Los Universos de DC y Marvel se han unido en uno solo. ¿Qué ha sucedido? ¿Quién está detrás de todo? Y, lo que es más importante, ¿cómo reaccionarán héroes y villanos de los distintos mundos al encontrarse cara a cara...?
 
ÍndiceOmegaCalendarioRegistrarseConectarse

Comparte | 
 

 Paranoia [Arión] (25-01-2019)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
Ir a la página : 1, 2  Siguiente
AutorMensaje
Sloan Jenkins
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 833
Fecha de inscripción : 20/04/2014
Localización : En Eldritch o en Gotham

Ficha de Personaje
Alias: Project
Nombre real: Sloan Jenkins
Universo: Marvel

MensajeTema: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   11th Agosto 2015, 23:22


La gramola sonaba, ronca y maravillosa. Impregnaba la habitación con una melodía agradable, sensacional. Casi podía echar atrás las sombras que parpadeaban en las esquinas y en el techo a causa de la pequeña llama de la vela que poco a poco se consumía, encima de una mesita cuidada, de madera. A su lado, un sillón del cual colgaba una pierna fina, sedosa, que empezaba en un zapato de tacón negro y terminaba debajo de una falda negra. Colgaba de un costado, siguiendo el ritmo de la música. Su gemela pronto apareció, y con un desliz despojó a su hermana del zapato.

- Ah... como me gusta ésta canción...

...

La gramola sonaba, ronca y maravillosa sobre un suelo de piedra en una vía de París cubierta de cascotes, trozos de cristal y zapatos desperdigados. Las sirenas de la policía y la ambulancia luchaban por opacar aquella canción, y los gritos de la gente ganaba la partida de calle. El humo se extendía por el cielo desde la pequeña tienda de zapatos, acompañando las llamas que amenazaban con extenderse por las tiendas vecinas.

La aguja saltó, y la gramola calló.

...

Treinta minutos antes...

París, Francia.
25 de Enero de 2019
Las 12:30 pm


Aquella pequeña vía de París, casi desconocida por los propios ciudadanos y aun más por los extranjeros que pasaban de visita era completamente peatonal. Había sido una mañana fresca, como todas las mañanas de invierno, y los parisinos tomaban su café matutino en las pequeñas terrazas de los locales vecinales. Pasó el tiempo y se hizo el mediodía. Aun así, los parisinos no abandonaron aquella vía peatonal, siguiendo con sus charlas cotidianas sobre el trabajo, el amor y la situación económica del país. Por eso se extrañaron tanto cuando un coche totalmente negro entró por aquella vía, con la pasividad de quien se cree el dueño de la calle, sin usar el claxon cuando se cruzaba algún transeúnte y sin mirar mal a nadie cuando el chófer paró y se bajaron tres personas bien vestidas, dirigiéndose a la pequeña tienda de zapatos.
El tintineo de la campanilla anunció su llegada. La música en su interior sonó por unos instantes fuera, en la calle. "La vie en rose". Nada tan característico para pintar aquella vía. Cerraron la puerta y no pasó nada.

Treinta minutos después, la tienda de zapatos estalló. Nadie supo por qué. Nadie supo quién había sido. Tan sólo sabían que debían correr por si hubiese otra replica. Tan sólo sabían que tenían que ayudar a los heridos por estar demasiado cerca. Y por supuesto, no notaron la pequeña perturbación que procedía de su interior.

_________________
En la cartera llevo...:
 

My other Me:
 
~Color darkgoldenrod~
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Ahri'ahn

avatar

Mensajes : 1682
Fecha de inscripción : 14/12/2014
Localización : Atlantis

Ficha de Personaje
Alias: Arion
Nombre real: Ahri'ahn
Universo: DC Universe

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   17th Agosto 2015, 19:23

Arión se puso en cuclillas para observar la vieja gramola que se erguía, intacta, entre tanta destrucción. Podría decirse que era lo único que había sobrevivido a la tragedia.

Los cadáveres eran 10 en total, dos trabajadores, cinco clientes y tres hombres vestidos elegantemente en traje de chaqueta. Uno de ellos se encontraba muy cerca de la gramola. Si sólo miraras a la cara podrías pensar que estaba dormido. Pero entonces mirabas hacia abajo... y veías lo que quedaba de su cuerpo.

Arión había visto mucha muerte en su considerablemente larga existencia, más de la que habría deseado ver, pero aún seguía entristeciéndole la pérdida de vidas inocentes, y se sentía impotente cuando no podía impedir que sucediera.

A su espalda, podía oír a Trykhun discutiendo con los oficiales de policía:

- ¿Puede repetirme otra vez por qué era necesario hacer venir al señor vizconde?

- Hummm... -el detective parecía inseguro, y también algo nervioso-. Su señor es miembro de la Liga de la Justicia... Se dice que es un mago poderoso...

- Y como tal, se ocupa de asuntos de mayor importancia. Ésto no es más que un ajuste de cuentas de alguna banda. Os compete sólo a...

- Basta, Trykhun -musitó el mago poniéndose de pie, aún contemplando el inexpresivo rostro del cadáver-. Hay magia implicada. Puedo sentirla.

- ¿Qué...?

El detective dejó atrás al acólito para ponerse a su lado.

- Señor, según los testigos, los tres hombres vestidos de chaqueta entraron en la zapatería media hora antes de que la tienda estallara... y no volvieron a salir, así que no pueden haber sido los responsables. No tenemos la más mínima idea de qué o quién ha provocado ésto, y pensamos... pensamos...

- Por supuesto -asintió el hechicero-. Ésta ciudad está bajo mi protección, habéis hecho bien. ¿Se sabe qué clase de explosivo se utilizó para hacer volar la tienda? ¿Habéis registrado el vehículo?

Arión no tenía la más remota idea de investigación. Podía decir que había habido magia implicada, pero era una impresión muy vaga, un rastro tan difuso que era imposible de seguir; Iba a necesitar más datos para poder encontrar la clave del asunto, y quizás el informe de los artificieros pudiera arrojar algo más de luz.

_________________
Quién soy        ~       Historia        ~       Cómo llegué hasta aquí        ~        Video

Everything that kills me makes me feel alive:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Sloan Jenkins
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 833
Fecha de inscripción : 20/04/2014
Localización : En Eldritch o en Gotham

Ficha de Personaje
Alias: Project
Nombre real: Sloan Jenkins
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   19th Agosto 2015, 02:36

El detective miró por un segundo el vehículo, esperando que no fuera otra bomba, esperando a que todo el grupo de policía de París estuviera en la escena para detonarlo. Por suerte los artificieros se pusieron a buscar en dicho coche alguna clase de explosivo y que no les tomara por sorpresa. Y para más suerte, no lo tenía.
Se pasó la mano por el bigote canoso y se rascó la nuca, buscando las notas que llevaba encima. Estaba hecho de la vieja usanza, así como su padre y el padre de su padre, con bloc y bolígrafo, con un lápiz a mano por si acaso. Buscó la página donde lo apuntó y empezó a leer.

- Según los artificieros, el radio de explosión, la fuerza, los materiales que se usaron.... en resumen, que el arma usada ha sido una bomba casera.
- En la cocina y fue la señora Blanco.
- ...
- Lo siento, señor.
- El vehículo están en ello pero no parece que haya ningún tipo de explosivo. Sin embargo, venga por aquí un momento.

El detective le pidió al mago que lo siguiera hasta donde habían sacado los cadáveres para que pudieran proseguir con la investigación dentro de la tienda. Los habían puesto fuera, en una zona cerrada, apartada y dentro ya de las bolsas para cadáveres reglamentarias. Se acercó hasta la cabeza de uno, miró la nota que ponía y abrió la cremallera. El cadáver en cuestión estaba chamuscado, destrozado. Irreconocible físicamente.

- Lo hemos identificado como el dueño de la tienda. Un vecino ha reconocido la parte inferior del cadáver así que nos ha ahorrado tiempo. El caso es que, según los forenses la parte más afectada del cuerpo han sido las manos, los brazos y el pecho. Tanto los forenses como los artificieros están de acuerdo en que el dueño de la tienda activó la bomba. ¿Si lo hizo a drede o era una trampa? No lo sabemos aún.

El cadáver desprendía un aura extraña pero familiar. Caótica. Un aura que a primera instancia no parecía que fuera peligrosa, pero que poco a poco pintaba un amargo sabor a odio, venganza y paranoia en el paladar del mago. Sentimientos erráticos extendidos con una brocha gorda.

_________________
En la cartera llevo...:
 

My other Me:
 
~Color darkgoldenrod~
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Ahri'ahn

avatar

Mensajes : 1682
Fecha de inscripción : 14/12/2014
Localización : Atlantis

Ficha de Personaje
Alias: Arion
Nombre real: Ahri'ahn
Universo: DC Universe

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   23rd Agosto 2015, 03:43

Por supuesto, no pilló el chiste. Cualquier referencia que aludiera a algo posterior al Barroco quedaba fuera del alcance de sus conocimientos actuales. Tampoco tenía tiempo para extrañarse, a decir verdad, ya que estaba completamente concentrado en la problemática que le estaba planteando el oficial.

Arión no sabía nada de artefactos explosivos, ya que en la época de la que procedía la magia gobernaba por encima de todas las cosas, pero entendió por la propia definición de la palabra que la bomba utilizada había sido fabricada de manera artesanal, posiblemente por la misma persona que la había hecho explotar y que al parecer era ni más ni menos que el dueño de la tienda.

Sin embargo... ¿por qué iba el pobre infeliz a hacer volar su propio local con él dentro? O se trataba de una medida desesperada para evitar una tragedia mayor llevándose por delante a los individuos que le amenazaban... o no tenía ni idea de lo que sostenía entre las manos en el momento de la explosión.

- ¿Puede ser que fuera un paquete bomba que se activó antes de tiempo? -inquirió Trykhun, como si le hubiera leído el pensamiento-. ¿Se ha encontrado algún rastro o residuo que permita saber en qué forma llegó el explosivo?

El policía respondió, pero Arión había dejado de escuchar en el momento en el que sus sentidos místicos detectaron algo imposible... Sondeó en profundidad el aura que envolvía el cadáver, ahondando en aquella esencia débil y tenue que aún flotaba en torno a él, una esencia que conocía demasiado bien: Caos. Y algo más... Odio, venganza, paranoia... Sentimientos muy humanos pero que habían sido introducidos en aquellos hombres de manera artificial por una mano que nada tenía de humana...

Chaon, pensó el atlante con furia. El Dios del Caos y la Locura siempre le había aborrecido por ser el campeón favorito de su hermana, la Diosa del Orden, y habían sido varias las veces en las que había irrumpido en su vida con resultados catastróficos. La primera vez había estado a punto de asesinar a su mujer, y la última, había ayudado a provocar el hundimiento de la Atlántida. Había destruido su forma física en aquella ocasión, pero Chaon seguía siendo un Dios, y como tal no podía morir.

---------------

La biblioteca de Arión constituía un universo en sí mismo. Estaba imbuida por un poderosísimo hechizo, tejido por el anterior propietario de la mansión para alterar sus límites, así como la percepción de los mismos, por lo que resultaba extremadamente fácil perderse en ella. Estaba formada por un sinfín de pasillos y cámaras donde los libros acumulados durante los 45.000 años de vida del mago se ordenaban siguiendo un método ordenado y preciso. Todo estaba perfectamente clasificado, cada libro en el lugar que le había sido asignado para facilitar la localización, por lo que no le costó demasiado encontrar lo que estaba buscando.

Había una sección entera dedicada a los dioses del Caos y el Orden en las diferentes culturas y religiones, así como sus respectivos guardianes y campeones, entre los que se encontraban el Doctor Fate, Mordru, Caculha y él mismo. Chaon era una de las encarnaciones o personificaciones del Caos, mas no era la última. En la mitología griega, el título se lo llevaba Eris, Diosa de la Discordia, hermana y compañera de Ares, hija de Nox, la Diosa de la Noche y madre de Pena (Ponos), Olvido (Lete), Hambre (Limos), Dolor (Algos) y Juramento (Horcos), y lo que le hizo fijarse en ella fue la anécdota por la que era más conocida, una leyenda que reflejaba los mismos sentimientos que había podido percibir en el cadáver.

Se sentó en una de las mesitas redondas abarrotadas de libros y procedió a leer las referencias que se hacían de ella en la Ilíada, en concreto el capítulo que narraba la boda entre Tetis (divinidad marítima) y Peleo (rey de Ptía Tesalia).

Todos los dioses se habían reunido para asistir a la ceremonia, pero Eris no había sido invitada, de modo que se presentó en el lugar y, dispuesta a vengarse, arrojó  una manzana de oro en mitad de todos los invitados. Sobre la manzana había escrito con tinta la palabra "Kallisti" (καλλίστῃ), que en griego antiguo significaba: "para la más bella".  


Las diosas, automáticamente trataron de adueñarse de la manzana, pero cuando Hera, Afrodita y Atenea entraron, las demás se apartaron, ya que ellas eran las más poderosas. La disputa entre las diosas no se hizo de esperar, y como no parecía haber solución al problema, pues los dioses no querían tomar partido, Zeus escogió a un mortal, Paris, príncipe de Troya, para que diera su veredicto sobre tan espinoso asunto. El joven al principio se mostró asustado, pero entonces cada una de las diosas le ofreció una recompensa a cambio de que la eligiera a ella: Atenea le ofreció la sabiduría y el triunfo en la guerra; Hera el poder y la riqueza; y Afrodita, a la mujer más hermosa del mundo. Paris eligió a ésta última, y a causa de la promesa de la Diosa raptó a Helena de Troya, provocando así el largo conflicto bélico entre aqueos y troyanos. De ésta manera, Eris causó primero la confrontación entre las diosas, que a su vez derivó en un conflicto entre los mortales que se prolongó durante diez años...

Arión cerró el libro, pensativo. Odio, venganza, paranoia... sentimientos erráticos entremezclados con la esencia del caos más puro... Aquello podría llegar a explicar lo que había sucedido en la zapatería, pero... ¿contra qué se estaban enfrentando? ¿Contra la diosa Eris? Sabía que su madre, Nox, había atacado en Nueva York hacía tan sólo tres meses, por lo que no era nada descabellado, y los dioses griegos eran conocidos por extender continuamente sus trifulcas al reino de los mortales.

Podía ser que no fuera Eris, sino una encarnación diferente del Caos que de alguna manera había conseguido hacerse con la manzana. ¡Eran tantas las posibilidades y tan pocas las pistas de las que disponía! Tenía que admitir que estaba bastante perdido, pero si de verdad se trataba de la manzana de Discordia, aquél objeto había estado imbuido de una magia capaz de afectar a las diosas más poderosas del olimpo. Si ese artilugio estaba suelto en la Tierra, dudaba mucho que sus efectos se limitaran únicamente a la explosión de aquella zapatería.

- Trykhun -pidió a su asistente al salir de la biblioteca-. Ponte en contacto con el detective y pregúntale si encontraron algún objeto sospechoso en el interior de la tienda, como una manzana de oro o cualquier cosa de aspecto similar.

Al fin y al cabo, las leyendas eran leyendas, y la mayoría de las veces no había que interpretarlas de manera literal.

- Y pídele también que me avise de cualquier otro suceso parecido que acontezca.

_________________
Quién soy        ~       Historia        ~       Cómo llegué hasta aquí        ~        Video

Everything that kills me makes me feel alive:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Sloan Jenkins
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 833
Fecha de inscripción : 20/04/2014
Localización : En Eldritch o en Gotham

Ficha de Personaje
Alias: Project
Nombre real: Sloan Jenkins
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   23rd Agosto 2015, 15:56

París, Francia.
Las 15:50 pm


Gafas de sol redondas y grandes. Un vestido negro. Sombrero de ala ancha negro. Tacones largos, que resuenan con cada talón-punta, talón-punta, talón-punta. Guantes negros, finos y delicados. Los auriculares de su reproductor, sonando con fuerza en sus oídos, y en una mano sujetando una manzana, verde y lustrosa. Se reflejaban las luces del Museo de Arte Moderno, convirtiendo aquella bella pieza de fruta en una obra más que contemplar, como la mujer que la sujetaba. Habría pasado desapercibida entre tanta gente de vestida de negro y blanco, de colores llamativos y cortes de pelo extraños pero revolucionarios. Habría sido una más de no ser por su semblante, blanco puro y de labios rojos.

La música sonaba en sus oídos, con fuerza, mientras observaba aquella obra que no le transmitía nada.


A pocos pasos a su izquierda, un hombre bien vestido, rechoncho de mirada seria, calva ancha y bien afeitado, temblaba y sudaba mientras observaba un cuadro llamado "Tierra de nadie", dibujado por alguien poco conocido pero aclamado por ello. La pintura no era más que un lienzo en blanco y toques grises, y unas pinceladas en el medio que parecían mostrar un paisaje desolador, un horizonte con una serie de árboles rotos o simplemente, pinceladas.
La morena lo miró de reojo. Seguía sonriendo. Aquel hombre también la miró, de reojo. Sacó un trozo de papel que guardaba con fuerza en la palma de su gran mano. Se atrevió a volver a leerlo. Musitó algo, se secó el sudor con la otra mano.
La morena ensanchó la sonrisa.
Entonces llegaron otros hombres, bien vestidos, pero llevando sombreros y largas gabardinas. A todas cuentas parecían sus lacayos, pues lo rodearon, hablaron con él. Éste les pasó la nota. Todos la miraron. Todos la tocaron, y al final se la quedó uno de ellos, se la puso en un bolsillo y salió corriendo.

La morena se giró y se marchó, en dirección a la salida, tarareando la parte más conocida de la canción que estaba escuchando: la conocida Marcella.

Le dio un mordisco a la manzana. Estaba deliciosa.

Quince minutos después...

El teléfono de Trykhun sonó. Era el detective de policía con quien había contactado. Parecía alterado, y no era para menos. La noticia que le narró al hombre al otro lado del auricular era alarmante y una situación de emergencia: en el Museo de Arte Moderno, un hombre se ha liado a puñetazos con todo el mundo, dejando malherido a un miembro del museo y tres personas más. Además, unos cuatro hombres con gabardina sacaron sus pistolas y dispararon contra los cuadros, contra las obras de arte, contra si mismos. El resultado: dos muertos, los cuales son dos de los pistoleros, y el pánico absoluto. La policía va de camino le comenta el detective, pero van a necesitar ayuda para calmar ese caos reinante.

_________________
En la cartera llevo...:
 

My other Me:
 
~Color darkgoldenrod~
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Ahri'ahn

avatar

Mensajes : 1682
Fecha de inscripción : 14/12/2014
Localización : Atlantis

Ficha de Personaje
Alias: Arion
Nombre real: Ahri'ahn
Universo: DC Universe

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   29th Agosto 2015, 01:47

El detective estaba aún más desconcertado que con el caso anterior, porque las circunstancias eran aún más absurdas si cabe. Era como si con cada atentado el nivel de locura aumentase más y más, hasta un punto en el que llegó a pensar si no se estarían repitiendo los mismos acontecimientos de Halloween en Gotham, y así se lo transmitió al hechicero cuando finalmente llegó.

- Esto es una locura, lord Arión -explicaba mientras el mago inspeccionaba la dantesca escena que había tenido lugar en el museo-. El primer tipo se lió a puñetazos sin venir a cuento, y los otros cuatro sacaron las pistolas de repente y empezaron a pegar tiros contra los cuadros y las obras de arte para terminar apuntándose a ellos mismos. No tiene ningún sentido... Si se trataba de un ajuste de cuentas, ¿por qué no se atacaron entre sí desde un principio? ¿Por qué atacar primero las obras de la exposición? Además, según el personal de la taquilla, entraron todos juntos y parecían muy amigos entonces. Según testigos presenciales fue como si se hubieran vuelto locos de repente, como si estuvieran poseídos por algo demencial, algo...

- Que no es de éste mundo... -musitó el mago, completando la frase para sí. Se acarició el mentón, pensativo-. Y el cambio de actitud no se produjo hasta que no entraron al museo... En concreto a ésta sala... -observó atentamente a su alrededor, tratando de encontrar algún vestigio o resto mágico, y lo encontró... De nuevo muy vago, como si se hubiera alejado hacía tiempo de allí, pero con suerte, quizás podría seguirlo...

- He estado pensando, lord Arión... ¿Se enteró de los acontecimientos de la noche de Halloween en Gotham? El Espantapájaros roció la ciudad con una versión más potente de su "Gas del Miedo"...

- Ésto no ha sido producto de ningún efecto químico -le interrumpió el hechicero, cortándole con un gesto-. Si así fuese, ¿por qué no resultaron afectadas las demás personas que había en ésta sala? No, detective... Fueron sólo cinco, cinco personas que habían tocado algo...

Se alejó, siguiendo el rastro que había detectado, totalmente concentrado.

- Hmmm... -el detective dirigió al sirviente del mago una mirada inquisitiva-: ¿Deberíamos...?

- No, déjelo. Cuando se trata de asuntos mágicos es mejor dejárselo a él mientras los demás nos ocupamos de asuntos más... mundanos. ¿Tiene el museo la grabación de las cámaras de seguridad de ésta sala? Si el vizconde tiene razón, deberíamos ser capaz de encontrar qué fue lo que tocaron antes de volverse locos...

El anacronismo de Arión hacía que le hubiese resultado absolutamente imposible caer en ese detalle, pero por fortuna él no se había criado 45.000 años atrás y conocía a la perfección el siglo en el que se movían. Si conseguía el acceso a la grabación de la cámara quizá tuvieran alguna idea más aproximada acerca de qué era lo que estaban buscando realmente y podría tener información concreta cuando su señor regresara de seguir el rastro que había detectado.

_________________
Quién soy        ~       Historia        ~       Cómo llegué hasta aquí        ~        Video

Everything that kills me makes me feel alive:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cloe
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 87
Fecha de inscripción : 26/08/2015

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   30th Agosto 2015, 17:12

- Si. Mis chicos ya están trabajando en las cintas - dijo el detective, el cual parecía estar cada vez más nervioso y ansioso por saber qué demonios estaba pasando. - Por aquí - le indicó al ayudante del mago.

Arión seguía aquel rastro que desprendía una fragancia de discordia, caos y frambuesas. Era entre agradable y desesperante. Era como un camino de huellas dejadas con esmero, pero que terminaban abruptamente justo en las escalinatas que daban al exterior del edificio y se perdían en las calles de París. No quedaba rastro alguno de aquella pista, salvo un pequeño detalle que llamó la atención del mago cuando: en la pared de la salida, justo a su izquierda, había un mensaje hecho con pintalabios de color carmín que decía:

"Chico Boom Boom"

Justo debajo, alguien había dejado una marca de labios rojos, como si fuera una carta de amor.

Trykhun salió a buscar a su amo para avisarle que los chicos de la policía habían encontrado una pista: todo lo que había pasado estaba grabado en las cámaras de seguridad.

Una vez en la sala de reproducción, el detective ordenó a los suyos que salieran para dejar espacio al conde y su ayudante, para que pudieran ver lo que habían encontrado.

- Ésto es todo lo que pasó desde que entraron hasta que llegamos nosotros. Dale - le ordenó al tipo gordo y con bigote que estaba al cargo de las cintas. Al darle al play todas las pantallas se iluminaron a la vez y pudieron ver todas las cámaras a la vez y lo que grabaron. Iba a ser un trabajo largo y pesado, pero era mejor que nada.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Ahri'ahn

avatar

Mensajes : 1682
Fecha de inscripción : 14/12/2014
Localización : Atlantis

Ficha de Personaje
Alias: Arion
Nombre real: Ahri'ahn
Universo: DC Universe

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   15th Septiembre 2015, 20:52

El rastro desaparecía a la salida del museo... ¿había utilizado un portal? Y... ¿qué era aquella inscripción? ¿Qué significaba? El mago entornó los ojos al leerla, confuso.

- ¿Ése mensaje lo ha dejado ella? -inquirió el acólito, detrás suyo.

Había quedado tan absorto por la inscripción que no le había escuchado aproximarse.

- Sí... -musitó, extendiendo una mano para rozar la pintura y oliéndose los dedos después para tratar de averiguar con qué había sido escrita. Se trataba de un olor agradable, pero como absoluto desconocedor de las costumbres estéticas de las mujeres de la época, no fue capaz de reconocerlo-. Eso creo.

- Le diré a la policía que le saquen fotos y que traten de analizarlo. Quizá encuentren algo.

Arión se giró y le miró, sin comprender qué podía obtener la policía de algo que había sido escrito en el muro. Trykhun aprovechó entonces para decirle que tenía que volver con él al interior del museo, que la policía había encontrado algo que necesitaban que él viera.

Le condujo hasta una sala que estaba completamente repleta de pantallas y que a Arión le recordó al interior de la abandonada estructura metálica que Chian y él habían encontrado a las afueras de Atlantis 45.000 años atrás. En aquél momento, la idea de una energía misteriosa e invisible que pudiera dotar de funcionamiento a aquellos cacharos le había resultado cosa de leyenda. Habían irrumpido en la torre esperando encontrar dentro conjuros u objetos mágicos y todo cuanto habían encontrado habían sido unos extraños demonios de metal que les habían atacado. No había sido hasta después de conocer a Tony y a Razor que había comprendido que en realidad se trataba de robots, pero seguía sin sentirse cómodo en presencia de artilugios como aquellos, y aunque Razor había hecho grandes esfuerzos para ayudarle a comprender su funcionamiento, le seguía resultando ajeno y extraño. Aún así era consciente del valor que tenían aquellos artilugios, pues en la Atalaya los utilizaban mucho, de modo que se quedó a observar lo que querían enseñarle.

- Fíjese aquí -indicó el detective, señalándole  al hombre gordo y calvo que se encontraba observando un cuadro que a Arión no le decía nada, en un estado de evidente nerviosismo.

El hombre se sacó del bolsillo un trozo de papel, lo leyó e hizo el gesto de secarse el sudor de la frente, como si se tratase del origen de su alterado estado.

Entonces, llegaron los demás. Evidentemente se conocían, y la relación entre ellos parecía buena, ya que hablaron y el primero de ellos les pasó el trozo de papel para que lo leyeran también. La hoja pasó de mano en mano hasta llegar al último, que se la metió en el bolsillo y salió corriendo.

En ese momento, empezó el tiroteo.

Revisaron el vídeo varias veces, y siempre parecía igual de incomprensible, hasta que...

- Detenga la grabación un momento -pidió Arión. El detective obedeció y el atlante se aproximó a la pantalla-. Ahí. ¿Ve? Justo antes de sacar del bolsillo el trozo de papel echa una mirada en ésta dirección...

El detective dio la orden de ampliar la zona en cuestión.

- Lo que se ve es un grupo de gente, es imposible saber dónde exactamente...

- No... -musitó absorto Arión-. La manzana... La manzana de la discordia.

- ¿Cómo dice?

- Ésa mujer. La que está comiendo una manzana. ¿No le parece que le devuelve la mirada? Sígala con la camara.

El detective así lo hizo, y pudieron comprobar cómo abandonaba el museo justo después de que lo hiciera el tipo que había salido corriendo con la carta.

- Es la carta -afirmó el mago-. Tiene que ser la carta. Es lo único que todos tocan antes de que se siembre el caos. Y ésa es la causante de todo, agente, aunque temo que poco podrán hacer sus hombres para enfrentarse a ella.

Si realmente era quien creía que era, ningún soldado mortal podría hacer nada para pararla. Ni siquiera él había conseguido frenar a Chaon cuando hundió Atlantis bajo el agua.

- Tenemos que averiguar la identidad del hombre que sale corriendo. Lleva consigo lo que sea que le ha dado Eris y que es lo que está provocando ésta locura, y si no lo detenemos, el caos no hará sino esparcirse y extenderse. Llevadme de nuevo junto a los cadáveres.

Sólo había una manera de averiguar lo que deseaban saber, una que Arión reservaba siempre como último recurso, ya que arrancar el alma de los muertos de las manos de Mammon les ocasionaba un gran dolor y tormento que no disfrutaba en proporcionar, pero Arión nunca había dudado en hacer lo que era necesario por el bien de su ciudad.

_________________
Quién soy        ~       Historia        ~       Cómo llegué hasta aquí        ~        Video

Everything that kills me makes me feel alive:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cloe
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 87
Fecha de inscripción : 26/08/2015

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   16th Septiembre 2015, 12:43

París, Francia.
Las 16:45 pm


Corría. Corría y corría. No podía dejar de correr, no podía parar. Sus piernas no le dejarían y su corazón estallaría antes que dejar de correr. Los ojos inyectados en sangre, la boca húmeda y la lengua seca. Los pulmones le ardían y el costado le dolía, le daba punzadas.
Pero no podía parar de correr, hasta que una pierna le hizo tropezar.
El hombre rodó, rodó y rodó por el suelo. Se abrió una herida en la cara por culpa del duro suelo y al incorporarse vio la larga y fina pierna de una mujer pálida, vistiendo de negro que llevaba el corazón de una manzana en una mano. El hombre, por alguna razón, no quiso seguir corriendo, pero el corazón le iba a mil. Estaba a punto de estallarle.

- No sabes la suerte que has tenido al salir huyendo del museo. Has salvado la piel, ¿sabes? Pero dime, ¿has hecho lo que te encargó tu jefe que hicieras?

El hombre asintió con fuerza, con los ojos desencajados.

- Bien... ésto va a ponerse muy divertido.
- ¡ALTO! ¡POLICÍA!

El hombre se giró, levantando las manos. La mujer sin embargo ya no estaba allí.

...

El detective llevó al mago hacia los cadáveres. Los habían puesto en hileras para poder llevárselos a la morgue, envueltos en las características bolsas negras. Sin embargo el transporte aun no había llegado, así que no tuvieron que hacer un largo paseo hasta la morgue: la sala del museo hizo de morgue para el mago.

- Espero no tener pesadillas después de ésto - comentó el detective, a quien no le hacía mucha gracia que el mago trasteara con muertos, porque tenía ese pálpito. Había visto demasiadas películas de terror como para saber que la magia y los muertos nunca terminan bien.
- ¡Señor! ¡Señor!
- ¿Qué ocurre?
- Me comunican que han atrapado al hombre que huyó del museo.
- Bien. ¿Lo han llevado a comisaría?
- Si señor.
- Perfecto. - El detective esperó a que el mago hiciera sus trucos antes de marchar a comisaría para interrogar al superviviente.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Ahri'ahn

avatar

Mensajes : 1682
Fecha de inscripción : 14/12/2014
Localización : Atlantis

Ficha de Personaje
Alias: Arion
Nombre real: Ahri'ahn
Universo: DC Universe

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   1st Octubre 2015, 22:16

La llegada del policía interrumpió el ritual que el mago pensaba hacer, ahorrándole una considerable cantidad de esfuerzo físico y agotamiento mágico, por no hablar del sufrimiento que había estado a punto de otorgarle a aquella alma desgraciada.

- Detective, ¿podemos estar presentes durante el interrogatorio? -inquirió entonces-. Es absurdo preguntar a los muertos lo que pueden responder los vivos, y, si tenemos suerte, quizás ese chico pueda decirnos lo que necesitamos saber.

Y si no, siempre habría tiempo de hacer el ritual. Las almas no iban a abandonar el reino de los muertos...

Los policías habían sacado una captura de la imagen de la mujer de la manzana que habían visto en las cámaras de seguridad. No tenía muy buena definición, pero bastaría para que cualquiera pudiera reconocerla, ya que no había hecho esfuerzo alguno por ocultar su rostro.

- Debemos preguntarle por ésta mujer, ya que sospecho es la causante de todo, y es de vital importancia que, cuando se le registre y se le despoje de sus efectos personales, nadie toque directamente nada de lo que lleva encima. Que usen guantes o pinzas, especialmente si lleva encima el trozo de papel que estaban todos tocando cuando se inició la masacre. Creo que puede estar imbuido con algún hechizo de caos.

_________________
Quién soy        ~       Historia        ~       Cómo llegué hasta aquí        ~        Video

Everything that kills me makes me feel alive:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cloe
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 87
Fecha de inscripción : 26/08/2015

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   3rd Octubre 2015, 09:31

Tras la advertencia de Arión, el detective asintió y le condujo a comisaría, donde mantenían retenido al arrestado. Sus pertenencias estaban compuestas por una pistola, una pluma con tinta, unos guantes de cuero que llevaba puestos cuando lo arrestaron y, por raro que parezca, el corazón de una manzana.

El detective se quedó con Arión tras la mampara que separaba los interrogados de aquellos que escuchan. Al otro lado de ésta estaba el detenido, sin gabardina y sin sombrero, esposado a la mesa y con una cara de terror en el rostro que no podía con ella.
Quien llevaría el interrogatorio era un hombre corpulento, sin un pelo en la azotea pero con una cuidada perilla que le rodeaba la boca. Se abrió los botones de los puños de la camisa y apoyó los nudillos sobre la mesa. Su aspecto era suficiente como para inducir miedo en el corazón de cualquier matón que se vea impedido de escapar o usar las manos.

- Ya puedes empezar a cantar si no quieres terminar con la cara como una mapa topográfico. ¿Qué pasó en el museo? ¡Habla!
- ¡Hablaré! Hablaré. Todo... todo fue culpa de esa mujer... Esa mujer nos trajo la ruina. ¡La ruina! ¡A todos!

- Vaya - comentó el detective - no hará falta preguntar por ella.
- ¿Qué tiene esa mujer que ver con todo ésto?
- Se nos presentó hará un par de noches. Nos propuso un trato que nosotros rechazamos. No queríamos nada de esa extraña mujer y... se marchó, ofendida. Juró que en sólo un día nos hundiría a nosotros y a la ciudad que habitáramos. Se burló de nosotros y se marchó. Lo siguiente que supimos fue que unos cuantos de nuestros hombres se habían matado entre ellos usando plumas estilográficas. Lo mantuvimos oculto pero... después de la explosión de ésta mañana... el jefe se preocupó, y nos mandó llamar al museo. Entonces le llegó esa carta y me dijo que la destruyera.
- ¿Una carta? ¿Qué ponía en esa carta?
- No lo sé. No la abrí.
- ¿Y dónde está esa carta?
- La destruí, tal como me pidió el jefe.


...

París, Francia.
Las 17:30 pm


Las puertas de la comisaría se abrieron de par en par. Una mujer vestida de negro completamente con una pamela que ocultaba parte de su rostro hizo su aparición. Una sonrisa pintada en rojo era lo único que ofrecía a la vista de aquella piel nívea y delicada. En sus manos reposaba un paquete. Un regalo, envuelto con un lazo rosa muy mono.
Con paso decidido se acercó hasta el mostrador de la entrada de la comisaría, depositando el regalo encima. El hombre que había al otro lado se la quedó mirando, y después al paquete.

- Traigo éste regalo para los policías de ésta comisaría. - El hombre torció su rostro ante aquella proclamación, sin saber si fiarse o si llamar por refuerzos, por si acaso. - ¿Puedo enseñarle qué es? Es algo muy divertido. - La mujer deshizo el nudo y la tapa voló literalmente por encima de sus cabezas. En un estallido, una nube de confeti se extendió por la entrada de la comisaría, ayudada por los ventiladores instalados en el techo para evitar que se cargara demasiado el ambiente. Los trocitos de papeles cayeron sobre los policías que miraban atónitos aquella lluvia. La mujer no se movió ni un sólo milímetro, dejando que su pamela se cargara con los restos. - Divertíos con mi regalo.

La mujer desapareció por las puertas y poco después, la comisaría entró en caos.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Ahri'ahn

avatar

Mensajes : 1682
Fecha de inscripción : 14/12/2014
Localización : Atlantis

Ficha de Personaje
Alias: Arion
Nombre real: Ahri'ahn
Universo: DC Universe

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   10th Octubre 2015, 13:39

El detenido que esperaba a que le tomaran declaración sentado frente al escritorio del policía que le había detenido se llevó la mano a la frente al notar la repentina lluvia de confetti que le había caído encima, quitándose el gorrito de lana para sacudirse los pequeños papelillos del pelo.

Repentinamente comenzó a sentirse mal. Levantándose de golpe, pasó la mano por la montaña de papeles y carpetas que el policía tenía sobre el escritorio, arrojándolo todo al suelo en un arranque de ira. La reacción del policía fue inmediata; poniéndose en pie, echó mano a su revólver y comenzó a descargar un tiro tras otro sobre el detenido. Cuando la gente comenzó a gritar, alarmada, se giró y empezó a repartir tiros al azar. Los demás agentes desenfundaron a su vez y pronto la comisaría se convirtió en una batalla campal.

El sonido de los disparos llegó hasta la sala de interrogatorios, poniendo en alerta a los dos detectives.

- ¿Tenemos algún testigo importante ahora mismo? -inquirió el que había llevado la voz cantante durante el interrogatorio mientras cargaba la pistola, asumiendo que se encontraban bajo el ataque de alguna banda mafiosa que deseaba librarse de un soplón indeseado.

- ¡Que yo sepa no, el caso de los canarios fue la semana pasada! -replicó el detective.

Arión sabía perfectamente que aquello no tenía nada que ver con ninguna banda mafiosa. Había sentido una presencia enfurecida, hirviendo de odio, y por supuesto, caos.

- Os lo ruego, permaneced detrás de mí -les indicó con un gesto a los dos hombres-. Hemos recibido la visita de Eris.

El espectáculo que se encontraron cuando llegaron a la sala principal de la comisaría era dantesco. Había heridos y muertos por todas partes, y tanto policías como detenidos se disparaban indiscriminadamente los unos a los otros, y si no tenían armas utilizaban cualquier cosa a su alcance, como grapadoras, sillas, o simplemente los puños.

- ¿Pero... qué? -exclamó uno de los policías-. ¿Es que se han vuelto todos locos?

Arión no respondió, concentrado como estaba en la realización de un hechizo para conjurar un tornado. El vértice del mismo se originó en sus manos extendidas y se abrió hasta engullir a todos los hombres presentes en la sala, golpeándoles y empujándoles por el aire, haciéndoles soltar todo cuanto tenían en las manos y caer al suelo. Aprovechando aquél momento de pausa, Arión se elevó sobre los aturdidos agentes e invocó al tercer ojo para ir tocando cada una de sus confundidas mentes y obligarles a desistir en su ataque.


El esfuerzo que debía realizar para llevar a cabo el hechizo era mayor cuanto más firme era la voluntad de aquél a quien intentaba doblegar, mas aquellos desgraciados habían sido reducidos a poco más que despojos que actuaban sin voluntad propia, reducidos a un estado de furia primitiva y casi animal, por lo que no le costó demasiado anularlos hasta convertirlos en mansos corderitos que permanecieron inmóviles en su posición, como en estado de trance, y así permanecerían hasta que el Señor de la Atlántida lo decretara.

¿Qué es lo que había provocado aquello? Si era igual que en el caso anterior, y si era Eris como sospechaba, tenía que ser algo que hubieran tocado todos... Y entonces resultó evidente: el confetti. Los pequeños papelitos de colores estaban por todas partes en la comisaría, encima de cada mesa, enredados en el cabello y la ropa de los agentes... Y sobre el mostrador de la entrada, la caja de regalo con el lazo rosa.

- ¡No os mováis! -ordenó a los agentes, que estaban a punto de entrar en la sala para esposar a los supervivientes del alboroto-. Trykhun, deshazte de esos pequeños papeles redondos con algún hechizo menor, sin tocar nada, y después encerrad a éstos hombres en las celdas. Pero no toquéis nada, ninguno de los papelitos ni la caja de regalo. Yo iré a perseguir a Eris.

Acto seguido abandonó volando la comisaría y se dispuso a seguir el rastro de caos que aún flotaba claro en el aire.

_________________
Quién soy        ~       Historia        ~       Cómo llegué hasta aquí        ~        Video

Everything that kills me makes me feel alive:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cloe
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 87
Fecha de inscripción : 26/08/2015

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   13th Octubre 2015, 16:11

Trykhun, a la orden de su señor se deshizo de aquellos papeles antes de que los supervivientes salieran del hechizo que les mantenía, y antes de que alguno de los policías que seguían al mago se le ocurriera coger uno de aquellos pequeños trozos de confeti y quisiera examinarlos (como hace todo detective, policía o persona curiosa).

- ¡Ahora! ¡Esposadles y ponedlos dentro de las celdas!

El detective en jefe fue el primero que sacó sus esposas, asegurando así que los afectados no se hicieran daño los unos a los otros cuando se disipara el efecto del hechizo. Seguido por los que no habían sido afectados por el confeti, uno a uno fueron metiendo a los hechizados en las celdas, atándolos a los barrotes para terminar de asegurar la vida y seguridad de los policías, detenidos y civiles por igual.

- Jefe...
- Lo sé, lo sé... Id apuntando los nombres de todos los fallecidos. Si no son policías y no llevan ningún carnet encima ponedlos por separado...

El detective debía mantener la mente fría. Si se dejaba llevar por las emociones seguramente caería de rodillas y lloraría por la muerte de todos aquellos compañeros que yacían sin vida en el suelo. Pero no podía dejarse llevar. Todavía no. El whisky y el tabaco eran buenos compañeros para la policía, pero tendrían que esperar.

...

Arión sobrevolaba la ciudad, siguiendo el rastro. Era puro. Era crispante. Lo sentía como si nadara entre mares. Como si fuera una canción. Como si lo llamaran. Era tan embriagador como siempre había sido el caos. Tan atrayente que te hacía plantearte si de verdad uno debía seguir el orden establecido o marcar su propio orden, derribando el de los demás.
Caos en estado puro.
No tardó demasiado en ver el epicentro de aquella estela, envuelta en ropas negras y elegantes, con aquella moderna pamela sobre su cabeza, cubriéndola del sol.
Como si ambos polos se atrayesen, la mujer se giró al sentir la presencia del mago, quedando en mitad de aquella calle peatonal, con una sonrisa pintada de carmín y unos ojos fríos ocultos tras unas gafas de sol. Lo esperaba, con las manos cruzadas y los talones juntos.

Entre dientes, seguía entonando aquel himno, como si fuese una melodía fúnebre.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Ahri'ahn

avatar

Mensajes : 1682
Fecha de inscripción : 14/12/2014
Localización : Atlantis

Ficha de Personaje
Alias: Arion
Nombre real: Ahri'ahn
Universo: DC Universe

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   14th Octubre 2015, 00:05

Allí estaba, parada ante él, esperando. Una diosa del caos, o como mínimo, una entidad.

En el pasado, Arión había sido capaz de enfrentarse a los dioses y hasta había destruido una estrella, pero aquello había sido antes de perder su poder ilimitado. Ahora tenía que andarse con mucho cuidado, pues desconocía el alcance del poder de Eris, y, aunque podría destruir quizás su forma física, si no estaba equivocado aquello no acabaría con su maldad.

Además, el caos era imprevisible. La última vez que había combatido a Chaon, éste había descargado sobre la Atlántida el hechizo que habría de sumirla en las profundidades, y él no había podido hacer nada para evitarlo. No deseaba ver aquella nueva ciudad bajo su protección teniendo que afrontar una catástrofe de proporciones similares.

De manera que no atacó directamente. Lo que la irracionalidad enmarañaba, la razón lo podía desenredar... Al menos, en teoría.

- En nombre de Gemimn, Diosa del Orden, y de Tynan, Guardián del Equilibrio, te conmino a que te detengas, Eris -comenzó-. ¿No has causado ya suficiente dolor? Ya te has vengado de aquellos pobres desgraciados que cometieron el error de ofenderte. ¿Por qué debe pagar toda la ciudad?

_________________
Quién soy        ~       Historia        ~       Cómo llegué hasta aquí        ~        Video

Everything that kills me makes me feel alive:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cloe
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 87
Fecha de inscripción : 26/08/2015

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   21st Octubre 2015, 23:05

De entre todas las presentaciones que esperaba, de entre todas las frases posibles que uno podría escuchar... De todos los escenarios que Cloe se imaginó, lo que dijo Arión al abrir la boca hizo que se quedara petrificada, como una estatua de cera en su sitio, con los ojos secos y los labios entreabiertos.

Se había quedado atónita.

- ..................................... ¿Qué............? .................................. Pffffffffffffffffffffffffffffffffffff - Una pequeña mueca, una sonrisa y después una risa casi histérica se apoderó del rostro de Cloe. Su voz era encantadora al oído pero su risa podía llegar a ser irritante. Se llevó una mano al estómago y la otra a la frente, llorando de la risa. No podía parar o no quería parar. Uno no sabía cual de las dos razones era la correcta.

Cloe se rió y se rió hasta que no pudo más, intentando recomponerse, volver a ser la mujer de negro cautivadora recogiendo la pamela que se le había caído al suelo, poniéndosela otra vez e intentando controlar los pequeños espasmos en sus hombros que indicaban un nuevo ataque, así como una sonrisa perenne en sus labios.

- Ay señor... Chico, anda que... Tienes un físico de primera y una melena que más de una se arrancaría sus uñas para poder tenerla, pero es abrir la boca y se cae el Adonis por el precipicio hecho añicos... Si ya lo dicen que los buenos mozos son esos que no hablan ni para preguntar la hora. - Con los brazos cruzados sosteniendo sus codos con cada mano, Cloe se acercó a la figura que la había interceptado sin miedo aparente. - No sé quién es esa Geminis ni ese Titan del que hablas, y mucho menos me llamo Erin. Te habrás confundido de gallina, amigo. Y ya que estamos, te contestaré a esa pregunta que, en mi opinión, en serio chico, deberías hacerte mirar ese anacronismo que tienes: te sentaría mejor si te lo trataran. - Cloe se lo volvió a mirar, ésta vez con una mueca en los labios con un claro pensamiento: qué desperdicio. - Obviamente no he dejado de jugar. Sí, esos perros han recibido lo suyo pero... ¿Tú dejarías de jugar con tu juguete favorito sólo porque ya has vencido al T-Rex con el soldado? Por su puesto que no, seguirás jugando hasta que te canses. Por cierto, ¿te ha gustado mi pequeño regalo? Si quieres más tengo suficientes como para que todo el mundo esté contento. Una París feliz, ¿qué te parece?
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Ahri'ahn

avatar

Mensajes : 1682
Fecha de inscripción : 14/12/2014
Localización : Atlantis

Ficha de Personaje
Alias: Arion
Nombre real: Ahri'ahn
Universo: DC Universe

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   22nd Octubre 2015, 17:53

No era la respuesta que Arión había esperado. Una furiosa réplica, un ataque repentino, pero... ¿risa? ¿Qué podía haber dicho que fuera tan gracioso? Y para empeorar las cosas, no paraba de decir cosas absolutamente inapropiadas que le hacían enrojecer sin poderlo evitar. Sin embargo, a medida que el discurso de la morena llegaba a su fin, la ira y la justa indignación del noble atlante alcanzaban su crescendo, hasta que, finalmente, explotó:

- ¡Basta! Quizá no tengas nada que ver con Chaon, pero tu maldad es incluso peor, pues al menos él no pretende enmascarar sus infames pretensiones tras una seductora y hermosa apariencia. Sea lo que sea que has planeado para ésta ciudad, demonio, ¡considéralo finalizado! No conozco tus planes, pero no hay duda de que son tan malévolos y retorcidos como tú... ¡y te detendré!

Mientras hablaba (utilizando un léxico y una manera de construir las palabras que era claramente arcaica), sus ojos de color esmeralda comenzaron a resplandecer con furia, y el mismo fulgor glauco se extendió con premura por todo su cuerpo.

- Te di una oportunidad y la rechazas con obstinación... ¡pero nada puede ser más obstinado que el poder de mi luz! Luz purificadora que se abrirá camino a través de las asfixiantes nieblas de la locura. Y así como quema la oscuridad, ¡lo mismo hará con su maestra!

Tras decir ésto, un rayo de energía verdosa brotó de las manos del hechicero, impactando de lleno en la morena, que nada pudo hacer por esquivarlo y cayó al suelo, malherida, ante el estupor del mago.

- ¿Eh? -exclamó.

El fulgor de sus ojos se había extinguido, permitiendo distinguir nuevamente la prístina claridad de su mirada esmeralda desprovista de ira.

Todavía perplejo, descendió flotando hasta quedar cerca de ella y se arrodilló a su lado.

- No lo comprendo... ¿Qué eres, mujer? Puedo notar el caos y la maldad que irradias por cada uno de tus poros, y sé que no eres humana. Que posees alguna clase de poder mágico resulta también evidente... ¿por qué no hiciste nada para contrarrestar mi hechizo?

_________________
Quién soy        ~       Historia        ~       Cómo llegué hasta aquí        ~        Video

Everything that kills me makes me feel alive:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cloe
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 87
Fecha de inscripción : 26/08/2015

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   22nd Octubre 2015, 23:43

Cloe enarcó una ceja mientras torcía su sonrisa socarrona a una cargada de autosuficiencia cuando Arión comentó su aspecto seductor y hermoso. Como si de un juego se tratase colocó una mano en su cintura y apoyó el peso en una de sus caderas, quedando en una posición digna de pertenecer a la portada de alguna revista de moda. Pero no pudo evitar tener otro mini ataque de risa cuando le amenazó con aquellas palabras y aquella forma de hablar tan, TAAAAAAAAAn arcaica.
Y si con la primera parte de la amenaza Cloe ya se había reído lo suficiente, la segunda hizo que se llevara una mano a la boca para que no volviera a desbocarse. Para ella, en esos momentos aquel hombre de envidiable melena sería más un comediante que un mago o un lord o lo que puñetas fuera.

- Vamos, vamos, no te sulfu- No terminó de acabar su frase cuando aquel rayo salido de sus manos impactó directamente contra su pecho y gran parte de su cuerpo.

La morena salió volando, desplazada varios metros hacia atrás, cayendo de espaldas y perdiendo nuevamente la pamela. Tosió con fuerza y un ligero brote de sangre surgió de sus labios cuando volvió a tomar aire. Seguramente aquel ataque le había perforado uno de los pulmones con alguna costilla rota, lo que explicaría que su respiración fuera tosca.
Pero a pesar de la gravedad de sus heridas, la morena no perdía su sonrisa de suficiencia. Con costosas dificultades Cloe se apoyó en sus codos para poder levantar la cabeza y mirar así al mago, sin dejar de sonreír.

- ¿No te dijeron nunca tus padres que a una dama no hay que lanzarle rayos en el pecho? Se les regala rosas, bombones y una caja de condones. - Cloe se rió y volvió a escupir sangre, apretando los dientes por el dolor de su costado, pero de nuevo, sin perder aquella sonrisa. - Tanta palabrería y resulta que eres un hombre directo, aunque un tanto teatral. Te convendría pulir un poco tu entrada y tus palabras, pero sobretodo, pulir un poco tu intelecto. ¿Que tu luz blablabla no se qué la oscuridad? Chico, me temo que eso no podrá ser... a menos que sepas como apartar una nube de papeles que cubra la ciudad y la sumerja en sombras. ¡Oh mira, que me pongo dramática y todo!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Ahri'ahn

avatar

Mensajes : 1682
Fecha de inscripción : 14/12/2014
Localización : Atlantis

Ficha de Personaje
Alias: Arion
Nombre real: Ahri'ahn
Universo: DC Universe

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   25th Octubre 2015, 13:22

¿Pero...? ¿A pesar de lo angustioso de su situación aún encontraba humor para seguir bromeando? Arión negó con la cabeza, confundido. Si se trataba de una encarnación del Caos, entonces aunque muriera su cuerpo, ella no perecería, sino que volvería a encarnarse tal y como lo hacía Chaon. Eso podría justificar su actitud, y también quería decir que aunque la rematara allí mismo, no podría conseguir detener lo que fuera que hubiera iniciado. Con Chaon había supuesto una lucha eterna que se interrumpía temporalmente cada vez que destruía su cuerpo y se reanudaba cuando volvía a encarnarse otra vez. ¿Estaba condenado a repetir una vez más la pesadilla? ¿Orden y Caos permanentemente enzarzados? ¿Tendría que sufrir París tal y como lo había hecho Atlantis? Y todo porque Geminmn no podía tocar físicamente a su hermano, ya que lo contrario acarrearía el colapso y destrucción de todo el universo. Orden y Caos nunca podían llegar a juntarse, y era por eso que la Diosa enviaba a sus campeones en su lugar, pero la sola idea de volver a revivir los fracasos del pasado le horrorizaba, por eso su expresión se ensombreció de nuevo al oír su amenaza:

- ¿Qué es lo que has hecho, mujer? -inquirió con nerviosismo, mirando al cielo, aunque su Sentido del Peligro permanecía calmado-. ¿Hay alguna manera de hacer que ceses en tu empeño por destruir ésta ciudad?

_________________
Quién soy        ~       Historia        ~       Cómo llegué hasta aquí        ~        Video

Everything that kills me makes me feel alive:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cloe
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 87
Fecha de inscripción : 26/08/2015

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   26th Octubre 2015, 14:00

- ¿Destruirla? Pffffff, por favor, no me insultes. ¿Qué sacaría con destruir una ciudad? No soy de esas que se compran un poster que vale un pastón solo para destrozarlo y reírme en la cara de quien lo hizo y le puso el precio, amén de los lloricas que se pondrían en coro alrededor de los restos. No señor mío, no. No soy de esas... aunque la idea de romper algo de tanto valor sólo para ver las caras que pondrían...

Cloe volvió a toser. Respirar, hablar, moverse. Todo eso le producía cierto dolor por culpa de las fracturas en sus costillas y las perforaciones en su pulmón. Seguramente no viviría para mañana si no se le trataba, pero eso a ella no parecía importarle. Es más: directamente no le importaba. Estaba disfrutando del momento con el mago en sus narices, preocupado y haciéndose el santo. No había nada que le gustara más como afligir la mente de una persona que se considera a si misma recta y justa. Arión era el perfecto conejillo... Incluso su forma de hablar tan arcaica le divertía. Si no fuera porque estaba en sus últimas habría alargado el juego.

- A ver, déjame que piense... ¿qué es lo que he hecho hoy?... Hmmm... Bueno, primero que todo les robé a esos tipos de la mafia. No les podía devolver la pelota si no lo perdían todo, ¿no? Vale que algunos han perdido la vida pero, ¿y qué? Sólo es una vida, y no lo es todo. ¡Así que toma ya! Me quedo con tus verdes cielo mío, nada personal... En realidad si, todo personal. ¡JA! Cof...cof... En fin, ¿por dónde iba? Hmmm... Ah ya, verás pichoncito, no hay nada mejor que robar a alguien que se cree que no le pueden robar, pero es mucho más divertido cuando lo gastas en tonterías que de seguro no le van a gustar como, por ejemplo, un globo. ¿Sabes que a la humanidad desde siempre que le ha gustado la idea de volar? Pero hay otra cosa que le gusta más a la humanidad: la competición. Une ambas cosas y sabrás lo que estoy tramando. - Cloe sonreía con esos labios manchados de sangre, y en un esfuerzo tremendo se levantó y agarró las ropas del mago con sus manos manchadas de sangre. - ¿Sabes lo curioso? Que quien busca prolongar el orden sobre el caos es en si un emisario del caos. El verdadero orden es la balanza que regula tanto uno como el otro factor, pero querrer superponer el orden sobre el caos es en si una violación de la balanza y por ende, del mismo orden. Entonces pichón, ¿no eres en si un emisario del caos? ¿No lo eres? Yo creo que si... Tic tac... tic tac...
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Ahri'ahn

avatar

Mensajes : 1682
Fecha de inscripción : 14/12/2014
Localización : Atlantis

Ficha de Personaje
Alias: Arion
Nombre real: Ahri'ahn
Universo: DC Universe

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   27th Octubre 2015, 00:30

Arión torció el gesto en una mueca de desagrado ante la cercanía de quien era obviamente malvada y además no albergaba la más remota pizca de compasión o arrepentimiento ante lo que acababa de hacer.

- Te equivocas -replicó deshaciéndose de los dedos de la mujer, los cuales, no obstante, dejaron su impronta en los ropajes del mago en la forma de sombríos manchurrones de sangre-. Mi función es la de restablecer el Equilibrio. Sólo intervengo cuando los agentes del Caos, como tú misma, interfieren en el desarrollo natural de las cosas. Mi labor consiste en eliminar su perniciosa influencia y deshacer sus entuertos.

>>El Orden nunca debe prevalecer sobre el Caos, y nunca sucede, ya que Geminm y Chaon son hermanos, y poseen el mismo nivel de poder. Tynan, el Dios de la Balanza y el Equilibrio, se ocupa de que ninguno de los dos pueda llegar nunca a sobreponerse al otro, aunque debo decir que nunca es Geminm la primera en saltarse éstas leyes.

Las palabras de Arión eran ciertas, puesto que el mago no era físicamente capaz de mentir, pero albergaba sus matices. Era cierto que sólo intervenía para frenar a Chaon cuando éste alteraba el Equilibrio, pero ésto sólo era así en lo que a la Balanza entre Caos y Orden se refería. En lo referente a la maldad, nunca se había refrenado a la hora de intervenir, puesto que era el portador del Manto del Salvador, y tenía la sagrada misión de proteger a los inocentes de todo mal.

El viejo Arión, su áter ego de 45.000 años, había desarrollado una interesante teoría según la cual, cada fuerza generada en una dirección (el bien) originaba una contrapartida de la misma intensidad en el sentido contrario (el mal). Según esa teoría, si continuamente se retenían las oleadas de oscuridad, combatiéndolas a medida que surgían sin permitirles desarrollarse, provocaba una reacción opuesta cada vez más fuerte, como el agua que se va acumulando en un dique, hasta que no habría dique capaz de continuar conteniéndola y, al abrirse paso, la fuerza de ese mal terminaría siendo tan devastadora que acabaría por destruir la vida en el planeta Tierra. Aquél Arión había comprendido entonces que, para preservar la vida humana, para protegerla, debía hacer exactamente lo contrario de lo que se esperaba de él: nada, y, de ésta forma, había permanecido completamente neutral durante miles de años, permitiendo que se sucediera una tragedia tras otra en el convencimiento de que la intervención directa ocasionaría resultados mucho peores a largo plazo. Pero ése había sido el viejo Arión, y aunque había hecho lo imposible por explicárselo a su encarnación más joven, éste Arión todavía era demasiado bueno como para simplemente quedarse de brazos cruzados mientras la gente moría a su alrededor. Por desgracia para su otro yo, los milenios de soledad le habían vuelto amargado y cínico, pero eso aún estaba lejos de ocurrirle a él.

No había que saber gran cosa de medicina para comprender que Cloe estaba en las últimas, y en aquellos momentos la principal amenaza que pendía sobre sus cabezas (quizá demasiado literalmente) no parecía provenir de su persona, de modo que alzó nuevamente el vuelo para regresar a la comisaría, y una vez allí, se dirigió directamente a los agentes y a Trykhun:

- ¿Qué sabéis acerca de competiciones y globos voladores? Se avecina un último gran ataque sobre la ciudad, y está relacionado con esas palabras.

Arión ignoraba su significado, pero quizás alguno de los tres hombres tuviera más suerte.

_________________
Quién soy        ~       Historia        ~       Cómo llegué hasta aquí        ~        Video

Everything that kills me makes me feel alive:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cloe
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 87
Fecha de inscripción : 26/08/2015

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   27th Octubre 2015, 13:11

Cloe entrecerró sus ojos y dejó escapar un leve ronroneo, con el que acentuó su sonrisa. Pero dicho ronroneo más bien era un gorgojeo, tras el cual se agachó y escupió sangre contra el suelo para acto seguido devolver una mirada cansada y dolorida al mago.

- Estás ciego, y no lo sabes. O lo sabes y haces la vista gorda. El equilibrio se rompió hace mucho, mucho tiempo... por culpa de fanáticos como vosotros. El mundo está roto... y no te das cuenta. Confías tanto en tus dioses que los sigues a fe ciega. Eres peor que un ciego, tontorrón. Pero seguro que no quieres ver, porque para ti, todo está bien. Porque para ti, al igual que todos los demás idealistas que solo ven lo que quieren ver, el mundo está bien tal y como está... No tenéis ni idea... Ni idea...

Sus últimas palabras se las dedicó al viento, pues el mago había emprendido su vuelo de vuelta a la comisaría. Cloe cayó al suelo sobre sus rodillas. Le costaba respirar. Peleaba por respirar. Una batalla perdida. Un hilo de sangre en su boca que se convirtió en pequeñas cataratas. La morena cayó al suelo, y no se volvió a levantar.

...

A la llegada del mago, los que quedaban en la comisaría levantaron la vista. Eran pocos y la mayoría heridos. El detective sin embargo estaba entero, junto al mayordomo del mago, y se acercó a éste cuando les hizo aquella pregunta.

- ¿Una competición?... Como no sea la carrera de globos... - El detective esperó, pero viendo que el mago no estaba al tanto, se explicó. - Hoy está programada una carrera de globos aerostáticos donde tendrían que dar la vuelta a París desde el Jardín de las Tullerías, volviendo al mismo punto como meta. Empezaba a las... - se miró el reloj. - Oh dios, hace veinte minutos que ha empezado.

Con la alarma en su voz, el detective movilizó a todo aquel que pudiera moverse y llamó a las demás comisarías de la ciudad para que se movilizaran. Si de verdad iba a haber un último ataque contra París y la carrera tenía algo que ver, iban a necesitar a todo el cuerpo de policía de París para poder poner a salvo a los ciudadanos y a la misma ciudad.

...

Mientras tanto, en una azotea parisina, una mujer vestida de negro, morena y de sonrisa encantadora entonaba el himno francés mientras movía sus pies al son, sentada en el borde de dicha terraza, observando el espectáculo de los globos aerostáticos sobre París.

- Vingt, dix-neuf, dix-huit, dix-sept, seize...
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Ahri'ahn

avatar

Mensajes : 1682
Fecha de inscripción : 14/12/2014
Localización : Atlantis

Ficha de Personaje
Alias: Arion
Nombre real: Ahri'ahn
Universo: DC Universe

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   29th Octubre 2015, 21:35

Cloe no podía imaginarlo en aquél instante, y quizás habría supuesto una alegría en los últimos y agónicos momentos previos a su resurrección saber que, aunque el hechicero en aquél momento ignoraría sus palabras considerándolas los locos desvaríos de una demente trastornada, posteriormente éstas supondrían el gérmen de las profundas dudas que comenzarían a quebrantar la voluntad del mago.

Cuando, tan sólo un mes más tarde, confesara al oído de Dalae estar hastiado de ser utilizado por los dioses como una marioneta en alguna clase de juego cósmico, lo cansado que estaba de todo, y sus deseos de libertad, jamás sabría hasta qué punto había sido influido por las palabras que la mujer había vertido, insidiosas, en su subconsciente.

Pero, por el momento, éstas preocupaciones estaban muy lejos de su pensamiento, ocupado éste como estaba por el problema más inminente: la competición que había comenzado hacía 20 minutos.

- El Jardín de las Tullerías... no está lejos de aquí -evocó en su mente-. Voy primero, seguidme en cuanto podáis.

No le resultó muy difícil encontrar el lugar del que le había hablado Cloe. Si de por sí la inmensa mancha verde no hubiera sido indicativo suficiente, las decenas de globos de colores surcando los cielos de París acababan con cualquier posible duda.

Una vez en el sitio, se concentró en su Sentido del Peligro, tratando de encontrar cuál de todos ellos sería el portador de la fatídica amenaza.


_________________
Quién soy        ~       Historia        ~       Cómo llegué hasta aquí        ~        Video

Everything that kills me makes me feel alive:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cloe
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 87
Fecha de inscripción : 26/08/2015

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   1st Noviembre 2015, 23:31

La llamada de alarma cruzó por toda París, de una punta a otra, avisando a las comisarías más cercanas al Jardín de las Tullerías y al recorrido de los globos para que despejaran las calles y que nadie, absolutamente nadie estuviera bajo cielo despejado. Las órdenes eran claras: hacer que todo el mundo se pusiera a cubierto en caso de cualquier desastre que pudiera ocurrir durante la carrera. Todo eso en un plazo corto de tiempo, pues no sabían cuándo pasaría lo que tuviese que pasar.

El mago voló raudo hacia los globos y allí se los encontró, de varios colores y con los canastos de distintas formas. Pero pese a tener su instinto del peligro, no había ninguno de ellos que despertara su intuición. Los "pilotos" de dichos globos saludaron al mago al pasar, mientras la carrera seguía.
Los globos estaban ya por encima de las calles de París. La gran mayoría de ellos al menos, adelantándose los unos a otros, aprovechando el viento a su favor, subiendo y bajando para tomar mayor velocidad.

La morena estaba justo bajo el primero de los globos, con los ojos ensombrecidos por la gran sombra que proyectaba y, aun así, brillaban con un destello típico en los niños pequeños cuando tienen a la vista el juguete que querían para Navidades.

- Quatre... trois... deux... un...

El sentido del peligro de Arión se activó tres segundos antes de que estallaran tres de los globos que habían por encima de París. Los participantes que pudieron sobrevivir a esas explosiones se agarraron como pudieron de los restos del globo mientras éste se desinflaba y caía sin remedio sobre la ciudad. Y bajo éste, una gran nube fue cubriendo aquella parte de París. Los papelitos blancos con la tinta de la discordia se desperdigaban con el viento. Arión tendría que ser rápido si quería evitar la gran catástrofe y se debía preguntar: ¿esos serían los únicos globos con sorpresa dentro?
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Ahri'ahn

avatar

Mensajes : 1682
Fecha de inscripción : 14/12/2014
Localización : Atlantis

Ficha de Personaje
Alias: Arion
Nombre real: Ahri'ahn
Universo: DC Universe

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   2nd Noviembre 2015, 14:07

Tal y como preveía, la amenaza llegó desde el cielo, en la forma de los, en apariencia inocentes, globos de competición, y, como de costumbre, su Sentido del Peligro le advirtió cuando ya era tarde. Resultaba muy útil para esquivar ataques y evitar otros riesgos, pero cuando la amenaza era tan grande y afectaba a tantos objetivos a la vez, a menudo le hacía sentir impotente, como cuando no había podido evitar el ataque al centro de mando de la ciudad cuando su hermano había invadido Atlantis, o cuando Chaon había descargado el rayo mortal que había terminado sepultando la Atlántida en el fondo del mar. Y ahora, si no actuaba con presteza, una tragedia de proporciones igualmente épicas se desataría sobre París; sus habitantes acabarían masacrándose unos a otros a menos que consiguiera encontrar la manera de impedir que aquellos papelitos tocaran la tierra... y creía saber cómo.

Arión extrajo rápidamente uno de sus amuletos de uno de los múltiples bolsillos de su atuendo; se trataba de una diminuta esfera mágica que albergaba en su interior la capacidad de crear un umbral entre dimensiones.

En el pasado había sido capaz de hacerlo utilizando su propio poder; ahora, había necesitado meses de duro trabajo para condensar la energía mágica necesaria en aquella esfera,y una vez la utilizase, no podría volver a realizar algo semejante hasta que pudiese recrear el hechizo, pero no vaciló y la arrojó justo debajo de la nube de papeles.

En cuanto hubo abandonado su mano, la esfera se condensó un instante y después explotó, abriendo una gigantesca brecha horizontal en el aire con la apariencia de un abismo de insondable negrura que engulló los papeles a medida que éstos caían.

Había un infinito número de dimensiones, y Arión se aseguró de enviar aquellos portadores de locura y muerte a una en donde no existiera vida. Después, se dispuso a capturar con su magia a los hombres que caían antes de que pudieran ser engullidos por el oscuro portal.

Nota:
 

_________________
Quién soy        ~       Historia        ~       Cómo llegué hasta aquí        ~        Video

Everything that kills me makes me feel alive:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cloe
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 87
Fecha de inscripción : 26/08/2015

MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   2nd Noviembre 2015, 23:28

Cloe silbó con fuerza.

- Vaya... Eso si que es un buen truco, señor mago. No sabía que guardaba algo así dentro de la chistera - comentó Cloe al ver el agujero negro que había creado el mago para tragarse los papeles malditos con la tinta de la discordia.

Se dice que una decisión que se toma en un segundo puede cambiar radicalmente el final de una historia. La decisión que tomó el mago, por tanto, cambió el final de la historia de alguno de los participantes de aquella carrera por los cielos de París. Utilizó su tiempo para destruir los papeles que amenazaban la población parisense, pero le tomó demasiado tiempo para salvar aquellos que se arrojaron por la borda, los primeros. Cuando su magia alcanzó los cuerpos que caían contra el suelo de París ya fuera por miedo o porque no quedaba nada del globo donde agarrarse, algunos de éstos ya habían tocado suelo, y los gritos de las personas que aun rondaban bajo las sombras de los globos alertaron al mago de su tardía.

La policía se desplegó por dichas calles, obligando a los transeúntes a cubrirse dentro de portales, abriendo las puertas de las casas más cercanas o llevándoselos lejos de los globos.

La amenaza inmediata había sido erradicada, pero ahora que conocía el peligro el sentido de Arión llamó su atención, pues al parecer los demás globos también estaban amenazados con el tiempo y con explosivos en su interior. Por lo visto, la morena no se había contentado con ocultar uno o varios globos "envenenados", sino que decidió cubrirlos a todos con la tinta oscura, para así tener más oportunidades y que el tiempo de su juego se alargara más.

Quedaban escasos segundos para que el siguiente globo estallara. Y luego el siguiente... y el siguiente... y el siguiente... El problema era que tenía que concentrarse para descubrir cuál sería el orden según su instinto, pero no sabía el tiempo que tardaría en hacerlo.

- Tic tac, tic tac, tic tac...
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Paranoia [Arión] (25-01-2019)   

Volver arriba Ir abajo
 
Paranoia [Arión] (25-01-2019)
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 2.Ir a la página : 1, 2  Siguiente
 Temas similares
-
» Paranoia (Juego de rol futurista y de humor negro)
» The Final Masquerade. (Arión, Superdepredador) 20/2/2019
» Bodyguard. (Blair) 11/2/2019
» Las desventuras de un héroe (Alice Delaney) [20/01/2019]
» 1/2019: Reforma de la Constitución Española, Artículo 68 y de la Ley 5/1985 (GP UPyD)

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Omega - Foro de Rol de Marvel y DC :: OMEGA UNIVERSE :: Europa :: París-
Cambiar a: