Los Universos de DC y Marvel se han unido en uno solo. ¿Qué ha sucedido? ¿Quién está detrás de todo? Y, lo que es más importante, ¿cómo reaccionarán héroes y villanos de los distintos mundos al encontrarse cara a cara...?
 
ÍndiceOmegaCalendarioRegistrarseConectarse

Comparte | 
 

 Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
Ir a la página : 1, 2  Siguiente
AutorMensaje
Lobo Feroz
Villa Fábula
Villa Fábula
avatar

Mensajes : 1029
Fecha de inscripción : 24/05/2014

MensajeTema: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   29th Septiembre 2015, 14:20

0:00 am

- A todas las unidades, poneos en vuestros puestos. El invitado de honor está a punto de llegar.

Suelto el botón del comunicador y me giro a Blanca. Nos miramos. No hace falta decirnos nada. No hace falta ningún gesto. Tan sólo nos miramos. Sabemos que ésta podría ser la última vez que nos veamos. Sabemos que ésta vez nuestro cuento no tendrá un final feliz. Sabemos que ésto puede ser un adiós... pero también puede ser un "hasta luego". Somos fábulas, y no nos vamos a quedar de brazos cruzados mientras el Adversario nos amenaza de nuevo. No otra vez. No más estancamiento. He pasado el suficiente tiempo con ella y los demás para darme cuenta que la manada puede ser más grande de lo que uno piensa.
Me giro hacia el ascensor del ático y Blanca me sigue. Vamos a levantar las defensas de Villa Fábula.

Abajo las fábulas se organizan para defender el fuerte, como la otra vez que los soldados de madera atacaron Villa Fábula: levantan barricadas y aprovechan las escarchas de hielo para apuntalarlas bien fuerte. Las armas de fuego pasan por varias manos, revisándose y preparándolas. La última vez teníamos las armas que Ricitos acumuló en la Granja para el golpe de estado. Ésta vez tenemos apoyo exterior y vamos mejor armados.
Veo a Bestia abrazándose a Bella. Veo al Chico de Azul con su capa mágica y su espada. Huelo a Cenicienta en la parte superior de algún edificio, seguramente con un fusil de francotirador.
Camino entre las filas de fábulas que se arman. Incluso algunos de las Granjas han venido y les ponen en las espaldas las armas modificadas para que puedan usarlas. Somos más que la última vez porque con el choque de mundos tuvo la picardía de devolver a los muertos que en otro universo estaban vivos.

La calle frente al Bosque está completamente cerrada. Hay tres entradas: la este, la del sur y la del oeste, cada una cubierta por una barricada de tres metros con todo lo que teníamos a mano, tanto muebles como electrodomésticos... todo apilado haciendo una argamasa.
Escucho a Blanca a mi espalda, empezando a dar las órdenes pertinentes para que las "tropas" se muevan y se distribuyan. Pasa un troll a mi lado que hace dos de mí, tronando huesos y gruñendo. Yo me saco otro pitillo y lo enciendo. Será el último antes de la gran batalla. Me quito la gabardina y la guardo en cualquier sitio. Me va a estorbar cuando ésto empiece.

- Hmm... no me gusta... está muy tranquilo... demasiado silencio...

[FDI: El orden de posteo será según entren en el post, es decir, si ahora contesta Plana, después Celsit y después Kim, ese será el orden a seguir. Así mismo, cada jugador tiene un plazo de una semana para contestar desde que el anterior jugador escribió su aportación. Si pasa una semana sin ninguna notificación por parte del jugador que le toque responder y no hay ninguna respuesta, se salta el turno.]

_________________
AVISO:
 


¿Sabes por qué tengo unos ojos tan grandes? Para verte mejor. Así que cuidado con lo que haces.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Planaria Glámez
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 698
Fecha de inscripción : 23/04/2014
Edad : 27
Localización : En alguna pastelería comiendo chocolate, seguro

Ficha de Personaje
Alias: Positrón
Nombre real: Planaria Glámez
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   30th Septiembre 2015, 12:19

La situación en Villa Fábula había empeorado desde el ataque de los soldados de madera y la mujer de las espinas. Habían conseguido arreglar algunas cosas, pero el famoso Adversario al que siempre se habían enfrentado parecía planear una ofensiva tan brutal que acabaría de una vez con el pequeño pueblo de cuentos. Lobo volvió a pedir ayuda a todos los aliados que tenía, y no ibamos a fallarle. Esta vez Sasha se vino conmigo, y nos preparamos para lo peor. No sabíamos a qué nos enfrentaríamos, pero por las palabras de Lobo deduje que era algo verdaderamente peligroso. Deberíamos sacar todo nuestro potencial. Luchar contra aquello que avanzase en la oscuridad de la noche, preparado para asestar el golpe de gracia a la última resistencia. Pero como se dice, no hay perro más peligroso que uno a punto de morir, y este perro era nada más y nada menos que el Lobo Feroz. Había que tenerlos muy puestos para cabrear a alguien así, y me alegré de corazón de considerarlo un amigo. Tal vez no un amigo íntimo, pero sí alguien en quien confiar. Nos enfundamos nuestros trajes de batalla y nos dirigimos al lugar donde habíamos sido citados.

Aparqué la moto en una calle apartada, lo suficientemente oculta como para evitar que volviese a salir por los aires como la antigua. Aún a día de hoy maldecía por lo bajo a Emma Frost por rompérmela. Pero no tenía solución, de manera que era absurdo cabrearse por ello. Guardé los cascos en el arcón y cogí a Sasha de la mano mientras marchábamos en dirección a Lobo y el resto de aliados. No estaba seguro de quiénes irían, pero supuse que Tony estaría también. Solo esperaba que fuésemos lo suficientemente fuertes como para luchar contra el enemigo que se cernía sobre nosotros. Apreté el puño que tenía libre. No iba a dejar que le pasase nada malo a mis amigos si podía evitarlo, especialmente a Sasha. Ella no tenía un factor de curación como yo, así que estaría más expuesta. Era buena luchadora, lo haría bien... Pero por si acaso...

- Sasha... No... No se me a bien esto... Nunca se me ha dado bien... Pero quería decirte que... Por si acaso...- Apreté los labios. No podía siquiera pensar en eso. No me lo podía permitir. Saldríamos vivos de allí. Nosotros y todos. Teníamos que salir vivos. Éramos un equipo, y lo haríamos bien. Me volví a ella y acaricié su rostro. Por primera vez en mucho tiempo, sentí como si un enorme peso que oprimía mi alma desapareciese por unos segundos.- Te quiero...-

--------------------------------------------

Llegamos a donde estaban todos, preparando ya las barricadas y las defensas. Me dirigí a Lobo y asentí al ver a otros y nos colocamos en posición. Ante nosotros el enorme edificio nos observaba, silencioso, oscuro, tenebroso. Tal y como en los cuentos de terror. El viejo ayuntamiento que guardaba en su interior las más terroríficas criaturas que devoraban niños y secuestraban princesas. Solo que esta vez esos seres eran reales. Muy pero que muy reales. Todo el mundo estaba armado. Varias armas de fuego sonaban con los típicos chasquidos de carga. A mí no me verían usando una de esas. No me gustaban las armas. Además, si quería disparar tenía mis poderes, mucho más precisos y menos letales si quería. Iba a tener que estar extremadamente concentrado para dar las dosis no letales a los enemigos que apareciesen. No quería matar, pero si no me quedaba otra opción no iba a quedarme de brazos cruzados. Sólo esperaba no tener que dar una descarga letal a nadie en ningún momento. Desenfundé el "Catalizador" y unos pequeños rayos morados lo recorrieron desde mi mano hasta la punta, iluminando en un tono violáceo mi traje, ahora con esos tonos amarillos tan característicos de la patrulla. No dejaba de ser un mono de moto de dos piezas modificado, pero con una manita de pintura había quedado genial. Llevaba las manos desnudas para poder usar mis poderes sin problema alguno. Miré a Sasha y asentí. Luego me volví a Lobo.

- Bueno, ya estamos aquí... No dejaremos a nuestros aliados atrás por muy nefasta que sea la situación. ¿Cómo va la cosa? ¿A qué nos vamos a enfrentar hoy? Espero que no sean soldados de madera. La otra vez tuve suerte y fueron zombies con armadura. En cualquier caso, esta vez tenemos a Sasha. Si vienen unos soldaditos de madera los convertirá en un humeante montón de cenizas...- Guiñé el ojo a mi compañera que se encontraba a nuestro lado. La madera era uno de mis talones de Aquiles, al igua que la goma o el vidrio, así que si volvían a ser soldados de madera me tocaría ir cuerpo a cuerpo a atizarles con mi arma como la otra vez. Pero teniendo el fuego de Sasha no había por qué preocuparse de eso. La noche era fría y todo estaba tan en calma que se podía sentir la respiración de los que nos rodeaban.- Es la calma que precede a la tempestad...-

_________________
Nothing lasts forever, and we both know hearts can change...



Última edición por Planaria Glámez el 5th Octubre 2015, 18:11, editado 1 vez
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Kim HwaJae
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 279
Fecha de inscripción : 07/01/2015

Ficha de Personaje
Alias: Tortita
Nombre real: Kim HwaJae
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   3rd Octubre 2015, 18:32

Desde que me encontrara con el cambiaformas, muchos meses atrás, no había privado a Villa Fábula de alguna que otra visita por mi parte. Ninguna había sido digna de mención, pero había comprobado que las criaturas mágicas habían desarrollado un gusto especial por las fábulas. Era algo que aún no había estudiado lo bastante, pero al parecer, el hecho de que muchas de las fábulas utilizaran ciertas magias como el glamour hacían de ellas objetivos potenciales, sobretodo para esos seres sobrenaturales y avernales que deseaban dominar esas artes desconocidas. No habían tenido ataques serios, pero si varias criaturas que habían ido allí con el objetivo de encontrar magias desconocidas, mezclarse con el ambiente e incluso, pedir asilo. Muchas se sentían naturalmente atraídas por ellas, como los trolls, los duendes y los gnomos. Quizá por que en el fondo, formaban parte de ese límite sobrenatural.

El caso es que la leyenda del esqueleto en llamas era algo que se decía por lo bajo, se había oído de todo. Desde que se trataba de un fuego fatuo que indicaba la desgracia, hasta que era un guardián insomne que todas las noches salía a buscar algo que había perdido. Ninguno de esos rumores fue confirmado ni desmentido. En cierta manera, era irónico. Fábulas, creando fábulas.

Fue de casualidad que yo me encontré con todo el meollo. Me había quedado dormida en un callejón después de hacer mi última ronda de reconocimiento. Se habían oído cosas. No sabía hasta que punto se trataba de algo interno, ya había considerado la posibilidad de que procuraran encubrirlo. Ya había conocido a Lobo, era un tipo reservado, pero igualmente lo era la zona en la que vivía. Villa fábula era uno de los lugares mas endogámicos que te puedas echar a la cara. Son sus cosas, de ellos, y ahí no pincha ni corta nadie mas que los que se conocen entre sí. Daba la sensación de que si pudieran levantar un muro lo harían, de no ser por que nadie quería ver un Lobo Feroz que estuviera confinado a vivir en una maldita jaula.

Lo estaba viendo todo desde una de las azoteas, así que cuando una mujer bastante guapa empezó a ejercer una magia extraña que cubrió todo de hielo, vi mi momento para empezar a descender por la escalera de incendios, hasta llegar abajo. No dije nada. No saludé a nadie, a pesar de que había visto alguna que otra cara conocida. Simplemente me mezclé entre la gente y llegué al centro neurálgico de todo, donde estaba Lobo. Llevaba la capucha por la cara, las gafas de aviador y una braga que me cubría la cara. Podría haber sido una niña coreana o un enano. Cualquier cosa. Era mejor así. Si me veía en la obligación de transformarme prefería que cuanto menos gente me reconociera mejor. Ya lo pasaba bastante mal con el maldito diente mellado de los huevos.

Estaba ahí con un objetivo sencillo. No permitir que se le hiciera ningún daño a toda esa gente. Mientras durara la noche, no tenía qué temer.

_________________
A TOMAR POR CULO YA CON LA PUTA FIRMA DE LOS COJONES.

Quien quiera ver la puta canción de mierda que quería poner, es esta: https://www.youtube.com/watch?v=1-xGerv5FOk
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Sasha Triger
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 540
Fecha de inscripción : 10/01/2014
Edad : 24
Localización : Busca la X en el mapa

Ficha de Personaje
Alias: Celsit
Nombre real: Sasha Triger
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   4th Octubre 2015, 23:39

Recuerdo cuando Plana me lo contó. Estábamos tremendamente preocupados... Lobo y Blanca parecían muy buena gente, al menos cuando les conocí en la fiesta de Drago. Suspiré y nos quedamos mirando al suelo, intentando buscarle una solución, pensando en cómo podíamos ayudar... Me puse el traje de la patrulla, quitándome la insignia. Para misiones personales no necesitaba ir en nombre de nadie. Capucha puesta, las correas atadas para que no molestasen en la moto, las medias altas, las cadenas... Todo. Estaba lista y con los nervios de antes de salir a cumplir. De camino estrechaba su cuerpo contra el mío, apoyaba el frontal del casco en su espalda... Ir en moto con él resultaba extrañamente enternecedor. Me hacía sentir libre pero con él.

Cuando por fin llegamos al sitio, Plana me sorprendió. Me paró en seco, acariciando mi mano y mirándome a los ojos con una sinceridad que pocas veces sentía. Ese te quiero... Consiguió helarme el corazón y a la vez abrazarlo. Fue una sensación muy extraña... Era como... Como siempre, pero no como últimamente... No sabría expresarlo. Le agarré de las manos antes de seguir, le miré a los ojos y sonreí. - Eh, somos nosotros, ¿Recuerdas? Siempre salimos de todo- le dije sonriendo justo antes de besarle suavemente. No podíamos entretenernos demasiado, nos necesitaban. Pero eran unos segundos que ambos necesitábamos poder permitirnos.

Al llegar no dije nada, asentí mirando a quien conocía. Me parecía que cualquier cosa que pudiese decir de poco valdría para nada. Y para eso, mejor no decir nada. Empecé a deshacer los nudos de las cintas que llevaba atadas a las cadenas del pecho, que colgaban por mi espalda, una detrás de cada hombro. Miré a Plana, si destacábamos por algo era por nuestra carencia de armas de fuego, o de necesidad de las mismas. Sus palabras intentaban relajar el ambiente, y me hicieron pensar que tenía razón. Nos complementábamos, era muy difícil localizar un enemigo que no pudiese derrotar uno u otro, y esa idea me tranquilizó.

Cuando hizo el símil de la tempestad...Se me ocurrieron muchas más ideas catastróficas pero... Lo dicho. Mejor no decir nada.

Al no distraerme con conversación me dediqué a mirar a mi alrededor. Blanca, Oso... los nervios, el malestar... Había una conciencia general, invisible pero casi palpable, de quien sabe que va a arriesgar demasiado.
Mi mirada se detuvo en un cuerpo pequeño. Conocía esa chaqueta y a no ser que se la hubiesen robado no conocía motivo alguno por el que permitiesen a una niña estar ahí. Intenté verle los ojos a través de las gafas pero no pude. De todos modos y por si acaso la vi de lejos, le guiñé un ojo y esperé.

- Blanca, Lobo... Venimos a darlo todo. Vuestra tierra es la nuestra. Y daremos nuestras vidas por ella y por vosotros si fuese necesario.- dije firme y sonriendo.

_________________
I´ve battled demons that won´t let me sleep...



Firebrick
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Lobo Feroz
Villa Fábula
Villa Fábula
avatar

Mensajes : 1029
Fecha de inscripción : 24/05/2014

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   6th Octubre 2015, 16:14

Silencioso. Demasiado silencioso....... No me gusta en absoluto.

- ¿Alguna novedad? - pregunto a mis compañeros fuera de los límites de Villa Fábula.
- Las fuerzas militares que rodean Villa Fábula parecen estar preparándose para movilizarse. Iron Man está hablando con uno de los jefes pero parece que tienen dos puntos de vista distintos. - Menuda novedad...
- Entendido. ¿Algo más? ¿Movimiento enemigo?
- Negativo. En las calles acaban de desplegarse efectivos de SHIELD. Parece que no estaremos solos después de todo. - Eso me tranquiliza: si el ejército y los agentes de SHIELD son capaces de pelear junto a mis compañeros, tendremos una oportunidad.
- Está bien. Avísame por cualquier novedad. Corto y cierro.

Cuando me giro para ver cómo lleva las cosas Blanca, me encuentro cara a cara con Plana y Sasha, vestidos para la ocasión. Verles aquí en parte me alegra, pero por otra parte no me gusta: ésto será una guerra y no podré salvarlos a todos llegado el momento. Cuanta más gente que conozco se una, peor será.
Voy a decirles algo pero huelo un aroma reconocible en el aire. Aquel aroma me recuerda a azufre y fuego. Si, no hay duda: también ha venido.

- No hace falta que deis nada, chicos. Pase lo que pase luchad por seguir vivos. Nada de heroicidades. - Ya tuve suficientes durante la guerra. - Tenemos tres frentes por defender: las calles de Nueva York, el cielo y Villa Fábula. Es muy posible que la ofensiva empiece desde fuera ya que El Adversario no tiene medios para adentrarse en la ciudad sin que lo notemos. En cuanto al cielo estamos seguros que vendrán montados con criaturas aladas. Villa Fábula es la retaguardia: los de fuera no podrán pararlos a todos y no podrán cubrir todos los flancos, y si estoy en lo cierto, El Adversario querrá que Villa Fábula caiga primero, por lo que vendrán directos hacia aquí-

Una luz cegadora. Un flash. Todo es de color violeta. Me cubro los ojos. ¿Qué ha sido eso? Todo el mundo está nervioso, casi entrando en pánico. Sea lo que sea, estoy seguro que es el movimiento del Adversario.

- ¡Cubrid las tres entradas! ¡Este, sur y oeste! ¡Que no pase nadie!

Antes lo digo...

El suelo empieza a temblar y vemos acercarse por los tres frentes a la vez lo que me esperaba la última vez pero que nunca llegó: los soldados de madera. Como la última vez que vinieron, armados hasta los dientes pero... ¿De dónde han salido tantos? Tendrían que haber pasado por las líneas de contención pero...
No me da tiempo a pensarlo mucho: ya están aquí.

[FDI: Los soldados de madera llaman a los que no son de madera "sacos de carne" o sinónimos. Los tratan como escoria y se creen que son la raza dominante. Llevan armas de fuego. Todos ellos. Son como podréis intuir, de madera. Perder un miembro o recibir balazos no les importa. Separar la cabeza del cuerpo hará que el cuerpo no sepa dónde va. La única forma de destruirlos es desmontándolos, destrozándolos... Es decir, que no quede nada.]

_________________
AVISO:
 


¿Sabes por qué tengo unos ojos tan grandes? Para verte mejor. Así que cuidado con lo que haces.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Planaria Glámez
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 698
Fecha de inscripción : 23/04/2014
Edad : 27
Localización : En alguna pastelería comiendo chocolate, seguro

Ficha de Personaje
Alias: Positrón
Nombre real: Planaria Glámez
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   9th Octubre 2015, 00:20

Tal y como nos habíamos imaginado. La situación iba a ser una auténtica batalla campal. No recordaba haber estado en una tan grande. Las escaramuzas que había vivido tanto con los X-Men como los Abyss siempre habían sido de un máximo de cuatro personas luchando con un ejército o un grupo grande, pero aquello era lo que se entendía por una guerra. Lobo pidió que nada de heroicidades, lo cual me hizo asentir. El problema muchas veces de la guerra es que es inevitable hacerse el héroe, o comportarse como uno con tal de proteger a tus seres queridos. Yo no negaré que, a pesar de que estábamos allí para proteger a nuestros aliados, quien más me preocupaba era Sasha. Ella era todo lo bueno que yo tenía, lo que no me había hecho convertirme en un monstruo. Lucharía por Villa Fábula, pero también me preocuparía de tener algún que otro ojo sobre ella. Sabía defenderse sola perfectamente, pero no tenía ni idea de a qué nos íbamos a enfrentar. Y ante la duda la piel se me ponía de gallina.

Sin embargo, no necesitamos mucha motivación como para entrar en materia. Antes siquiera de que pudiese terminar su charla, un cegador rayo violeta cubrió toda la calle, obligándonos a taparnos los ojos para no quedar ciegos por él. Cuando cesó, un enorme ejército de soldados de madera avanzaba hacia nosotros armados hasta los dientes. Genial, madera, mi plato favorito del día. Perfecto. Pues yo era prácticamene inútil contra estos. Lo único que podía hacer era intentar desarmarles, puesto que las armas no eran de madera, y pelearme cuerpo a cuerpo. Aunque pensándolo bien también era un buen escudo humano. No que fuese a ser yo el escudo, sino que con mi escudo eléctrico podía parar balas. Estar en la primera línea sería bueno para el resto. Y siempre podía arrear golpes con "El Catalizador". Estaba hecho de una aleación de titanio y plata (el mejor conductor eléctrico del mundo), y los golpes con él dolían bastante. Tal vez pudiese arrancar algún que otro miembro con él.

Me giré a Sasha y asentí. Sabíamos lo que había que hacer.

- Mis poderes son prácticamente inútiles contra estos tíos, pero intentaré desarmarlos con los rayos. Sus armas serán como un para rayos entre tanta madera. Además, iré a la primera línea para parar todas las balas que pueda y ofreceros la cobertura que necesitéis. Sasha, confío en ti. Pateales el culo como sólo tú sabes. Yo te cubriré de los ataques a distancia nena.- Y le guiñé un ojo con una sonrisa. Formábamos un buen equipo, uno estupendo a decir verdad. Yo podía cubrirle los ataques a distancia y en el cuerpo a cuerpo nadie le ganaba, y menos aún cuando sacaba sus poderes a relucir. El tablero estaba dispuesto, y las piezas comenzaban a moverse. Solo el tiempo nos mostraría cómo acabaría la noche, pero quería pensar que la suerte estaría de nuestra parte.

_________________
Nothing lasts forever, and we both know hearts can change...

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Sasha Triger
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 540
Fecha de inscripción : 10/01/2014
Edad : 24
Localización : Busca la X en el mapa

Ficha de Personaje
Alias: Celsit
Nombre real: Sasha Triger
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   12th Octubre 2015, 23:50

OOC: Si mis acciones son una flipada o demasiado suaves podéis modificarlas o comentármelo para que lo edite sin problema <3 Que como de VF no sé mucho...
Y por si no me explico bien, Lo de celsit son cadenas que al final llevan enganchadas cintas de tela ignífuga.
----------------------------------------------------------


Mantuve la calma hasta el chasquido de luz y visión. Los reflejos morados me hicieron pensar que tal vez Plana hubiese perdido el control, o que hubiese visto algo y hubiese atacado, pero no. Sólo era el principio de las cosas. Me puse la capucha y la enganché, cubriéndome hasta la nariz. Agarré las cadenas que descansaban sobre mi pecho y tiré de ellas. Un pedazo de cadena se enganchó a mi muñeca, haciendo una carioca de cadena con un gran extremo de tela. Así como en la otra muñeca. Empecé a moverlas en círculos cruzados a mi alrededor, manteniendo las distancias. Miré a Plana y le asentí. Cuando no se me veían los ojos daba la sensación de inexpresividad total ya que mantenía la boca cerrada y seria en la mayoría de misiones y cometidos.

Prácticamente nos leímos la mente.

Esperé la orden y avanzamos directos, seguros y convencidos. Yo correría con él cubriéndome de los balazos. Las cadenas y cintas empezaron a prenderse en fuego que serpenteaba a su alrededor. Era una pareja de mutantes, uno con un escudo morado brillante y eléctrico, otra con dos espirales activas de fuego que no paraban de cruzarse. Eran dos meros conductores del calor, un simple contacto de cualquier correa bastaría para reducir esos muñecos a ceniza en cuestión de pocos segundos, pero me enfrentaba a algo que desconocía y preferí asegurar. Ahora la chica mutante también estaría en llamas para los espectadores.

Así pues, con él a mi lado cubriéndome de los balazos me abalancé sobre la primera y segunda fila de hombres de madera.

- ¡CÚBRETE! - dije gritando a Plana.

Tres de ellos estallaron al entrar en contacto con mis armas. Era rozarles y el fuego se transmitía veloz, instantáneo, y les hacía crujir en gritos que terminaban en la nada. Otros tres los derribé al instante con un placaje viendo cómo antes de caer al suelo se descomponían en ceniza. Cuando recobré el equilibrio pude ver la siguiente fila recargando. No me daba tiempo...

Cerré los ojos y en un acto reflejo del pánico me congelé en una capa lo suficientemente gruesa de hielo como para ser herida por las balas. Escuchaba el traqueteo de los disparos incrustarse en el hielo y, concentrada, no paraba de hacer esa capa más y más gruesa.

Miré a Plana, parecía estar bien... si... siempre está bien... Se las apañará. Siempre lo hace. Ahí dentro aproveché para ver cómo avanzaba la situación. Nosotros podíamos. Era nuestra victoria.... Debía serlo.

_________________
I´ve battled demons that won´t let me sleep...



Firebrick
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Kim HwaJae
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 279
Fecha de inscripción : 07/01/2015

Ficha de Personaje
Alias: Tortita
Nombre real: Kim HwaJae
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   16th Octubre 2015, 02:35

La gente cree que no, pero con el paso del tiempo, aprendes muchas cosas sobre el mal. Tiene color, olor, y sobretodo, sabor. Un sabor muy reconocible, que nace justo en la boca del estomago, que se propaga por la garganta, de seca la lengua y es tan intenso que puedes notarlo incluso dentro de la nariz. Chasqueé la lengua, cuando me di cuenta de que la anticipación estaba haciendo que ese sabor me secara la boca. Algo iba a pasar. Cerca. Os juro que cinco segundos antes de que restallara eso en el cielo, se me pusieron todos los pelos de la nuca de punta. Podéis llamarlo miedo, o corazonada o instinto. A mi me da igual. Observé a través de las gafas los últimos resquicios de ceguera, y cuando volví a mirar la zona, estaba plagada de personas. Todas con traje, mirando hacia nosotros, armadas con pistolas, rifles, y vete a saber que más cosas. Sus intenciones estaban mas que claras, mucho más cuando al ver nuestras líneas defensivas comenzaron a soltar improperios que incluían palabras tan halagadoras como "Sacos de carne" y "Costal de tripas pútridas". Un buen tiempo familiarizada con los insultos, palabras malsonantes y otras maldiciones le dejan entender a uno que no son expresiones muy normales para meterse con otras personas. Pero algo se podía sacar en claro de ellos. Lo que quiera que fueran, no compartían con nosotros el componente orgánico.

Cuando se dio la orden de ataque, yo me limité a avanzar junto a ellos. Planaria, en primera línea, cubrió a varios de los nuestros con el escudo. Sasha, en su traje de batalla, comenzó a danzar entre ellos como si no fuese mas que un magnífico ballet mortal, que acabó quemando hasta los cimientos a varias de aquellas cosas que ardieron con un ruido horrible, y una facilidad pasmosa. La lucha era encarnizada, cuando cerré los ojos, apreté los puños... y dejé que ante la imagen de los inocentes asediados por los tiros se me clavara en la retina, sus gritos resonando en mis oídos...

-aaaaaAAAAAAAAAAAAAAAAAAA- por todo el claro, resonó un grito que puso el vello de punta a quien lo escuchó.

Alimentándonos de su sufrimiento, los miramos a través de nuestros ojos vacíos, mientras avanzaban, cargando sus armas una y otra vez, intentando descargarlas en aquellos que querían pararlos, haciendo esfuerzos sobrehumanos. No parecían seres vivos corrientes, si no mas bien objetos poseídos. Todo lo que hacían era corrupto y cruel. Habían sido creados por y para el exterminio, con la creencia de su supremacía. Todas esas ideas acabarían esa noche.

- Basta - articulamos con nuestra voz de ultratumba, a tiempo que las cuchillas aparecían bajo nuestros pies.

Con brutal aceleración, nos metimos en el cuerpo central de la batalla. Nuestros movimientos eran tan rápidos que entre todo el caos y la confusión apenas se veía nuestro cuerpo. Nos convertimos en una estela de destrucción que abrió brechas en su formación. Nuestra fuerza y nuestra velocidad rompieron sus líneas tirando a muchos de ellos al suelo, aunque sin duda alguna intentaron levantarse. Eso dio una pequeña ventaja a los de primera línea, que aprovecharon la situación a pesar de no comprender que había desaparecido con un destello. Con las cadenas, desequilibramos a muchos de ellos afectando a sus articulaciones. Tiros volaban en todas direcciones, muchos de ellos clavándose tanto en aliados como en enemigos, a estos últimos no parecía afectarles las heridas provocadas por las balas, que se hincaban en ellos arrancando astillas. El sonido de las armas restallando resultaba atronador. A causa de nuestra velocidad, recibimos balazos que no estaban destinados a nosotros, pero el fuego infernal impidió que nos afectaran, reconstruyendo el daño.

Nos detuvimos un instante, para ver como una de esas cosas apuntaba a la cabeza de un hombre que había tropezado con el cadáver de un compañero y ahora miraba aterrado a los ojos de su ejecutor. Las cadenas aferraron las articulaciones del muñeco, impidiendo que apretara el gatillo al verse repentinamente arrastrado a gran velocidad. Uno de sus brazos y la mitad de su cabeza se consumió de la propia fricción contra el suelo. El fuego infernal prendió el material con que estaba hecho su cuerpo, y con un movimiento circular lo alzamos sobre nuestro cráneo surcado de hendiduras, cortes y agujeros, convirtiéndolo en un gigantesco mangual improvisado, que manejamos con la fuerza inmensa que teníamos a pesar de nuestro pequeño tamaño. Haciéndolo impactar de lleno contra sus cuerpos, dos de los soldados de madera se despedazaron y tres cayeron al suelo. No dudaría un instante en convertir a cada una de esas cruentas criaturas en una bola de demolición.

_________________
A TOMAR POR CULO YA CON LA PUTA FIRMA DE LOS COJONES.

Quien quiera ver la puta canción de mierda que quería poner, es esta: https://www.youtube.com/watch?v=1-xGerv5FOk
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Lobo Feroz
Villa Fábula
Villa Fábula
avatar

Mensajes : 1029
Fecha de inscripción : 24/05/2014

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   20th Octubre 2015, 17:16

Comienza la ofensiva.

Planaria y Celsit están defendiendo la calle sur, mientras que Ghostrider está en la calle este. Esos dos flancos no me preocupan por lo que me centro en la calle oeste. Aquí no tenemos refuerzos contra los hombres de madera que nos atacan sin vacilar. No piensan que las balas les pueden hacer retroceder ni que el fuego que los poderes de esos tres puedan causarles estragos: simplemente, avanzan.

- ¡Defended, no ataquéis! ¡Manteneos tras las barricadas!

Ya he visto a unos cuantos caer por querer hacerse los héroes. Hay demasiados como para saltar al campo de batalla y convertirlo en un cuerpo a cuerpo. Aun con mis dotes de regeneración sería un blanco fácil para todas esas armas y pese a que no me matarían, seguramente me dejarían medio muerto e incapaz de seguir.
Además, lo que me preocupa de verdad no es que los soldados de madera no dejen de venir, sino lo que venga después. Tengo un mal presentimiento y no me gusta nada. Tengo que ganar el tiempo suficiente como para que las tropas de delante vengan a Villa Fábula pero... no, no puedo confiar en que vengan. Seguramente estén en las mismas que nosotros.

Estamos solos.

No hay más remedio: la camisa se me rompe y los pantalones se desgarran cuando libero al lobo de mi interior y adapto mi cuerpo en una forma bípeda. Empiezo a tomar aire. No será tan efectivo como cuando estoy con mi verdadera forma, pero así no seré un blanco claro para todas sus balas.
Tengo los pulmones llenos, salto sobre la barricada y lo suelto todo, mandando a volar más de la mitad de los soldados de madera, descomponiéndolos. Eso nos dará algo de tiempo. Ahora tocan las otras dos calles, pero necesito un descanso antes de coger aire de nuevo.

...

- ¡Apoyad a la pareja! ¡Cubridlos! ¡No dejéis que tengan flancos débiles! - Blanca podía ver con sus binoculares el trabajo de Sasha y Plana, y con ellos en esa calle veía una posibilidad. Tan sólo necesitarían apoyo suficiente para poder destrozar a sus enemigos. En la calle este aquel demonio los estaba ayudando también. No lo conocía y algo le decía que Lobo sí. Tal vez lo preguntaría más tarde, pero necesitaba centrarse en la batalla. - ¡Calle sur! ¡Retroceded! ¡Cubríos! ¡Gastad balas, no vuestras vidas!

Los portales volvieron a brillar. No con ese ímpetu con que lo hicieron en un principio, pero sí mostrando que seguían activos. Entre los efectivos que salían podían ver las monótonas cabezas de los soldados de madera pasar por los portales como si no tuvieran fin. Sin embargo, no fueron los únicos: unas tremendas sombras cornudas avanzaron tras las últimas filas de los soldados de madera. Aquella visión hizo que Blanca se quedara pálida, casi a punto de perder la calma. Había escuchado historias en sus tierras sobre aquellos seres pero jamás las había creído porque, dentro de las Tierras Natales hay historias e historias... pero verlos con sus propios ojos...

Eran demonios. Demonios más grandes que un troll y más fuertes por lo visto. Sus cuerpos estaban cubiertos por runas que brillaban con el calor del fuego y sus dentadas bocas desprendían halos de furia ardiente. ¿Cómo había conseguido el Adversario reunir bajo su mando aquellos seres? ¿Cómo lo había hecho? No tenía sentido alguno.

[FDI: Los demonios son ignífugos. Tienen mucha fuerza y sus rugidos son ensordecedores. Tened cuidado porque su carne también es dura. En términos generales, son demonios comunes sin otros poderes que la fuerza bruta.]

_________________
AVISO:
 


¿Sabes por qué tengo unos ojos tan grandes? Para verte mejor. Así que cuidado con lo que haces.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Planaria Glámez
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 698
Fecha de inscripción : 23/04/2014
Edad : 27
Localización : En alguna pastelería comiendo chocolate, seguro

Ficha de Personaje
Alias: Positrón
Nombre real: Planaria Glámez
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   23rd Octubre 2015, 00:34

Un brillo rojizo a nuestra izquierda captó mi atención. Miré y vi a la pequeña Tortita en su forma de esqueleto de fuego lanzándose contra los soldados de madera. Otro poderoso aliado para frenarlos. En cualquier otra situación habría sonreído, pero no estábamos para celebraciones, al menos no todavía. La batalla no había hecho más que empezar y no sabía cómo acabaría aquello. Lo único que podía hacer de momento era parar todos los proyectiles que pudiese con mis poderes e intentar desmontar a algunos de aquellos soldados a base de fuertes golpes de mi arma. Después de todo, estaba hecha de una aleación de titanio y plata, lo cual era bastante más duro que un poco de madera. Arremetí contra uno que tenía justo delante, el cual se dirigió a mí como "vulgar saco de carne". El golpe vino desde abajo, separándole la cabeza del tronco (nunca mejor dicho), haciendo que esta volase varios metros por encima del resto de sus compañeros. Sasha creó un enorme muro de hielo para proteger a todos de las balas y los proyectiles. Era denso como el acero y aguantó sin problema todos los embites y golpes que impactaron contra él.

- ¡Vamos! ¡No decaigáis! ¡No son más que vulgares trozos de madera!- A mi lado, Sasha usaba sus poderes con esa gracilidad y precisión que tan flipado me dejaba siempre. Usó esas bolas de fuego para destrozarlos y convertir a nuestros enemigos en vulgares montones de ceniza y carbón. Pude notar como a nuestro alrededor todos luchaban con la misma fuerza y coraje con que lo hacíamos nosotros, sin decaer, sin rendirse. Desgraciadamente los soldados no dejaban de venir, y las fuerzas comenzaron a mermar ligeramente. Blanca comenzó a gritar que retrocediésemos y usásemos las barricadas para protegernos. Algunos valientes yacían en el suelo, muertos o heridos, gritando y gimiendo de dolor o rabia. Las calles se teñían de rojo intenso por la sangre de nuestros aliados. Apreté los dientes con impotencia por no poder hacer más que golpear sin parar. Me sentía algo inútil por no poder usar mis relámpagos contra aquellos enemigos... Si lo hiciese podría estar salvando muchas vidas, estaba seguro...

Unos fuertes pasos de más allá del límite de los soldados me hicieron girarme lentamente. Unos enormes seres de color oscuro con brillantes runas por todo su cuerpo que brillaban como si hubiese fuego bajo ellas. Eran demonios, no había duda. Y esos no estaban hechos de madera. Apreté los dientes y comencé a avanzar hacia ellos. Puede que contra los soldados no tuviese oportunidad, pero eso era algo totalmente distinto.

- ¡Protegeos! ¡Yo me encargo de los demonios! ¡Esos no podrán resistir mis relámpagos! ¡No actuéis sin cabeza!- Y lo dices tú que estás yendo a toda velocidad hacia unos demonios enormes... Menudo campeón.

_________________
Nothing lasts forever, and we both know hearts can change...

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Sasha Triger
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 540
Fecha de inscripción : 10/01/2014
Edad : 24
Localización : Busca la X en el mapa

Ficha de Personaje
Alias: Celsit
Nombre real: Sasha Triger
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   24th Octubre 2015, 18:29

Miré desde dentro de ese cristal de hielo gigante que me envolvía. Plana me había asegurado a golpes de rabia una zona para que pudiera deshielarme y así lo hice. Volví a envolver en llamas mis cadenas, y seguí bajo su protección de los disparos. No sabía cuantas marionetas habíamos derribado ya, pero necesitaba terminar cuanto antes. Los gritos, disparos, los golpes... Era un ejercicio tenso de desgaste continuo. Volví a poner a girar las cariocas en llamas que al impactar contra el cuerpo y las cabezas de esos seres de madera les hacían estallar en mil llamas hasta reducirles en ceniza. Escuché la voz de Blanca al fondo, mientras me envolvía toda yo en llamas eché la vista atrás para buscar de nuevo las barricadas y situarme un poco mejor. Retrocedí, no hasta llegar a la barricada pero lo justo para no estar tan cercana a esos cuerpos. Empecé a ser más ineficaz. De lejos lo único que podía hacer era utilizar mis cadenas y...

-Alcohol.- corrí hasta la trinchera y le pregunté a uno de los hombres - Alcohol, gasolina, una fuente que estalle al fuego. ¿Dónde puedo encontrar algo así?- Era necesario, despejaría de todos los hombres de madera nuestra posición. Era casi seguro. Entonces aparecieron esos monstruos. Plana dijo que se encargaba y... La preocupación por su vida volvió a hacer pequeño mi corazón. Confiaba en él cien por cien, sabía que podía pero siempre estaba esa inquietud. La que apuesto que sentirían Blanca y Lobo entre ellos.

Si ese sitio existía, sin duda iría a conseguir algún bidón, un barril, algo.... Bastaba con abrirlo y echar desde mi posición un camino hasta el centro de esos hombres de madera, deslizando el bidón abierto y luego establecer calor con mi mano hasta que estallase el centro. Era sencillo, seguro para la barricada y despejaría muchísimo la calle sur. Mientras esperaba respuesta del sitio vi a un hombre malherido que se arrastraba hacia la barricada, justo en la esquina en la que me encontraba yo. Tenía dos disparos en la misma pierna y uno en el abdomen. Apenas le quedaban tres metros para llegar, pero arrastrándose tarde o temprano recibiría un disparo en la cabeza.

- ¡Cubridme! Voy a por él - dije echando a correr esos tres metros. Le agarré por las axilas cargándole en mis hombros y corrí todo lo que pude hasta ponerle tras la protección. En efecto pude ver cómo los compañeros tiradores respondían y disparaban. No me di cuenta, supongo que por adrenalina, hasta que me senté tras ese "muro" improvisado cuando me di cuenta de que una bala me había rozado el muslo, una de las pocas zonas del traje que llevaba desnuda al completo. Era similar a un corte, ya que el calor de la bala no me afectaba. Era recto, poco profundo y de unos cinco centímetros, nada exagerado y apenas sangraba. Lo agradecí, cerrando los ojos profundamente mientras jadeaba del esfuerzo y esperé dispuesta a prestar atención al siguiente movimiento de nuestra parte, el de Plana, y atendiendo a ver si tenía la posibilidad de limpiar esa madera con más facilidad.


_________________
I´ve battled demons that won´t let me sleep...



Firebrick
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Kim HwaJae
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 279
Fecha de inscripción : 07/01/2015

Ficha de Personaje
Alias: Tortita
Nombre real: Kim HwaJae
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   1st Noviembre 2015, 18:43

Las marionetas de madera volaban sobre las cabezas de sus compañeras. Impactaban con ellas haciéndolas perder el equilibrio y montando pilas de escombros llameantes. El sonido de la maza improvisada era como el de una bola de demolición, resonaba por la calle este mientras destrozaba los soldados de madera. Los que avanzaban sin miedo encontrándose con esa vorágine de golpes, y sobrepasaban a la calavera por los laterales, eran en su mayoría diezmados al acercarse a la zona de barricada posterior, por los miembros de villa fábula. Aunque las balas no parecieran afectar su carne, si perdían miembros, y eso hacía que su movimiento se dificultara enormemente. Al alzar la vista contra los portales, vimos aquellas figuras tan conocidas, supimos instintivamente lo que eran. Estábamos preparados para acechar, perseguir y destruir a cualquier miembro de su raza.

- Demonios. - escupimos por lo bajo, mientras con un último golpe, el torso de madera en llamas se deshacía contra más objetivos. El mar de marionetas era inacabable. Con una velocidad inusitada dimos una rápida ronda por el perímetro, contemplamos a lobo siendo más lobo que nunca. Sopló, sopló y pulverizó a algunos de esos seres. Sólo perdimos unos pocos segundos en la Calle Oeste, expulsando una lengua de fuego que prendió a la primera linea de marionetas, haciéndola caer, y provocando una pequeña confusión. Por el flanco sur, Planaria se lanzaba contra las criaturas, mientras Celsit auxiliaba a un herido, después de haber reducido a algunos de esos maniquíes a simples puñados de polvo. Volví a mi posición, mientras los violentos demonios gruñían desde lejos, con sus fétidos alientos impregnándolo todo. Gritaron, haciendo que los vidrios de las casas contiguas reventaran a causa de la intensidad de sus rugidos. Las habitantes de Villa fábula se vieron obligados a taparse los oídos, e incluso nosotros, acostumbrados a todo tipo de habilidades demoníacas, hicimos rechinar los dientes.

¿Qué podíamos hacer contra unos demonios de ese tamaño? Aprovecharlos en propio beneficio. Desde luego. Distracción y desequilibrio.


- ¡Retiráos!- espetamos a un pequeño grupo de habitantes que había salido de sus trincheras, intentando funcionar como apoyo. Sus ojos encendidos de ira se enfrentaron a las cuencas vacías del Ghost Rider, y por extraño que pudiera parecer, aquello les dio mas miedo que los seres de pesadilla que se les venían encima. - Valéis mas vivos. - dijimos, antes de ver como se retiraban tras sus parapetos. Nos sentimos más tranquilos al verlo, en parte porque no queríamos distraernos pensando en ellos. Trabajábamos mejor solos.

Atravesamos la nube de marionetas restantes, diezmada a causa del fuego y verse obligadas a pasar a través de los cuerpos de sus caídos, y nos dirigimos directos hacia los grandes demonios. Por norma general, casi todos los demonios son ignífugos al fuego natural, pero la magia del fuego del Ghost Rider, preparada para hacer estragos en esa raza en concreto, quizá pudiera hacerles algo. Nos elevamos de una manera totalmente antinatural sobre la espalda de uno de ellos, que gruñó al sentirnos encima. Con sus enormes brazos como martillos pilones se golpeó los hombros, intentando quitársenos. Saltamos entonces al mas cercano, que se vio obligado a intentar lo mismo. Luego al siguiente, y al siguiente. Dando bandazos, uno de ellos se empotró directamente con la pared, aplastándonos la mitad del cuerpo. Con un grito sobrenatural, el motorista quedó reducido a medio esqueleto y una nube de esquirlas de hueso. Arrastrándonos, conseguimos esquivar a duras penas los pisotones de las bestias, hasta que nos repusimos por completo. La rabia nos cegó en ese momento, mientras les veíamos intentar cargar contra las barricadas a base de manotazos.

No hay dolor. No hay descanso. Solo la IRA...

Cadenas salieron proyectadas de nuestra boca, enrollándose en torno a los tobillos de dos de ellos. Tiramos con fuerza mientras toda su altura retumbaba contra el suelo, chocando contra la esquina de un edificio a causa de la caída rompiéndose uno de los cuernos de cuajo y haciendo crujir bajo su peso monstruoso el hielo mágico que forraba el pavimento. La nube de humo que desprendían las marionetas cubrió la calle como una niebla, mezclado con la ceniza y el olor a pólvora. Los demonios gruñeron mientras intentaban mirar el origen de su desequilibrio. Una cadena como un arpón atravesó el ojo de uno de ellos, haciendo que el humor vítreo se vertiera desde la cuenca. Otro grito ensordecedor obligó de nuevo a los luchadores a taparse los oídos. La criatura daba cabezazos, tratando de sacar la cadena ardiente de su ojo, y al dar bandazos, sus cuernos arroyaron a algunas marionetas que quedaban intentando levantarse del suelo, donde habían sido aplastadas por los demonios. El motorista no se detuvo, continuó buscando que cayeran uno tras otro. Con sus cuerpos inmovilizados bloquearíamos el paso. Les obligaríamos a avanzar, poco a poco, hasta que tuvieran que colarse por los únicos huecos que había de entre todos los cuerpos de sus muertos.  

_________________
A TOMAR POR CULO YA CON LA PUTA FIRMA DE LOS COJONES.

Quien quiera ver la puta canción de mierda que quería poner, es esta: https://www.youtube.com/watch?v=1-xGerv5FOk
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Lobo Feroz
Villa Fábula
Villa Fábula
avatar

Mensajes : 1029
Fecha de inscripción : 24/05/2014

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   6th Noviembre 2015, 23:30

Las tres calles están casi limpias de soldados de madera: en mi calle tan sólo están los demonios, los cuales no he podido hacer volar con mi bufido. Necesito tener los pulmones más grandes para poder afectarles. La calle de Planaria y Sasha... uno de los que estaban en la trinchera se ha llevado a dos más para traer barriles de alcohol. No le va a gustar al tabernero verse sin sus preciados barriles, pero lo agradecerá cuando se levante por la mañana y pueda volver a su taberna. Levanto la cabeza para ver cómo les va y veo un montón de rayos, para luego ver salir despedido el cuerpo de Planaria por los aires, chocar contra una de las paredes de hielo y caer cerca de la barricada. No me preocupo por su estado porque sé de sus capacidades sobrenaturales, por así decirlo, pero eso significa que los demonios los han hecho retroceder, y aún les quedan soldados de madera que les dan guerra. Y por la otra calle... la otra calle no veo que tengan problemas con los demonios, pues todos tienen su atención sobre la pequeña ghostrider.

Aún con mi forma de lobo bípedo, me acerco en dos saltos hacia Blanca, gruñendo por la necesidad de volver a mi frente.

- Blanca, ¿tienes a localizada a tu hermana?
- Si, me ha dicho que está al caer.
- Bien, en cuanto llegue que se prepare: la vamos a necesitar. Y contacta con Cenicienta. Dile que empiece antes de tiempo.
- Entendido. - Dicho ésto Blanca se lleva el comunicador a la boca y la escucho hablar con Cenicienta. No tardo en escuchar el primer disparo y me giro: uno de los demonios de la calle de la pareja de mutantes ha caído al suelo al doblarse de forma extraña su rodilla, pero no está muerto. Cenicienta les brinda apoyo con su francotirador mientras no la descubran. Yo... yo tengo que ponerme serio.
- ¡TODO EL MUNDO ATRÁS! - les grito a los que estaban fuera de la trinchera, saltando por encima de sus cabezas y cambiando a mi forma de lobo. Caigo con todo mi peso contra el pavimento congelado y gruño a los demonios, ahora mucho más bajos que yo.
Si se trata de fuerza bruta, voy a necesitar ser más grande, tener los dientes más fuertes y derribarlos con mis piernas. No tengo mucho tiempo: pueden salir más de ellos de ese portal así que... a por todas.

...

Mientras en las otras dos calles, los portales brillan y salen tres demonios de cada portal. En la calle de los mutantes han conseguido hacer recular a Planaria de un golpe por cargar contra ellos directamente. Los relámpagos funcionaron, pero solo los paralizaron durante unos segundos. Y la calle de Ghostrider... se le acumula el trabajo.

_________________
AVISO:
 


¿Sabes por qué tengo unos ojos tan grandes? Para verte mejor. Así que cuidado con lo que haces.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Planaria Glámez
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 698
Fecha de inscripción : 23/04/2014
Edad : 27
Localización : En alguna pastelería comiendo chocolate, seguro

Ficha de Personaje
Alias: Positrón
Nombre real: Planaria Glámez
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   7th Noviembre 2015, 13:40

Con un fuerte puñetazo, uno de los demonios me mandó volando contra el muro de Sasha. ME estrellé contra él con un golpe seco y caí deslizándome al suelo. Noté un ardiente dolor en la espalda y me la crují al estirarme. No me había roto nada milagrosamente, pero sí tendría un par de buenos moratones. Mis relámpagos parecían hacer efecto. Al menos los dejaban aturdidos y atontados unos segundos. Desgraciadamente luego volvían a la carga. Tenía que pensar en algo más. No podía estar solo dependiendo de mis rayos para aturdirlos y luego... Un disparo que resonó por todos lados y uno de los demonios cayó al suelo con la rodilla doblada de manera muy extraña. Había visto demasiadas heridas de bala y de alto calibre como para no reconocerlo. Yo mismo había sufrido en mis carnes más de un balazo semejante. Dolían los hijos de puta que no os hacéis una idea. Las balas de francotirador están pensadas para penetrar y destrozar. Las de alto calibre de hecho podían volarte un miembro sin problemas. Me apoyé en mi arma y me levanté con una sonrisa. Los rayos sólo los aturdían, pero acababa de ver algo que podía servirme.

Escuché a Lobo rugir en la calle de al lado. También él tendría tarea para rato. Apreté el Catalizador y me dirigí hacia él. Esperaba que Sasha estuviese bien. Seguro que lo estaba. Y la pequeña igual. Había visto a ambas luchar y sabía de lo que eran capaces. Eran fuertes y valientes, y no se rendirían fácilmente. Me puse cerca de los demonios pero no lo suficiente como para que me alcanzasen con sus brazos y garras de nuevo.

- Aún tengo muchas trucos que enseñaros, cabronazos. Además, no creo que sus huesos resistan un fuerte golpe de titanio.- Le seguí a la pelea, lanzando potentes descargas contra ellos, ahora desde una posición más alejada y segura. Mis relámpagos les recorrían el cuerpo, haciendo que muchos se doblasen por el dolor. No podíamos mostrar debilidad en ese momento. Teníamos que dar el todo por el todo. Nuevos disparos resonaron a nuestro alrededor, provocando que algún que otro demonio cayese al suelo presa del dolor. Aproveché que eran grandes y algo lentos para escurrirme entre sus piernas a toda velocidad. Cargué mi arma con fuerza, enganchando el cuello de uno de ellos, quedando atrapado dentro del extremo con el que pegaba. Me impulsé con fuerza, saltando sobre él, haciendo que girase la cabeza con un ángulo raro antes de caer al suelo desplomado. No sabía si me lo había cargado o lo había dejado inconsciente, pero no tuve mucho margen para comprobarlo, ya que un fuerte golpe seco me dio en el costado, lanzándome de nuevo varios metros por el aire. Esta vez sí que pude notar como dos de mis costillas se habían fragmentado debido al impacto. Apreté los dientes mientras me regeneraba. El demonio se acercó a mí a toda velocidad, dispuesto a aplastarme como a un insecto. Clavé mi arma contra el suelo y la usé para frenar el golpe. Su puño se estrelló contra el extremo del Catalizador. Conseguí que no me aplastase, y electrocuté al demonio con una fuerte descarga directamente de mi arma. Se separó gritando y llevándose la mano a la otra.

- Sois unos hijos de puta muy pero que muy duros.- Y de nuevo a pelear, saltando contra él para atizarle con todas mis fuerzas en todo el cráneo.

_________________
Nothing lasts forever, and we both know hearts can change...

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Sasha Triger
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 540
Fecha de inscripción : 10/01/2014
Edad : 24
Localización : Busca la X en el mapa

Ficha de Personaje
Alias: Celsit
Nombre real: Sasha Triger
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   9th Noviembre 2015, 23:28

Apoyé la palma de mi mano sobre la herida haciendo presión para notar el dolor, tal vez mortificarme. Luego la solté y me quedé más tranquila. Sería capaz de aguantarlo. Me puse en pie para avanzar firme y reducir a cenizas a unos cuantos hombres más, pero justo escuché el grito de Lobo indicando que permaneciésemos en la barricada, pero me preocupaba lo peligrosamente cerca que estaban.

Estaba acostumbrada a la libertad que las misiones te permitían, dentro de estar al mando de alguien. Todo eran cuestiones de conducta. Y se confiaba en la actitud de uno y otro. Ahí las cosas eran bien distintas... Desde arriba se controlaba todo y yo sólo era... alguien más. Un soldado de madera pero de nuestro bando. Y no era una sensación que me hiciese sentir bien.

Pero no era el momento para eso. Necesitaba hacer algo útil hasta que recibiese la siguiente orden, aquí intentar locuras podía costarte la vida, y nadie quiere eso. Agarré la cadena con las cintas con una mano. Até a un extremo uno de los sacos que servían para la barricada y desde detrás de la misma empecé a describir un círculo en órbita, como con un mangual medieval, pero con un final en llamas. Describí poco a poco un movimiento circular sobre mi cabeza, con el cuerpo pegado a la barricada hasta que lo lancé y conseguí colar el saco en medio de la multitud de hombres de madera. En un extremo el saco en llamas, en el otro extremo, yo. Apliqué todo el calor que pude a la tela y a las cadenas de tal manera que cada muñeco que rozase el saco o la cadena y la cinta estallaría. Esperaba que de verdad surtiera efecto... No había muchas más opciones pero aun así busqué a mi alrededor por si necesitaba ese "algo más" que la sacase del aprieto.

_________________
I´ve battled demons that won´t let me sleep...



Firebrick
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Kim HwaJae
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 279
Fecha de inscripción : 07/01/2015

Ficha de Personaje
Alias: Tortita
Nombre real: Kim HwaJae
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   11th Noviembre 2015, 01:11

En nuestra zona, los soldados de madera estaban mermando rápidamente al grito desesperado de "Destripad a los sacos de carne", aunque pocos de ellos cumplieron sus objetivos, si quiera alcanzando a los soldados que se mantenían o bien tras las barricadas o tras los improvisados parapetos. En el frenético avance de los demonios arramplaban con los restos de sus congéneres sin muestra alguna de ayuda. El fantasma pudo ver con claridad como más demonios emergían del portal, mientras que los dos que quedaban en pie luchaban por avanzar pisando los restos de algunos otros que aún parecían moverse en el suelo, torsos de madera seccionados que acababan crujiendo bajo el peso de las piernas monstruosas de los demonios.

Con los demonios que manteníamos atados por los tobillos aceleramos arrastrándolos con fuerza, ejecutando un derrape arriesgado, subimos en vertical por una pared colindante, dejando que la inercia actuara a modo de péndulo, y lanzando a los dos demonios contra los tres que acababan de salir, impactándolos de lleno y tirándoles al suelo, produciendo así unos valiosos segundos que sirvieron para replegarnos, a la voz de lobo, que ya se había transmutado en una figura aún mas impresionante que la que había adquirido la primera que le habíamos visto en acción.

Permitiendo tiempo a todos para que volvieran al parapeto principal, nos acercamos hacia lobo a una velocidad vertiginosa, localizando su figura negra junto a una mujer que nos miraba con cierto temor. No nos sorprendía nada su reacción. Por mucho que lucháramos juntos, nuestra naturaleza era mas fuerte que su convencimiento de que estábamos en su mismo bando.


- Los portales. ¿Hay modo de cerrarlos?- preguntamos, con sequedad y un tono neutro que parecía impropio de alguien que estaba viviendo semejante situación. No nos gustaba mezclarnos con magia, pero tampoco podíamos evitarla, y a menudo lo que se empieza se puede acabar.

_________________
A TOMAR POR CULO YA CON LA PUTA FIRMA DE LOS COJONES.

Quien quiera ver la puta canción de mierda que quería poner, es esta: https://www.youtube.com/watch?v=1-xGerv5FOk
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Lobo Feroz
Villa Fábula
Villa Fábula
avatar

Mensajes : 1029
Fecha de inscripción : 24/05/2014

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   29th Noviembre 2015, 19:09

Éstos demonios son duros, muy duros. Incluso con mis zarpas y mis fauces me cuesta destrozar su carne y quebrar sus huesos. Siento dolor en uno de mis costados cuando uno de esos seres consigue saltar sobre mi lomo y me golpea con fuerza y saña. De inmediato salto con mi cuerpo hacia el mismo costado e impacto al demonio contra la pared de eterno cristal, pintando de oscuro rojo el edificio. Una pequeña mancha en comparación al tamaño del edificio, y una muerte insignificante teniendo en cuenta que por cada dos demonios que mataba en aquella calle, tres más aparecían por el portal. Si seguíamos así, nos acabarían sobrepasando.

Aprovechando un pequeño descanso salto por encima de la barricada y me acerco a donde está Blanca. Su rostro me lo dice todo cuando ve la sangre en mi cuerpo, pero no tengo tiempo para decirle que no es mía: necesito descansar un poco para volver a la batalla.
Aprovecho el momento para observar cómo van las otras dos calles: en la de la pareja de mutantes, Sasha domina la situación con sus cadenas y su fuego, quemando muchos soldados de madera. Veo que unas cuantas fábulas pasan uno de los barriles de alcohol al otro lado de la barricada y lo tiran donde las llamas de Sasha, para que prendieran una gran cantidad de soldados. Y mientras Plana parece tener serios problemas con los demonios. Espero que el apoyo de Cenicienta con su fusil de francotirador le sirva para sobrevivir.
Una llama se acerca a toda velocidad hacia Blanca y a mí. Ghostrider tiene la situación algo más controlada, pero sigue habiendo muchos demonios. Demasiados.

- No lo sé. Es la primera vez que veo unos portales como éstos, sin un círculo de piedras ni nada por el estilo. El piso 13- me callo cuando un leve resplandor violeta empapa las tres calles a la vez, y no puedo creerlo cuando veo lo que veo: los portales... ya no están. ¿Qué ha pasado? No puede ser que hayamos tenido tanta suerte como... O tal vez El Adversario... No, no es tiempo de dudar, de divagar. Acabamos de ganarnos una ventaja que hasta ahora no teníamos: la limitación en el ejército enemigo. - ¡LOS PORTALES HAN DESAPARECIDO! ¡CARGAD CON TODO! ¡ACABAD CON ELLOS! - No podemos abandonar ésta oportunidad y, esperando que Ghostrider haga lo propio, de un salto vuelvo a mi calle para terminar el trabajo, ésta vez apoyado por las fábulas: fábulas convertidas en sus formas verdaderas, armadas con armas mágicas, disparando con armas mundanas... Es tiempo de nuestro contraataque. Es tiempo de terminar con ésta pelea.

_________________
AVISO:
 


¿Sabes por qué tengo unos ojos tan grandes? Para verte mejor. Así que cuidado con lo que haces.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Planaria Glámez
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 698
Fecha de inscripción : 23/04/2014
Edad : 27
Localización : En alguna pastelería comiendo chocolate, seguro

Ficha de Personaje
Alias: Positrón
Nombre real: Planaria Glámez
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   30th Noviembre 2015, 18:22

Esos demonios eran un auténtico dolor de muelas. Me costaba horrores acabar con ellos, aunque por suerte la francotiradora estaba haciendo bien su trabajo. CAda vez que alcanzaba a uno corría a rematarlo, partiendo su cuello, arrancándole la cabeza, lo que fuese. Un par de arcadas me llenaro la boca de bilis. Después de todo, ver tanta sangre nunca es agradable. Poco a poco íbamos acabando con los demonios. Miré por encima del hombro tras sentir una oleada de calor que sólo podía ser fuego para ver qué era. Estaba convencido de que sería Sasha, y aunque sabía de sobra que ella era ignífuga, una pequeña sensación de peligro me recorrió toda la espina como un calambrazo frío. Las fábulas le pasaban barriles de alcohol que usaba como proyectiles, convirtiendo casi instantáneamente a los soldados de madera en humeantes montones de carbón y cenizas. Los demás luchadores habían abandonado su aspecto humano y se mostraban como las criaturas mágicas que eran. Lobo estaba más allá, en el centro de todas las calles, cubierto en sangre. Un rugido captó mi atención de nuevo y esquivé justo un garrotazo del tamaño de un coche. Por los pelos. Miré al demonio a la cara con los dientes apretados.

- ¡Ten más cuidado con eso atontao! ¡Casi me das!- Sonreí con suficiencia mientras el monstruo rugía y volvía a levantar su arma. Pero cuando la tenía en lo alto un nuevo disparo le atravesó el cráneo, dejándolo fuera de combate al instante, cayendo al suelo pesadamente. Me paré un momento a recobrar un poco el aliento. Estaba usando muchísimo de mi poder, ya no sólo para electrocutar a esos malditas criaturas, sino para regenerar las heridas y golpes que sufría. Tenía un hambre que bien me habría comido un cordero sin dudarlo. Me sequé las gotas de sudor de la frente con el dorso de la mano y volví la vista de nuevo hacia el origen de los demonios. Apreté los dientes, moviendo ligeramente mi arma y cargué una vez más contra aquellas criaturas.

Todo sucedía a cámara lenta. Los disparos, los rugidos, las gotas de sangre que salían despedidas de las heridas que se abrían en la carne, las flechas y conjuros que sobrevolaban a mi alrededor... Aquella batalla era como una guerra. Podía sentir los latidos de mi corazón en las sienes, los sonidos lejanos de las armas al dispararse, el olor a fuego, humo y muerte. El sabor a hierro aparecía en mi boca de vez en cuando, pero se iba tan rápido como llegaba. No sabía si sería capaz de aguantar mucho más contra aquellos demonios. Era cuestión de tiempo que consiguiesen romper la primera línea en la que yo me encontraba, y Dios sabe qué sucedería entonces. Sin embargo, un fogonazo de color morado vino desde el final de la calle, obligándome a cubrirme los ojos para no quedar ciego. Cuando los volví a abrir, los portales habían desaparecido. Tal cual. Ya no estaban allí. Escuché el grito de Lobo a mis espaldas instándonos a que avanzásemos sin cuartel, y llenando el catalizador de relámpagos morados corrí hacia un demonio que rugía con fuerza. Escalé su cuerpo a toda velocidad y metí la mano de lleno en su boca. Noté los dientes clavarse en mi carne y apreté los míos aguantando como podía el dolor. Tenía su lengua cogida de lleno, y le propiné una descarga tal que podría haber iluminado una manzana entera. Cayó redondo, humeante, achicharrado por mis poderes. Yo me llevé la mano contraria a la herida, escapándoseme algunas lágrimas de los ojos. Al cabo de unos segundos las heridas desaparecieron y me encontré perfectamente de nuevo. No podíamos rendirnos. No ahora que teníamos esa oportunidad.

_________________
Nothing lasts forever, and we both know hearts can change...

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Sasha Triger
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 540
Fecha de inscripción : 10/01/2014
Edad : 24
Localización : Busca la X en el mapa

Ficha de Personaje
Alias: Celsit
Nombre real: Sasha Triger
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   1st Diciembre 2015, 19:48

El sonido de las llamas resistiendo al viento era lo único que escuchaba. Veía los barriles desaparecer a mi alrededor para estallar en frente de mí. Hábil, muy hábil. Los soldados de madera no avanzaban mucho en nuestra calle. Eran fáciles de mantener a raya con mi poder, pero lo de los demonios y portales ya me preocupaba más. Empecé a pensar mientras seguía en la acción. ¿Había manera física de bloquear esos portales? ¿Con un taponamiento simple? ¿A qué había que recurrir si no?

Fue entonces cuando un fogonazo de luz violeta me hizo entrecerrar los ojos con el ceño fruncido, retirando el rostro de mi objetivo haciéndome parar para no herir a nadie. Nunca se debe tener un arma sin mirar.
Cuando la situación se calmó y antes de poder enfocar la vista escuché el gruñido de lobo por encima de mí, diciendo que era el momento para aprovechar la ventaja. Fijé mi vista al frente. Era el momento. Me alejé de la barricada y de todos los seres que me rodeaban. Corrí en dirección a la masa de hombres de madera que quedaba. Por una vez como hacía mucho que no hacía, estaba dejando relucir mis poderes al cien por cien. Estaba poniendo lo que era el modo fácil para mí, hacer estallar todo lo que toco. Pequeñas chispas de gas caliente salían de mi cuerpo envuelto en una llama inmensa y danzante en espiral de los tobillos a la cabeza. Me coloqué la cadena y la cinta de nuevo en los hombros y extendí los brazos al llegar a mi altura. Todo lo que iba tocando estallaba antes de darme tiempo a ofrecerme resistencia. Era como un cuchillo cortando mantequilla, me abría paso entre crujidos que convertían esos espectros en montones de ceniza en cuanto rozaban una mínima parte de mi cuerpo. Con el escuadrón dividido en dos, las fábulas lanzaban barriles a la mitad derecha, que estallaban con el camino de llamas que había abierto y yo me detuve al final de esa horda, dándome la vuelta y quedándome con la mitad izquierda para hacer un camino de vuelta, otra carrera, que les convirtiese también en polvo. Jadeé un par de veces acelerada y volví a correr. Escuché las metralletas dispararme, pero en ese modo era imparable. Noté el choque de tres balas en mi abdomen, no más intensas que un balazo de airsoft de cerca, ya que antes de poder hacerme más se fundieron derritiéndose por mi abdomen y muslos. Corrí hasta el final de lo que quedaba de horda, volviendo a mi puesto en la trinchera, dejándome caer tras la protección, tirada en el suelo con la respiración ultra acelerada. El fuego se apagó y dio paso a una hipotermia terrible, no dañina para mí, pero algo alarmante para quien no me conociera. Mi piel se volvió violácea y pequeños resquicios de escarcha invadieron los bordes de mi rostro y la nariz. Creo que lo más perturbador era el rostro de calma que tenía. Simplemente descansé con las manos apoyadas en mi abdomen, con ciertas zonas congeladas de mi cuerpo con la piel algo más pálida de lo normal. Estaba bien... sólo necesitaba tiempo.

_________________
I´ve battled demons that won´t let me sleep...



Firebrick
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Kim HwaJae
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 279
Fecha de inscripción : 07/01/2015

Ficha de Personaje
Alias: Tortita
Nombre real: Kim HwaJae
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   12th Diciembre 2015, 00:01

La conversación no pudo alargarse mucho mas. Tras un fogonazo violáceo que llenó hasta el último recoveco de las calles, los portales desaparecieron. Había dicho algo acerca del piso trece, pero no hubo tiempo de preguntarle, cuando los portales se cerraron, se lanzó a la batalla, enfurecido y cubierto de sangre. Apretamos los dientes haciéndolos crujir, y volvimos a lanzarnos de vuelta a nuestra calle. Sobre nuestras cuchillas de fuego, zigzagueando entre las pilas de cuerpos calcinados en los que se habían convertido la mayoría de soldados de madera, cargamos junto con un ejército de fábulas que se unieron a la orden bajo el mando de su líder, Lobo.

En el momento en que encarábamos la calle...

Me vi saltando sobre los restos, a varios metros del suelo, mientras mis pantalones de rodilleras rotas se sacudían sobre mi tutú. Sentí un instante de pánico al ser consciente de que no estaba transformada. El vértigo que me producía esa perspectiva estuvo amenazando con hacer que me desmayara. Cerré los ojos mientras la gravedad empezaba a hacerme efecto y notaba mi cuerpo pesado de nuevo, tragué saliva, a pesar de tener la boca seca, como si fuera una bola de hormigón. Empecé a caer, mientras notaba el pulso martilleándome los oídos.

- No me dejes ahora.- murmuré para mí misma.

Con tres fogonazos momentáneos, como los de un motor que trata de arrancar, nuestra figura emergió del interior de un meteorito de fuego que se precipitaba sobre la calle. Clavamos nuestras piernas sobre el cráneo de uno de los demonios, que se partió como si fuera una sandía, pero nosotros no estábamos manchados. Cualquier resto de sangre o suciedad simplemente ardía al contacto con el fuego demoníaco que nos alimentaba.

Esquivando proyectiles de nuestros aliados, y golpes brutales de los enemigos, nos dispusimos a acabar hasta con el último de ellos, impulsados por la fuerza de nuestra reacción. Saltamos contra la pared, y tomamos impulso en ella golpeando con el codo a uno de los demonios, haciendo que se desequilibrara y cayera al suelo. Agarrándolo de la cabeza, lo levantamos sobre nuestra escasa altura, lanzándolo contra otro que amenazaba con golpearnos con un enorme bastón nudoso. Al aterrizar uno de ellos se partió el cuello con un terrible crujido. Propulsándonos con nuestras piernas, avanzamos hasta el otro que estaba tirado en el suelo, intentando quitarse de encima el cadáver, agarramos uno de los cuernos y lo arrastramos, con tal fuerza que pronto no nos quedó en las manos nada más que una cabeza sesgada y chorreante, y unas cuantas vértebras colgando del agujero.

Viendo que en nuestra calle la batalla seguía, dimos una nueva vuelta de reconocimiento. A medida que avanzamos, colocamos la cabeza cortada en posición de lanzamiento, como si se tratara de un proyectil, y la arrojamos en una parábola sobre nosotros. La cabeza avanzó sobre las huestes a las que lobo había tenido que enfrentarse y golpeó de lleno a uno de los demonios, que cayó al suelo con su propio cráneo abierto. Nuestros ojos contemplaron la situación de todas las calles de nuevo, observando el gran trabajo que había hecho Sasha, y el que continuaban haciendo. La batalla no había acabado, pero tenían la ventaja. Ya no había promesas de un ejército infinito. Ahora se trataba más de una labor de exterminio.

Aunque por algún motivo, tuvimos un mal presentimiento. No era de extrañar. Siempre nos ocurría cuando se trataba de demonios.

_________________
A TOMAR POR CULO YA CON LA PUTA FIRMA DE LOS COJONES.

Quien quiera ver la puta canción de mierda que quería poner, es esta: https://www.youtube.com/watch?v=1-xGerv5FOk
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Lobo Feroz
Villa Fábula
Villa Fábula
avatar

Mensajes : 1029
Fecha de inscripción : 24/05/2014

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   18th Diciembre 2015, 18:02

Con el cierre de los portales, a las fábulas les entró el coraje impulsado por la rabia de a quien le invaden su territorio y destrozan sus casas. Con la desaparición de los portales terminaron por fin esas interminables oleadas de soldados de madera y posteriormente, demonios. Por fin teníamos una oportunidad para retomar lo que era nuestro y terminar de una vez por todas con aquella guerra. Así que, cogimos esa oportunidad.

- ¡Las barricadas del este! ¡Que los trolls rodeen a los demonios y los encierren! ¡Barricadas del oeste! ¡No os pongáis en el camino de la calavera en llamas! ¡VOSOTROS! ¡ECHAD TODOS LOS BARRILES!

Grité órdenes a diestro y siniestro mientras volvía a mi calle para defenderla de los demonios que aun quedaban. La calle de la pareja de los mutantes estaba más que bien llevada con las llamas de Sasha reduciendo a cenias los soldados de madera restante y Planaria enfrentándose a los gigantescos demonios. Ghostrider está claro que nos saca ventaja a todos en cuanto a experiencia contra demonios. Los estaba fulminando uno a uno, y esos poderes que tiene salta a la vista que están diseñados para acabar con los seres del inframundo, sean del mundo que sean.
Salto por encima de las fábulas una vez más, dejando a Blanca que se encargue del centro del cruce frente al Bosque y que traten a los heridos así como la redistribución de nuestros "soldados". Caigo sobre un demonio que tenía delante y estrujo su cabeza contra el duro hielo del suelo. Salpica por mi larga pata y gruño al encontrarme de cara con el resto. Avanzo dispuesto a destrozarlos a dentelladas pero me paro de golpe.
Algo va mal. Algo va muy mal.

- ¡Quietos todos! - grito a mis compañeros para que me escuchen por el resto de las calles. Los demonios, que antes atacaban con tanto ímpetu de repente se detienen, y empiezan a temblar. No me gusta ni un pelo. - ¡Todo el mundo! ¡Retroceded! ¡RETROCEDED! - grito de nuevo con todas mis fuerzas cuando veo que los símbolos en los cuerpos de los demonios brillan con un fulgor dañino para los ojos. No voy a ser capaz de girarme a tiempo y correr así que salto hacia arriba y hacia atrás, justo en el momento que lo veo: los demonios estallan en una inmensa explosión. La luz nos ciega y el fuego se acerca a nosotros. Joder...

_________________
AVISO:
 


¿Sabes por qué tengo unos ojos tan grandes? Para verte mejor. Así que cuidado con lo que haces.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Planaria Glámez
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 698
Fecha de inscripción : 23/04/2014
Edad : 27
Localización : En alguna pastelería comiendo chocolate, seguro

Ficha de Personaje
Alias: Positrón
Nombre real: Planaria Glámez
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   21st Diciembre 2015, 10:23

Menuda paliza me estaba cayendo. Sí, vale, yo estaba atizando a los demonios con mi arma y con buenas descargas, pero cada vez que ellos me daban un puñetazo, una patada o un revés con sus armas o manos era como estrellarse contra un camión. Salía disparado constantemente, rechazado por ellos, chocando contra una farola que me partía la columna, la pierna o las costillas. Unos segundos de dolor intensísimo, arrodillado y retorciéndome en el suelo y ale, otra vez a pegarme con aquellas mierdas. Vomité un par de veces, tanto sangre como bilis, y hubo un momento donde tuve que quedarme tendido boca arriba un par de minutos debido a un golpe en la cabeza que me hizo ver las estrellas. Joder, no sabía el tiempo que podría aguantar contra los demonios, por mucho que los portales estuviesen menguando. Las fábulas se echaron sobre ellos, y lentamente les hicimos retroceder. Bueno, al menos un pequeño respiro. Sin embargo, escuché los gritos de Lobo por encima del caos general, diciendo que nos alejásemos, que retrocediésemos. ¿Por qué? Pero entonces vi a los demonios brillar con un fulgor sospechoso y horrible. Vale, no hacía falta ser una lumbrera para saber lo que iba a pasar.

- ¡Vamos, vamos, vamos, todo el mundo fuera! ¡Venga joder, venga!- Comencé a tirar de gente en dirección a la protección del medio de las calles, ayudándoles a avanzar. Algunos se tropezaron y cayeron, y saqué fuerzas de donde no tenía para levantarles. Me volví hacia los demonios justo para ver como estos explotaban, creando unas enormes llamaradas que se dirigían hacia nosotros. No íbamos a llegar ni de coña antes que las llamas. Abrí los brazos todo lo que pude y, colocándome el último de todos, creé aquellos escudos eléctricos que tantas veces me habían protegido de llamas, explosiones y proyectiles. Sin embargo, este era un fuego distinto, y aunque fui capaz de bloquear gran parte de este, algunas lenguas consiguieron penetrar, abrasándome por completo de arriba a abajo. El dolor fue horrible. De todos los sufrimientos y heridas a las que jamás me había enfrentado, las quemaduras eran con diferencia las peores. Ser quemado vivo era un sufrimiento incomparable a ningún otro, pero aquel fuego además era como ácido, como sal sobre las heridas, no me había enfrentado a nada así en mi vida. El dolor me recorrió cada célula del cuerpo.

Aguanté un par de segundos, lo suficiente como para frenar gran parte del fuego y caí al suelo, desplomándome completamente chamuscado y humeante. No tenía fuerzas ni para llorar ni para orinarme encima. Estaba seguro de que me había evaporado las lágrimas. En mis manos podía verme los huesos de las palmas, y no tenía ni fuerza para gritar de dolor. Sentí como alguien me agarraba por la pierna para arrastrarme seguramente, y noté como la carne se resbalaba entre sus dedos, desprendiéndose de mi cuerpo, con un dolor que hizo que me desmayase. Todo se volvió negro, frío y silencioso. Era la calma que precedía a la tempestad. Sólo necesitaba unos minutos. Solo unos... Minutos...

_________________
Nothing lasts forever, and we both know hearts can change...

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Sasha Triger
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 540
Fecha de inscripción : 10/01/2014
Edad : 24
Localización : Busca la X en el mapa

Ficha de Personaje
Alias: Celsit
Nombre real: Sasha Triger
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   22nd Diciembre 2015, 02:23

Respiré poco a poco mientras el color de mi piel se volvía el moreno habitual y empecé a incorporarme hasta ponerme en pie. Le eché un vistazo rápido a la herida del muslo, que sangraba demasiado escandaloso para lo que era realmente. Cuando me puse de pie agité la cabeza y escuché sobresaltada la orden de Lobo. - ¿Echarnos atrás, qué...?- giré la vista a los demonios y vi a Plana correr hacia aquí y aunque fuese desconsiderado o me metiese en algún problema por ello, desobedecí e hice lo contrario que todo el mundo. Corrí hacia él todo lo que pude, huyendo de la barricada, pero no llegué a tiempo. Me detuve viendo cómo delante de mí cubría a gente que siguió corriendo y se quedaba él sólo, viendo cómo gotas y fragmentos de su piel caían al suelo. Cuando la explosión se calmó, y soportando al onda expansiva como pude, permanecí ahí para luego correr hacia él, apartando a quien intentaba tocarle. -¡¡¡SUÉLTALE!!- dije llegando a su lado, haciendo que este le soltase de golpe. Estaba destrozado, desfigurado y con una expresión de dolor imborrable. Me eché a llorar sólo con los ojos, inundando mis mejillas y me senté a su lado. -Ya está... estoy aquí... Estoy... aquí...- enfrié mis manos y repasé su cuerpo a unos dos centímetros de su piel, como acariciándole sin tocarle para que el frío le calmase o le anestesiase lo suficiente durante la regeneración. Estaba angustiada, nerviosa y colérica. ¿¡POR QUÉ COJONES SE TENÍA QUE HACER SIEMPRE EL HÉROE!? Las lágrimas seguían cayendo, sabía que no le iba a pasar nada, pero ver cómo la persona a la que amas se derrite delante de ti no suele ser agradable nunca. -Idiota...- me sequé las lágrimas y esperé a que estuviese completamente regenerado, a su lado, pero ya inconsciente.

Pasé mis brazos uno por debajo de sus rodillas y el otro por su espalda, cargándole en un gesto rápido. -Eres un Idiota Caminé a la barricada con él en brazos. - No os preocupéis... Está bien pero me gustaría poder dejarle en una cama. Sólo necesita reposar un poco y estará como nuevo.- vi sus párpados bien cerrados mientras sentía el miedo que sentía siempre que le pasaba algo dañino con su cuerpo. ¿Y si no se regeneraba esta vez? -Voy a encargarme del fuego, cuidad de él...- y quedándome mirándole más segundos de los que pretendía, me di la espalda y eché a correr a las llamas que avanzaban, haciéndome unas suelas de hielo en las zapatillas pisando por completo extinguiendo el fuego a mis pies, pasando por toda la superficie incendiada. Utilicé la ira que se me había acumulado hacia Plana por su estúpido carácter heroico para correr más rápido y pisar más fuerte.

_________________
I´ve battled demons that won´t let me sleep...



Firebrick
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Kim HwaJae
Eldritch
Eldritch
avatar

Mensajes : 279
Fecha de inscripción : 07/01/2015

Ficha de Personaje
Alias: Tortita
Nombre real: Kim HwaJae
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   28th Diciembre 2015, 23:20

Lo sabíamos. Siempre había algo. Siempre había una salida, por muy retorcida que resultara, por la cual ellos se acababan saliendo con la suya. La advertencia que vino a continuación no hizo sino corroborar el presentimiento que habíamos tenido, y que nos había forzado a detenernos durante unos  segundos. Observamos como la piel de esas criaturas se volvía incandescente.

- ¡ATRÁS! ¡TODOS ATRÁS!- gritamos coléricos, mientras volvíamos, intentando levantar a los caídos en el proceso. No tendríamos tiempo para salvarlos a todos, y lamentablemente, otro de nuestros innumerables defectos era que a diferencia de los demás, no podíamos utilizar nuestro cuerpo a modo de escudo porque era demasiado pequeño. Valorando las opciones, no pudimos hacer otra cosa. Nos acercamos a toda velocidad a los que quedaban mas alejados, y con toda la rapidez de que fuimos capaces, las cadenas de fuego se impulsaron desde nuestra boca, y les rodearon por completo. Con gritos angustiosos, cayeron al suelo. Las lenguas de fuego les pasaron por encima mientras el resto intentaba alcanzar la barricada, y nosotros los dejábamos atrás. Nuestro fuego podía controlarse para ser inocuo, o para quemar como el mismísimo infierno, pero nuestras cadenas por tanto eran ignífugas. Nos colamos por la barricada, mientras la lengua de fuego se acercaba a nosotros. Hasta que no pasara la deflagración no sabríamos si nuestro intento habría dado resultado o no. Dentro los heridos permanecían tirados, y otros, resollaban intentando recobrar el aliento que habían perdido en la carrera por la retirada.

Nuestros ojos se fijaron en el cuerpo carbonizado que permanecía tirado en una camilla. Nuestros ojos fueron capaces de percibir aún la vida en él, pero la parte mas interna y humana que residía en nuestro portador presenció eso como un horror inimaginable. El sufrimiento que debía estar padeciendo ese hombre debió matarlo al instante, pero estaba vivo. Sasha dijo entonces que podría reponerse, y nosotros supimos que era cierto. La Mujer salió de nuevo de la barricada, dispuesta a apagar el fuego con su poder, y mientras desde sus zapatos se iban abriendo franjas de hielo, nos acercamos a lobo.


- No puedo combatir fuego con fuego. - musitamos, mientras nos asomábamos para comprobar la situación. Si había alguien herido o vivo, iríamos a por él y lo traeríamos al interior de la barricada. Aún desconocíamos quien era nuestro contrincante, pero su poder era grande y había causado demasiadas bajas y sufrimiento.

Suficientes como para ser juzgado y condenado con la mirada de castigo.

_________________
A TOMAR POR CULO YA CON LA PUTA FIRMA DE LOS COJONES.

Quien quiera ver la puta canción de mierda que quería poner, es esta: https://www.youtube.com/watch?v=1-xGerv5FOk
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Lobo Feroz
Villa Fábula
Villa Fábula
avatar

Mensajes : 1029
Fecha de inscripción : 24/05/2014

MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   29th Diciembre 2015, 14:49

Corremos, apartándonos de los demonios. Los restos de los soldados de madera crujen bajo nuestros pies. Manos, cabezas, cuerpos destrozados de madera se agrietan a nuestro paso. Mi cuerpo es más grande, con unas patas más largas y sobretodo, corro sobre cuatro y no sobre dos, por lo que en dos bramidos y un salto me coloco tras la barricada, justo en medio del cruce, delante del Bosque. Me da tiempo a observar la situación: por las tres calles se nos acercan unas llamas que me ponen los pelos de punta. No es un fuego normal y corriente.
Tomo aire. No voy a permitir que las llaman nos alcancen. Huelo en el ambiente la carne chamuscada de los que no han podido correr, y si no hago algo habrá más víctimas. En ese momento veo una luz azul eléctrica en la calle de los mutantes, y siento que el cuerpo de Planaria se está quemando. ¡Maldición! No puedo perder más tiempo.

Soplé y soplé, intentando controlar lo mejor que pudiese la fuerza y la dirección. Son tres soplidos, directos y cortos. Lo suficiente como para echar atrás las llamas que se nos acercan. Tres cortas ráfagas lo suficientemente fuertes para que pudieran ponerse el resto a salvo y que no llegaran hasta el cruce.
Me siento aliviado cuando las llamas cesan, y sólo quedan unas cuantas diseminadas por las calles. Me noto cansado, agotado, pero no puedo desfallecer. Ahora viene lo peor de toda guerra: las conclusiones.

Veo a Sasha junto a Plana, chamuscado. Aun puedo escuchar el latido de su corazón y Sasha comenta que se recuperará, mientras se dedica a apagar las llamas que quedan. Ghostraider se me acerca y se escusa. Niego con la cabeza. Ya ha hecho bastante, no hace falta que se involucre más si no puede o no quiere. No tengo que pedirle nada más porque ya ha hecho suficiente.
Veo como el hielo que cubría la ciudad se contrae, y vuelve hacia Villa Fábula, concrétamente al patio delantero de El Bosque. La nieve, el frío y el hielo forman de nuevo la figura de la Reina de las Nieves, claramente cansada. Tiene el cuerpo lleno de moratones, heridas y sangra por alguna de ellas. Cae al suelo, sin poder sostenerse en pie, ni siquiera hablar.

- Llevadla adentro. Atended sus heridas. Que todos los que puedan ponerse en pie lleven a los heridos dentro... Y haced recuento de bajas.

Noto la mano de Blanca sobre mi pata derecha. Si, hemos ganado la guerra, pero el precio ha sido altísimo, como en todas. Lo más perturbador de todo es que, a pesar de llorar a nuestros muertos, es posible que llegado el tiempo volvamos a verlos, por culpa del efecto Omega. Los que han muerto permanecen muertos hasta que llega otro como él, de otra dimensión, y no sabe que su antiguo yo murió.
Ésto me pone los pelos de punta...
Vuelvo a mi forma mundana y me visto. Las heridas se me han cerrado, pero sigo estando cubierto de sangre. Los pantalones y la camisa abierta, por encima. Es cuanto necesito.

- Ve adentro Blanca. Yo me quedo aquí fuera para organizar éste desastre. Descansa un poco.

Blanca asiente y se aleja, no sin antes darme un fuerte abraza y dejarme un beso. Está muy afectada, cansada física y mentalmente. Con todo lo de Villa Fábula y Estados Unidos, sólo nos faltaba eso. Y estoy seguro que el gobierno usará éste ataque para lanzarnos más mierda por encima. En ese caso, es hora de hacer un relevo y ser yo quien se enfrente a los burócratas. En tiempos de guerra...

Sólo me queda la espera. La espera a que todos hayan terminado su labor y mandarlos a que descansen. Pido un ungüento curativo para Planaria, y así hacer que su regeneración sea más llevadera. Me horroriza dejar así a un buen amigo y a un buen guerrero como él.

_________________
AVISO:
 


¿Sabes por qué tengo unos ojos tan grandes? Para verte mejor. Así que cuidado con lo que haces.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)   

Volver arriba Ir abajo
 
Invierno de fuego: Villa Fábula [Planaria - Celsit - Kim] (10-03-2019)
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 2.Ir a la página : 1, 2  Siguiente
 Temas similares
-
» [Mini-Evento] Una Muerte X-Celente (Dianne, Planaria, Celsit, Blair) [15-09-2018]
» De como la vida da tantas vueltas (Elysia, Planaria,Celsit) [25/03/2018 ]
» Invierno de fuego: los cielos de Nueva York [Tony - Arturo - Jonathan] (10-03-2019)
» Invierno de fuego: las calles de Nueva York [Steve Rogers - Juri - Elysia] (10-03-2019)
» Regreso de la Reina del Invierno...

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Omega - Foro de Rol de Marvel y DC :: OMEGA UNIVERSE :: América del Norte :: Nueva York :: Villa Fábula-
Cambiar a: