, dejándole la muestra de la hoja en la mano, y dando un paso hacia atrás mientras la sujetaba. En un instante volvían a estar en el apartamento de Lilith. - Así que, si no te importa, seguiré rondando por aquí. Siendo francos, le he pillado cariño a las mordeduras de tu perro - bromeó mientras justamente Ifrith le gruñía desde la espalda. - Además... ¿cómo se suele decir? ¿"Mi casa es tu casa"? Pues eso, nos dimos mutuamente las llaves de nuestras casas... y me gusta estar aquí. Creo que no hay mejor compañía - sincero como era, aprovechó la ocasión para acariciar la mejilla de Lilith, amagando el gesto poniéndole un mechón tras su oreja.

Lo tenía claro: no quería marcharse del lado de Lilith. Había encontrado un lugar al que llamar hogar en ese piso, y si Lilith no estaba allí, no podría considerarlo como tal. Aunque las cosas iban a cambiar.

- Es posible que a partir de ahora esté menos tiempo en casa, siendo días o semanas. Tal vez algún mes no caiga por aquí, pero te puedo asegurar que el día menos esperado, cuando vuelvas de Arkham, me verás tirado en ese sofá esperándote, o despertarás con un tío bruto de ojos verdes a tu lado... si no te importa que te mire toda la noche como un acosador. Uuuuuuuuuuhhh...

_________________
En la cartera llevo...:
 

My other Me:
 
~Color darkgoldenrod~
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Lilith Belmont
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 442
Fecha de inscripción : 03/06/2014
Edad : 23
Localización : Búscame

Ficha de Personaje
Alias: Belmont
Nombre real: Lilith Belmont
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Mala hierba [+18] [Lilith Belmont] (07-07-2018)   19th Abril 2015, 18:24

Sloan se acercó al árbol y arrancó una hoja, la cual se secó al instante como si estuviera esperando a ser abrazada por un papel de liar y que un fuego abrasador lo consumiese por completo. Lo más lógico sería fumarlo o puede que hacer infusiones, pero habría que probar tanto un método como el otro, además de averiguar la dosis que Sloan necesitaría. Me acerqué a él y cogí un poco de los restos de la hoja seca que Sloan me estaba dando, mientras decía que se quedaría en mi casa, que le gustaba mi compañía... Sonreí al escucharlo a la vez que analizaba las hojas con atención hasta que el moreno llamó mi atención acariciando mi mejilla y colocando mi pelo detrás de la oreja en un gesto muy dulce. Cuando quise darme cuenta estábamos en mi piso de nuevo, y todo seguía como estaba, roto y vacío y, a la vez, lleno de vida.

De pronto, Sloan empezó a hablar de nuevo y yo empecé a ponerme nerviosa, igual que cuando Sasha se fue, pero no lo exterioricé. Hablaba de que se marchaba, que a lo mejor no volvía en días, semanas, o quizás meses y no sabría nada de él. Bajé mis manos y dejé de ver las hojas que tenía en ellas, alcé la vista y le miré fijamente a los ojos, inspiré hondo y tomé todo el aire que pude en mis pulmones y lo fui soltando lentamente mientras él decía que volvería el día menos pensado, o que me acompañaría en la cama cuando me quisiera dar cuenta. Él y yo habíamos compartido muchas cosas en muy poco tiempo y, sin embargo, no éramos nada. No tenía que sentir que me abandonaba porque no lo estaba haciendo. Y aún así...

En un impulso le besé como la primera vez que lo hicimos, torpe y nerviosa, agarrándome a su cuello y sin respirar... Necesitaba saber que no me mentía y que no se iría a ninguna parte sin volver, necesitaba que me demostrara que de verdad estaba bien conmigo, que no me había utilizado sin más para después largarse...

Hicimos el amor en la "nueva" cama de estilo japonés improvisada y al acabar, los dos desnudos y sin una sábana ni nada que cubriera nuestros cuerpos más que la luz que entraba por la ventana, él quedó tumbado boca arriba y yo tumbada de lado, apoyándome en un brazo, mirándole. Me acerqué a él y le susurré al oído algo de lo que seguramente minutos después me arrepentiría, pero tenía que soltarlo, tenía que decírselo, así él sabría lo que yo quiero y yo lo aceptaría con más facilidad.

-Prométeme que volverás. Por favor...

_________________
I am not ashamed. What is vital, isn't always humane.

s e c r e t:
 



#DF01A5
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario https://www.facebook.com/kahlart
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Mala hierba [+18] [Lilith Belmont] (07-07-2018)   

Volver arriba Ir abajo
 
Mala hierba [+18] [Lilith Belmont] (07-07-2018)
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 2 de 2.Ir a la página : Precedente  1, 2
 Temas similares
-
» Mala hierba [+18] [Lilith Belmont] (07-07-2018)
» Yo soy el peligro +18 [Lilith Belmont] (04-07-2018)
» [mini-evento]Las profundidades del lenguaje: ruinas [Lilith, Alice, Elissa, Deadpool, Elektra] (03-03-2019)
» Cronología de Lilith Belmont.
» Joker...¿que yo que?... (Lilith Belmont en PRIVADO)

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Omega - Foro de Rol de Marvel y DC :: OMEGA UNIVERSE :: América del Norte :: Gotham-
Cambiar a: