Los Universos de DC y Marvel se han unido en uno solo. ¿Qué ha sucedido? ¿Quién está detrás de todo? Y, lo que es más importante, ¿cómo reaccionarán héroes y villanos de los distintos mundos al encontrarse cara a cara...?
 
ÍndiceOmegaCalendarioRegistrarseConectarse

Comparte | 
 

 Some Like It Hot (Garnet) [20-10-2018]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
Elektra Natchios
Thunderbolts
Thunderbolts
avatar

Mensajes : 463
Fecha de inscripción : 15/05/2015

Ficha de Personaje
Alias: Elektra
Nombre real: Elektra Natchios
Universo: Marvel

MensajeTema: Some Like It Hot (Garnet) [20-10-2018]   19th Junio 2017, 12:28

Prácticamente nadie se fijó en la atractiva mujer que entró aquella mañana en el edificio Woolworth y se dirigió con paso seguro hacia la bóveda acorazada en la que se alineaban las innumerables cajas de seguridad de los empleados de las oficinas. Vestida con un impecable traje de chaqueta negro entallado con una blusa roja debajo, parecía una ejecutiva más que venía a recoger o a depositar algún documento valioso.

Una vez dentro de la bóveda se detuvo ante la caja de seguridad número 3926, introdujo la llave y abrió. Aquella caja de seguridad pertenecía una empresa ficticia registrada entre una de las muchas oficinas que se encontraban distribuidas a lo largo de las 57 plantas del rascacielos y había dos llaves que daban acceso a ella; una la tenía el director general y la otra su directora de recursos humanos. O al menos así lo habían registrado. En la práctica no era más que una de las muchas maneras que tenían los clientes de Elektra de acceder a ella para encargarle sus "trabajos".

La asesina revisaba periódicamente todas aquellas formas de contacto, ya fuera a través de la sección de anuncios del periódico, de bóvedas acorazadas como aquella, de personas que servían de enlaces e intermediarios, del buzón de voz de un teléfono móvil irrastreable que tenía sólo para aquella función, etc. No siempre encontraba algo en todas, pero casi siempre solía haber al menos lo suficiente para mantener controlada su adicción, y aquella vez no fue la excepción.

Dentro de la caja había un sobre grande de papel reciclado y, en su interior, una fotografía junto con una hoja de papel en donde figuraba el nombre de la víctima junto con unas cuantas instrucciones escritas a ordenador. Aquella misión era algo más compleja que un simple asesinato, pues además, su cliente deseaba que ella recuperara algo para él: un cordón rojo.

Por lo general la gente no consideraba que necesitara dar más explicaciones a una asesina a sueldo, pero Elektra no funcionaba como la mayoría de sus compañeros del gremio; ella siempre se aseguraba de que la persona que le encomendaban matar merecía realmente la muerte antes de aceptar el encargo. Sí, era una asesina, pero no mataba por elección propia, sino porque no podía remediarlo, así que se aseguraba de que, al menos, realizaba un bien para el mundo.

Después de realizar una breve investigación con la ayuda de su contacto en el NYPD y de su propio ordenador ya tenía los detalles de la historia un poco más claros. Hacía poco se había descubierto el cadáver de una prostituta especializada en sadomasoquismo, lo que popularmente se conocía como dominatrix. La mujer había sido asfixiada utilizando uno de los cordones que utilizaba para maniatar a sus sumisos durante sus juegos sexuales. Morrisey le había mostrado las fotos de la escena del crimen y Elektra había podido constatar lo que ya imaginaba, que el cordón utilizado para estrangularla era de color rojo, y presumiblemente el mismo cordón que su cliente le había encargado recuperar.

Tras averiguar ese dato, todo lo demás encajó rápidamente en su cabeza. Llevaba demasiados años metida en el fango de los asuntos más turbios de los poderosos como para no poder hacerse una idea de lo ocurrido; Su cliente era un pez gordo de las altas esferas, todo un cargo político con opciones de presentarse a la alcaldía. Si, supongamos, resultara que tuviera fantasías sexuales relacionadas con ser humillado y azotado por una mujer y eso saliera a la luz, su imagen pública se vería seriamente dañada. Y si además alguien se hubiera enterado de eso y hubiera asesinado a la prostituta usando un cordón que muy posiblemente tuviera su adn en él podría estar usándolo para chantajearle.

Otra breve búsqueda con la ayuda de Morrisey le confirmó que el hombre designado como objetivo había sido arrestado varias veces con cargos de chantaje y coacción, aunque nunca antes había sido imputado por asesinato. Elektra dudaba de que alguien que era capaz de encubrir un asesinato pudiera ser atrapado por chantaje, así que había algo que no encajaba en todo aquello. ¿Quizá la dominatrix era la que había intentado chantajear al aspirante a alcalde y por eso la había matado? ¿Y había sido lo suficientemente estúpido como para dejar atrás la huella incriminatoria? Quizás. Quizás con los nervios de la situación no lo había pensado y otro había decidido aprovecharse de ello. Pero si había sido capaz de matar a la prostituta, ¿por qué contratar a otro para rematar el trabajo con el extorsionador? A Elektra le faltaban datos para tenerlas todas consigo, pero eran datos que pensaba averiguar antes o después.

El tipo vivía en un lujoso ático con vistas al edificio Chrysler; La asesina pudo comprobarlo de primera mano cuando se coló, ya con sus ropas habituales, por la ventana que ofrecía las mencionadas vistas, que de noche y con el edificio iluminado eran francamente espectaculares. Vaya... la vida de chantajista debía reportar muchos beneficios, y a juzgar por la decoración las cosas no le habían ido nada mal... Prácticamente ya había decidido que el mundo estaría mejor sin él, independientemente de que hubiera matado o no a la prostituta.

Después de tomarse unos segundos para admirar la decoración empezó a investigar los posibles lugares en donde alguien podría ocultar un cordón. Resolvió mirar primero en el lugar más obvio, el escritorio, y después empezaría a buscar compartimentos ocultos en la librería y otros sitios. Por suerte el tipo era bastante previsible y el cordón se encontraba en el lugar más evidente: el doble fondo de un cajón cerrado con llave en el escritorio. Elektra no tenía la llave pero no le costó nada forzar la cerradura.

Una vez con el cordón a buen recaudo se dispuso a ir al dormitorio, donde muy posiblemente encontraría dormido al chantajista.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Hailey Sullivan
Shadowpact
Shadowpact
avatar

Mensajes : 551
Fecha de inscripción : 26/11/2015

MensajeTema: Re: Some Like It Hot (Garnet) [20-10-2018]   24th Junio 2017, 17:12

Mis ojos se acostumbraron al fin a la luz imperfecta que cubría aquel lujoso apartamento. La Gran ciudad nunca dormía y las luces de los cientos de edificios proyectaban sombras sinuosas a las que se unían la mía propia, zigzagueando entre muebles sin hacer el más mínimo ruido. Estaba demasiado acostumbrada ya a los tacones como para permitir que traicionaran mis intenciones y desvelaran mi presencia aquella, y cualquier otra noche.

Normalmente, me mantenía alejada de tramas políticas y robar a alguien que estaba tan cercano a la atención pública solía estar fuera de mis miras. Demasiadas complicaciones innecesarias, un riesgo añadido a que alguien me viera entrar y salir y pudieran interrumpir o joderme los planes.

Normalmente. Pero hoy, esa dificultad extra, era un incentivo y gran parte del motivo por el cual estaba ahí. Había sido demasiado poco ambiciosa, y estaba desperdiciando el verdadero potencial que tenía como profesional del robo. ¿Por qué conformarme con ser una ladrona con fama de ser imposible de atrapar, cuando podía ser LA ladrona? Podía apuntar más alto, luchar en secreto con el resto de ladrones de guante blanco de la ciudad y convertirme en la mejor ladrona de Nueva York. Eso significaba objetivos más ricos y llamativos, y aumentar la cantidad de delitos que cometía, acortando significativamente el tiempo entre uno y otro.

Además… Me parecía un objetivo más excitante que el llegar a fin de mes, y llevaba una buena temporada algo aburrida.

Así que en lugar de subir a un edificio alto y colarme a través de las paredes con mi poder, entré por la puerta principal, y lejos de buscar el ángulo ciego de las cámaras de seguridad, pasé por delante de ellas, rezumando confianza y seguridad, y girando sobre mis talones para dedicarles a las grabaciones de seguridad un beso antes de seguir penetrando al interior del edificio.
Hacía tiempo que no forzaba cerraduras utilizando mi propia habilidad en lugar de mi poder. Pero aun así era uno de aquellos talentos en los que me esmeraba en no perder la práctica. Me agaché ante el ojo de la cerradura e introduje la ganzúa. En lo que se tarda en respirar dos veces, la puerta se abria deslizándose silenciosamente, y vigilando de que mis tacones no hicieran ruido, me alcé en medio del apartamento. Lujoso, cabe decir, lo cual hacía todavía más importante el hecho de llevarme tantas cosas como pudiera de ahí. Tenía que lograr que fuera lo que fuera lo que me llevaba, tuviera suficiente repercusión para llevarme, por lo menos, a la televisión local. Cosas que aunque tuvieran poco valor para mi y económicamente fueran a reportarme un beneficio menor, tuviera más repercusión a nivel mediático. Documentos, fotos que pudieran comprometerle. Que por el camino fuera a llevarse relojes, gemelos, mancuernas o cualquier otra cosa de valor que pudiera encontrar por el camino no era si no un daño colateral de mi visita en ese lugar.

Lo que no esperaba, desde luego, es que alguien más decidiera visitar al mismo cabrón aquella precisa misma noche en que yo había decidido desvalijarle. Quiero decir, ¿cuántas posibilidades había?

No esperaba a nadie más aquí esta noche, pero no niego que me agrada tener compañía — Susurré en un ronroneo.

_________________

Life isn't the party I imagined it would be. But since we're already here, let's dance.


Última edición por Garnet Brooks el 3rd Julio 2017, 15:18, editado 1 vez
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Elektra Natchios
Thunderbolts
Thunderbolts
avatar

Mensajes : 463
Fecha de inscripción : 15/05/2015

Ficha de Personaje
Alias: Elektra
Nombre real: Elektra Natchios
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Some Like It Hot (Garnet) [20-10-2018]   25th Junio 2017, 12:44

Elektra salía de la puerta del despacho cuando escuchó un sonido inconfundible, uno que ella misma había provocado en innumerables ocasiones: el de alguien que hurgaba en la cerradura del apartamento. Acto seguido se inmovilizó, agazapándose ante la ventana por la que había irrumpido en la sala para quedar a contraluz y dificultar su visibilidad, pero no intentó ocultarse en ningún momento. Había investigado a su víctima antes de dar aquél paso; sabía que no estaba casado ni tenía compañeros de piso que pudieran haberse dejado las llaves dentro en un despiste, y si las amantes tenían que forzar cerraduras para ser recibidas, mal íbamos.

No, estaba claro que aquél o aquella que estaba intentando entrar tenía que ser de la competencia. No sería la primera vez que algún cliente desesperado contactaba con varios asesinos (o con el gremio entero, que también le había pasado) para asegurar el cumplimiento del contrato. Eso significaba que iba a tener que matar al que fuera para poder quedarse ella con el dinero, y tenía la suficiente confianza en sus habilidades como para no molestarse en atacar por la espalda. ¿Por qué iba a hacerlo? Cuando aceptó el contrato por Cape Crow había tenido que exterminar ella solita al gremio entero de asesinos. Sabía que era buena. Diablos, posiblemente fuera la mejor en lo que hacía.

La puerta se abrió con sorprendente facilidad (una prueba más de que la persona que la había abierto se trataba de una profesional) y una mujer de cuerpo escultural con el cabello bicolor y que se cubría con un antifaz hizo su aparición. Inicialmente no la vio a causa de su posición, y Elektra no pudo menos que notar la increíble destreza con la que era capaz de moverse en tacones. Ella jamás los usaría en sus misiones a menos que fuera bajo una tapadera, pues era imposible trepar, escalar o realizar piruetas y saltos acrobáticos con ellos, por no hablar del casi obligado silencio que se requería en su tipo de trabajo. Sin embargo, ella parecía llevarlo muy bien. Bueno, veríamos cómo lo llevaba cuando tuviera que luchar con ellos.

Se puso lentamente en pie y la mujer reparó finalmente en su presencia, realizando un comentario sarcástico y seductor que Elektra prefirió ignorar. Sin pronunciar palabra o realizar el menor sonido empujó hacia atrás la hoja de la ventana para abrirla de nuevo al frío aire nocturno y le hizo señas a la mujer para que se vieran arriba, en la terraza. Elektra suponía que se trataba de otra asesina, y de ser así, posiblemente hubiera pensado igual que ella y quisiera eliminarla para poder quedarse todo el botín, en cuyo caso seguramente estaría de acuerdo en hacerlo en un sitio en el que pudieran luchar sin temor a derribar jarrones, romper cristales y hacer el suficiente ruido como para despertar a la víctima y permitirle avisar a la policía o huir. Así que se deslizó a través de la ventana con la fluidez de una sombra y comenzó a trepar con la gracilidad y rapidez de un gato.

El tipo vivía en un ático, por lo que el ascenso a la terraza fue rápido y breve. Sólo faltaba por ver si la asesina misteriosa la seguiría o no.

_________________
Mi equipo:
 


Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Hailey Sullivan
Shadowpact
Shadowpact
avatar

Mensajes : 551
Fecha de inscripción : 26/11/2015

MensajeTema: Re: Some Like It Hot (Garnet) [20-10-2018]   26th Junio 2017, 22:21

Contemplé aquella mujer, su comunicación no verbal y la asombrosa facilidad con la que salió del edificio, haciendome una seña para que la siguiera. ¿Para qué? ¿Quién era? Por el modo en que vestía dudaba que fuera alguien a quien hubiera invitado mi "presa". Por como se movía, dudaba todavía más que la hubieran invitado, por no hablar ya del curioso atuendo, que aunque o era tan extraño como el mío propio, no dejaba de llamar la atención. ¿Quién diablos era esa mujer? Cavilé durante varios minutos, con la mirada fija en la cortina que ondeaba fantasmagóricamente a causa de la brisa nocturna, y poco a poco me acerqué a la ventana. Dejé la sombrilla apoyada en la mesa, cuidando de no hacer ruido y finalmente me apoyé en la barandilla, mirando hacia arriba, a donde la mujer se había ido. Me fascinó pensar que había logrado subir y trepar por aquella pared completamente vertical sin hacer el más mínimo ruido. Y a la vez me molestó, cuando pensé que era tan merecedora como yo de ser nombrada la chica fantasma.

Chasqueé la lengua y volví a entrar al apartamento, mirando bien qué objetos tenía a mi alrededor. Me acerqué al escritorio y tomé un abrecartas, tras lo cual volví a la ventana, y me quedé unos segundos contemplando el edificio Chrysler. Las vistas eran francamente maravillosas. Y había sido sincera al decir que disfruto de la compañía, aunque en la mayoría de los casos es en una forma ligeramente retorcida que me deja a mí con los bolsillos ligeramente más llenos. Lo que nunca me había gustado, era ser yo la que iba detrás de otra persona. Así que extendí los brazos a ambas manos, el abrecartas a un firme entre mis dedos y una tras otra, cerré la ventana. Acto seguido, saqué mi ganzúa y en unos pocos movimientos, la dejé completamente cerrada, sólo para luego introducir el abrecartas en la cerradura. Si no lo habéis hecho nunca antes, no lo hagáis ahora. Envolví las cortinas al pequeño utensilio para que no hiciera tanto ruido, y acto seguido empecé a moverlo felizmente por su interior. Cuando me di por satisfecha, me aparté de la ventana y dejé el abrecartas bien hundido en la cerradura. Y por si aun queda alguna duda, efectivamente, acababa de joderla.

Seguro que habría alguna otra ventana por la que pudiera entrar. Pero para mi lo importante, era mandar un mensaje. Y esperaba ser suficientemente clara.

Una vez la ventana quedó debidamente barrada, resumí mi trabajo por el ático. Amontoné varias baratijas encima del escritorio de aquél hombre y busqué tras los cuadros hasta encontrar la caja fuerte, a la que me dispuse a forzar, pegando el oído a la puerta y haciendo girar una y otra vez la rosca. Mis poderes lo hacían todo mucho más fácil, pero era demasiado consciente de aquella extraña mujer que había ido a la terraza. Si volvía, quería tener todas mis cartas en la mano, y también, quería usar mis "habilidades" para que no se me oxidaran con el tiempo. Uno de mis ojos se desviaba constantemente hacia la ventana. No sabía que haría la morena, pero había comprobado su sigilo una vez, y tampoco iba a dejar que me pillara por la espalda y con la guardia baja. Y tal vez por eso, tardé en abrir la caja, bastante más de lo que hubiera tardado en condiciones más favorables.

_________________

Life isn't the party I imagined it would be. But since we're already here, let's dance.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Elektra Natchios
Thunderbolts
Thunderbolts
avatar

Mensajes : 463
Fecha de inscripción : 15/05/2015

Ficha de Personaje
Alias: Elektra
Nombre real: Elektra Natchios
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Some Like It Hot (Garnet) [20-10-2018]   28th Junio 2017, 16:13

Elektra no era idiota. Era verdad que había un código no escrito entre asesinos que dictaminaba que si dos coincidían con una misma presa tenían que luchar entre sí para ver quién se quedaba con el dinero de la recompensa, pero evidentemente no pensaba esperar más allá del tiempo razonable para que la otra mujer pudiera reunirse con ella en la azotea y darle así oportunidad de matar al tipo mientras ella se quedaba al margen como una idiota, así que en cuanto vio que no la seguía regresó sobre sus pasos y encontró la ventana trabada. Estaba claro que aquella mujer no tenía la más mínima idea de honor, y eso, viniendo de alguien que tampoco es que destacara especialmente por ello no es que dejara a Garnet en muy buen lugar.

Recurrió entonces a la opción más lógica; podría haber roto la ventana para abrirse paso, pero eso, además del ruido que generaría, no haría más que enlentecerla, así que, en su lugar, rodeó el edificio por el alféizar hasta llegar a la ventana del dormitorio de su objetivo, donde pensaba que encontraría a su competidora dándose prisa por cumplir el encargo. No fue así, sin embargo. El objetivo descansaba plácidamente. Podría haber terminado con su vida de un tajo limpio, pero primero quería interrogarlo, pues necesitaba saber quién había acabado realmente con la vida de la prostituta y así hacer justicia. Quien no conociera realmente a Elektra podría sorprenderse de que le interesara algo así, pero la asesina se cuidaba de alimentar su adicción a la sangre con aquellos que realmente lo merecían, y para eso necesitaba estar al tanto de cosas como aquella. Además, si ella no se preocupaba por vengar a una prostituta muerta, ¿quién iba a hacerlo?

Como era obvio que no podría interrogar al hombre con la otra asesina suelta, registró rápidamente el ático hasta encontrarla de nuevo en el despacho. Estaba tratando de forzar la caja fuerte, seguramente para tratar de encontrar la prueba incriminatoria que el cliente había pedido junto con la cabeza del chantajista.

En ésta ocasión no perdió el tiempo en zarandajas; cogió hábilmente su sai y se lo arrojó por la espalda, directo a su cabeza. Si tenía suerte tendría la deferencia de morirse en silencio, sin despertar al objetivo.

_________________
Mi equipo:
 


Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Hailey Sullivan
Shadowpact
Shadowpact
avatar

Mensajes : 551
Fecha de inscripción : 26/11/2015

MensajeTema: Re: Some Like It Hot (Garnet) [20-10-2018]   3rd Julio 2017, 12:45

Click

Me incliné levemente al escuchar el sonido de la caja fuerte al abrirse, apartándome para poder abrir la compuerta sin tener que apartarme demasiado de la caja, minimizando así el sonido. Pero no.

Algo pasó volando junto a mi rostro, llevándose por delante mi peluca y parte de mi carne. Me quedé de piedra, se me heló la sangre. El susto había sido tal que ni siquiera fui capaz de soltar una exclamación o un insulto. Un arma, parecida a un pequeño tridente, golpeó la puerta que yo acababa de abrir salpicando sangre, y sentí como si todo a mi alrededor sucediera a cámara lenta.

El arma caía lentamente a mis pies, con uno de las pequeñas púas manchadas de carmesí, y al mirar hacia abajo reconocí el cabello negro sintético de mi peluca que caía describiendo arcos. Me ardía una mejilla y alcé una mano a tocar mi mandíbula mientras una gota de sudor frío recorría mi columna, provocándome un escalofrío que dejó el vello de mi nuca en pie y mis brazos cubiertos en piel de gallina. Un eterno segundo más tarde, contemplaba el guante de mi mano izquierda, cuyos dedos relucían con mi propia sangre. No pensé en el dolor. Ahora mismo, sentía más ganas de agacharme y besar el suelo de lo afortunada que me sentía. Lo único que impidió que me cedieran las rodillas y me dejara caer, fue la consciencia de que tras de mí, quien había lanzado el arma, seguía constituyendo una amenaza para mi vida.

Sentía mi corazón pesado sobre el pecho, latiendo con tanta fuerza que parecía amenazarme con hacerme perder el equilibrio. Aun siendo Shade, aun jugando mi papel, no me atrevía a sonreír y responder burlonamente a quien parecía desprender semejante aura hostil, aunque era dolorosamente consciente de que era yo misma quien había provocado ese estado.

En realidad, no tenía ni idea de qué hacer. ¿Debería atacar yo también? ¿Intentar hablar para salir de esa situación? ¿Huir con las manos vacías? Una cosa me había quedado clara. Esta mujer, no estaba ahí para robar. No te llevas este tipo de armas a un robo…

… creo.

¿Había venido a matarme a mí? ¿Podía ser que en mi exceso de confianza alguien hubiera descubierto que estaba ahí y hubieran puesto precio a mi cabeza? No podía descartar esa opción. Pero si en lugar de venir a por mí había venido a por el mismo objetivo… Mierda. Quien estaba grabada en las cámaras de seguridad, era yo. Si mataba a “nuestro anfitrión”, seguramente cargaría yo con las culpas del delito.

Suspiré. Si hablaba, necesitaba estar atenta para hacerme intangible en cualquier momento, si se hacía necesario. De algún modo, tenía la sensación de que aquella mujer iba a atacarme de nuevo. Y… bueno. Tenía miedo. En mi adolescencia me había visto varias veces en situación de tener que luchar por sobrevivir, pero ahora llevaba años viviendo en “sociedad” y esa extraña adrenalina de saberte en peligro por tu vida había desaparecido en algún lugar de mi memoria, sólo para volver ahora, y tenerme con todos los sentidos en alerta.

Cuánta mala leche por una ventana cerrada. Tampoco te ha costado tanto volver a entrar. — Sequé la sangre de mi mandíbula con la manga de mi chaqueta, aunque en cuanto la retiré, volvió a emanar. Empezaba a escocer. — Pero no es como para matarse, joder. Sólo quería un poco de intimidad mientras terminaba mi trabajo. — Señalé la caja fuerte a mi espalda por encima de los hombros, con el pulgar.

Pero tenía claro que necesitaba quedarme ahí, no huir.

Gracias a nuestra querida desconocida, ahora había rastros de sangre en el lugar. Necesitaba deshacerme de ello, o se jodería mi fama de ladrona fantasma, o peor aún, daría pistas de mi verdadera identidad...

_________________

Life isn't the party I imagined it would be. But since we're already here, let's dance.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Elektra Natchios
Thunderbolts
Thunderbolts
avatar

Mensajes : 463
Fecha de inscripción : 15/05/2015

Ficha de Personaje
Alias: Elektra
Nombre real: Elektra Natchios
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Some Like It Hot (Garnet) [20-10-2018]   4th Julio 2017, 20:25

Había una cosa que todos los asesinos del gremio tenían en común (o al menos la mayoría) y era la escasa predisposición al lenguaje hablado y la natural inclinación al lenguaje de las armas. El azar o el destino habían querido que la desconocida sobreviviera al lanzamiento de su sai, pero en lugar de revolverse contra ella para intentar matarla, su rostro mostró una expresión de... ¿resentimiento? y sacrificó cualquier clase de iniciativa (algo de vital importancia en una batalla) para expresar su indignación ante el trato recibido. Elektra no daba crédito a la situación, pero poco a poco todas las pequeñas incongruencias comenzaron a encajar en su cabeza. Una asesina del gremio la hubiese seguido a la azotea para librarse de la competencia sin hacer ruido, y en caso de haber decidido jugársela no sólo habría bloqueado ésa ventana, sino todas las demás, y se habría asegurado de que la muerte del chantajista quedaba en su contador. Y, desde luego, no estaría hablando con ella ahora mismo. La explicación era obvia:

- No perteneces al gremio -comprendió la ninja-. No estás aquí para matar a Carter Bradley.

Cuando la había visto trasteando en la caja fuerte había pensado que estaba buscando las pruebas incriminatorias que el cliente había pedido que le trajeran pero, al parecer, la realidad era aún más simple: la mujer era una ladrona y había entrado en el lujoso ático a robar, por increíble o sorprendente que pudiera parecer la casualidad. ¿Qué probabilidades había de que una asesina y una ladrona coincidieran la misma noche en el piso del mismo objetivo?

Avanzó con paso seguro hasta recuperar su sai, sin perder de vista a la mujer. El arma le había arrancado la extravagante peluca dejando al descubierto un hermosísimo cabello rojo como el fuego. Antes ya había podido constatar que tenía un cuerpo escultural, pero ahora comprobaba que de cara era igual de bella, especialmente con aquella tonalidad de pelo. La diosa Tique había girado la rueda de la fortuna en su favor evitando que el sai le atravesara la cabeza, pero no sin pagar un pequeño tributo en sangre en la forma de un feo arañazo en su rostro. A Elektra casi le daba pena haber contribuido a estropear tanta belleza, aunque parecía superficial, no parecía que fuera a quedarle cicatriz. Además, los que se dedican a profesiones como las que tenían las dos tenían que estar dispuestos a asumir consecuencias de vez en cuando, ¿no?

- Coge lo que hayas venido a robar y lárgate -le espetó con tono serio-. En unos pocos minutos éste lugar se va a convertir en un sitio muy desagradable y no te aconsejo permanecer aquí. Y tranquila, no interferiré, nuestros objetivos no podrían ser más dispares.

La griega se cruzó de brazos y se dispuso a esperar a que la otra mujer vaciara el fruto de años de extorsión de la caja fuerte de Bradley y se marchara. Total, era altamente improbable que el chantajista fuese a echar de menos sus riquezas cuando estuviera muerto, y no le preocupaba que la pelirroja quisiera devolverle el golpe, pues si hubiera querido pelea había tenido varias oportunidades a su disposición y no las había aprovechado.

_________________
Mi equipo:
 


Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Hailey Sullivan
Shadowpact
Shadowpact
avatar

Mensajes : 551
Fecha de inscripción : 26/11/2015

MensajeTema: Re: Some Like It Hot (Garnet) [20-10-2018]   16th Julio 2017, 11:58

- No perteneces al gremio. No estás aquí para matar a Carter Bradley.

Se me heló la sangre. Eso explicaba la reacción que había tenido la morena de intentar matarme. En mi vida y todos mis golpes he tenido incontables situaciones en las que me he visto al borde de ver el fin de mi vida. Podía llegar a ser muy temeraria y mi propia curiosidad a menudo me llevaba a arriesgarme mucho más de lo necesario.

Pero frente a ella, fue la primera vez que sentí que verdaderamente miraba a los ojos de la muerte y me arriesgaba a provocarla.

Me llevé una mano a al frente y tiré de la peluca, retirándola por completo. La melena envuelta en la coronilla se descolgó hacia un lado y quedó suelta a mi espalda. No tenía sentido esconderla, pues ya lo había visto. Eso tal vez, más que otra cosa, me hacía ser dolorosamente consciente de la situación en la que me encontraba. Mis ojos se posaron un instante a mis pies, valorando la situación en la que me encontraba. Mi sangre se encontraba en ese ático, gracias al ataque de mi impulsiva nueva amiga. Mi regla de oro, mi mayor seguridad para el trabajo, quebrantada. No dejar pistas, no dejar huella.

Por una parte, siendo que no consto en ningún registro civil, esa sangre probablemente les llevaría a ninguna parte. Dudaba que en los suburbios a los que acudía para que me parchearan tras una paliza fueran a guardar un registro con mi adn, puesto que su trabajo se beneficiaba precisamente de esa ausencia de “listas” de pacientes. Pero aun así… Aun así…

No puedo… — Miré a la muerte a los ojos y sentí que mi propio corazón bombeaba con fuerza, mi instinto instándome a huir por patas y alejarme de ella tanto como pudiera y el frío razonamiento obligándome a quedarme. — Para ti es fácil viendo la facilidad con la que trepabas el edificio pero resulta que yo he entrado por la puerta, y hay cámaras de seguridad. — a las que tan temerariamente he mandado un beso, recochineándome de una victoria antes de tiempo. Pero eso no hace falta decirlo, suficientemente mal está la situación para que me tome por la idiota que he sido. Que encima, no le faltaría razón y eso me fastidia más. — No me he molestado en buscar ángulos ciegos porque no me importaba en exceso que mi imagen fuera grabada, pero eso era desde luego porque mis delitos son menores, y es suficiente con ocultarme el rostro. Desde luego eso era antes de saber que iba a suceder un asesinato aquí, esta misma noche. Si me voy ahora y te dejo seguir con tu trabajo nada me asegura que no pese el cadáver sobre mi nombre. Y podré ser muchas cosas, pero no soy una asesina.

Esta vez, no bajé la guardia. Tenía todos los músculos de mis piernas en tensión, preparada para salir huyendo al mínimo indicio de peligro, y sobretodo tenía mi poder. Pero como siempre, no iba a usarlo de buenas a primeras ni repetidas veces delante de ella. La mejor manera de que nadie encuentre y explote las debilidades del mismo es que lo vean cuantas menos veces mejor y el factor sorpresa, podía sacarme de un momento de apuro.

_________________

Life isn't the party I imagined it would be. But since we're already here, let's dance.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Elektra Natchios
Thunderbolts
Thunderbolts
avatar

Mensajes : 463
Fecha de inscripción : 15/05/2015

Ficha de Personaje
Alias: Elektra
Nombre real: Elektra Natchios
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Some Like It Hot (Garnet) [20-10-2018]   16th Julio 2017, 18:13

Elektra no era precisamente conocida por su gentileza de corazón. Bueno, de vez en cuando se ablandaba, pero sólo cuando tenía delante un inocente, y estaba claro que la pelirroja no lo era. Había entrado al edificio para robar y había sido lo suficientemente arrogante, o torpe, como para dejar constancia de su presencia, así que no era su problema.

- En ese caso te aconsejo que limpies la sangre y te asegures de eliminar cualquier huella o rastro que hayas podido dejar, y que encuentres el lugar en donde tienen las grabaciones y te deshagas de ellas, porque yo no voy a marcharme de aquí sin cobrarme la presa que he venido a buscar, pues si no lo hago es posible que otro se me adelante, y es un riesgo que no voy a correr. Lo único que te puedo decir es que yo no me oculto, y que me interesa que se sepa que lo he matado yo; mi marca es bastante reconocible en éste mundillo -dijo señalándole el sai-. Pero aún así lo más sensato es que te asegures de que nadie te asocia con lo que va a ocurrir aquí.

No le preocupaba que la pelirroja pudiera hacer algo estúpido como llamar a la policía porque ello implicaría incriminarse a sí misma, así que se marchó al dormitorio del chantajista y se subió encima de él a horcajadas. Tan pronto Carter Bradley abrió los ojos se encontró con la pinza que la asesina ninja le hizo en la garganta, oprimiéndole la nuez.

- Si aprieto más, morirás -le dijo Elektra, seca, dura, concisa-. No me obligues a apretar más. ¿Tengo tu atención?

El hombre tragó saliva como buenamente pudo y asintió, con los ojos desencajados por el pánico.

- Bien. Te explico la situación: Hace unos días apareció el cadáver de una prostituta que se hacía llamar Lady Pain, nombre real: Roxanne Greer. La habían estrangulado con un cordón de seda rojo que utilizaba para maniatar a sus clientes. Uno de ellos en concreto es un famoso aspirante a alcalde que ha sido chantajeado con airear su escandaloso affair y amenazado con vincularlo con la muerte de la prostituta. Y ahora te pregunto -con movimientos seguros y firmes sacó el sai de la funda del muslo y se lo puso al hombre contra la garganta, apretando hasta hacer brotar una gota de sangre-: ¿Quién mató a Roxanne Greer y cómo llegó el cordón de seda con el adn de nuestro político al cajón de tu escritorio, Carter?

- Yo... yo no la maté... -tartamudeó el hombre, con la garganta reseca y la frente cubierta de sudor frío-. Yo la amaba... Roxanne era mi chica, y cuando me dijo que ese gordo asqueroso era cliente suyo planeamos hacerle chantaje, pero entonces él la mató...

- Y tú decidiste continuar adelante con el chantaje -terminó furiosa la griega-. Ese cerdo mató a tu novia y lo único que te importó fue el dinero.

Le bastó un movimiento rápido para atravesarle el ojo y dejar el sai clavado en la almohada. Carter Bradley murió sin apenas emitir un sonido, y Elektra se salió de la cama antes de que la sangre que empezaba a empapar las sábanas la alcanzase.

Hizo el gesto de recuperar el sai, pero después se lo pensó mejor; con el dinero que le iban a dar por aquél trabajo podía conseguirse otro sin problema, y aquél arma tenía sus huellas. Si la dejaba y la otra mujer había sido concienzuda con el trabajo de limpieza nadie podría asociarla con el asesinato, así que decidió abandonarla e ir a comprobar cómo iba la pelirroja.

_________________
Mi equipo:
 


Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Hailey Sullivan
Shadowpact
Shadowpact
avatar

Mensajes : 551
Fecha de inscripción : 26/11/2015

MensajeTema: Re: Some Like It Hot (Garnet) [20-10-2018]   10th Agosto 2017, 18:55

Otra cosa que no soy, es imbécil. Mi modus operandi siempre ha sido huir de aquellas peleas en las que tengo las de perder. En este sentido, no soy orgullosa, y antes voy a seguir con vida y la etiqueta de cobarde en la frente que tirada en una tumba sin nombre por haber dado la cara. Y aquel traje rojo eran los neones de un cartel de "Nada me impide robarte la vida" al que pensaba hacerle caso.

Así que obedecí. Por menos atractiva que me resulte la idea de pensar que alguien puede manipularme a hacer lo que ella quiera, si es a cambio de mi vida estoy dispuesta a darle la patita. He hecho cosas mil veces más denigrantes por tal de seguir respirando, y esa no iba a ser una escepción. Busqué por la casa lo que me fuera necesario para limpiar las manchas de mi sangre y así lo hice, a consciencia, por tal de que la investigación policial que iba a conllevar el asesinato - consecuencia que no hubiera sucedido de ser un simple robo - no les llevara hasta mi.

No se escucharon gritos desde la habitación de aquél hombre. Nada parecido al macabro ruido que pensaba, desde mi bendita ignorancia, debería preceder a un asesinato. Un escalofrío recorrió mi espalda cuando pensé en todo aquello que implicaba. Que estaba siendo parte de un antes y un después. Entré en el edificio de una persona que aun vivía y lo abandonaría con su anfitrión muerto. Miré la puerta que me separaba, en aquel entonces, de la muerte, y me pregunté si lo más sensato no sería irme antes de que ella volviera, no darle la oportunidad a recordar mi rostro, a quedarse con el timbre de mi voz. Pero si era la mitad de profesional de lo que parecía, entonces ya sería tarde, y probablemente ya se hubiera quedado con mis facciones. Dos de mis rasgos distintivos seguían resguardados, mis ojos verdes y mis cicatrices, pero el corte del sai en mi peluca había revelado mi verdadero color.

Debería irme, me repetí. Pero algo me tenía retenida en aquél lugar. No quería irme. En primer lugar, porque de querer matarme, ya lo hubiera hecho. Es un consuelo absurdo, y una gilipollez, porque es confiar en que la persona no se arrepienta de su decisión ni cambie de idea. Pero era el pensamiento tras el acto lo que me llamaba. Tal vez, al igual que el código de honor entre ladrones, había otro entre ellos. Entre... ¿Asesinos? ¿Mercenarios? Había dicho que no pertenecía a su gremio, pero nada de cuál debía ser ese mismo gremio. Pero asesina parecía lo más acertado, si no pertenecer a él, implicaba no ir a matar a Bradley.

Y eso alzaba una duda. Más bien, una incógnita. ¿Quiénes eran este gremio y cómo se contactaba con ellos?

Asi que no soy imbécil, pero tampoco soy la mujer más cuerda que ronda la tierra. Soy cabezota, y soy curiosa. Y si algo me parece interesante... Bien puede valer el par de cicatrices que pueda llevarme por indagar un poco más.

Y mi curiosidad, sobretodo, era por aquella mujer. Por ver de nuevo su rostro, y la muerte danzando en su mirada.

Quería volver a verla. Y despedirme conservando mi vida.

Deseo que se cumplió relativamente pronto, en cuanto ella abandonó el dormitorio de Bradley y volvió al salón principal. Sentí todo mi cuerpo en tensión, el pecho bombeando con fuerza gracias a la adrenalina. Sus ojos se clavaron en su rostro, intentando con toda mi voluntad no ver el cadáver a su espalda, pues si bien no me cabe duda de que miraría uno de ser necesario, no es algo que me resulte agradable. Caminé lentamente hacia una de las ventanas, sin perderla de vista, pensando que tal vez la utilizaría para salir, como había hecho antes, y esperé... a nada. Porque ya no había nadie a quien pudieramos despertar. O eso pensaba yo.

Dime una cosa. — Comenté en un tono de voz normal, sin la jocosidad ni la burla propia de Shade, con mi tono de voz desprovisto de emoción alguna. — ¿Qué hay que pagar por tus servicios? — No iba a perder el tiempo, su tiempo con gilipolleces y rodeos. Quería saber bien quién era esa mujer, y cómo la gente acudía a ella. Bien por necesidad o porque esa información me podría salvar la vida en algún momento, digamos, anticipando cualquier chalado que quisiera poner precio a mi cabeza por robar lo que no toca. — Y si cualquiera puede pagar por ellos... Cómo ponerme en contacto contigo.

Una vez escuché a alguien decir que hay que tener amigos hasta en el infierno. Si eso es cierto... Tengo ante mí la candidata a ser mi nueva mejor amiga.

_________________

Life isn't the party I imagined it would be. But since we're already here, let's dance.


Última edición por Garnet Brooks el 12th Agosto 2017, 11:25, editado 2 veces
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Elektra Natchios
Thunderbolts
Thunderbolts
avatar

Mensajes : 463
Fecha de inscripción : 15/05/2015

Ficha de Personaje
Alias: Elektra
Nombre real: Elektra Natchios
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Some Like It Hot (Garnet) [20-10-2018]   12th Agosto 2017, 00:28

Elektra observó a la mujer con expresión neutra, evaluándola. Había hecho un buen trabajo limpiando sus huellas, como pudo constatar de un rápido vistazo; todo estaba exactamente tal y como lo habían encontrado.

- Todo es negociable -le contestó-. Normalmente se me paga con dinero, pero también acepto otras cosas, como información valiosa, contactos, tecnología, refugios seguros, armas... El precio depende de la dificultad del contrato. No mato inocentes, especialmente niños, y cobro un plus por trabajos políticos.

>>En cuanto a la manera de ponerte en contacto conmigo, hay también diversas formas, desde poner anuncios clave en el periódico, utilizar cajas de seguridad de algún banco, recurrir a contactos o a teléfonos irrastreables. Ahora mismo vamos mal de tiempo, porque aún tienes que encontrar las cintas de las cámaras de seguridad y destruirlas, así que te daré la tarjeta de un enlace de confianza.

Rebuscó entre sus ropas y le tendió a la pelirroja una tarjeta con un nombre (Matchmaker) y un teléfono de contacto. El nombre sin duda era poco convencional, y la chica tenía sus particularidades y excentricidades, pero de todos sus contactos era de la que más se fiaba Elektra, pues nunca la había traicionado, que ya era más de lo que se podía decir de otros.

También tenía un teléfono irrastreable, pero ese lo reservaba para amigos y aliados. Las cuestiones de trabajo prefería resolverlas a través de intermediarios.

- Si alguna vez me necesitas, ponte en contacto con ella y dile de qué trabajo se trata. Ella sabrá cómo encontrarme.

Elektra no dudaba que volverían a encontrarse, pues nadie formulaba la pregunta que le había hecho la pelirroja si no se estuviese planteando la posibilidad de deshacerse de alguien, y eso estaba bien; nunca se sabía cuando te podía venir bien conocer a una ladrona experimentada que se moviera como lo hacía ella.

Pero por el momento, tenía una recompensa que cobrar. El gordo que la había contratado tenía suerte, pues la prostituta y su novio le habían hecho chantaje, por lo que podía considerarse que su reacción al matarla había sido en defensa propia. ¿Que podría haber recurrido a otros métodos en lugar de al asesinato? Posiblemente, pero precisamente ella era la menos indicada para juzgarle por ello... ¿no?

Tras dedicarle a Garnet un último saludo se dirigió a la ventana y saltó al exterior. Si la ladrona se asomaba vería su silueta recortándose con gracilidad contra las estrellas mientras iba saltando ágilmente de balcón a balcón aprovechando los relieves y salientes que la arquitectura de los rascacielos le proporcionaba, dando la impresión de que volaba.

Tan sólo una sombra en la noche...

_________________
Mi equipo:
 


Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Hailey Sullivan
Shadowpact
Shadowpact
avatar

Mensajes : 551
Fecha de inscripción : 26/11/2015

MensajeTema: Re: Some Like It Hot (Garnet) [20-10-2018]   17th Agosto 2017, 22:25

La tensión que me aportaba la morena se fue desvaneciendo en cuanto vi lo dispuesta que estaba en darme cuanto quería. Se me había antojado como una mujer inaccesible y de pocas palabras, por lo que su respuesta fue la mar de grata. Me dio todo cuanto había pedido... y más. Y para qué negarlo, escuchar su voz, ver que se mostraba más... sociable, también hacía que el trato con ella se hiciera más liviano. Tomé la tarjeta entre dos dedos y fingí leer y entender lo que fuera que estaba escrito en ello. Cuando llegara el momento, ya encontraría el modo de comprender lo que ponía.

Tampoco tenía claro que nunca fuera a necesitarla, pero desde luego que sé valorar cuando una persona puede aportarme algo bueno como aliada. No es que me haya codeado con muchas personas de este "mundillo" en lo que Nueva York, o el resto del mundo, ya puestos, concierne. Pero tenía claro que si alguna vez me veo en una situación que requiera la intervención de una tercera persona, quiero que esta sea fiable, y que al pagar por su servicio me diera la seguridad de un trabajo bien hecho. Y yo ya había comprobado de primera mano que en cuanto a eficiencia y rapidez se refería, esta mujer tenía todos los números de ser de las mejores.

Cuando la asesina saltó por la ventana, me asomé con calma para comprobar su huida. Sentí una sensación extraña en la boca del estómago, los nervios de saber que estaba contemplando algo que poca gente habría visto, la marcha de aquella mujer tras un trabajo terminado. Y eso me devolvió la consciencia del cuerpo que se encontraba a pocos metros de donde yo misma me alzaba, y empecé a caminar en dirección a la puerta.

Ella había desaparecido entre las sombras de los edificios, pero a mí...

Todavía me quedaba una larga noche.

_________________

Life isn't the party I imagined it would be. But since we're already here, let's dance.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Some Like It Hot (Garnet) [20-10-2018]   

Volver arriba Ir abajo
 
Some Like It Hot (Garnet) [20-10-2018]
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Visita (tony Stark) 18/11/2018
» Pruebas de acceso || 2017 -2018
» Sueños ...2017-2018
» [Omega] ¿Vienes en son de paz? (Zoey Wills) [31/08/2018]
» PARTIDOS DE PRETEMPORADA 2017/2018

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Omega - Foro de Rol de Marvel y DC :: OMEGA UNIVERSE :: América del Norte :: Nueva York-
Cambiar a: