Los Universos de DC y Marvel se han unido en uno solo. ¿Qué ha sucedido? ¿Quién está detrás de todo? Y, lo que es más importante, ¿cómo reaccionarán héroes y villanos de los distintos mundos al encontrarse cara a cara...?
 
ÍndiceOmegaCalendarioRegistrarseConectarse

Comparte | 
 

 [Evento: Fearland] La hoguera de las herejías (Hellboy, Salomon Debrou, Rifen)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
Omega

avatar

Mensajes : 210
Fecha de inscripción : 10/03/2014
Localización : En el último Universo

Ficha de Personaje
Alias:
Nombre real:
Universo:

MensajeTema: [Evento: Fearland] La hoguera de las herejías (Hellboy, Salomon Debrou, Rifen)   16th Noviembre 2014, 12:19

Welcome to Fearland...

--------------------------------------------

La orgullosa y arcaica Salem. Aunque la ciudad había sabido modernizarse y adaptarse a los nuevos tiempos, gracias al acceso a través del puerto, una parte de la misma se resistía a dejar de abrazar el pasado. No eran pocos los turistas que acudían atraídos por su infame historia, siendo el museo de historia local una mera excusa para el morboso espectáculo ofrecido al público en torno a la tristemente célebre quema de brujas de 1692. Los salemitas exhibían este triste episodio de su ciudad con una escrupulosa mezcla de vergüenza y cierto grado de orgullo por haberla dejado atrás. Más allá de eso, Salem se actualizaba a ritmo lento pero seguro, mientras mantenía fresco ese encanto colonial de la América más clasista, tal y como Providence o el resto de Massachussets.

Sus recién llegados venían, no obstante, por otra clase de turismo.

-Agente Debrou, Rojo -informaba desde el comunicador Tom Manning, director en funciones de la BPRD-. Éstos son los hechos. 10 desapariciones registradas desde los últimos 7 días, 4 muertes confirmadas. Los cuerpos fueron hallados en callejones o bajo las alcantarillas de la ciudad, colgados como reses de carnicería y descuartizados o mutilados. La prensa local ya ha inventado a su propio monstruo, la "Bruja Carnicera". Como si en Salem no pudiera haber otra cosa que no fueran brujas... -Manning se secó el sudor de la prominente calva. Llamaba la atención que la mayor agencia de los Estados Unidos enfocada a la defensa contra entidades paranormales estuviese dirigida por un tipo que aún no lograba acostumbrarse a la visión de un troll digiriendo a su presa-. En Recursos Místicos están barajando la posibilidad de que se trate de un redcap fugitivo que haya venido desde Escocia como polizón, o que estemos tratando de nuevo con una red de ghouls como la del verano pasado en Louisiana. Sea como sea, apuesto a que vuestro nuevo amigo fiel tiene algo que decir.

Tras dejar un rato que los agentes sacasen sus propias conclusiones, Manning concluyó el comunicado.

-El doctor Krauss se pondrá en contacto con vosotros para contrastar la información que obtengáis. Ya sabéis lo que tenéis que hacer. Y recordar: no dejaros ver. Sí, Rojo, eso va por ti -tras hacer un gesto inquisitivo con el dedo hacia la pantalla, Manning cortó.

Salem nocturno les daba la bienvenida.

----------------------------------------------------------------------------------------------------------

Pues como ya sabéis, id posteando en el evento por el orden citado en el título del tema. En cualquier momento Omega podrá intervenir, pero hasta entonces sois libres de desarrollar el cauce de los acontecimientos. De momento ninguno sabéis nada de Fearland ni os llega a los medios de comunicación, así que no tenéis forma de saberlo.

Dicho lo cual... ¡Que empiece la pesadilla!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://omega.eclipseforo.com/
Hellboy
B.P.R.D.
B.P.R.D.
avatar

Mensajes : 1105
Fecha de inscripción : 26/04/2014
Edad : 72
Localización : Donde haya algún cabronazo

Ficha de Personaje
Alias: Hellboy.
Nombre real: Anung-Un-Rama.
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: [Evento: Fearland] La hoguera de las herejías (Hellboy, Salomon Debrou, Rifen)   16th Noviembre 2014, 13:26

Hellboy se encendió un enorme puro que iluminó levemente sus brillantes ojos amarillos. Las instrucciones de Manning eran muy sencillas. Encontrar a un algo que estaba atacando, matando y secuestrando gente en las calles de Salem. La famosa ciudad de las brujas se hallaba silenciosa, sin ni un alma en las calles, probablemente aterrados por la criatura o criaturas que habían provocado las desapariciones. Para el demonio se trataba de una misión como otra cualquiera. Solían ser muy parecidas entre ellas, pero supuso que para Salomon todavía era algo nuevo y emocionante. Pero claro, él llevaba en el B.P.R.D cazando monstruos desde hacía más de cincuenta años. Pegó una calada al puro y expulsó el denso humo.

- Bueno, veamos qué tenemos aquí.- Abe le había dicho varias posibles criaturas con ese comportamiento, cada cual más cabrona que la anterior. Sin embargo, no había sido capaz de concretarle qué era exactamente, ya que únicamente había visto algunas fotos y leído los artículos. Hellboy barajó unas pequeñas fichas que se había llevado a modo de chuleta para intentar deducir qué era lo que tenían delante una vez lo encontrasen. Murmuró algo ininteligible y las volvió a guardar. Miró a su compañero y le llamó con un gesto con la cabeza.- ¡Salomon! Toma esto, seguramente te proteja. Un relicario. Directamente desde el Vaticano. San Bartolomé de Simero. Alejará a la criatura si es de origen infernal. Estás de suerte de todas formas, hoy es el día de todos los santos.-

Rojo se acercó a la rejilla de alcantarilla más cercana que tenían. La levantó con la mano de piedra y la dejó caer pesada y ruidosamente a su lado. Sacó una pequeña barrita opaca y le dio un firme golpe contra su brazo de piedra. Inmediatamente, la barrita se iluminó con un color verdoso. Hellboy la dejó caer a través del agujero de la alcantarilla, y esta chocó contra el suelo, a diez metros de distancia. Encendió una pequeña linterna que tenía en su cinturón y saltó a través del agujero. Apenas cabía por él debido a su enorme tamaño, pero consiguió pasar hasta caer contra el suelo con un sonoro golpe seco. El olor a putrefacción y desechos de toda una ciudad entró por sus orificios nasales y sonrió.

- ¡Ah, aroma de montaña! Mi preferido...- Y desenfundó el Samaritano. Sacó seis balas de su cinturón y las metió en el enorme revolver, haciendo girar el tambor y recolocándolo con un click. Dio otra calada al puro, volviendo a iluminar con un tono rojizo su rostro. Un pequeño riachuelo frío de apenas un metro de profundidad recorría el suelo. Algunas ratas recorrían las cañerías a ambos lados de un largo y grueso pasillo circular. La luz lunar se colaba a través de algunas rejillas a lo largo de este sitio, pero las tinieblas eran lo que predominaban allí abajo. Se volvió para mirar a través del agujero que se encontraba a unos cinco metros sobre él. Unos escalones oxidados llegaban hasta la pequeña apertura. El firmamento se dibujaba más allá del pequeño orificio situado en mitad de la calle.- ¡Salomon! Venga, que no tenemos todo el día. Hay unas escaleras para que bajes hasta aquí. Recuerda encender la linterna. Aquí abajo no se ve un pimiento.- En realidad era más por su compañero que por él. Hellboy tenía una visión nocturna algo más desarrollada que la de los humanos normales. No era nictálope, pero podía distinguir perfectamente las cosas que le rodeaban. Dio algunos pasos hacia el frente mientras esperaba a que su compañero bajase, tranquilo, pero atento a cualquier movimiento o señal de que no estaban solos.

_________________
Quién soy                 Qué hago                 Mi careto

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Salomon Debrou
B.P.R.D.
B.P.R.D.
avatar

Mensajes : 21
Fecha de inscripción : 26/09/2014

Ficha de Personaje
Alias: ---
Nombre real: Salomon Debrou
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: [Evento: Fearland] La hoguera de las herejías (Hellboy, Salomon Debrou, Rifen)   17th Noviembre 2014, 00:29

-Salem...-

Salomón tuvo sentimientos encontrados al pisar aquella ciudad, por un lado sentía un poco miedo, de Salem provenían muchas historias de terror, historias de brujas, de sacrificios, entre otros (Quizás esa era una de las principales razones del turismo en la ciudad). Y por otro lado se sentía emocionado, los mitos, leyendas, la historia, todo ese tipo de cosas fascinaban a Salomon, era como llegar a una pequeña ciudad de historia sobrenatural. Pero él sabía que no iba para allá a empaparse de conocimientos, ni nada por el estilo sino a otra cosa- ¿Buscar a un asesino? -fue lo que se le ocurrió...

Esta misión era un poco peculiar, para empezar era una de las pocas veces que se iba solo con Hellboy, y eso solo significaba problemas.  Segundo, no era una misión de investigación como otras, esta era una misión de captura, alguien(o algo) estaba matando y secuestrando personas en Salem, según la información que suministro Manning, se habían hallado los cuerpos de las víctimas de diferentes formas: "descuartizados, "mutilados", entre otros, la misión de ellos era encontrar el causante de esas masacres y detenerlos, este tipo de trabajos no eran su especialidad, él era arqueólogo, un investigador, no tenía mucha especialidad en el combate y prefería estar con un libro en la mano que con una pistola, pero este no era el momento, y sabía cuál era su deber así que no dudó en ir, y además... A final de cuentas, de eso se encargaba el BPRD, de defender a los Estados de Entidades Paranormales, y estaba orgulloso de pertenecer a ese equipo.

Todos esos acontecimientos que estaban ocurriendo en Salem no era nada bueno, algo terrible estaba pasando en la ciudad y quizás esa era la razón por la que las calles se encontraba solas y abandonadas, junto a un silencio sepulcral que inundaba todo el lugar.

Salomón observó detenidamente el lugar, las calles abandonadas, a excepción de algunos insectos, no se escuchaba nada en el lugar, parecía una ciudad abandonada, como si sus habitantes hubiesen sido víctimas de algún virus mortal y todos hubieran muerto en silencio, cargaba un pequeño morral en su espalda, allí llevaba un pequeño cuaderno, una Tablet, el diario de su padre y una pequeña cantimplora con agua(algo le dijo que los habitantes no iban a ser muy corteses con ellos) y algunos accesorios, y por supuesto debido a la naturaleza de la misión, cargaba un revolver enganchado en el pantalón. Había sacado el pequeño cuaderno, dirigió su vista hacia él y repasar algunas anotaciones que había hecho acerca del lugar, de las posibles amenazas que se encontrarían, y algunos datos que consideró de importancia del informe de Manning y otras cosas.

Salomon estaba concentrado leyendo  hasta que Hellboy llamo su atención, le dio un relicario para que lo protegiera, era un poco extraño que él hiciera eso.-Mmm...-Agarró lentamente el relicario- No sé quién demonios es pero, gracias... Supongo. Es muy amable que venga de tu parte, me extraña que confíes en estas cosas, aunque me imagino que me dirás que yo lo necesito más que tu...- Se colocó el relicario en el cuello con un poco de desconfianza, pero supuso que tenía que investigar un poco más de religión.

Luego de eso, Rojo se dirigió hasta una alcantarilla que tenían cerca, Salomon le siguió mientras seguía ojeando aquel cuaderno, pudo escuchar cuando la rejilla fue levantada y cayó al suelo, ocasionando un fuerte ruido, que debido al silencio, impregnó el lugar. Acto seguido el Diablo saltó hacia el agujero,- ¿Pero qué demonios? - Pensó Salomon y dirigió su vista al agujero de la alcantarilla, pudo observar a Hellboy cargar su arma y luego le miró.

¡Salomon! Venga, que no tenemos todo el día. Hay unas escaleras para que bajes hasta aquí. Recuerda encender la linterna. Aquí abajo no se ve un pimiento.- Exclamó el Diablo Rojo desde el agujero-

Salomon frunció el ceño -Demonios, esto debe ser una broma-Pensó. Metió el cuaderno en el bolso, sacó una linterna y se volvió a colocar el bolso en la espalda. Bajó por las escaleras, mientras descendía podía sentir el olor putrefacto que desprendía la alcantarilla- Que asco- encendió la linterna, llego hasta donde Hellboy y le dijo:- ¿Porque decides empezar a investigar en este lugar? Podríamos empezar por otro... -

Hellboy tenía razón a excepción de la luz que se colaba en algunas rejillas, solo predominaba oscuridad allí adentro, solo podía escuchar el sonido de las ratas y del riachuelo que recorría el suelo. Alguien normal no se atrevería a entrar en ese lugar, y quizás tampoco Salomon, pero no se iba a acobardar, mantuvo la calma como siempre lo hace, y preguntó:

-Entonces... Tú decides Rojo por donde empezamos- Dirigió su atención hacia el lado opuesto que miraba Hellboy, alumbrando con la linterna, no quería que nada los impresionara y él estaba alerta.

_________________
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Omega

avatar

Mensajes : 210
Fecha de inscripción : 10/03/2014
Localización : En el último Universo

Ficha de Personaje
Alias:
Nombre real:
Universo:

MensajeTema: Re: [Evento: Fearland] La hoguera de las herejías (Hellboy, Salomon Debrou, Rifen)   18th Noviembre 2014, 18:57

El alcantarillado de Salem trajo recuerdos a Hellboy de aquella antigua misión en Praga de diez años atrás. Los angostos túneles hedían a la podredumbre que la ciudad escondía bajo su alfombra. Daba la impresión de que en cualquier momento podrían encontrar una montaña de huesos oculta tras una esquina, perteneciente a las centenares de víctimas de la infame quema de brujas.

Mientras deambulaban por los túneles con la escasa iluminación que les ofrecía la linterna de Salomon, el comunicador volvió a pitar. Esta vez ambos agentes reconocieron el inconfundible acento alemán del mayor experto en criptozoología y ocultismo del BPRD con permiso de Abe Sapien.

-Herr Debrou, Rrojo.. Agentes, les tengo monitorizados. Avancen con cautela: he descartado por completo las teorías sobre el redcap y los ghouls que ha mencionado herr Manning. El último avistamiento de un trasgo escocés fuera de Gran Bretaña está fechado en 1895, y es bien sabido que a los ghouls no anidan jamás en la costa, les repele el olor a sal -al doctor Krauss le gustaba subrayar que sabía más de la materia que Manning siempre que podía-. Esto significa que aún no sabemos a qué nos enfrentamos. No obstante he averiguado algunas cosas bastante interesantes...

Los agentes llegaron a un cruce de caminos, desde donde observaron a un puñado de ratas correteando hacia la derecha, y perdiéndose en la oscuridad tras doblar una esquina. Un olor extraño y viciado llegaba desde allí, algo un poco diferente del hedor habitual a alcantarilla.

-Según parece los rumores sobre brujería de Salem podrían no estar tan infundados como creíamos. En 1634 Bartholomew Pendleton se asentó en la colonia... ¿Cómo, que no saben quién es Bartholomew Pendleton? -suspiró brevemente con el tono de un profesor que no logra que sus alumnos se aprendan la lección-. Fue uno de los más reconocidos alquimistas de su tiempo. Por supuesto, este tipo de información nunca es de dominio público, es lo que pasa cuando se vive bajo la amenaza constante de la Inquisición. El caso es que hay constancia de la correspondencia que mantenía con sus colegas de Londres y con un grupo particularmente interesante, la llamada Orden de Gryffin. No obstante los archivos de la ciudad no hacen mención en absoluto a ningún Pendleton, lo que nos lleva a pensar que su base de operaciones debía estar muy bien escondida. Tal vez a las afueras de la ciudad o... bajo ésta.

A Salomon le dio la sensación de que algo se había movido a sus espaldas, pero para cuando giró la cabeza, no vio nada allí. El estrés habitual de implicarse en una misión de campo de la BPRD. Espera lo inesperado.


Última edición por Omega el 19th Noviembre 2014, 01:07, editado 1 vez
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://omega.eclipseforo.com/
Hellboy
B.P.R.D.
B.P.R.D.
avatar

Mensajes : 1105
Fecha de inscripción : 26/04/2014
Edad : 72
Localización : Donde haya algún cabronazo

Ficha de Personaje
Alias: Hellboy.
Nombre real: Anung-Un-Rama.
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: [Evento: Fearland] La hoguera de las herejías (Hellboy, Salomon Debrou, Rifen)   18th Noviembre 2014, 21:49

Hellboy escuchó la queja de Salomon por bajar a la alcantarilla. Él mientras seguía mirando que no hubiese nada oculto en la oscuridad, vigilándolos, esperando a que fuesen vulnerables para atacar. La pregunta de su compañero de por qué debían empezar por ahí abajo provocó un suspiro en el demonio, quien le respondió sin girarse.

- La mayoría de los bichos infernales detestan el sol, así que muchas veces se ocultan en las alcantarillas para protegerse del astro rey. Además, la mayoría de las civilizaciones ocultas como dientes y trolls vivían bajo tierra para mantenerse al margen del mundo de los humanos. Verás, en la antigüedad, todas las razas convivían sin problema unas con otras sobre la superficie de la tierra. Sin embargo, el miedo de los hombres por las criaturas mágicas y sobrenaturales provocó una fuerte y terrible guerra entre ellos y los seres mágicos hace mucho tiempo. La carnicería que sucedió fue tan grande que hicieron un pacto: los humanos, cuya vida era corta y necesitaban la luz del sol para sobrevivir heredarían la superficie del mundo, mientras que la mayoría de los seres mágicos, como duendes, elfos o gnomos, cuya longevidad es mucho mayor y además provienen de la tierra, vivirían en el subsuelo, donde podrían crear soles o luces gracias a sus poderes que les ayudasen a sobrevivir.- Recordaba las historias que le contaba su padre cuando era un niño en los campamentos militares. Le gustaban y siempre las escuchaba con mucha atención y cariño. En aquel entonces pensaba que eran cuentos para niños, pero con el tiempo se dio cuenta de que la mayoría de esos relatos eran reales, y su padre se los contaba por si algún día debía enfrentarse a alguna de esas criaturas o se encontraba con una situación parecida a la de las historias que su padre le contaba antes de dormir.

Rojo dio una calada a su puro y unas pequeñas cenizas rojizas flotaron de este, apagándose casi al abandonar la punta del enorme cigarro. Entonces se volvió a Salomon, con el enorme revolver apuntando todavía al techo.

- Sea lo que sea esta criatura, lo más probable es que se encuentre bajo tierra, ocultándose del mundo exterior. Además, han encontrado algunos de los mutilados cuerpos aquí abajo, así que abre bien los ojos. Podría estar vigilándonos en este momento.- Los ojos de Hellboy se movieron recorriendo el techo, y dio de nuevo la espalda a Salomon mientras avanzaba por los circulares y goteantes tubos. Cada diez metros el demonio dejaba unas pequeñas bolitas luminosas en el camino para evitar perderse y saber si ya habían estado en un punto en concreto. Iba pensando en sus cosas cuando un crujido anunció las palabras del agente Krauss a través del pequeño intercomunicador. Comenzó a hablar con ese marcado acento y toda esa verborrea histórica que a nadie importaba. Mientras escuchaban sus palabras, Hellboy movía la mano como si fuese una boca y ponía los ojos en blanco. Llegaron a un cruce de caminos y el demonio se detuvo para pensar hacia donde ir. Desde la derecha, un olor extraño y fuerte llegaba.

- ¡Corta el rollo Johann! Dinos qué habéis averiguado y punto. Además, ¿quién demonios es Bartholomew Pendleton?- Krauss suspiró ante la pregunta de Rojo y otra vez comenzó con la clase de historia. Hellboy empezaba a perder la paciencia. Krauss era peor que Abe. Al menos su compañero azulado iba al grano cuando el demonio se lo decía. Krauss no. Se podía tirar horas hablando de la naturaleza del ser que podían encontrar sin cansarse ni molestarse en preguntar si todavía le estaban escuchando. Hellboy negó con la cabeza y pulsó un pequeño botón en el intercomunicador.- Con haber dicho que no se trataba de un trasgo habría valido. Y ya había supuesto que la madriguera del bicho este esté aquí abajo. Si encontramos algo interesante se lo diremos.

Johann seguía hablando, pero el demonio vio algo que captó su atención, dejando de escuchar por completo a su compañero. En mitad del pasillo que traía el extraño olor vio una especie de bulto. Estaba en mitad del pasillo. Lentamente, fue acercándose a este hasta estar a unos pocos centímetros de él. Parecía un cuerpo humano. Lo empujó ligeramente con el pie, dándole la vuelta. Era un humano, de eso no había duda, o lo que quedaba de él al menos. El demonio encontró un rostro casi sin carne, con los pelos totalmente desaliñados y las cuencas de los ojos vacías. Su boca mostraba una horrible mueca girada hacia la izquierda. La ropa estaba totalmente desgarrada y mostraba manchas de sangre y otra sustancia semi transparente. Parecía saliva. Algunos insectos se movieron por la carne y los huesos del cadáver. Hellboy gruñó levemente y giro la cabeza, mirando por encima del hombro.

- ¡Eh tiritas! Por aquí.

_________________
Quién soy                 Qué hago                 Mi careto

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Salomon Debrou
B.P.R.D.
B.P.R.D.
avatar

Mensajes : 21
Fecha de inscripción : 26/09/2014

Ficha de Personaje
Alias: ---
Nombre real: Salomon Debrou
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: [Evento: Fearland] La hoguera de las herejías (Hellboy, Salomon Debrou, Rifen)   19th Noviembre 2014, 16:49

- No tenías que darme una clase de historia Rojo, me conformaba con un "los bichos infernales prefieren la oscuridad" o algo así, pero gracias por el dato -Dijo Salomon después del sermón que le había dado Hellboy, nunca pensó en él como el inteligente del grupo, para él ese era Abe, y  lo admiraba mucho, lo veía como un ejemplo a seguir, todo un científico, y era con uno de los pocos con los que podía intercambiar conocimientos y de vez en cuando conversar de temas que de verdad le interesen. Pero eso no significaba que a Hellboy lo menospreciara, había investigado un poco acerca de él y le parecía una ser muy interesante, lleno de misterios y esas cosas y era confiable. Además era como el soldado del equipo, y  alguien con el que Salomon se sentía seguro a su lado, y que apreciaba, a pesar de que nunca se lo ha dicho y puede que nunca lo haga...

Rojo se volvió a Salomon y le mencionó que estuviera alerta. Y eso no había que dudarlo, aquel lugar daba mucho miedo, el olor, la oscuridad, aquella cosa que estuviera causando todas esas muertes, podría estar fácilmente escondido en un lugar así. Podrían estar dirigiéndose a una guarida o a un nido de bichos raros, pero sea lo que fuese, allí no estaban seguros.- ... - Salomon no dijo nada al respecto, sabía lo que tenía que hacer, estaba preparado. Mientras avanzaban, Salomon alumbraba el camino con la linterna, era una luz escasa, y no era suficiente como para alumbrar por completo aquel lugar, además, que mientras más se adentraban en las alcantarillas, habrían más posibilidades de extraviarse, pero al parecer a Hellboy ya se le había ocurrido eso y por cada diez metros, tiraba en el suelo una bolitas brillantes en el camino para saber dónde habían estado.  

Mientras caminaban, de vez en cuando Salomon se volteaba hacia atrás para ver si nada los estaba siguiendo, en las películas de terror por lo general los monstruos atacan desde atrás por eso él estaba alerta, pero era casi imposible poder ver algo con claridad por la oscuridad, lo único que podía divisar eran las bolitas que dejaba Hellboy tirados en el camino, tampoco escuchaba nada más, a excepción de los pasos suyos y los de Hellboy y las gotas que caían del techo, era un lugar muy silencioso y con mucho eco, cualquier cosa que estuviera allí escondida, tarde o temprano se daría cuenta de la presencia de Ambos.

Siguieron andando y de pronto el pequeño intercomunicador que tenían pitó, era el doctor Krauss que estaba negando algunas suposiciones de posibles amenazas que se iban a encontrar. Krauss era muy inteligente pero de vez en cuando llegaba a atormentar cuando se extendía en sus charlas, parecía una radio loco, como si nunca fuera a terminar, dándole muchas vueltas al tema en vez de ir al grano de una vez, y sabía que eso era algo que a Hellboy le molestaba mucho, y si no fuera por ese acento divertido que tenía al hablar, que a Salomon le causaba un poco de gracia, para él también seria insoportable. Mientras lo escuchaban Hellboy hacia unas muecas burlándose de Krauss, el joven lo miraba y sonrió un poco, al menos eso había bajado un poco la tensión en el ambiente.  

Llegaron a un cruce de caminos, derecha e izquierda, y de la derecha llegaba un olor muy fuerte y nauseabundo, distinto al olor del alcantarillado, el chico se tapó la nariz con la mano que tenía libre, tratando de no oler aquella pestilencia pero era casi imposible, a menos que tuviera una máscara, tenía que aguantar ese olor - ¿Que demonios huele asi?, Este olor es... Diferente.- Dijo Salomon con la mano en la cara. Y Hellboy cansado de escuchar a Krauss, dio un grito y le hizo una pregunta que lo que hizo más bien fue extender aquel sermón del alemán. A Salomon le interesaba lo que se le decía, le gustaba aprender, Krauss estaba explicando algo acerca de un sujeto que se asentó en la ciudad pero en los registros se encontraban muy poco acerca de él. Era algo interesante, y estaba dispuesto a escuchar toda su explicación, pero Hellboy no, el Diablo apago su intercomunicador, dando a entender que ya estaba cansado de tanta palabrería.  

De pronto algo le llamó la atención a Hellboy en el pasillo derecho, se acercó hasta allí dejando a Salomon solo. Al parecer había encontrado algo interesante, observó por un rato aquella cosa, Salomon pudo notar que la pateo o algo así. - ¡¿Encontraste algo Ro.. – Algo le interrumpió, de pronto Salomon sintió que algo se había movido a sus espaldas, rápidamente se giró hacia atrás con la linterna en mano pero no vio nada. Se mantuvo así por unos segundos, esperando si lograba ver algo. Quizás solo era el estrés de la misión lo que lo hacía sentir cosas, trató de mantener la calma para no desesperarse, no se iba a acobardar en frente de su compañero.  En eso escuchó a Hellboy gritar:

- ¡Eh tiritas! Por aquí.

Rápidamente se volteó a donde estaba Hellboy y se dirigió hasta él. - ¿Dime, que encontraste?-

_________________
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Omega

avatar

Mensajes : 210
Fecha de inscripción : 10/03/2014
Localización : En el último Universo

Ficha de Personaje
Alias:
Nombre real:
Universo:

MensajeTema: Re: [Evento: Fearland] La hoguera de las herejías (Hellboy, Salomon Debrou, Rifen)   25th Noviembre 2014, 13:39

Hellboy tenía suficiente experiencia en materia de caza de criaturas como para tener ciertas nociones de rastreo. La saliva aún estaba caliente. Parecía profundamente corrosiva, y el fuerte olor a carne putrefacta que despedía le indicaba una actividad bacteriana muy poderosa. Se acordó de pronto de aquel libro que leyó en su juventud sobre reptiles del mundo, y del impactante capítulo sobre el dragón de Komodo, el mayor hijoputa que hubiese parido la naturaleza.

De repente captó algo más que a simple vista se le había pasado por alto. Oculta entre las ropas rasgadas y pringadas de sangre y restos de carne había algo parecido a una bolsa. Apenas Rojo la descubrió ésta pareció removerse. Estaba pegada al costillar por diferentes hilos de carne, como los arbotantes de una catedral gótica, y era blando como un globo de agua. Algo parecía removerse en su interior. Algo similar a un feto humano.

De pronto, apenas los dos agentes discutían sobre la naturaleza de lo que habían visto, la bolsa reventó. Una rociada de líquido amniótico que olía a huevos podridos salpicó a Salomon y a Hellboy. Pero no tuvieron tiempo de maldecir su suerte antes de que algo pequeño y amorfamente cabezón saltara de su interior hacia el primer objetivo que tuvo por delante.

Salomon pudo ver atónito cómo algo pequeño, del tamaño de un bebé de siete meses y con una cabeza como un balón de reglamento, se le echaba al cuello de la camisa e intentaba perforarle la tráquea a dentelladas, con una dentadura digna de una piraña.

_________________
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://omega.eclipseforo.com/
Hellboy
B.P.R.D.
B.P.R.D.
avatar

Mensajes : 1105
Fecha de inscripción : 26/04/2014
Edad : 72
Localización : Donde haya algún cabronazo

Ficha de Personaje
Alias: Hellboy.
Nombre real: Anung-Un-Rama.
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: [Evento: Fearland] La hoguera de las herejías (Hellboy, Salomon Debrou, Rifen)   25th Noviembre 2014, 15:52

Salomon llegó hasta la altura del demonio, quien se había agachado hasta estar de cuclillas junto al cuerpo. Tocó con la yema de los dedos la saliva, y la miró al trasluz. A juzgar por las heridas y el estado del cuerpo la cantidad de bacterias y seres microscópicos que habitaban en la sustancia eran suficientes para convertir los músculos en un montón de carne blanda que se caía a trozos. Ya había visto eso antes. Y no sólo en seres sobrenaturales o criaturas fantásticas. También entre los animales había seres con esa característica bucal. Un mordisco y un agónico dolor te perseguiría durante horas, incluso días, mientras la carne se va pudriendo. Se volvió para ver a su compañero acercarse.

- Se ve que nuestro compañero aún tiene hambre... Habrá que andarse con ojo, esto es bastante reciente. Por cierto, no toques la baba esa. Tiene más bacterias que un depósito de desechos.- El fuerte olor a putrefacción emanaba del cuerpo haciendo que el demonio frunciese el ceño. No era ni mucho menos lo peor que había olido, aunque el olor a descomposición nunca era agradable. Hellboy seguía inspeccionando el cuerpo cuando vio algo extraño. Con ayuda de su revolver levantó ligeramente la desgarrada ropa del cuerpo, encontrando lo que parecía una enorme bolsa palpitante pegada al cuerpo del hombre. Tenía algo dentro que se movió un poco. El demonio se acercó para verlo mejor.- ¿Pero qué demo...? ¡Solomon! Creo que he encontrado algo... Parece una especie de... ¿Globo de agua con sorpresa?

Solomon le dijo algo, y entonces la extraña bolsa explotó. Le dio de lleno al demonio en los ojos, provocando que cayese sobre su trasero cegado por la explosión.

- ¡HIJO DE LA GRAN...!- Afortunadamente, el líquido no escocía ni pareció cegarle más allá de lo que habría cegado un chorro de agua, pero el olor a putrefacción se pegó al rostro del demonio con fuerza. El enorme revolver cayó al suelo y Hellboy comenzó a limpiarse los ojos con la mano normal tan rápido como pudo. Escuchó una especie de chillido que se movió por el aire. Algo había salido de aquella bolsa, de eso no tenía duda. ¿El qué? En cuanto lo viese lo sabría.- ¡Maldito cabrón!- El demonio abrió los ojos y vio todo borroso. Palpó el suelo en busca de su arma mientras seguía escuchando los chillidos de aquel ser que ahora les acompañaba. Encontró su arma y la cogió por el mango, girándose y levantándose mientras apuntaba al sitio donde provenían los chillidos. Pudo diferenciar a su compañero a unos pocos metros de él, pero seguía viendo todo algo borroso.- ¡Qué cagarro! ¡Solomon! ¿Qué demonios está pasando?

_________________
Quién soy                 Qué hago                 Mi careto

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Salomon Debrou
B.P.R.D.
B.P.R.D.
avatar

Mensajes : 21
Fecha de inscripción : 26/09/2014

Ficha de Personaje
Alias: ---
Nombre real: Salomon Debrou
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: [Evento: Fearland] La hoguera de las herejías (Hellboy, Salomon Debrou, Rifen)   25th Noviembre 2014, 19:51

Salomon se acercó hasta donde se encontraba Hellboy agachado, cuando llegó pudo notar el cuerpo putrefacto en el suelo y como Hellboy lo estaba mirando. Empezó a alumbrar el cadáver con la linterna- ¡Que asco! - Exclamó el joven al ver aquella imagen, era algo muy asqueroso, el cadáver casi no tenía carne y también le habían comido los ojos, y  saliva por doquier, alguien o algo se lo había devorado y a juzgar por la condición, era reciente. Varias imágenes de posibles criaturas cruzaron por su mente, Salomon intentaba averiguar que cosa hubiera hecho algo así, pero hacía falta más que un examen visual  para averiguarlo, cazar monstruos de este tipo no era su especialidad, en este momento el más capacitado para este trabajo era Rojo y Salomon lo sabía.  

Se puso de cuclillas al lado de Rojo, para ver mejor el cadáver- Pobre tipo... -Dijo Salomon, Hellboy toco la saliva con los dedos, el chico frunció el ceño, al verla, le dio un poco de nauseas, él no se iba a atrever a tocar esa cosa, por eso cuando Rojo se lo advirtió era más que obvio que no lo haría. Se tapó nuevamente la nariz con la mano, el hedor que emanaba del cuerpo era muy fuerte, hasta para Hellboy, ya que incluso él había fruncido el ceño, debido al olor.

Hellboy, empezó a registrar un poco el cuerpo con la ayuda del revolver para no tocar nada con las manos, levantó un poco las ropas y mientras hacía eso Salomon dijo- Esto es muy asqueroso Hellboy, deberíamos dejarlo ya - Pero luego el demonio encontró algo.  Salomón, se acercó un poco para ver que era, parecía como una bolsa de agua palpitante, era algo muy extraño, ¿Que hacia una cosa así dentro de un cadáver?

¿Pero que demo...- Trató de decir Solomon, pero de pronto la bolsa explotó, rociando un líquido, que salpicó a ambos, a Hellboy le cayó en los ojos haciendo que este cayera de culo en el suelo, pero Salomon debido a que tenía la mano cerca de su rostro pudo cubrirse a tiempo, pero parte del líquido manchó su ropa. De pronto algo salió de la bolsa, un extraña pero pequeña criatura emergió del cadáver, tenía una cabeza un poco más grande en comparación con el ancho del cuerpo, dio un chillido, reveló unos pequeños pero filosos dientes y saltó rápidamente hasta el cuello del chico - ¡Aah! -Gritó Salomon mientras caía, quedando acostado en el suelo y la criatura encima de él, la sostuvo rápidamente por el cuerpo con ambas manos, tratando de alejarla de su tráquea, era pequeña pero muy escurridiza y algo viscosa, lo que lo hacía un poco incómodo de sostener. Escuchó a su compañero gritarle que sucedía, al parecer el demonio todavía estaba cegado por el líquido que había caído en sus ojos.

- ¡Maldicion Hellboy deja de perder el tiempo allí y ven a ayúdame, esta cosa es muy resbaladiza! - Pudo extender los brazos hacia arriba, logrando alejar un poco a la criatura de sí, pero era muy ágil y se le resbalaba un poco de las manos. Mientras permanecía acostado un poco de la saliva del animal caía en el rostro de Salomon, obligándolo a cerrar los ojos y a actuar instintivamente sin poder ver lo que hacía - ¡Hellboy apresúrate! -

_________________
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Omega

avatar

Mensajes : 210
Fecha de inscripción : 10/03/2014
Localización : En el último Universo

Ficha de Personaje
Alias:
Nombre real:
Universo:

MensajeTema: Re: [Evento: Fearland] La hoguera de las herejías (Hellboy, Salomon Debrou, Rifen)   1st Diciembre 2014, 11:22

La criatura mantuvo un furioso forcejeo con Solomon, haciendo lo posible por alcanzar su tráquea. Por fortuna el agente pudo reaccionar lo bastante rápido como para arrancársela y tirarla al suelo, aunque en el proceso se llevó un buen arañazo en el cuello y perdió parte del cuello de la camisa y la gabardina.

Una vez en el suelo, el monstruo echó a rodar y se puso a cuatro patas, bufando furioso como un gato enrabietado. Ahora que podían verlo claramente, tenía un aspecto similar a un feto humano, pero con la cabeza sobredimensionada, tan grande como un balón, y ojos saltones similares a los de un pez globo. La boca estaba abierta en forma de O y exhibía dos hileras de dientes como cuchillas, acabados en bordes de sierra, como la dentadura de un tiburón tigre. El engendro babeaba y chillaba mientras bamboleaba la cabeza pesadamente, buscando un nuevo objetivo.

Finalmente hizo lo que ambos agentes preveían que pasaría. Se enfocó en Hellboy. Y saltó, como un resorte, hacia la cara de Rojo.


_________________
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://omega.eclipseforo.com/
Hellboy
B.P.R.D.
B.P.R.D.
avatar

Mensajes : 1105
Fecha de inscripción : 26/04/2014
Edad : 72
Localización : Donde haya algún cabronazo

Ficha de Personaje
Alias: Hellboy.
Nombre real: Anung-Un-Rama.
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: [Evento: Fearland] La hoguera de las herejías (Hellboy, Salomon Debrou, Rifen)   2nd Diciembre 2014, 13:57

Cuando por fin el demonio pudo ver bien, encontró a su compañero forcejeando con algo. Tenía algo entre las manos. Una especie de pequeño ser rosado que emitía los gritos y chillidos. Solomon le pedía ayuda y el demonio apuntó con su enorme revolver a la criatura. Demasiado pequeña y demasiado cerca de la cabeza de Solomon. Podía dispararle a él en vez de al monstruo que le atacaba. Bajó el revolver y se dispuso a ayudarle. Solomon consiguió liberarse de la presa del ser, que acabó a un par de metros de ellos. Ahí, mirándolos, Hellboy pudo ver que se trataba de alguna especie de bebé deformado o algo así. Tenía una enorme cabeza y una boca con dos hileras de dientes. La extraña criatura chilló y saltó hacia el demonio. Rojo la cogió al vuelo con su mano de piedra, mientras el ser gritaba, siseaba y usaba sus pequeñas uñas y dientes para intentar dañar el enorme brazo del demonio. Frunció el ceño e hizo una mueca con la boca al tiempo que resoplaba.

- Eres un pequeño cabronazo muy feo y con muy mala leche, ¿sabes?- Y apretó los dientes y su mano, provocando que la cabeza del extraño bebé estallase, manchando su brazo con un líquido oscuro. Se deshizo del cuerpo dejándolo caer y se limpió la mano de piedra con cuidado. Enfundó su enorme revolver y se dirigió a su compañero.- ¿Estás bien tiritas?- Con la mano izquierda agarró la cabeza del muchacho por el mentón y la giró levemente revisando que no tuviese nada. Encontró una zona algo afectada, pero no seriamente al menos. Unos pequeños arañazos habían dejado una leve marca en la piel. El demonio abrió uno de los bolsillos de su cinturón y sacó un pequeño bote transparente. Lo abrió con cuidado y miró a Solomon.- Esto te va a escocer un poco, pero desinfectará la herida. No te muevas.- Con mucho cuidado, Rojo roció un poco del líquido que había en el interior del frasco por el cuello de su compañero. En la zona afectada apareció una espuma blanca siseante, y Solomon apretó ligeramente los dientes mientras aspiraba aire entre ellos. Guardó con cuidado el frasco de nuevo en su bolsillo y le puso una pequeña venda cubriendo la parte del cuello con la herida.- Bueno, otra más para tu colección por lo que veo... No te preocupes, sanará rápido. No era más que un pequeño rasguño.

Puede que Solomon no fuese Abe o Liz, a los cuales el demonio consideraba prácticamente su familia, pero ahora era su compañero, y debía cuidarlo si le pasaba algo. Además, no le caía mal. Se agachó de nuevo sobre el cadáver que habían encontrado y recogió una pequeña muestra de la extraña saliva que había sobre él. Lo que acababan de ver era, probablemente, una mujer embarazada infectada con algún tipo de virus que había provocado que su bebé se convirtiese en un monstruo. Eso o el ser que buscaban había introducido aquella criatura en el cuerpo del cadáver. Cualquiera de las posibles explicaciones era, en esos momentos, aceptable. Activó el intercomunicador encendiéndose una pequeña luz roja.

- Johann, aquí Hellboy. Hemos encontrado un cadáver con sorpresa. Una especie de pequeño feto mutante nos ha atacado. Lo hemos reducido, sin daños graves. Solomon se ha llevado un pequeño arañazo, pero parece que está bien.- El demonio miró a Solomon y sonrió. Le hizo una seña para que recogiese una muestra de sangre del pequeño feto también y que revisase los alrededores mientras hablaba con Johann.- Por cierto, he cogido una muestra de lo que parece la saliva del bicho al que perseguimos, pero si tenéis un poco allí deberíais revisarla. Es posible que tenga algún tipo de virus, bacteria o mutación que puede afectar a las personas. El bicho este que nos hemos encontrado tenía toda la pinta de ser un feto. Es todo por el momento. Cambio y corto... ¿Cómo vas Solomon?

_________________
Quién soy                 Qué hago                 Mi careto

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Salomon Debrou
B.P.R.D.
B.P.R.D.
avatar

Mensajes : 21
Fecha de inscripción : 26/09/2014

Ficha de Personaje
Alias: ---
Nombre real: Salomon Debrou
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: [Evento: Fearland] La hoguera de las herejías (Hellboy, Salomon Debrou, Rifen)   3rd Diciembre 2014, 19:44

Salomon forcejeo fuertemente con la extraña criatura, le costó, pero a la final pudo deshacerse de él tirándolo hacia un lado, pero con un precio, el extraño ser pudo hacerle un rasguño en su cuello haciendo que parte del cuello de la camisa y de su gabardina quedaran destrozadas. Fue solo un rasguño, pero le había dolido bastante. Como estaba acostado, rápidamente se acomodó y se sentó para poder ver a la criatura, se limpió la cara que estaba llena de saliva y la miró fijamente. - ¿Qué demonios es esa cosa? - Inquirió el joven al ver aquella imagen. Era como un feto, pero deforme, con una gran cabeza y unos dientes muy afilados, parecían sierras.  Solomon se alegró de que esa cosa no haya alcanzado su tráquea, porque de seguro no hubiera sobrevivido.  

La criatura se colocó de cuatro patas, como en posición para volver a atacar, Solomon sostuvo su arma, en alerta por si la criatura se le lanzaría otras vez encima, pero luego se lanzó hacia Rojo, y este rápidamente la cogió en el aire con la mano de piedra y la apretó matándola. - Fácil... - Pensó el chico, a él le había costado arrancársela de encima, mientras que para Rojo le fue muy sencillo matarla, por eso en parte le tenía respeto a Hellboy, lo veía como "el tipo fuerte del equipo" y por eso se sentía seguro a su lado. - Discúlpame Rojo, no tiendo a alarmarme cuando me suceden este tipo de cosas, por lo general siempre trato de guardar la cal... !Ugh! - Aquel rasguño que le había dejado la criatura le seguía doliendo y un poco de sangre corría por la herida.  Rojo se acercó a él, le sostuvo el mentón para observar con claridad la herida, sacó de unos de los bolsillos del cinturón un pequeño bote transparente, le roció el líquido por la herida, causándole un ardor fuerte en la zona lastimada haciendo que el chico apretara los dientes para aguantar. Luego le colocó una venda para cubrirle la herida. Solomon acarició un poco la venda con los dedos y le dijo con tono suave: - Gracias Rojo... - Fue un bonito gesto del Diablo hacer tal cosa, el chico no se lo esperaba, pero tal acción significó mucho para él. No estaba muy acostumbrado a que las personas le trataran así, en parte porque era muy reservado, y no acostumbraba entablar amistades. Por eso no había personas que tuvieran ese tipo de confianza con él.  

Pero Hellboy era diferente, aunque solo eran compañeros, parecía que Solomon le caía bien, y se interesaba por él. Quizás solo porque era solo un chico que lo hacía, pero sea lo que fuese lo agradecía bastante. En ese momento también pudo recodar, como especie de flashback -Yo... cuando, era niño... - Cuando era solo un niño, no recordaba cómo, pero se había lastimado la rodilla, y su madre se la había curado, algo similar que le había hecho Hellboy.

Luego, Rojose agachó nuevamente sobre el cadáver, pero esta vez para recoger una muestra de saliva que había sobre él. Activó su intercomunicador para comunicarse con Johann, mientras que le hacía seña a Solomon para que recogiera algunas muestras. Rápidamente el chico se puso en eso, sacó de su morral un tubo transparente y una inyectadora, extrajo sangre del feto y lo coloco en el recipiente. Mientras lo hacía, muchas preguntas deambulaban en su cabeza, por ejemplo ¿Que era esa cosa? ¿Cómo había terminado adentro del cadáver? ¿Se trataba de un feto humano mutado? ¿O acaso era la cría de esa criatura? Muchas incógnitas que tenían que resolverse y el tiempo que tenían era corto, tenían que resolver este caso lo más rápido posible. Guardó nuevamente el tubo transparente con la prueba de sangre en su bolso, se levantó, cogió la linterna y empezó a vigilar por los alrededores, no quería que nada los volviera a sorprender.

Cuando Hellboy termina su conversación, Solomon le dice, mientras observa los alrededores: - Ya termine de recoger la muestra de sangre Rojo. Pero hay algo que me preocupa, si esa cosa es la cría de la criatura que estamos buscando, entonces eso representa un problema, porque si es así,  dado el tiempo de gestación - que es muy corto dado ya que el cadáver era reciente -, entonces nos estaríamos enfrentando a una manada. Piénsalo, en cuestión de poco tiempo, acabarían con la ciudad entera y si esto sigue así... Con toda Nueva York. [/color]

_________________
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Hellboy
B.P.R.D.
B.P.R.D.
avatar

Mensajes : 1105
Fecha de inscripción : 26/04/2014
Edad : 72
Localización : Donde haya algún cabronazo

Ficha de Personaje
Alias: Hellboy.
Nombre real: Anung-Un-Rama.
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: [Evento: Fearland] La hoguera de las herejías (Hellboy, Salomon Debrou, Rifen)   8th Diciembre 2014, 13:00

- Por eso te he pedido que recogieses una muestra de sangre. Desgraciadamente no tenemos aquí los medios para saber si se trata de una criatura distinta o era un humano. En el laboratorio del B.P.R.D lo averiguaremos. Es cuestión de tiempo. Tiempo que por cierto no tenemos, así que andando. Hay que dar con el cabronazo este antes de que siga creando más pequeños fetos asesinos deseosos de arrancarte el cuello. Suficiente buena tienes la cara como para que te hagan más heridas.- Y el demonio le dedicó una pequeña sonrisa antes de darse la vuelta, dar una buena calada a su puro y levantar el brazo izquierdo, de manera que la parte superior de su enorme revolver quedó apoyada en su hombro, con el cañón mirando al techo.

Dejaron el cadáver a sus espaldas, y continuaron a través de un largo pasillo con forma circular. Las únicas luces que allí llegaban eran las que los dos agentes producían con sus linternas y el pequeño "piloto" rojo en la punta del puro del demonio. El suelo estaba semi encharcado, con un pequeño río bajo sus pies. El olor era cada vez peor, pues se adentraban cada vez más y más en las profundidades de la gigantesca cloaca. Hellboy había estado observando en la base un mapa detallado del intrincado sistema de alcantarillas de la ciudad. La mayoría de los tubos principales llegaban a una enorme cámara central, tan grande como una iglesia. Allí, un gigantesco depósito se ocupaba de filtrar el agua y llevarla a una planta de depuración a las afueras de la ciudad. Aquel lugar era húmedo, apestoso y estaba totalmente fuera del alcance de la población, a excepción de algunos trabajadores que debían bajar una vez por semana a revisar que todo estuviese en orden. Era el sitio perfecto para una criatura devoradora de humanos. Espacioso, húmedo, silencioso y muy, muy oscuro. Hellboy aún pensaba en qué podía ser la criatura a la que se enfrentaban. Por regla general, los seres mágicos y sobrenaturales intentan mantener el menor contacto posible con los humanos, al menos aquellos cuyo origen no es infernal. Así que sólo podía explicarse de dos formas: o era una criatura del averno, o se trataba de un bicho con mucha hambre. Fuera lo que fuese, los agentes iban bien preparados. Y si las armas no terminaban de hacer efecto, siempre le quedaba su mano para repartir algo de leña. O en este caso, algo de piedra.

- ¿Cómo vas tiritas? ¿Te duele la herida del cuello? La verdad es que has tenido suerte. Ese pequeño cabronazo tenía bastantes ganas de pillarte el cuello. Me pregunto si el bicho al que nos enfrentamos será parecido. Algo más grande seguramente, pues ese pequeño ser no podría haber cargado con un hombre adulto ni aunque se lo hubiese propuesto. Estate atento, esta alcantarilla es una ratonera.- El cigarro del demonio empezaba a convertirse en una pequeña chustilla, pero aguantó lo suficiente como para alcanzar un nuevo pasillo, algo más iluminado gracias a unos rayos de luna que se filtraban a través de los agujeros a la calle. Unas ratas chillaron cuando el demonio calló de un salto al agua donde desembocaba el pequeño riachuelo. Ahí les cubría algo más. A la altura de las rodillas para ser exactos. A Hellboy no le importaba mancharse ni lo más mínimo. Abe habría estado casi en su elemento, pues aquel lugar, húmedo y frío era como un paraíso para él. Lo único, el mal olor, la impureza del agua, y que había un monstruo devorador de hombres en alguna esquina, observándolos.

Rojo levantó la mano de piedra indicándole a Solomon que se detuviese. Sujetó el revolver con la mano de piedra y se llevó la mano izquierda al cinturón. Sacó una pequeña bola de color gris con unos extraños dibujos grabados en ella. La apretó con fuerza, sonando un leve chasquido, y luego la lanzó a unos veinte metros de distancia.

- Será mejor que te tapes los ojos.- Dijo a su compañero sin mirarle. En cuanto la pelota tocó el agua, una fuerte explosión iluminó todo el pasillo con una luz rojiza. Una pequeña explosión se mantuvo flotando sobre el agua, como una extraña nube de humo y fuego. El demonio volvió a coger su arma con la mano izquierda mientras revisaba las esquinas y tubos del pasillo. Si el pequeño ser estaba allí, lo sabrían. Aquella explosión habría cegado a cualquiera que no se la esperase. Los brillantes ojos amarillos del demonio reflejaban el fuego en la distancia, pero no encontraron rastro de vida más allá de las pequeñas ratas y cucarachas que recorrían las paredes a toda prisa, aterradas por la escena que acababan de presenciar. Hellboy se giró a Solomon y le indicó con la cabeza que le siguiese.- Al final de este pasillo llegaremos a una enorme cámara donde creo puede estar el nido de nuestro querido amigo. O su madriguera, o el cartón donde duerme. Lo que sea. Mantén los ojos muy abiertos. A partir de aquí la cosa se pone muy entretenida.

_________________
Quién soy                 Qué hago                 Mi careto

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Omega

avatar

Mensajes : 210
Fecha de inscripción : 10/03/2014
Localización : En el último Universo

Ficha de Personaje
Alias:
Nombre real:
Universo:

MensajeTema: Re: [Evento: Fearland] La hoguera de las herejías (Hellboy, Salomon Debrou, Rifen)   17th Enero 2015, 12:25

La intensa explosión iluminó un tercio del túnel frente a los dos agentes del BPRD. Parpadeó por unos segundos antes de desaparecer. Hizo falta prestar mucha atención al eco conformado por las ratas para distinguir un sonido adicional reverberando entre los muros húmedos de las cloacas, alejándose hacia la distancia. El sonido de algo viscoso, gutural, arrastrándose bajo el agua y sobre el légamo pestilente. Algo que, de pequeño, tenía más bien poco.

A pocos metros más adelante, siguiendo el rastro auditivo, los agentes se toparon con un callejón sin salida. No obstante, el sonido seguía reverberando a través del muro de ladrillo con el que se habían topado. No sólo eso: podían escuchar el sonido del viento filtrándose a través de las fisuras de algunos de los tabiques. Un par de golpes con la mano de piedra bastarían para echarlo abajo.

El agua seguía fluyendo por debajo del muro, a través de una rejilla que comunicaba con la cloaca. Al otro lado descendía un túnel oscuro hecho de mampostería, algo que contrastaba sorprendentemente con la arquitectura más aséptica propia del alcantarillado norteamericano. La superficie era muy resbaladiza, así que tuvieron que caminar con cuidado para no perder pie. Aún así hubo un par de momentos en que el propio Hellboy estuvo a punto de esmorrarse, al no ser precisamente un tipo ágil y sutil. No sin pocas dificultades lograron sortear el túnel y llegar hasta la esquina de un angosto pasillo que descendía por una angosta escalera de caracol. A lo largo de ésta había varias antorchas dispuestas en el muro, aunque todas ellas apagadas. La visibilidad era cada vez más reducida, lo que obligó a los agentes a disponer más que nunca de sus antorchas. Conforme descendían por la escalera el sonido gutural se hacía más y más fuerte. Parecía una mezcla entre el siseo de una serpiente y los gorgoteos de un cocodrilo, junto con el chapoteo de algo más viscoso.

La escalera terminó frente a otro pasillo, y ante éste una gruesa verja metálica y una palanca oxidada. La mala noticia fue que, al intentar accionarla, descubrieron demasiado tarde cómo ésta había caído presa del óxido cuando se partió en dos. No parecía haber otro acceso al otro lado. Al menos no hasta que Hellboy decidió volver a mandar las sutilezas al cuerno y abrir la reja a pulso, lo que le llevó casi un minuto de esfuerzo y un intenso chirrido a metal oxidado que hizo eco por todo el recinto.

Al otro lado había una sala en forma de rotonda, soportada por una pesada cúpula de piedra, con varias salidas con rejillas que parecían comunicar con una poza subterránea. En el centro mismo de la sala se alzaba un pedestal, y sobre ésta una grotesca estatua de un ser antropomorfo sentado sobre un trono, con las manos sujetando un cráneo humano. Su cabeza parecía idéntica a la de un pulpo, y la informe masa de tentáculos caía sobre su pecho como una suerte de repugnante barba. Miraba fijamente a los recién llegados como si pudiese ser capaz de alzarse en el mismo centro de la sala y aplastarlos como a insectos.

Al otro lado de la estatua había una puerta de madera con aspecto de haberse construído en el siglo XVIII como mínimo.

_________________
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://omega.eclipseforo.com/
Hellboy
B.P.R.D.
B.P.R.D.
avatar

Mensajes : 1105
Fecha de inscripción : 26/04/2014
Edad : 72
Localización : Donde haya algún cabronazo

Ficha de Personaje
Alias: Hellboy.
Nombre real: Anung-Un-Rama.
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: [Evento: Fearland] La hoguera de las herejías (Hellboy, Salomon Debrou, Rifen)   29th Marzo 2015, 20:03

El demonio miró a la estatua entrecerrando los ojos. Se encendió lentamente un puro, como si la cosa no fuese con él. La sala a la que habían llegado era grande y redonda. La estatua se encontraba en el centro, y al otro lado de esta, una vieja puerta de madera. Si el olor ya había sido de por si malo durante toda la caminata que habían llevado a cabo durante las últimas horas, lo de allí abajo no tenía nombre. Era como si se te metiese dentro, en el propio alma, y te revolviese el cerebro. Los pasos de Hellboy, a pesar de ligeros, resonaban por todo aquel lugar como si se tratase de disparos. Un extraño aura lo cubría. No sabía qué era, pero desde luego algo había allí abajo. Algo peligroso y cabreado. Rojo sacó su enorme revolver y lo mantuvo con el cañón apuntando hacia arriba. Lentamente, se dirigió hacia la puerta hasta estar justo delante de ella. La madera estaba totalmente podrida. Un golpe fuerte la habría convertido en una nube de polvo y antigüedad que se habría metido en los pulmones del demonio sin remedio. Tocó ligeramente con el dedo índice de piedra. Se movió ligeramente, de manera que debía estar abierta. Lentamente, empujó con la mano de piedra la puerta, no sin antes encender la linterna que llevaba en su cinturón para ver lo que tenía delante. Los goznes chirriaron, y la puerta se abrió. La enorme sombra del demonio tapó cualquier luz que entrase desde la sala.

- ¿Hay alguien en casa? Me parece que os habéis dejado la puerta abierta...- Ahí dentro, más allá de la sala, un sinfín de esqueletos de todos los tamaños esperaban a la llegada del demonio. Sin embargo, eran viejos. Tiempo hacían desde que alguien los colocó allí. Su presa, al que buscaban, ya no parecía vivir en aquel extraño lugar. El demonio miró aquel horripilante espectáculo y salió de nuevo, cerrando la puerta tras de sí. Tanto tiempo para no encontrar nada. Su pequeño intercomunicador comenzó a sonar, y presionó un pequeño botón.- Rojo al habla.

- Agente Hellboy, tenemos noticias acerrca de la sustancia que encontrramos la semana pasada. Hemos conseguido separrarr los contenidos de esta, encontrrando algo inaudito y currioso cuanto menos. Al parrecerr, hay parrtículas sobrrenaturrales en ella. Algún tipo de rradiación demoníaca. No sabemos a ciencia cierrta aún que és. Pero lo más currioso es que es otrro de los ingrredientes que hemos encontrrado. Al parrecerr, su amiguita de Gotham, la señorrita Poison Ivy le dio a quien haya crreado todo esto una muestrra de su mejorr toxina. La ciudad está sumida en el más absoluto caos. Ataques constantes entrre las prrincipales fuerrzas del orrden nos llevan a pensarr que tal vez haya rrealizado un ataque masivo contrra la ciudad.- Los ojos del demonio se entrecerraron ante estas últimas palabras. Hiedra... ¿Estaba ella detrás de todo esto? Y lo que era más inquietante, ¿acaso había estado jugando con las fuerzas sobrenaturales? Si era así, tenía un problema. Los demonios pueden llegar a ser muy persuasivos. Un poder como el de la mujer en malas manos podría ser devastador. Aunque, a juzgar por lo que había pasado últimamente, era factible que así hubiese sido.- Debe irr a hablarr con ella a Gotham parra verr qué le ha hecho actuarr de esta manerra.

- Entendido. En cuanto consiga salir de esta maldita cloaca me dirigiré a Gotham sin falta. Cambio y corto... Salomon, recoge tus cosas. Nos mandan de vuelta a la superficie. Ahora que se empezaba a poner interesante esta mierda.- La cosa era grave. Él había coincidido un par de veces con Ivy, y a pesar de que su odio hacia los hombres en general era lógico, jamás se habría imaginado a ella tratando con entidades sobrenaturales para realizar un ataque a gran escala. Él confiaba en que sólo atacaría si se sintiese amenazada, pero no conocía los últimos movimientos de la mujer de verde. Aceleró el paso para salir de allí y dirigirse cuanto antes a la oscura ciudad. Podría intentar contactar por el camino con Rebecca y preguntarle si ella sabía algo o estaba bien. Fuera como fuese, la situación era peligrosa. Y su misión allí, al final, un fiasco total. Ya tendría tiempo de encontrar al ser que había causado todas las muertes.

[Este tema continuará en el próximo post de Fearland]

_________________
Quién soy                 Qué hago                 Mi careto

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: [Evento: Fearland] La hoguera de las herejías (Hellboy, Salomon Debrou, Rifen)   

Volver arriba Ir abajo
 
[Evento: Fearland] La hoguera de las herejías (Hellboy, Salomon Debrou, Rifen)
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» [Evento: Fearland] La hoguera de las herejías (Hellboy, Salomon Debrou, Rifen)
» [Evento: Fearland] La Noche de los Muertos (Vic Sage, Jean-Luc Dufayel, Jonathan Smith)
» [Evento: Fearland] Exit light, enter night... (Aureole Deveron, Dalae Darkle, John Constantine) [4 de noviembre de 2018]
» [Evento: Fearland] Más oscuro que la noche (Eclipse, Lobo Feroz, Cassandra Cain y Batman)
» [Evento: Fearland] Primal Fear (Conner Kent, Fionna O'Sullivan, Rebecca Logan)

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Omega - Foro de Rol de Marvel y DC :: OMEGA UNIVERSE :: América del Norte-
Cambiar a: