Los Universos de DC y Marvel se han unido en uno solo. ¿Qué ha sucedido? ¿Quién está detrás de todo? Y, lo que es más importante, ¿cómo reaccionarán héroes y villanos de los distintos mundos al encontrarse cara a cara...?
 
ÍndiceOmegaCalendarioRegistrarseConectarse

Comparte | 
 

 Bienvenida a casa [X-Men][04-09-2018]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
Eclipse
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 1237
Fecha de inscripción : 09/07/2014
Edad : 35
Localización : Academia de Jóvenes Mutantes

Ficha de Personaje
Alias: Eclipse
Nombre real: Dragoslav Katich
Universo: Marvel

MensajeTema: Bienvenida a casa [X-Men][04-09-2018]   17th Noviembre 2014, 19:06

Había transcurrido medio año desde la Colisión y poco a poco las cosas habían ido volviendo a la normalidad, para alivio de Dragoslav. Todo el caos que había supuesto la aparición de las nuevas ciudades, los maremotos, terremotos y demás fenómenos naturales había tenido ocupados a la mayor parte de los X-Men a lo largo del globo, y el propio Xavier había estado más que atareado contactando con los nuevos héroes y forjando alianzas con otros superhumanos.

En conclusión, las primeras semanas le había tocado a Eclipse ocuparse de las tareas diplomáticas en ausencia de nadie mejor, razón por la cual había sido él el encargado de llevar adelante las relaciones con el Bosque Encantado y Villa Fábula. Lo cierto era que al final tampoco había sido para tanto; Lobo era un tipo peculiar, pero era la clase de tipo con la que él podía llevarse bien, y más o menos se entendían, pero aún así, el trabajo de diplomático era algo que estaba muy lejos de hacerle sentir cómodo.

Para bien o para mal, los sucesos de los últimos tiempos unido a lo desesperado de la situación le habían obligado a romper su aislamiento de años. Se había atrevido a abrirse a otros (en gran medida gracias a Celsit) e incluso había desarrollado relaciones algo más profundas con algunos de sus compañeros, como Planaria.

La verdad era que, echando la mirada atrás, no se encontraba mal, y de hecho podría decirse que su situación general había mejorado bastante, aunque no dejaba de ser irónico que hubiera tenido que suceder algo como la Colisión para conseguir lo que ni siquiera el Profesor había logrado en siete años: hacer que se abriera más al mundo.

En cualquier caso, todo ese aburrido trabajo diplomático estaba por fin a punto de terminar. Ni siquiera la presencia de Scott había contribuido a aligerar su carga, ya que el Profesor andaba disgustado con él por antiguas rencillas, y ya no confiaba tanto en su antiguo pupilo como antaño, sin embargo, al parecer esa misma tarde iba a hacer su llegada una nueva incorporación para el grupo, y según el viejo Cíclope sería alguien adecuadamente dotado para este tipo de menesteres, lo cual suponía un alivio.

Había dado el aviso por toda la mansión y esperaba que, ahora que las cosas se habían tranquilizado en el mundo y la mayoría de los mutantes habían regresado, la señorita Van der Woodsen recibiera una cálida acogida. Por el momento estaba solo, esperando en el camino que conducía a la inmensa escuela, pero esperaba que tarde o temprano aparecieran los demás...

_________________
Eros y Psique:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Blair Van der Woodsen
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 574
Fecha de inscripción : 07/10/2014

Ficha de Personaje
Alias: Root
Nombre real: Blair Van der Woodsen
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Bienvenida a casa [X-Men][04-09-2018]   18th Noviembre 2014, 14:09

Blair había tenido una reunión de “ultima hora” en la oficina, algo que podía haberla pillado desprevenida, de no ser porque tenía a su jefe casi permanentemente vigilado; a ella, como a casi cualquier trabajador co una casa amigos, familia, en definitiva, una vida fuera del despacho, no le gustaban ese tipo de sorpresas y encontraba sumamente útil el poder vigilar el teléfono y el mail de su jefe para ahorrarse ese tipo de noticias imprevistas y desagradables. Aquella reunión llevaba fraguándose en el despacho de su jefe desde el primer café de la mañana, tiempo suficiente para prepararlo todo y terminar a una hora decente. Su jefe, sus compañeros y ella misma lo agradecerían, así que había llamado a la mansión para avisar que iría a hacer su presentación oficial; el día anterior le había dado su respuesta a Scott y veía inútil retrasar la visita, lo hecho estaba hecho y lo mejor era entrar en materia antes de que la materia la buscara a ella sin previo aviso. Era cotilla, no adivina.

Cuando salió de la oficina cogió su coche y condujo hasta las afueras, donde se encontraba la mansión que albergaba el selecto colegio para niños “con talento”. Comprendía el razonamiento que había llevado a su fundación, pero no podía evitar preguntarse si no sería mejor para todos esos niños ir a colegios normales, como había hecho ella, a fin de cuentas no le había ido tan mal. ¿No?. Cuando llegó, un impresionante edificio de ladrillo del siglo XIX la recibió, con sus correspondientes jardines, guardaba ciertas similitudes con su internado en suiza y eso le trajo recuerdos, fiestas, estudios, más fiestas… Si había algo por lo que se caracterizaban los internados europeos para niños bien era por el flujo casi continuo de sustancias con fines recreativos, por eso y por sus equipos de hípica; por supuesto, ella, como buena adolescente sin supervisión paterna, había participado activamente de ambas actividades, sin embargo, ahora que era responsable el único hobby que mantenía era el de la hípica.

Aparcó junto a la entrada y al bajarse del coche se alisó la falda, como siempre, impecable, ese día había elegido un vestido ligeramente escotado en gris perla, un blazer en negro y zapatos de tacón a juego, tampoco se había tomado demasiadas molestias, a fin de cuentas suponía que lo que iba bien para una reunión de trabajo, iba igual de bien para una reunión con superhéroes. Al acercarse vio un hombre esperándola, supuso que ese era su comité de bienvenida, aunque tenía un aspecto ligeramente inquietante, pero si se había tomado las molestias de esperarla junto a la entrada no podía ser tan malo, y además, empezaba a sospechar que Scott era de los más normales entre la fauna raruna de los x-men. ¿Eso en que posición la dejaba a ella? ¿Se convertiría en la rarita del grupo? De momento todo apuntaba a que así sería.

- Hola, soy Blair; he llamado esta mañana para avisar que vendría hoy. ¿Dónde puedo encontrar a Scott?

_________________
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Eclipse
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 1237
Fecha de inscripción : 09/07/2014
Edad : 35
Localización : Academia de Jóvenes Mutantes

Ficha de Personaje
Alias: Eclipse
Nombre real: Dragoslav Katich
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Bienvenida a casa [X-Men][04-09-2018]   18th Noviembre 2014, 18:02

Eclipse analizó con atención a la que seguramente iba a ser su nueva compañera. Por más que miró, no pudo encontrar una sóla arruga en su impecable y perfectamente conjuntado atuendo. El mutante sabía que ese tipo de detalles solían ser indicativo de una naturaleza perfeccionista, posiblemente muy exigente tanto consigo misma como con los demás. Aquél conjunto tan formal parecía sugerir que consideraba aquella visita como algo más parecido a una reunión de trabajo que a otra cosa, lo cual le sorprendió levemente. Normalmente, los mutantes que acababan llegando a la mansión de Xavier lo hacían huyendo de un pasado tortuoso y una sociedad que no los aceptaba, con la esperanza de encontrar algo parecido a un hogar. Sin embargo, ése no parecía ser el caso de aquella mujer. Se preguntó levemente cuál habría sido la naturaleza de la conversación mantenida entre Scott y ella, ya que su compañero no había tenido ocasión de darle muchos detalles.

La mujer se presentó, manteniendo la misma actitud seria y algo distante que había dado a entender con su vestimenta, como si se tratase de una ejecutiva dirigiéndose a su puesto de trabajo o a alguna reunión acordada. Al hablar lo hizo de manera firme, sin vacilar en lo más mínimo a pesar de ser la primera vez que pisaba la mansión y a pesar de no conocerle de nada. Eso demostraba una gran seguridad en sí misma. Tampoco mostró el menor interés por saber quién era él, preguntando directamente y sin rodeos por su compañero Scott. Aquello le hizo alzar ligeramente una ceja. Por lo visto, además de todo lo que había sido capaz de sacar en claro hasta ahora, aquella mujer estaba acostumbrada a dar órdenes.

El vestido formal, la seguridad en sí misma, la actitud seria y distante y, en cierto modo demandante... ¿sería realmente una ejecutiva? Lo que Eclipse tenía claro era que debía trabajar en algún puesto relacionado con la empresa privada, seguramente ejerciendo alguna clase de cargo. Hum... Sonrió con suavidad.

- Encantado, señorita Van der Woodsen, estaba al tanto de su llegada -dijo, en un tono educado y formal. Tenía un acento muy marcado, pero extraño, como una curiosa mezcla entre algún idioma del este y francés, aunque su aspecto físico sugería más lo primero-. Mi nombre es Dragoslav Katich, soy el encargado de recibirla y mostrarle las instalaciones. La verdad, pensaba que quizás le gustaría pasear un poco por la mansión y conocer a los demás mutantes, pero si prefiere ir directamente con Scott, puedo indicarle dónde se encuentra su habitación.

_________________
Eros y Psique:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Blair Van der Woodsen
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 574
Fecha de inscripción : 07/10/2014

Ficha de Personaje
Alias: Root
Nombre real: Blair Van der Woodsen
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Bienvenida a casa [X-Men][04-09-2018]   18th Noviembre 2014, 19:09

Blair no pudo evitar sorprenderse ligeramente al escuchar el acento de su interlocutor, no es que le resultara realmente llamativo el hecho de que sus nuevos compañeros fueran de otras nacionalidades, supongo que simplemente no había esperado que el reclutamiento de mutantes fuera un asunto internacional para Scott y Xavier, eso era bueno, a fin de cuentas, cuanto más territorio abarcaran más pendientes podrían estar de los sucesos que la colisión seguía desencadenando por todo el mundo. Estaba convencida de que una pequeña delegación en cada país, un comisionado o jefe de equipo en cada ciudad de cierto tamaño sería lo ideal. Estados Unidos tenia superpoblación de héroes, mientras que otras áreas al sur del continente apenas tenían defensa, claro que tampoco amenazas, y eso corroboraba su teoría de que los superhéroes sólo traían problemas igual de poderosos que ellos. Pero estaba allí para ayudar, no para criticarlos a todos. Enseguida le informó que Scott estaba en su habitación, y que él era el encargado de enseñarle el lugar; mucho mejor, así evitarían más discusiones sobre el tema de las diferencias entre unos y otros, seguía sin tragarse del todo ese arrepentimiento que había mostrado el día anterior, si decía que estaba enfadado con Xavier, es que había algo, algo que no le cuadraba con sus palabras, no había que ser un genio para darse cuenta de ello...

- No hace falta, mejor no molestarle, seguro que eres un guía excelente. Dragoslav ¿Verdad? Puedes llamarme Blair, señorita Van der Woodsen suena demasiado largo. ¡Ni el portero de mi oficina me llama así!

Sonrió mientras aclaraba el malentendido, seguramente el pobre hombre pensaba que no quería hablar con él, pero como sólo había tratado con Scott, no sabía por quien más preguntar, y a pesar de su aspecto algo peculiar y tétrico, la verdad es que la primera impresión una vez que hablaba era buena. Quizás los x-men sólo parecían raritos y luego eran normales, dentro de ciertos parámetros claro, porque ir por ahí lanzando rayos con los ojos e hinchando el pecho como un pavo, normal normal... pues tampoco era...

Dejó que Dragoslav la guiara hacia donde quisiera llevarla para que viera el edificio, los terrenos y le presentara a la gente del equipo, en el fondo estaba nerviosa, no todos los días conocías a un grupo de superhéroes al completo, y menos aún te unías a ellos. La clase de cosas en las que no piensas cuando te ofrecen formar parte de un grupo del calibre de los x-men, aunque no tuvieran tan buena publicidad como los Vengadores, no dejaban de ser de los buenos, y por lo que tenía entendido a pesar de que alguien con recursos les tenía manía, ellos se mantenían bastante bien y presentaban batalla, razón de más para estar impresionada, por lo general el ejército no es uno de esos colectivos a los que sea saludable llevarles la contraria cuando se ponen en modo exterminio.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Eclipse
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 1237
Fecha de inscripción : 09/07/2014
Edad : 35
Localización : Academia de Jóvenes Mutantes

Ficha de Personaje
Alias: Eclipse
Nombre real: Dragoslav Katich
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Bienvenida a casa [X-Men][04-09-2018]   19th Noviembre 2014, 00:45

Eclipse sonrió al ver que la mujer enmendaba su pequeño desliz reduciendo las distancias al proporcionarle su nombre de pila y pasar al tuteo.

- Bien, Blair, tú puedes llamarme Drago. Mi nombre completo es demasiado largo si vamos a ser compañeros -contestó él, devolviéndole el gesto.

Seis meses atras aquél acercamiento habría resultado impensable; Por aquél entonces, Eclipse vivía recluido en la mansión sin apenas relacionarse con nadie, y por lo general imponía demasiado respeto como para que los alumnos se tomaran aquella clase de confianzas. Hasta que llegó Celsit. En lugar de tenerle miedo y apartarse de él, como hacían todos, le había llamado "Profesor Drago" y le había propuesto quedar fuera de la escuela en un ambiente más informal. Aún sonreía al recordarlo. Celsit era la única a la que se le habría ocurrido llamarle así.

Gracias a ella había empezado a abrirse, y ahora ya no le importaba que sus compañeros se dirigieran a él de un modo más cercano. Después de todo, habían pasado seis meses y no había sucedido ninguna desgracia. Celsit seguía viva, todos estaban bien, y empezaba a pensar que sus temores habían resultado ser infundados.

- Por aquí, por favor.

Mientras avanzaban por el camino que conducía hasta la mansión, Blair pudo constatar que los terrenos que pertenecían a la escuela eran realmente grandes, pudiendo llegar a abarcar perfectamente los 4 kilómetros entre Graymalkin Lane (la carretera por la que había conducido hasta allí) y el lago Breakstone, incluyendo unos 200 acres de bosque.

Los terrenos que rodeaban la casa estaban podados, pero el resto del territorio, una vez se llegaba a los límites de la propiedad, continuaba siendo un bosque.



Después de andar un buen trecho, llegaron por fin a la valla que rodeaba la mansión y, tras franquear la entrada, se encontraron en un pequeño patio con una curiosa escultura en el centro que representaba un ave fénix.



En el patio había varios estudiantes que se quedaron mirando a Blair con curiosidad. Algunos tenían rasgos mutantes visibles (escamas, diferente tonalidad de piel, colas, etc.), pero otros muchos, al igual que Blair, habrían podido pasar perfectamente inadvertidos entre los humanos. De entre todos aquellos jóvenes, una chica en particular se acercó a ellos.



- ¡Hola! Blair, ¿verdad?

Tenía el cabello muy corto, y vestía un ajustado top rosa que dejaba a la vista el ombligo, vaqueros y una gabardina ancha. La chica parecía bastante extrovertida.

- Me llamo Júbilo. ¡Encantada de conocerte!

Varios jóvenes más, animados por la iniciativa de su compañera, se acercaron a saludar a Blair, haciendo gala de una actitud cálida y acogedora. Eclipse esperaba que la muchacha comprendiera que allí eran algo más que mutantes, o superhéroes. Eran familia, y ése sería el trato que recibiría si decidía unirse a ellos.

- Perdona -dijo Eclipse con una sonrisa de disculpa-. Es que los edificios que tenemos alrededor son las aulas, y éste es su momento de descanso entre clase y clase. Ven, te las enseñaré.

Eclipse la condujo hasta uno de los edificios que rodeaban el patio y escogió una de las clases, golpeando en la puerta antes de entrar.



Dentro, Blair pudo ver una concurrida clase llena de jóvenes estudiantes tan variados como los que había podido conocer en el patio. Al fondo, junto a una pizarra, había un muchacho rubio de aspecto jovial.



- Hola, Bobby, ¿qué tal? -saludó Eclipse-. Ésta es Blair. Va a formar parte del equipo.

Bobby se volvió hacia ella y sonrió. Desde luego, lo que la mutante había visto hasta ahora poco o nada tenía que ver con la imagen de los X-Men que le había transmitido Scott durante sus charlas. Si no fuera por los evidentes rasgos que los diferenciaban del resto de personas, los chicos y chicas que se encontraban allí hubieran podido pasar perfectamente por humanos. El ambiente era cálido, acogedor, en absoluto deshumanizado.


Nota:
 

_________________
Eros y Psique:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Blair Van der Woodsen
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 574
Fecha de inscripción : 07/10/2014

Ficha de Personaje
Alias: Root
Nombre real: Blair Van der Woodsen
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Bienvenida a casa [X-Men][04-09-2018]   19th Noviembre 2014, 22:46

La finca era impresionante, todo lo que podía esperarse de un colegio elitista, con la única salvedad de que aquel no lo era, es cierto que escogían a sus alumnos, pero en absoluto se respiraba el ambiente de élite económica que había en otros colegios privados. Suponía que tenía mucho que ver el hecho de que muchos de sus alumnos no vinieran de ambientes ideales. No estaba interesada en dar clases, pero se había leído el folleto de la escuela, n era una iniciativa del todo mala, a fin de cuentas, seguro que los niños podían ser muy crueles cuando eras verde o tenías escamas. Tenía suerte de que su mutación no fuera algo visible al ojo humano, aunque a menudo daba la sensación de estar en la parra.

Cuando llegaron al patio recibió todo un baño de multitudes juveniles, comenzando por una chica de aspecto llamativo y actitud dicharachera, estaba claro que Scott no se había callado la noticia y radio patio tenía una eficacia comprobada en aquel lugar; por un momento se sintió algo intimidada ante tanto adolescente saludándola por su nombre, a juzgar por la familiaridad con la que la trataban estaba claro que todos o casi todos los miembros adultos de la patrulla daban clases en la escuela y esperaban verme pronto en sus aulas. Alguien tendría que explicarles que ya tenía un trabajo remunerado.

- Tranquilo, no te preocupes, Scott ya me informó sobe el colegio, su primera oferta fue para que me uniera al personal docente, pero dar clases no es lo mío.

Drago se había disculpado por la actitud de los estudiantes, pero aunque había sido un poco repentino, le agradaba ver que aquello no era una especie de academia castrense de entrenamiento de superhéroes, allí había chicos de todas las edades, vigilados por adultos, los más pequeños jugaban los más mayores se gastaban bromas y hacían corrillos, todo parecía tan normal que no pudo evitar suspirar aliviada, al parecer que Xavier se encargara de la escuela era una buena decisión.

Entraron en una clase llena de niños pequeños, no tendrían más de diez años, a juzgar por sus caritas redondeadas y las explicaciones de la pizarra. El profesor, un joven bomboncito rubio de sonrisa deslumbrante que respondía al nombre de Bobby los saludó nada mas entrar y un puñado de caritas curiosas se giró para observarla y evaluarla con detalle, se sintió examinada, en un par de casos de manera literal; no estaba acostumbrada a tratar con niños, pero conocía la regla de oro “no muestres miedo” así que les respondió a ellos y al profesor con una sonrisa y un gesto de saludo con la mano.

- Hola a todos, no queremos molestar; Drago estaba enseñándome los alrededores. ¿Literatura? Seguro que algún día puedes hacerme una recomendación interesante.

Bobby asintió prometiendo una lista de lectura adecuada a sus gustos, volvió a sonreír a la clase y salió de allí antes de que decidieran darle una tiza y pedirle sus recomendaciones de clásicos infantiles. En cuanto estuvieron fuera del aula respiró tranquila y no pudo evitar transmitirle sus inquietudes a su nuevo compañero.

- Es un alivio todo esto, no soy muy partidaria de esto de los grupos de héroes o de los héroes, en general, siempre he considerado que las muestras públicas de poderes que superan la capacidad humana siempre generan otra en dirección opuesta. Es decir, una fuente inagotable de problemas, y cuando Scott  me habló del grupo mostraba unas tendencias tan separatistas... Yo siempre he llevado una vida normal, como la de cualquier otro; colegio, universidad, trabajo, amigos, no escondo mis poderes, pero tampoco me siento en la necesidad de hacer alarde de ellos. Nunca me he sentido excluida y me preocupaba que Scott alimentara esos sentimientos de exclusión, las diferencias.

En el fondo no somos más que humanos, todos nosotros, y me resulta inquieante que no sea capaz de ver las similitudes, no sólo las diferencias, no creo que tener un gen diferente seaun impedimento para vivir integrado en la sociedad, así que no se si me quedaré mucho tiempo con vosotros, pero me consuela saber que estos niños están siendo educaros en lo que nos hace iguales, verdes, rosas, pelo o escamas, deberían ser capaces de salir de este recinto y ocupar los lugares que les corresponden. Médicos, abogados, ingenieros, secretarios o lo que sea. No podemos pretender que nos miren como iguales, que nos acepten si no paramos de decirles que somos diferentes.


Por fin había soltado todo lo que pensaba, ahora sólo esperaba que Drago no resultara compartir las ideas de Scott y soltarle el mismo discurso sobre la importancia de ser mutante y pertenecer a la patrulla sobre cualquier remota posibilidad de una vida normal. Quizás es que ella había tenido su vida más fácil que otros miembros de los x-men, pero nunca había sentido tan importante su sentimiento como mutante como por ejemplo lo que tenía hacia su país o su familia. Era Van der Woodsen, era estadounidense y para ella esas dos cosas eran mucho más importantes que cualquier sentimiento mutante. Tenía muy claras sus lealtades y no pensaba participar de cualquier cosa que supusiera un conflicto con ellas; como le había dicho a Scott, sabía quien era y no iba a cambiar por estar en su grupo.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Eclipse
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 1237
Fecha de inscripción : 09/07/2014
Edad : 35
Localización : Academia de Jóvenes Mutantes

Ficha de Personaje
Alias: Eclipse
Nombre real: Dragoslav Katich
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Bienvenida a casa [X-Men][04-09-2018]   20th Noviembre 2014, 20:04

- No tienes que preocuparte por lo de dar clases -dijo Eclipse, haciendo un gesto para restarle importancia-. No todos nuestros miembros son profesores. Son muchos los que han pasado por la Patrulla, y no habría materias suficientes para todos. De hecho, con la reciente incorporación de nuestro último compañero podría decirse que la plantilla está cubierta, aunque siempre podríamos haberte encontrado un hueco, de haberte mostrado interesada. Tu poder está relacionado con la electrónica, ¿no? Creo que no tenemos actualmente ningún profesor que se ocupe de ese área. Seguramente por eso te lo ofreció Scott.

El timbre que anunciaba la reanudación de las clases sonó de repente y todos los chicos desaparecieron de vuelta a sus respectivas aulas, quedando los dos mutantes a solas en un patio que de repente parecía mucho más tranquilo.

- Te pido disculpas por lo de antes -dijo Drago, apoyándose en la estatua del Fénix-. Fui yo el que dio aviso de que venías, pero no lo anuncié a todo el mundo, sólo a los que son miembros de la Patrulla o han pertenecido a ella alguna vez. Puesto que íbamos a trabajar juntos pensé que los demás miembros del grupo debían conocerte. Quería que te sintieras bien recibida. Al fin y al cabo, esto es como una gran familia. La chica que se acercó a saludarte primero, Júbilo, es una de nuestras integrantes más jóvenes. Se ve que debió comentarlo a sus compañeros de clase. Lo siento por eso.

Se encogió de hombros. Aunque el resultado hubiera sido un poco apabullante para Blair, resultaba claro que la intención del hombre había sido buena. Eclipse escuchó con atención lo que le decía Blair sobre el antiguo líder de la Patrulla y suspiró.

- Scott... lo ha pasado muy mal recientemente -dijo, posando distraídamente la mano sobre la estatua a la Memoria de Fénix-. No seas muy dura con él. Hace algunos años se separó de su esposa, y ello, unido a otros acontecimientos de su vida han provocado que ya no sea el mismo de antes.

Se puso de nuevo en pie.

- Pensaba enseñarte las instalaciones de dentro, pero si vamos a hablar de estos temas será preferible un lugar donde podamos estar más tranquilos. Acompáñame.

Dicho esto la guió hacia una puerta lateral en la verja por la que habían entrado al patio. La puerta conducía a un sendero similar al que habían usado para llegar hasta allí, sólo que éste se desviaba en una dirección distinta. Eclipse y Blair lo siguieron durante algunos metros hasta que, finalmente, el mutante giró a la izquierda, saliendo del sendero para caminar sobre el cuidado césped que rodeaba la mansión.

- Tienes que entender... que la mayoría de los que estamos aquí no hemos tenido una existencia sencilla. Ésta escuela no se creó con afanes segregacionistas. Puede que tus poderes te permitan llevar una vida normal entre los humanos, pero no todos tienen tu misma suerte. ¿Recuerdas a la chica castaña con el mechón blanco que estaba en el patio, apartada de todos? Se llama Pícara, y sus poderes provocan la absorción involuntaria de los recuerdos, fuerza física y, en el caso de las personas con superpoderes, las habilidades de cualquiera que toca. Esto impide que tenga contacto físico con otros, incluyendo a su pareja de toda la vida, Gambito. ¿Crees que esta chica puede aspirar siquiera a tener una vida normal? Y no es el único caso; El gen mutante de Mística tiñe de azul su piel y de amarillo sus ojos. Luego tenemos a Rondador Nocturno, con la apariencia de un demonio de piel azul y cola. Xavier lo rescató de una turba enfurecida y lo trajo hasta aquí, pero fue su madre la primera que lo arrojó por una catarata cuando no era más que un bebé. También tenemos a Bestia, un mutante de piel azul, rasgos faciales felinos, orejas puntiagudas, colmillos, y garras. La lista es enorme; podría empezar a citar nombres y no terminar hasta mañana. ¿Crees que cualquiera de ellos podría llegar a vivir integrado en la sociedad? Oh, créeme, lo intentaron, pero todos tuvieron que soportar el rechazo social. Cuando se supo de nuestra existencia y se desató la fiebre anti mutante fuimos perseguidos, cazados y exterminados en masa. Imagino que sabrás lo que son los Centinelas, así como la deleznable labor que promueven hombres como William Stryker. Ésa es la razón por la que Xavier creó esta escuela. Te preguntarás: ¿realmente hace falta que los mutantes estudien en colegios separados de los colegios a los que los humanos mandan a sus hijos? Esto es algo más que una escuela, Blair. Es un hogar. Aquí les damos todo el cariño y la comprensión que no encuentran en sus propias casas, y les enseñamos también a controlar sus poderes para que nunca puedan llegar a suponer una amenaza para la sociedad. Nosotros no obligamos a nadie a entrar aquí. Los que acuden, lo hacen por su propia voluntad, normalmente buscando protección y ayuda, y nosotros tratamos de atenderles como mejor podemos.

Después de su largo discurso hizo una pausa, pensativo. Habían llegado a la zona de los jardines de la mansión, y se encontraban en aquél momento detenidos ante las puertas de un laberinto de mazes.



El lugar era de lo más apropiado para la conversación que estaban manteniendo, considerando que el laberinto representa la búsqueda del centro personal, del sí mismo del ser humano, así que entró y esperó que Blair también lo hiciera antes de continuar su discurso.

- Lo que quería decir con todo esto, es que muchos de nosotros ni siquiera tenemos un hogar al que regresar o sentirnos integrados. ¿Te suena de algo la Masacre de Srebrenica? -inquirió, dirigiendo hacia ella sus ojos oscuros, o al menos la ilusión de los mismos-. Yo era de allí. Toda mi familia, mi ciudad entera, pereció a manos del Ejército de la República Srpska.

Guardó silencio unos instantes, como cada vez que rememoraba aquellos trágicos sucesos. Habían seguido adentrándose en el laberinto, pero afortunadamente no había riesgo de perderse, ya que el mutante había estado allí más de una vez y lo conocía a la perfección.

- El gen mutante se expresa de diversas maneras. En muy raras ocasiones acompaña al niño desde el momento de su nacimiento, pero lo normal es que se manifieste en la adolescencia, junto con toda la ebullición hormonal. En unos pocos casos permanece latente hasta más tarde, cuando algún acontecimiento traumático lo desencadena. Yo era demasiado pequeño cuando ocurrió la masacre de mi pueblo. Crecí y me hice cazarecompensas, con la única intención de perseguir y atrapar a un grupo paramilitar serbio conocido como Los Escorpiones que tuvieron una parte muy activa en lo que ocurrió.

Entre otras cosas, habían violado y asesinado a su madre, y a él lo habían enterrado vivo con su cadáver, pero esos eran detalles en los que prefería no entrar, ni recordar.

- Al final cometí un descuido y me capturaron. Me torturaron durante días y mi gen mutante despertó. Tengo el poder de controlar la luz y las sombras, y generar ilusiones. Ya ves, yo había vivido tan obsesionado con mi venganza que no sabía nada de los mutantes, ya que además, por alguna razón se trata de un fenómeno mucho más común en Estados Unidos que en Europa. Así que pensé que había muerto y me había convertido en una especie de... "ángel vengador", con el objetivo de infundir terror en los corazones de los malvados.

Al llegar a este punto pareció bastante afligido. Se detuvo en una sección del laberinto en donde había un banco y se sentó.

- El Profesor me encontró y me hizo ver la realidad, que yo no era ninguna suerte de "ser superior" con capacidad de juzgar sobre la vida y la muerte. Me ayudó a desbloquear los recuerdos que había reprimido y me convenció de que no era más que un simple mortal. Un humano con un gen particular que le confería esos poderes, y estaba en mi mano la responsabilidad de utilizarlos para el bien. Así que no, Blair, en ningún momento la filosofía del Profesor, o la de Scott, pasa por crear una segregación entre humanos y mutantes. Al contrario; desde la escuela luchamos por la inclusión y la convivencia pacífica. Los que defienden lo contrario son más bien la Hermandad de Mutantes Diabólicos, liderados por Magneto. Ellos sí defienden la teoría de que los mutantes son seres superiores, y viven con la intención de dominar el mundo y gobernar sobre los humanos. Aunque actualmente viven recluidos en la nación de Genosha y hace meses que no hemos tenido noticias suyas.

- Lamento todo este rollo que te he soltado, Blair, pero me pareció que tenías dudas justificadas y razonables, y creí que tenía la obligación de responder a ellas. No sé qué habrá dicho Scott para hacerte entender lo contrario, pero estoy seguro de que no fue su intención. Seguramente fue tan sólo una mala elección de palabras. Nosotros no somos los que insistimos en ser diferentes, y todos los que entre los nuestros pueden permitirse llevar una vida normal, lo hacen sin dudarlo. El problema está en quienes aún queriendo integrarse, encuentran que la sociedad no se lo pone fácil, y aún así, hacemos lo que podemos para conseguirlo.

Eclipse guardó silencio por fin y quedó a la espera de la respuesta de su compañera.

_________________
Eros y Psique:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Blair Van der Woodsen
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 574
Fecha de inscripción : 07/10/2014

Ficha de Personaje
Alias: Root
Nombre real: Blair Van der Woodsen
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Bienvenida a casa [X-Men][04-09-2018]   21st Noviembre 2014, 23:06

No abrió la boca hasta que Drago hubo terminado de hablar, era curioso como daba por sabidas ciertas cosas de las que sólo alguien que viviera plenamente entre mutantes sabría, pero luego le explicaba como si fuera una niña pequeña cosas que cualquier persona con un mínimo de cultura debería saber. Estaba claro que en este sitio el orden de prioridad de la información estaba ligeramente trastocado en parte tenía sentido, las cosas que ella debería saber eran cosas que amenazaban a todos los mutantes, era lógico que todos supieran de que se trataba y un síntoma de su aislamiento en lo que a sus iguales respectaba; sin embargo saber quien era quien en el mundo de la actualidad mundial o la historia reciente, no parecía algo tan importante, al menos no era algo que fuera a suponer para ellos una gran diferencia en su supervivencia, según su punto de vista. Craso error, siempre era importante saber quien es quien y que clavijas puedes apretar cuando es necesario hacerlo; siempre se debe saber de que mantas tirar para destapar la mierda que nadie quiere que se destape, y para eso, hay que estar atento a las noticias...

- Soy tecnópata, si, pero no me dedico a la electrónica, sino a la economía, y de circuitos y cables se más bien poco. Hago que funcionen, me cuelo en sus redes, husmeo todo lo que quiero, pero si me preguntaras como lo hago... no sabría decirte, lo hago y punto. Se que es raro, que siendo tecnópata no me haya dedicado a la informática, pero... Mis dos grandes pasiones siempre han sido la economía y la política, y nunca vi necesario ahondar en mis poderes; siempre los he tenido y nunca me he planteado la opción de que pudieran aumentar o verse potenciados, siempre han funcionado igual.

Parecía que era uno de esos casos raros en los que los poderes aparecían desde su nacimiento y aún más porque no habían variado desde entonces, sus capacidades se habían mantenido estables, incluso cuando se forzaba para ser capaz de vigilar más canales o de leer más lejos las señales... Siempre había habido un tope, supuso que como todo, sus habilidades no eran ilimitades y que simplemente ese era el máximo que podía hacer. Quizás era así o quizás todavía estaba esperando el detonante que liberara toda su capacidad, o quizás tenía que entrenarlo... tampoco le preocupaba, estaba muy bien tal y como estaba.

La había acompañado hasta un laberinto de setos, le recordaba a esas películas de las novelas de Jane Austen, muy típico de las enormes mansiones inglesas cuyos terrenos alcanzaban casi todo lo que abarcaba la vista, muy romántico, un lugar totalmente apropiado para confidencias y conversaciones privadas de las que era mejor que Scott no tuviera constancia, no le apetecía que supiera que seguía sospechando de él, de sus palabras, de lo que escondía detrás de toda esa fachada de amabilidad. Porque escondía cosas, no había que ser un genio para darse cuenta, un hombre normal, cuando le preguntaban sobre él, solía dar detalles de relativa banalidad, gustos, manías confesables... ese tipo de cosas; sin embargo Scott había echado balones fuera con una rapidez impresionante, el tipo de actitud que tenía alguien con demasiados esqueletos en el armario. Y ella era demasiado cotilla y suspicaz como para no olerlos en la distancia.

- No quiero que pienses que soy una arpía cruel ni nada por el estilo; pero fue él quien entró en mi despacho y me contó todo eso de que debía ayudar, que el mundo se iba a la mierda por la colisión y que era mi obligación proteger a mi gente, poner mis habilidades a disposición de un bien mayor, de la lucha con lo que fuera que había causado todo ese caos. Con una retórica y unas habilidades de negociación sumamente catastróficas, pero le corregí, le puse en el buen camino y le dije que me lo pensaría. Y dos días más tarde, en el primer descuido que tuvo, me saltó todo ese discursito sobre la importancia de ser mutante, se retractó, por supuesto, en cuanto se dio cuenta que había cometido un gran error. Y aun así, le perdoné, y aquí estoy. ¿Dura? Créeme, no he sido para nada dura; pero debería haberlo sido. Porque si no son sus compañeros los que le hacen ver que se está equivocando, que está tomando un camino erróneo, no lo hará nadie más, al menos no a tiempo de rectificar. También me dio esa excusa, había sufrido mucho, pero un divorcio, no te da derecho a convertirte en un cretino, o al menos no te da derecho a demostrar lo capullo que te has vuelto cuando intentas negociar un reclutamiento. No da buena imagen y no favorece la predisposición a quedarse mucho tiempo.

Lo reconocía, no había pasado por muchas de las viscisitudes de otros mutantes y por lo tanto, no podía comprender como se sentían con respecto al resto del mundo, con respecto hacia los mutantes. Ella había tenido mucha suerte, sus padres siempre la habían querido, la habían criado como a cualquier otra niña, la habían hecho vivir integrada y ahora era una mujer como cualquier otra mujer de Nueva York, con sus ambiciones y un futuro por delante, así que no podía ponerse completamente en el lugar de aquellos que habían sido denostados por sus habilidades o la apariencia física que derivaba de estas, no podía entender hasta que punto eran apartados de la sociedad, las circunstancias personales que los habían llevado a buscar refugio en la Mansión X; no debían ser fáciles, eso estaba claro, pero no imaginaba cuán difíciles tenían que haber sido. Escuchó con atención sus historia personal, desde luego era una narración digna de una tragedia griega, sin embargo estaba bien saber que dentro de lo posible, no había terminado del todo mal. Había entrado en la patrulla, había sido aceptado en el colegio y ahora estaba tranquilamente con ella dando un paseo por un laberinto.

- Lamento todo lo que te ha pasado, no te juzgo a ti, y no juzgo lo que hacéis aquí. De quien desconfío es de vuestro lider, Scott, no del ideólogo de todo esto. No se que son los Centinelas, pero, he tenido la ocasión de ver todo lo que ha hecho Stryker, alguien me dio esa información hace algún tiempo, y estoy al tanto de la política internacional, conozco la situación de Genosha. Por supuesto que quiero que deje de haber gente como él que cometa barbaridades a expensas del gobierno, escudado en argumentos sin fundamento; pero debemos ser conscientes, de que mientras haya personas diferentes habrá gente que las odie, estoy aquí para que aunque esas personas existan no tengan el poder para hacernos daño. Pero no estoy dispuesta a dejar de ser quien soy, convertirme en gregaria por una causa que debería integrar a los mutantes.

Siguió caminando por el laberinto, era un sitio maravilloso, y estaba segura de que sería uno de sus lugares favoritos de la Mansión, tan apartado de todo el mundo que casi podía respirarse el silencio... CASI. De no ser por el ruido de fondo que siempre la acompañaba..

_________________
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Eclipse
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 1237
Fecha de inscripción : 09/07/2014
Edad : 35
Localización : Academia de Jóvenes Mutantes

Ficha de Personaje
Alias: Eclipse
Nombre real: Dragoslav Katich
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Bienvenida a casa [X-Men][04-09-2018]   26th Noviembre 2014, 01:09

Eclipse escuchó atentamente la descripción que Blair le hacía de sus poderes.

- Ya veo. Hummm... -musitó, pensativo-. Lo más parecido que tenemos es Forja, un mutante con un talento intuitivo para la invención de dispositivos mecánicos que además es capaz de percibir visualmente la energía mecánica en la acción.

Estos poderes le permitían reconocer instintivamente los usos potenciales y funcionales de cualquier máquina o dispositivo tecnológico en su campo visual, una habilidad que combinaba con su inteligencia natural, lo que le daba la capacidad de concebir, diseñar y construir dispositivos mecánicos altamente avanzados y operar, modificar y desmontar la tecnología existente o crear contramedidas para ella.

- Él ayudó, entre otras cosas, a rediseñar nuestra sala de entrenamiento. También tenemos la tecnopatía de Cable, que le permite comunicarse con las máquinas. Es curioso, pero no hay muchos mutantes con habilidades como la tuya, Blair. Eso te hace especial, y estoy seguro de que Forja podría ayudarte a perfeccionar o afinar tus poderes. En caso de que te interesara, claro -matizó, consciente de la actitud, bañada de una cierta indiferencia, que la mujer mostraba ante su gen mutante.

Después escuchó lo que tenía que decirle sobre Scott sin saber muy bien qué pensar. Cíclope se había caracterizado siempre por ser bastante estirado, pero aquello no parecía algo muy típico de él, aunque también era cierto que había pasado por mucho últimamente, especialmente tras la posesión de la Fuerza Fénix y la reciente escisión de la escuela. Lo cierto era que no había tenido ocasión de hablar muy a menudo con él, por lo que no sabía cómo de afectado estaría, aunque podía imaginarlo.

- Scott es, al igual que yo y que muchos de los que estamos aquí, un hombre de acción más que de palabras, por lo que no dudo que su estrategia de negociación no haya sido la más adecuada, pero estoy seguro de que sus intenciones eran buenas. Es cierto que la Colisión nos ha situado en una posición crítica y que no tenemos ni idea de qué o quién está detrás, o si nos esperan nuevos peligros. Estos son tiempos desesperados... Supongo que pensó que bien valían medidas desesperadas. Scott estuvo con el Profesor prácticamente desde el principio, y siempre ha defendido la integración entre humanos y mutantes. De todos modos, hablaré con él -prometió-. Como bien dices, no podemos permitirnos dar una imagen así.

Tendría que tener una conversación con él para interesarse por todo lo que le había ocurrido y conocer cuál era su estado de ánimo en aquellos momentos. Si estaba demasiado perjudicado quizás debería plantearse descansar unos días de todo el estrés y las obligaciones que conllevaban ser el líder de la Patrulla X, al menos hasta que se hubiese recuperado lo suficiente como para continuar.

- Así que no sabes lo que son los Centinelas... mis disculpas -dijo, agachando la cabeza-. Entre nosotros se ha vuelto algo tan cotidiano que ya lo vemos como algo normal. Resulta difícil imaginar a un mutante que nunca se haya enfrentado a ellos. Espera... te lo mostraré. No te asustes; todo cuanto veas a continuación no será más que una ilusión.




Nota:
 

Tras sus palabras, fue como si la luz que los envolvía menguara hasta desaparecer por completo en una densa oscuridad que engulló todo cuanto los rodeaba, haciendo desaparecer la mansión y los jardines. Cuando regresó, el escenario en el que se encontraban había cambiado ostensiblemente; Estaban de nuevo en Nueva York, en una zona céntrica. Detrás de ellos había varios integrantes de la Patrulla X y, frente a ellos, una inmensa mole robótica. La ilusión era tan real que Blair pudo sentir el aguijonazo del miedo al ver cómo aquél monstruo enfocaba su visión inhumana sobre ellos y comenzaba a avanzar en su dirección.

Los miembros de la Patrulla retrocedieron al ver que el robot comenzaba a descargar poderosos rayos contra ellos. Bestia se apartó para esquivar un ataque, Rondador Nocturno saltó ágilmente hacia atrás y Tormenta se elevó en el aire para descargar sus rayos sobre él. La pelea había comenzado; El suelo se resquebrajó, los coches volaban y las explosiones se sucedieron en torno a los dos mutantes. Eclipse permanecía en el centro de la ilusión, concentrado en mantenerla, impertérrito mientras los fragmentos en llamas de uno de los vehículos volaban a su alrededor.

Cuando abrió los ojos, éstos se habían transformado en dos faros de pura y resplandeciente luz.

- Los Centinelas son los peores enemigos que tenemos los mutantes -explicó a Blair mientras la batalla continuaba-. Construidos por diversos grupos privados y paramilitares, están programados para capturar o matar mutantes. Tienen tres pisos de altura, pueden volar, disparar rayos de energía y detectar mutantes. Créeme, Blair... si alguno de éstos te encuentra, a ti o a cualquiera de los nuestros, esté o no afiliado a la Patrulla, lo rastreará y lo capturará... o destruirá. Sin hacer distinciones ni mostrar piedad. Para estas máquinas, el único mutante bueno es el mutante muerto.

Con un gesto, hizo desaparecer la ilusión. La imagen que les rodeaba rieló un instante antes de ser sustituida una vez más por la bucólica escena en el jardín.

- Es por la existencia de seres como éstos que Scott te dijo que los mutantes debíamos estar unidos y apoyarnos entre nosotros, para protegernos de amenazas como ésta que únicamente buscan nuestra destrucción como especie. Créeme, no tenemos ninguna intención de que dejes de ser quien eres, o que pienses que esto es alguna clase de secta deshumanizadora. Nada más lejos de la realidad. Yo ni siquiera vivo aquí. Sólo unos pocos de los profesores lo hacen. La mayoría tenemos nuestras propias casas y vidas en la ciudad, y sólo venimos aquí para impartir nuestras clases, como en cualquier centro educativo normal. Simplemente, cuando se desata una amenaza que atenta contra la seguridad de los humanos o de los mutantes, nos unimos y salimos a combatirlo. Si estás dispuesta a ayudarnos a conseguir que las personas que nos odian no tengan el poder para hacernos daño, entonces eres más que bienvenida entre nosotros. Nada más y nada menos. 

_________________
Eros y Psique:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Blair Van der Woodsen
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 574
Fecha de inscripción : 07/10/2014

Ficha de Personaje
Alias: Root
Nombre real: Blair Van der Woodsen
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Bienvenida a casa [X-Men][04-09-2018]   3rd Diciembre 2014, 14:13

Blair escuchó a Drago, meditando sus palabras, nunca se había preocupado por sus poderes, era otra de las cosas que la diferenciaban de su hermano, él siempre había tenido más curiosidad respecto a ellos, pero ahora que pertenecía a un grupo al que aportaba entre otras cosas sus habilidades, empezaba a plantearse la idea de que no estaría de más ahondar en los límites de los mismos. Ya no podía llevar la misma vida que llevaba antes, su elección conllevaba ciertos cambios, nuevas responsabilidades hacia sus poderes y sus compañeros. Les debía dar lo mejor de ella misma, y eso, como todo, no se conseguía sin esfuerzo.

- Podría probar, ahora ya no cotilleo las noticias de Internet, sino que tengo que ser alguien en quien verdaderamente podáis confiar. Mejorar es simplemente otra claúsula del contrato de adhesión.

Se rió al nombrar el contrato, no había firmado ninguno y dudaba mucho que tuviera que firmarlo, la participación parecía depender única y exclusivamente de un contrato verbal, una adhesión de palabra y aceptación por parte del equipo. De momento parecía que el protocolo de ingreso se estaba siguiendo sin incidentes. Drago parecía uno de esos hombres encantadores a los que todo el mundo quería, tranquilo, pacífico, pero seguidamente protector con los suyos; había sufrido lo suficiente como para ver el mundo desde una perspectiva menos tremendista y parecía que la interacción con sus compañeros le sentaba bien.

No pudo evitar recular un par de pasos cuando le mostró aquella ilusión de los centinelas, no podía escuchar nada, pero lo agradecía, las imágenes ya eran de por sí lo suficientemente impactantes como para necesitar escuchar los gritos. Si aquello les estaba cazando, o encontraban la manera de contraatacar o estaban muy jodidos. Parecían indestructibles y ellos demasiado frágiles para enfrentarse a algo así. No les quedaba otra opción, por suicida que fuera, que ir hasta el fondo de ese asunto.

- Es… Es terrible. ¿Se sabe que o quienes los construyen? Esto que he visto… ¿Es real? ¿Existen de verdad?

Hasta el momento no se había planteado que la amenaza a la raza mutante fuera tan real, tan tangible como aquellos Centinelas. Había visto el informe de Stryker, por supuesto, pero las acciones secretas de un loco con complejo de doctor Menguele no le preocupaban en exceso, por mucho respaldo y medios que tuviera, él era sólo un hombre y tarde o temprano acabaría pagando las consecuencias de sus actos. Era un ello que ella consideraba inmutable, cualquier decisión acarreaba unas consecuencias que tarde o temprano los encontrarían a todos, les gustara o no. Era demasiado cínica para creer en la justicia divina o el karma, pero sabía lo efectiva que podía ser la justicia o una venganza bien aplicada.

- Contad conmigo, aunque os podo paciencia, nunca he tenido sentimiento de especie o grupo mutante, y puede que en ocasiones mi punto de vista pueda ser diferente. Pero ahora que ya ha quedado todo claro, vayamos al tema importante. ¡Los cotilleos! Quien es quien, a quienes evitar, quien suele ayudar, fiestas, ese tipo de cosas. ¡El funcionamiento social del grupo es importante! En mi oficina siempre informamos de estas cosas, no se puede hablar con la jefa de contabilidad hasta el segundo café; una vez hizo llorar a la secretaria de recursos humanos cuando fue a verla a primera hora.

No es que ella fuera especialmente cotilla, pero no sólo era importante saber quien iba tras ellos o porqué Scott parecía estar volviéndose idiota. Si iba a formar parte de ellos, también estaba interesada en el funcionamiento interno del grupo, recomendaciones de seguridad que pudiera recibir en un sitio en el que parecía que cada uno tenía su trauma personal; parecía un caldo de cultivo excelente para meter la pata diciendo algo inapropiado. Prefería evitarse un momento incómodo o desagradable.

_________________
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Eclipse
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 1237
Fecha de inscripción : 09/07/2014
Edad : 35
Localización : Academia de Jóvenes Mutantes

Ficha de Personaje
Alias: Eclipse
Nombre real: Dragoslav Katich
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Bienvenida a casa [X-Men][04-09-2018]   8th Diciembre 2014, 04:09

- Estupendo -Eclipse sonrió-. Ahora mismo, ni Cable ni Forja se encuentran en la mansión, pero Kitty Pryde podría ayudarte a rellenar tus huecos en materia de electrónica, que, al fin y al cabo, es de lo que se trata. Kitty es una auténtica genio en el campo de la tecnología aplicada y la informática. Luego, si tenemos tiempo, podemos buscarla.

Le complacía que la muchacha se aviniese a profundizar en su lado mutante y a explorar todas las posibilidades que podía brindarle su poder. No sería la primera ni la última en averiguar que realmente podía hacer más que lo que inicialmente había supuesto, como Bobby, que recientemente había descubierto que, en lugar de limitarse a recubrir su cuerpo con una armadura de hielo como hasta ahora, podía de hecho transformarse por completo en dicho material, reconstruyendo incluso las partes de su cuerpo que eran dañadas o destruidas. Nunca estaba de más explorar hasta donde llegaban tus capacidades, pues nunca se sabía cuándo te iban a hacer falta ante amenazas como la que acababa de mostrarle en la ilusión.

- Es… es terrible. ¿Se sabe que o quienes los construyen? Esto que he visto… ¿Es real? ¿Existen de verdad?
- A ver, respondiendo por partes: sí, existen. El hombre que los creó se llamaba Bolívar Trask; Era un antropólogo que creía que el surgimiento de los mutantes suponía una amenaza para la humanidad, así que desarrolló estos robots para que los protegieran contra nosotros. Quizá te suene de algo, escribió numerosos artículos que hablaban de la amenaza que suponíamos para los humanos. Uno de ellos mostraba una ilustración de tiranos mutantes esclavistas que se convirtió en todo un símbolo de su mensaje y su lucha.

La oscuridad los invadió de nuevo y el entorno que les rodeaba volvió a cambiar para mostrar una escena que semejaba un plató de televisión con dos mesas enfrentadas y un puesto en el centro para el presentador, como en los programas de debates. Frente a una de las mesas se encontraba un hombre calvo en silla de ruedas que Blair reconoció como el profesor Xavier. El tipo que estaba en el bando contrario no podía ser sino Bolívar Trask, con cara de muy pocos amigos.



- El Profesor invitó a Trask para un debate público acerca de las relaciones entre humanos y mutantes con la intención de convencerle de que éramos como los humanos y no suponíamos ninguna amenaza, pero en respuesta, él reveló a los Centinelas.

Las imágenes sin sonido se desarrollaban, dándole la impresión a Blair de estar viendo una película muda. Sin embargo, era fácil imaginar los comentarios del doctor por la expresión furibunda que se mostraba en su cara y que se iba encendiendo cada vez más hasta que, finalmente, accionó un botón de un mando que llevaba oculto en el bolsillo de su bata y varios de aquellos robots gigantescos aparecieron en el plató, provocando que cundiera el pánico entre el público. Sin embargo, la expresión de triunfo del buen doctor no tardó en ser sustituida por otra de puro terror cuando sus creaciones se volvieron de repente hacia él y, atrapándolo entre sus enormes manos se lo llevaron consigo después de destrozar una de las paredes del plató.

- Al parecer, Trask no era un programador muy hábil, porque aquellos primeros Centinelas se volvieron en su contra afirmando que eran superiores a los humanos y se lo llevaron. Al final comprendió que había estado equivocado en lo concerniente a los mutantes y se sacrificó para destruir la base de los Centinelas. Pero la cosa no acabó ahí, por desgracia. Ha habido muchos desde entonces que han utilizado los planos del doctor Trask para reconstruir los Centinelas, normalmente grupos privados y paramilitares, y siempre con el mismo objetivo: destruir a los mutantes.

Eclipse hizo desaparecer la ilusión y volvieron a encontrarse en el jardín de setos a la luz del día.

- Respecto a lo que has visto, no, no era real. Mi gen mutante me permite modificar el modo en que la luz se refleja en los objetos, pudiendo crear de esta manera ilusiones muy convincentes que engañan incluso a las cámaras o los espejos. Por desgracia no controlo el sonido, así que sólo puedo representar imágenes mudas. La escena que has visto no ha sido ninguna batalla específica, sino una reconstrucción hecha por mí basándome en mi experiencia previa con estos seres.  

Después de mostrarle la ilusión, Blair pareció haber abandonado por completo la actitud distante y a la defensiva con la que había entrado. Fue como si al principio hubiera pensado que la Patrulla era algo así como una secta separatista que pretendía despojarla de su humanidad, o algo parecido, pero merced a sus explicaciones había comprendido que no era en absoluto así. De hecho parecía deseosa de conocer a los demás e integrarse en el funcionamiento social del grupo. ¡Uf! Eso podía ser difícil...

- Bien... -comenzó, algo apurado-. No sé si soy realmente el más adecuado para hablarte de eso... Verás, hasta hace muy poco yo no era precisamente el más sociable, por lo que puede que me pierda un poco, pero trataré de resolver tus dudas lo mejor que pueda.

Y para colmo, la situación era, cuanto menos, complicada en aquellos instantes...

- Lo primero que debes saber es que hay algo así como dos grupos en la mansión. Creo que ya sabes que el Profesor y Scott no están atravesando por su mejor momento... Por decirlo de alguna manera, tienen... diferentes opiniones acerca de como guiar a las nuevas generaciones de mutantes a su cargo. Eso ha producido una especie de cisma en la escuela entre los que siguen a Scott y los que siguen al Profesor, encabezados por Logan. No es nada oficial, claro, y si se produjera cualquier amenaza común, o si cualquiera de nosotros estuviera en peligro, todos nos uniríamos para resolver el problema, pero así es como están las cosas.

Una figura achaparrada comenzó a formarse en el jardín ante ellos, inmóvil como una estatua. Era bajito y peludo, con cara de malas pulgas. Llevaba el uniforme característico de la Patrulla y unas amenazadoras garras le brotaban de los nudillos.



- ¿Qué puedo decirte acerca de Logan? Es... complicado -dijo después de pensarlo un poco-. Una vez que lo conoces, es un buen tío, pero no suele dar buena impresión de primeras. Tiende a ser un poco brusco, e incluso borde en ocasiones, pero aunque no te lo creas al principio, se le acaba cogiendo cariño. La chica a la que conociste antes, Júbilo, es algo así como una hija para él. Kitty Pryde, la experta en informática que te comenté antes, es el miembro más joven de la Patrulla, y Logan es su mentor. Es un poco rebelde, pero es muy simpática. Tiene una mascota que es un dragón en miniatura y le gusta mucho bailar.

Junto a la imagen de Lobezno, comenzaron a formarse tres más; la de la chica de pelo corto que había conocido antes en el patio y la de otra muchachita de aspecto dulce que sostenía un pequeño dragón violáceo en su mano.



Las imágenes de Lobezno, Kitty y Júbilo desaparecieron para ser sustituidas por las de un apuesto hombre rubio que parecía congelado en pleno vuelo y una mujer de aspecto severo:



- Luego tenemos a Sam y a su hermana Paige. Dentro de la mansión, son los dos con los que más me relaciono. Sam es... una persona muy abierta. No suele prejuzgar a la gente y siempre está dispuesto a conceder una segunda oportunidad.

Eclipse sospechaba que tenía algo que ver el hecho de que él mismo hubiera sido mercenario y hubiera protagonizado actividades de dudosa legitimidad en el pasado, pero lo cierto era que tenían un pasado muy similar, y que quizá por eso Sam siempre se había mostrado amable y solícito con él, cosa por la que le estaba muy agradecido.

- Paige es muy agradable; disciplinada y, quizás, un poquito adicta al trabajo, pero muy simpática. Es una de las profesoras de la escuela, normalmente centrada en los temas ambientales.

Incluso había llegado a sentirse atraído por ella una temporada, quizás únicamente por lo bien que se había portado siempre con él, pero al parecer la mutante se sentía atraída por Sapo, y aunque eso era algo que Drago jamás llegaría a comprender, no era la clase de persona que se entrometía en las relaciones de los demás.

- Jay, el hermano menor de Sam y Paige, fue asesinado por William Stryker. De Pícara ya te hablé antes. Actualmente es la novia de Gambito, uno de los maestros de la escuela.

Mientras hablaba, la imagen de los dos hermanos pasó a ser reemplazada por la de la joven pareja:



- Ten cuidado con él -añadió en tono confidencial y casi de broma-, es famoso por convencer a la gente de hacer las cosas más inimaginables. No tenemos muy claro si es porque tiene alguna clase de poder hipnótico o si es simplemente por su labia y sutil encanto francés.



- Jean-Paul Beaubier, alias Estrella del Norte, también es francés. Enseña economía, ciencias empresariales y francés, además de dar clases de vuelo. Pero no te aconsejo que frecuentes demasiado su compañía; tiene un carácter un tanto irascible, e incluso violento en ocasiones.



- Hank McCoy -aclaró al aparecer la nueva imagen, tras desvanecerse la anterior-. Es uno de los miembros fundadores de la Patrulla. Es un hombre brillante en las artes y las ciencias y una autoridad mundial en bioquímica y genética, además de ser nuestro médico oficial. Da clase de matemáticas y ciencias. Ten cuidado cuando estés con él; su peculiar aspecto le hace tener bastante miedo al rechazo social, así que procura no mostrar desagrado cuando lo conozcas y actuar con naturalidad. Es un hombre muy idealista que comparte con el Profesor la creencia en un mundo mejor en donde el hombre y el mutante puedan convivir en paz y armonía. Y posiblemente sea el que más sentido del humor tiene de toda la escuela, así que puede ser una buena opción a la hora de organizar una fiesta. Veamos, quién viene ahora... Oh -torció el gesto en una mueca de desagrado mientras la imagen se iba formando:



- Quentin Quire. Mantente alejada de él, es problemático. Actualmente se le considera uno de los peores terroristas del mundo, pero a causa de su juventud, el Capitán América insistió en que lo tuviéramos en la escuela para trabajar en su rehabilitación.



- A Bobby lo has conocido antes. Tiene un título universitario en contabilidad, y vino a refugiarse en la escuela a causa del rechazo de sus padres cuando se enteraron de que era mutante. Creo que él y Kitty Pryde tienen algo, pero no estoy muy seguro.



- Luego tenemos a Ororo, uno de nuestros miembros más antiguos y emblemáticos. Te aconsejo que nunca te encierres con ella en un ascensor; no le gustan nada los espacios cerrados. Y además tienes que tener cuidado de no alterarla demasiado. Ororo controla los fenómenos naturales, pero sus poderes están ligados a sus emociones, por lo que si se enfadara podría correr el riesgo de provocar sin pretenderlo una tormenta altamente destructiva.



- También está Peter Rasputín, uno de los más cercanos a Scott actualmente, al igual que las Stepford Cuckoos, unas trillizas con poderes telepáticos que también dan clases en la escuela.



- Si lo que andas buscando son cotilleos, entonces Celeste es tu mejor opción. De las tres hermanas, es la más aficionada a los chismes. Phoebe en cambio... -una mueca de disgusto se dibujó en su rostro-, bueno, digamos que es la más peligrosa de las tres.



- Por último, tenemos a Alison Blaire, popular cantante y reina de la música disco. Tiene control sobre la luz y lo utiliza para mejorar sus actuaciones, así que yo te diría que, de todos, es la más indicada para el tema de las fiestas. ¿Sabes? Ella era como tú al principio, no deseaba involucrarse en contiendas directas, por lo que inicialmente rechazó la propuesta de unirse al equipo. Quizá recuerdes su caso; harta del creciente sentimiento anti-mutante, declaró públicamente su identidad mutante en la esperanza de que su fama pudiera hacer algo por atenuar ese odio, pero el resultado fue contrario a lo que esperaba y terminó destruyendo su reputación y su carrera, lo cual supuso un duro golpe para ella. Fue entonces cuando decidió unirse a nosotros. Es una muchacha fuerte y bastante ambiciosa, por lo que no tardó en alcanzar un mayor control sobre sus poderes, como también podrías hacer tú. Creo que te caería muy bien. En cierto modo sois bastante parecidas. Por cierto, hace poco consiguió retomar su carrera con un disco del género Tecno pop. No es realmente mi estilo, pero los estudiantes dicen que está bastante bien, ¿lo has escuchado?

_________________
Eros y Psique:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Blair Van der Woodsen
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 574
Fecha de inscripción : 07/10/2014

Ficha de Personaje
Alias: Root
Nombre real: Blair Van der Woodsen
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Bienvenida a casa [X-Men][04-09-2018]   27th Diciembre 2014, 16:21

Blair fue tomando nota mental de todas y cada una de las palabras de Drago, después de la ingeniería económica las relaciones políticas y diplomáticas habían sido su gran fascinación. Al contrario que su hermano, ella siempre se había sentido atraída por las complejas relaciones sociales que conformaban el mundo, desde algo tan sencillo a una sonrisa que abría puertas a cosas tan complicadas como la gestión de la deuda internacional. Para ella todo eran relaciones sociales, y todas despertaban su curiosidad, la diferencia entre unas y otras es que unas podías gestionarlas con matemáticas, y las otras no. Un detalle sin importancia.

No pudo evitar sonreír por la charla que le estaba dando Drago, después de haber dicho que no era el más adecuado para informarla, desde luego, a ella no le parecía que no estuviera al tanto de todo lo que se cocía en la mansión; estaba claro, si querías enterarte de algo, en ocasiones la mejor opción era preguntar al más silencioso, como hablaban poco, escuchaban mucho, y eso había sido así desde su época de instituto. Los populares daban lugar a rumores, pero generalmente eran los últimos en enterarse de éstos, el calladito de clase, era el primero en enterarse, y generalmente el último en decir que sabía nada.

- Vaya, pues si que estás bien enterado para no ser el más popular... A ver si vas a ser el más cotilla de toda la mansión...

El ambiente era distendido, propicio para bromas inocentes de ese tipo, estaba bien que supiera a quien debía y a quien no debía acercarse, no es que no tuviera juicio propio, pero siempre era bueno saber de que pie cojeaba cada uno antes de verlos caminar, no sea que cuando se enterara fuera demasiado tarde.

- Con el asunto de Quentin Quire, seguro que se soluciona, Steve a veces puede ser un poco ingenuo con las personas, siempre espera lo mejor de ellas, pero raras veces se equivoca. No soy psicóloga, pero si puedo echar una mano con ese caso, contad conmigo; no seré yo quien no avale las decisiones de Steve...

Era un amigo que apreciaba, y confiaba en su juicio, siempre le decía que era demasiado inocente, que esperaba lo mejor de todo el mundo, como con Stark, pero debía reconocer que aunque a su manera, nunca se equivocaba, Stark era un cabrón, pero un buen compañero, y quizás ese muchacho pudiera reformarse y tomar otra vía para sus ideales. Si no, bueno, la justicia se encargaría de él, al menos estaba vigilado...
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Eclipse
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 1237
Fecha de inscripción : 09/07/2014
Edad : 35
Localización : Academia de Jóvenes Mutantes

Ficha de Personaje
Alias: Eclipse
Nombre real: Dragoslav Katich
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Bienvenida a casa [X-Men][04-09-2018]   29th Diciembre 2014, 20:32

El comentario de Blair le desconcertó levemente. ¿Cotilla? Tenía una curiosa manera de interpretar sus consejos. Si fuera cotilla le habría hablado acerca de la orientación sexual de Estrella del Norte, o de cualquier otro secreto que realmente no era de la incumbencia de la joven, pero no consideraba de cotilla advertirla acerca del temperamento de Logan, el carácter violento de Jean-Paul, los problemas de una mala reacción ante Bestia, la necesidad de cuidarse de Quentin o los potenciales peligros que presentaba la claustrofobia de Ororo (ya que además sus poderes iban ligados a sus emociones). Por otra parte, la actual escisión de la escuela era algo que acabaría por descubrir antes o después, y prefería que ya estuviera advertida de la situación. Contarle acerca de la afición de Kitty o Alison a las fiestas no había sido más que en respuesta a su pregunta, y, al ver el natural atractivo de Blair, así como su arrolladora personalidad, había creído prudente advertirla de las parejas estables que había en la mansión, no fuera a ser que tuviera la mala suerte de interponerse por accidente en alguna. Sólo Dios sabía lo que podía hacerle Logan si un desafortunado flirteo con Gámbito hacía llorar a Pícara.

Eclipse llevaba ocho años viviendo en la mansión. Por mucho que rehuyera las relaciones sociales, no estaba ciego, al menos no metafóricamente hablando. Era profesor, veía a las parejitas que se robaban besos a escondidas en los pasillos y era consciente de los grupos que se formaban en el patio a la hora del recreo. Siempre había sido muy observador, y todo profesor mínimamente responsable está siempre al tanto de todo lo que ocurre entre sus alumnos. Además, el hecho de que solía moverse estando invisible (precisamente para evitar los contactos sociales no deseados) hacía que se percatara de muchas más cosas cuando los alumnos creían que no estaban siendo observados, pero nunca se trataba de un espionaje intencionado, sino de cosas que escuchaba o veía por azar mientras se desplazaba de un sitio a otro en sus horas de clase.

- Bueno... llevo bastante tiempo trabajando aquí y conozco bastante bien a casi todos, aunque sólo sea por los años de convivencia. Sólo he tratado de advertirte de los aspectos que he considerado más relevantes a la hora de tratar con los demás, para evitar accidentes y comentarios desafortunados. No quisiera que se repitiera lo que te ocurrió con Scott, pero a la inversa -sonrió, conciliador. Dios sabía que la mayoría de los que vivían allí eran bastante particulares, y cada uno tenía sus propias circunstancias-. Vamos, te enseñaré el resto de la mansión.

Salieron finalmente del laberinto y continuaron el camino bordeando la mansión hasta llegar a la parte posterior, donde se encontraba la cancha de basketball y la piscina.

- Aquí es donde vienen los chicos a la hora del recreo, y la zona de la piscina es donde se suelen realizar las fiestas, principalmente en verano. Más allá están los jardines y el lago Beakstone. Es un lugar muy hermoso para pasear o estar un rato a solas.

El mutante la condujo hacia la cafetería, circular y con toda la parte frontal cubierta de cristaleras que daban a la cancha de basketball y a la piscina. Era bastante grande, pero a aquellas horas estaba desierta.

- Este es el comedor/cafetería. ¿Quieres tomar algo? No tenemos alcohol, pero puedo ofrecerte zumo, o café.

_________________
Eros y Psique:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Blair Van der Woodsen
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 574
Fecha de inscripción : 07/10/2014

Ficha de Personaje
Alias: Root
Nombre real: Blair Van der Woodsen
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Bienvenida a casa [X-Men][04-09-2018]   6th Enero 2015, 20:29

No pudo evitarlo, fue superior a sus fuerzas, verle con aquel ceño fruncido, ofendido por su comentario, no había que ser un genio para darse cuenta que se había tomado el comentario de que era el cotilla de la escuela como una verdadera ofensa. Pues si que estaba verde en las relaciones sociales, pero eso tenía arreglo, menos mal que ella acababa de llegar allí para solucionar tanta incompetencia social. ¡Que sería de ellos si tuvieran que defender un argumento en público? Nada bueno, eso estaba claro, pero para ella, después de defender un trabajo de máster en mandarín, cualquier otra cosa estaba chupada. Estalló en carcajadas parándose a mitad de camino para doblarse y retomar la respiración en cuanto su ataque de risa terminó

- No te lo tomes tan a pecho, era un comentario en broma, simplemente señalaba con una frase graciosa que me has dado mucha información. La agradezco no creas que no, no me gustaría acabar ahogada en un ascensor con Ororo sólo porque traquetea...

Le seguí por el resto del complejo, la piscina era grande y los jardines parecían impresionantes, desde luego, la finca era enorme y disponía de espacio de sobra para que tanto profesores como alumnos hicieran lo que les viera en gana, se le hacía raro no ver a más alumnos haciendo pellas, debía ser que su torpeza social los convertía en buenos estudiantes. Un dato bastante curioso, o quizás simplemente querían demostrar al mundo que eran algo más que bichos raros, sino que también eran gente que podía ser importante, algo que se debía valorar, por supuesto. Entraron en la cafetería, lo suficientemente grande como para acoger a casi todo el alumnado y profesorado a la vez, si no es que a todo, era enorme, circular y con una perfecta iluminación. Drago le ofreció tomar algo y ella asintió, estaba siendo una mañana de mucho aprendizaje.

- Un café por favor. La verdad es que esto es precioso, los jardines, la escuela, todo está muy bien conservado y parece que te gusta este lugar. Que os gusta a todos. Eso es fantástico.

Comprendía la necesidad de que tuvieran un sitio en el que sentirse seguros, si era cierto todo lo que le habían dicho sobre el rechazo social a algunos de sus miembros y los peligros a los que se enfrentaban, era lógico que valoraran un sitio en el que pudieran estar tranquilos de que nadie los iba a atacar, o al menos un sitio que pudieran defender. Y aunque era enorme seguramente contaría con extraordinarias medidas de seguridad contra los peligros que los amenazaban.

_________________
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Eclipse
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 1237
Fecha de inscripción : 09/07/2014
Edad : 35
Localización : Academia de Jóvenes Mutantes

Ficha de Personaje
Alias: Eclipse
Nombre real: Dragoslav Katich
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: Bienvenida a casa [X-Men][04-09-2018]   8th Enero 2015, 01:51

Drago regresó con un par de cafés, le dio el suyo a Blair y se sentó frente a ella. Desde donde estaban se podía apreciar una bonita vista de los jardines, la cancha de basketball y la piscina.

- Lo importante que tiene este lugar es su cualidad como refugio. Como te dije antes, la mayoría de los que vienen aquí lo hacen huyendo de un entorno social y familiar que les es hostil. En ese sentido, encuentran en la mansión el hogar que les ha sido negado, así como la compañía de otros muchos chicos que se encuentran en la misma situación que ellos y que han pasado por las mismas experiencias, por lo que saben bien cómo se sienten. Además, aquí se les enseña a controlar sus poderes para que no puedan suponer un peligro para nadie. Los poderes mutantes no se activan generalmente hasta la adolescencia, por lo que a la mayoría les pilla completamente desprevenidos y sin saber cómo actuar. Llegan aquí, asustados y confundidos, y nosotros les ofrecemos un hogar y una guía. Es un trabajo agradable. Me gusta lo que representa, ¿a quién no? Supongo que por eso todos nos encontramos a gusto aquí. Bien, la visita ha concluido. Prácticamente te lo he mostrado todo. Sólo quedan los diferentes hangares y garajes y la Sala del Peligro, el lugar donde los miembros de la Patrulla acuden para el entrenamiento físico. Pero ya habrá tiempo para eso -concluyó con una sonrisa-. Por el momento, terminemos nuestros cafés y disfrutemos de una agradable charla. Esperemos que sean muchas más...

PD: y por mí, podemos cerrar el tema ya aquí. Si estás de acuerdo, mándalo a cierre. Te adjunto en spoiler el mapa de la mansión. ¡Un saludo!


Mapa:
 

_________________
Eros y Psique:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Bienvenida a casa [X-Men][04-09-2018]   

Volver arriba Ir abajo
 
Bienvenida a casa [X-Men][04-09-2018]
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Bienvenida a casa [X-Men][04-09-2018]
» Bienvenida a la casa azul (Libre)
» Tutorial de Bienes Raices (Compra tu casa y remodelala) (VX)
» ¿ que paso con los mutantes que perdieron sus poderes en la casa de M?
» Visitando la casa de yuunuen

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Omega - Foro de Rol de Marvel y DC :: OMEGA UNIVERSE :: América del Norte :: Nueva York :: Mansión X-
Cambiar a: