Los Universos de DC y Marvel se han unido en uno solo. ¿Qué ha sucedido? ¿Quién está detrás de todo? Y, lo que es más importante, ¿cómo reaccionarán héroes y villanos de los distintos mundos al encontrarse cara a cara...?
 
ÍndiceOmegaCalendarioRegistrarseConectarse

Comparte | 
 

 La visita de un vagabundo [Libre]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
Cane
Marvel Universe
Marvel Universe
avatar

Mensajes : 169
Fecha de inscripción : 13/12/2014
Edad : 24

Ficha de Personaje
Alias: Cane
Nombre real: Desconocido
Universo: Marvel

MensajeTema: La visita de un vagabundo [Libre]   16th Diciembre 2014, 01:14

Fecha:
 

Había escuchado rumores, algunas personas me habían comentado de su existencia, y eso me impulso a ir hacia allí, nunca supe realmente que fue lo que me llevo a moverme tan hacia el norte, e intentar recordar cosas de mi pasado suele ser problemático por lo que hace ya unos meses que deje de intentarlo la verdad.

Una vez logre cruzar hacia estados unidos comencé a viajar de manera errática dentro de este, no entendía nada, no conocía nada, pero me mantenía entre los barrios pobres, y junto a la gente que vive en la calle, lo bueno de esa gente es que mientras no tengas nada valioso no te suelen molestar, y ningún ladrón se le ocurriría robarte, saben de seguro que no tienes ni un mísero peso, o bueno, dólar.

había intentado practicar un par de veces, bien alejado de la gente, en parques la mayoría de las veces, a la madrugada, mover algunas pequeñas rocas, algo de agua, no comprendía realmente que era lo que estaba haciendo, ni como lo hacía, pero de a poco parecía ir mejorando, aunque parecía agotarme físicamente tras un largo rato de práctica.

Un vagabundo me vio una vez, pero no se asustó, me comento de la existencia de un grupo de gente con capacidades así, de un lugar donde aceptaban gente con esas habilidades, lo había leído alguna vez en algún diario hacia unos años, me causo curiosidad, por primera vez en mucho tiempo pensé que finalmente podría tener un objetivo, un destino, debía ir a ese lugar.

Moverse por las distintas ciudades de este lugar es bastante difícil, confuso, muy distinto a lo que mi mente recuerda de donde solía vivir, pero algunas personas suelen responder si les preguntas por direcciones, por suerte se inglés y eventualmente las direcciones me llevaron hacia el lugar indicado.

Llevaba varios días, quizá emocionado buscando aquel lugar, tanto que no me había gastado en buscar comida, cuando eres una persona sin hogar ni dinero tu motivo principal debería ser siempre buscar comida primero, principalmente por lo difícil que puede ser, estaba acostumbrado a pasar uno o dos días seguidos sin comer, y no me di cuenta realmente, y por eso seguí buscando, preguntando, investigando, y eventualmente llegue.

Estaba agotado, muy agotado, era más de la mitad de la madrugada, dos días enteros sin comer, pero finalmente lo había encontrado, aquella enorme mansión, algo parecía decirme que había encontrado el lugar correcto, cuando fui parando y la adrenalina de tanto caminar fue bajando, comencé a decaer, a sentir el sueño, la falta de fuerza, el hambre, avance hacia la puerta, buscando algún timbre, o alguna de esas pequeñas manijas que suelen tener las puertas antiguas para golpear, tras golpear, me senté en el suelo, casi sin pensarlo, como si el cuerpo se me hubiese ido solo por la falta de fuerza, cada segundo parecía una eternidad mientras estaba quieto y el sueño junto con el cansancio se terminaban de apoderar de mí, no llegue a ver quién respondió, quien abrió la puerta, quien fue la persona que me haya encontrado, pero estoy seguro que tuve la fuerza para decir una última cosa antes de caer inconsciente.

-Creo... que soy un mutante...

Tras caer inconsciente, a ojos de cualquiera que lo haya escuchado no vería nada más que un hombre adulto, en mal estado, un vagabundo dirían, ojeras marcadas por no dormir, y un cuerpo que demostraba una mala alimentación, algo desnutrido, pequeño, menos de un metro setenta parecía medir, de gran barba toda enredada y pelo largo, en el mismo estado que la barba, de color castaño oscuro, algo sucio y con ropas desgastadas, y una pequeña mochila que de ser abierta no encontrarían nada más que algunas botellas con agua, un cambio de ropa, y varios mapas, que gracias al gran cambio en el mundo, muchos de ellos totalmente inútiles.

_________________
Las coincidencias son la manera de dios de permanecer anónimo
La demencia carece de todo limite
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Eclipse
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 1237
Fecha de inscripción : 09/07/2014
Edad : 35
Localización : Academia de Jóvenes Mutantes

Ficha de Personaje
Alias: Eclipse
Nombre real: Dragoslav Katich
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   16th Diciembre 2014, 08:22

Poco a poco, entre la bruma, te parece escuchar la voz de una mujer, aunque suena muy lejana al principio como para poder entender lo que te dice. Abres los ojos y las luces te deslumbran. A medida que tu vista poco a poco se enfoca comienzas a distinguir un rostro de piel oscura enmarcado por largos cabellos blancos. La mujer es muy hermosa, y viste completamente de negro. Notas que te está pasando algo húmedo y fresco por la sien.

- Está volviendo en sí, Eclipse -dice la mujer-. Creo que sólo estaba deshidratado y malnutrido. ¿Puedes oírme? ¿Cómo te encuentras?

Te parece que te encuentras en una especie de enfermería. Todo a tu alrededor es blanco y huele a desinfectante y gasas.

Más allá, apoyado contra el marco de la puerta, hay un hombre de cabello oscuro y expresión seria, observando en silencio...

_________________
Eros y Psique:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cane
Marvel Universe
Marvel Universe
avatar

Mensajes : 169
Fecha de inscripción : 13/12/2014
Edad : 24

Ficha de Personaje
Alias: Cane
Nombre real: Desconocido
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   16th Diciembre 2014, 13:47

Comienza a entreabrir los ojos cuando de pronto las luces lo ciegan por un instante, instintivamente volviendo a cerrarlos y comenzando a abrirlos lentamente y parpadeando varias veces, algo mareado observa alrededor suyo, y a las personas, sin terminar de reaccionar aun a la pregunta, intentando hacer fuerza como para sentarse, finalmente parece a punto de hablar.

-he tenido... días peores. ¿Dónde estoy?. Dice mientras sigue parpadeando varias veces para acostumbrarse a la luz. -parece un hospital, hace años que no veía uno.

y una vez termina de reaccionar a la situación, comienza a observar bien a su alrededor, buscando su bolso y fijándose si trae la misma ropa que antes, y finalmente notando al hombre junto a la puerta, lo observa unos instantes dudando de su existencia mas no dice nada.

-siento como si no hubiese comido en días, lo último que recuerdo fue que me desmaye frente a la puerta de... no me acuerdo donde.

_________________
Las coincidencias son la manera de dios de permanecer anónimo
La demencia carece de todo limite
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Eclipse
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 1237
Fecha de inscripción : 09/07/2014
Edad : 35
Localización : Academia de Jóvenes Mutantes

Ficha de Personaje
Alias: Eclipse
Nombre real: Dragoslav Katich
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   16th Diciembre 2014, 20:43

Lo primero que pensó fue que el tipo era extraño, muy extraño. Tenía el aspecto de un vagabundo, y tanto su apariencia física como su descuidada apariencia así parecían atestiguarlo. Claro que también podría ser indicativo de una personalidad desordenada y caótica, o incluso alguna enfermedad mental. Era consciente de que las posibilidades de esto último eran altamente remotas, y si no fuera por extraña capa que llevaba el tipo ni se lo habría planteado. Pero había algo en ese aspecto de mago sacado del ciclo artúrico que no le terminaba de encajar, aunque siempre podía ser que hubiera encontrado la prenda en un contenedor de basura. ¿Qué vagabundo rechazaría un abrigo caliente en las frías noches de otoño?

Después estaban las últimas palabras que había pronunciado antes de desmayarse: Creo que soy un mutante. Una vez más, ¿sería verdad o se había tratado simplemente de la argucia de un vagabundo para conseguir un techo y una comida caliente? Prácticamente todo el mundo sabía que no se le negaba refugio a un mutante en la mansión de Xavier, siempre que no acudiera con malas intenciones.

Respecto a esto último, se había mostrado contrario a que Tormenta lo llevara a la enfermería. Por lo general era bastante reacio a meter desconocidos en la mansión sin contar primero con la aprobación de Xavier, pero como venía siendo habitual en los últimos tiempos el Profesor estaba ocupado y no podían correr el riesgo de abandonar a un verdadero necesitado a su suerte. Al fin y al cabo, todos habían pasado por esa camilla alguna que otra vez.

Así que se había limitado a permanecer en un discreto segundo plano mientras Tormenta lo atendía, dispuesto para intervenir si su compañera necesitaba ayuda, aunque bien sabía que era una de las mutantes más poderosas de toda la escuela, pero estaba en su naturaleza el no bajar nunca la guardia.

Finalmente, al cabo de un par de horas, el desconocido abrió los ojos por fin y comenzó a plantear las preguntas habituales cuando se salía de un estado de inconsciencia: dónde estoy, qué ha pasado, etc, etc, etc.

- Estás en la Academia de Charles Xavier para jóvenes talentos -respondió su amiga ayudándole a incorporarse. El extraño podría notar que continuaba vestido exactamente igual que como había venido. Únicamente le habían quitado la capa para mayor comodidad y aflojado los botones del cuello-. No te preocupes, ahora te llevaremos a comer algo. Yo soy Ororo, y mi compañero se llama Dragoslav. ¿Cómo te llamas tú? ¿Recuerdas lo que dijiste justo antes de desvanecerte?

_________________
Eros y Psique:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cane
Marvel Universe
Marvel Universe
avatar

Mensajes : 169
Fecha de inscripción : 13/12/2014
Edad : 24

Ficha de Personaje
Alias: Cane
Nombre real: Desconocido
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   16th Diciembre 2014, 22:31

Lo había logrado, parte de él pensó que había sido un sueño, que realmente despertaría tirado bajo algún puente como siempre recordando algo como un sueño que para él siempre se sentía tan real y a la vez se daba cuenta de que no lo era, pero no esta vez, o bueno, eso creía, eso o su mente ya había llegado al punto de locura más alto que se pueda ocurrir y estaba alucinando todo.

Mientras escuchaba las palabras de aquella mujer, observaba a la otra persona que se encontraba en la habitación en completo silencio, cuando la mujer se presentó, y también presento a la otra persona, de cierta manera se sintió más tranquilo, en un leve murmuro, casi cual pensamiento en voz baja y de manera casi inaudible comento. -por un instante creí que él no era real. Mas negando rápidamente, observo algo mareado aun a la mujer y le contesto.

-Cane. No recuerdo bien que dije, o si llegue a decirlo, pero si me dejaron entrar y este es el lugar que dicen que es entonces asumo que si... creo que soy un mutante. Dice volviendo a repetirlo, de cierta manera parece como si le costase admitirlo, lo dice como si fuese una carga, o como si esperase una mala reacción del resto hacia ese hecho.

-Hace... no se realmente hace cuanto, más de un año diría, me di cuenta que podía sentir la tierra, el agua cuando la tocaba, y el aire, más en lugares naturales, lejos de la ciudad, también puedo moverla, darle forma, aun no comprendo cómo es que lo hago, pero pasa, me dijeron de este lugar hace algo de un mes, y tenía que intentar venir, llevo dos o tres días por la zona buscando este lugar, no muchos se gastan en dar direcciones muy exactas cuando te ven vestido como yo. Dice a la par que esboza una leve sonrisa de lado, aunque al momento esta se desvanece y el parece perderse por un mínimo instante en sus pensamientos.

Aunque parece que llegue, de cierta manera no me siento del todo tranquilo, más allá de si es real o no, que todo apunta a que si lo sea, pensé que este lugar me ayudaría, pero realmente no razone que es lo que quería, que deseaba conseguir viniendo acá, supongo que control, tranquilidad, aunque no puedo tener tranquilidad, no mientras el exista, no mientras yo exista.

llevo una de sus manos a su cabeza negando, intentando salir de sus pensamientos, no era momento de prestarles atención, finalmente volvió su atención de vuelta a la mujer que le había hablado, tras haberle contado todo lo que contó, esperaba respuestas, algo que le dé a entender que era, y porque...

_________________
Las coincidencias son la manera de dios de permanecer anónimo
La demencia carece de todo limite
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Eclipse
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 1237
Fecha de inscripción : 09/07/2014
Edad : 35
Localización : Academia de Jóvenes Mutantes

Ficha de Personaje
Alias: Eclipse
Nombre real: Dragoslav Katich
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   17th Diciembre 2014, 00:29

-por un instante creí que él no era real.

Eclipse enarcó una ceja a la vez que Tormenta se echaba a reír.

- Oh, no te preocupes, a todos nos pasa. ¿Drago? -inquirió, dirigiendo una mirada reprobatoria a su compañero.
- Perdona -dijo el hombre, entrando en la sala y acercándose a la cama donde descansaba el extraño-. Mi compañera ya me ha presentado, pero soy Dragoslav. Doy clases de música en la escuela.

A pesar de todo, aún no las tenía todas consigo. Una vez más, las palabras del desconocido podían ser interpretadas como el resultado de la confusión inicial tras un desvanecimiento o como otra cosa... Y Eclipse tenía experiencia de sobra con lo de creer ver cosas que no eran reales.

- Espero que no lo digas por nosotras -rieron las sombras que había en el pasillo, más allá de la habitación (estas voces sólo las oye Eclipse, son parte de su subconsciente).

Tormenta escuchó con creciente interés la descripción que el desconocido hacía de sus poderes, y en su cara no había nada que fuera remotamente parecido al rechazo que parecía esperar el hombre, más bien lo contrario. En cuanto a Eclipse, su expresión permanecía inmutable, sin ninguna reacción. Ayudaba que las ilusiones que utilizaba para ocultar su forma mutante sólo reflejaban lo que él quería que reflejasen, claro...

- ¡Eso es fantástico! -exclamó Tormenta-. Mis poderes también están relacionados con el clima y la naturaleza. Verás... aquí en la mansión acogemos a todos los mutantes que estén buscando refugio u hogar, y también les enseñamos a controlar y perfeccionar sus poderes. Si es tu deseo, podrías quedarte y yo podría trabajar contigo, si tú lo ves bien. Podemos ofrecerte techo y comida durante el tiempo que te haga falta. Pero basta de hablar de estos temas por ahora, debes estar desfallecido. Ven, apóyate en mí, así -dijo mientras le ayudaba a bajar de la cama-. Iremos al comedor y mañana, cuando hayas descansado, podemos salir afuera para que nos hagas una demostración de tus poderes. Hay una piscina en la parte de atrás.

Si el hombre estaba demasiado débil para andar, Eclipse ayudaría a Tormenta a conducirlo hasta el comedor/cafetería, que no se encontraba lejos de la enfermería.

Se trataba de una enorme sala con la forma de media esfera que se encontraba totalmente acristalada. Las numerosas mesas, dispuestas en torno a la circunferencia, frente a las cristaleras, permitían unas estupendas vistas del jardín trasero, la cancha de basketball y la piscina. Era lo suficientemente tarde en la madrugada y a la vez lo suficientemente pronto como para que no hubiera nadie cenando o desayunando, por lo que se encontraba desierta.

- Siéntate aquí -dijo Tormenta ayudándole a sentarse junto a una de las cristaleras-. Iré a traerte algo de comer. ¿Tienes alguna preferencia?

Cuando Ororo se marchó, Eclipse tomó asiento en frente del individuo y aprovechó para volver a examinarlo con mayor detenimiento. Ahora que se fijaba en las líneas de la cara parecía bastante más joven de lo que le había supuesto en un principio.

- ¿De dónde vienes, Cane? -inquirió, intrigado-. Por tu aspecto parece que lleves viajando algún tiempo. ¿Hace mucho que estás en Nueva York?

_________________
Eros y Psique:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cane
Marvel Universe
Marvel Universe
avatar

Mensajes : 169
Fecha de inscripción : 13/12/2014
Edad : 24

Ficha de Personaje
Alias: Cane
Nombre real: Desconocido
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   17th Diciembre 2014, 01:56

-jeh... lo siento, solo pensaba en voz alta. dice casi al instante de que se dio cuenta de que lo escucharon, negando levemente, de cierta manera medio avergonzado, claramente no pretendía que se lo escuche, pero solía pasarle seguido el decir lo que pensaba en voz baja, acto seguido paso a contar lo ya dicho anteriormente.

-entonces esto es... normal supongo. sin lugar a dudas se siente raro. Comenta a la par de que va bajando de la cama, casi al instante que cae se le doblan las piernas por la falta de fuerza, dos quizá tres días sin comer y poco dormir en un cuerpo de por si poco cuidado deja marcas sin lugar a dudas, pero tras ser ayudado seguramente entre ambos, se las arregla para llegar hasta el comedor.

-lo siento por eso, creo que hace rato no como nada, no recuerdo cuando fue la última vez que comí. Dice tras sentarse en el comedor, o más bien tras que lo sienten.

-En cuanto a lo anterior... no se realmente que contestar, creo que necesito pensar bien todo, de momento agradezco que me ayuden y me den comida. Instante luego niega a la pregunta de Ororo, y dice. -Cualquier cosa de comida viene bien, lo que le sea más fácil de hacer. Tras acomodarse un poco mejor apoyándose en la mesa cierra los ojos por unos momentos.

Realmente vine aquí por esto, o eso creo, por guía, por una explicación a esto, aprender cómo controlarlo para evitar la posibilidad de lastimar a alguien, detestaría eso, pero algo en mi me hace dudar, quizás es mi propia mente, mi propia demencia, supongo que después de todo, no importa que tanto olvide, siempre vuelvo a lo mismo. ¿Que deseas mente, que quieres, que ambicionas?.

Suelta un gran y largo suspiro, y entreabre los ojos notando a eclipse sentándose frente a él, lleva una mano a su cara moviendo el pelo para atrás para que no moleste, ya que habitualmente se le suele caer delante de la cara cuando se mueve mucho, pasando luego de esto a contestar.

-Del sur, muy al sur. llevo más de un año viajando creo, no estoy seguro, perdí un poco la conciencia del tiempo, y por acá en nueva york llevo aproximadamente un mes. Pese a afirmar que viene de muy al sur, no parece tener un acento raro, más bien parece simular el acento inglés de estados unidos bastante bien, con bastante buena pronunciación, no tan sacada de nueva york que es donde más cortan las palabras a la mitad.

Mientras contesta las preguntas de eclipse comienza a observar un poco alrededor, el lugar y todo, parece que de cierta manera le cuesta o le incomoda mirarle a los ojos directamente. -supongo que debería quedarme aquí... Dice de nuevo en un murmuro, cual pensamiento en voz baja, medio distraído mientras simplemente espera por algo de comida para saciar su hambre de tres días.

_________________
Las coincidencias son la manera de dios de permanecer anónimo
La demencia carece de todo limite
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Eclipse
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 1237
Fecha de inscripción : 09/07/2014
Edad : 35
Localización : Academia de Jóvenes Mutantes

Ficha de Personaje
Alias: Eclipse
Nombre real: Dragoslav Katich
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   18th Diciembre 2014, 01:16

- Si realmente eres un mutante, entonces se trata de la manifestación de tu gen X. Se trata de un gen que permanece latente hasta la adolescencia, generalmente, pero en algunos casos no llega a "despertar" hasta mucho más tarde, habitualmente a causa de algún acontecimiento traumático. ¿Recuerdas que te pasara algo este último año que pudiera haber desencadenado la manifestación de tus poderes?

Tormenta parecía preocupada. Normal, los mutantes eran todos como una gran familia, y se ayudaban los unos a los otros. Drago no pudo evitar pensar en su propio caso al escuchar las palabras de Ororo. Un acontecimiento traumático...

Llegaron al comedor y Ororo se marchó para hacer una expedición a la cocina mientras Eclipse prestaba gran atención a la conversación que estaba manteniendo con Cane, interesándose más si cabe en la parte de la comunicación que no se producía con palabras, sino a través de los gestos.

El chico era de mirada huidiza. ¿Era tímido? ¿Tenía miedo? ¿Quizá venía escapando de algo? No sería la primera vez que un mutante llegaba ante sus puertas buscando refugio. ¿O quizás era que estaba escondiendo algo?

- Debes saber que aquí no juzgamos -dijo suavemente, manteniendo el contacto visual siempre que podía-. No tienes que temer nada. No negamos ayuda a nadie, siempre que no venga con malas intenciones. Sea lo que sea lo que te haya pasado... lo que hayas tenido que afrontar... ahora estás a salvo. Podemos proporcionarte un techo, y cobijo, durante el tiempo que haga falta. Más adelante, cuando te hayas repuesto, y sólo si tú quieres, tendrás la oportunidad de devolver el favor ayudando a otros mutantes como nosotros hicimos contigo. ¿Eso te parecería bien?

Trató de sonar lo más tranquilizador posible. Se había pasado los últimos 15 años dedicándose a aterrorizar criminales, y no había empezado a relacionarse con la gente de una manera socialmente aceptable hasta hacía seis meses. Eclipse era empático y aprendía rápido, pero de vez en cuando aún le costaba trabajo no parecer amenazador. Que aquél chico hubiera aparecido de repente a las dos de la madrugada tampoco había ayudado mucho, pero si realmente estaba asustado o estaba huyendo de algo, tenía que tratar de transmitirle confianza y hacer que se sintiera bien recibido, tal y como él se había sentido ocho años atrás.

Tormenta no tardó en aparecer llevando una bandeja cubierta por una variopinta mezcla de alimentos que depositó frente al extraño. Había un plato grande lleno de sandwiches de atún y huevo, varios plátanos, yoguress, una jarra de leche, un cuenco con copos de avena y una botella de agua

- Dada la hora que es, no sabía si preferirías cenar o desayunar, así que te he traído de las dos cosas -explicó en tono de disculpa-. Y bueno, la cocina está apagada así que no he podido hacerte nada más elaborado...

_________________
Eros y Psique:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cane
Marvel Universe
Marvel Universe
avatar

Mensajes : 169
Fecha de inscripción : 13/12/2014
Edad : 24

Ficha de Personaje
Alias: Cane
Nombre real: Desconocido
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   18th Diciembre 2014, 02:34

-Pues la verdad no recuerdo nada más traumático de lo habitual. Contesta al momento de que lo mencionan, aunque pareciese de cierta manera como si intentase desviar el tema al contestar rápido, tampoco iba a confesar todos sus crímenes con dos extraños, sean estos o no lo amables que fueron con él.

Miedo no era realmente algo que tuviese en aquella situación, incomodidad, nervios, a simple vista se podía notar bastante esto último, las mangas de su camisa estaban mordisqueadas, sus uñas largas, también con marcas de mordidas, hábitos normales de una persona que suele ser bastante nerviosa, pero no era miedo ni nada cercano lo que realmente sentía, si no confusión, lo cual solo empeoraba sus nervios.

-a salvo... Murmura a la vez que niega levemente. un hecho difícil de digerir para alguien que consideraba que el peligro no eran las demás si no el mismo, su propia mente, su propia demencia.

-se agradece todo esto, de verdad. pero no sé si puedo asegurar o prometer ayudar a otras personas, no de las maneras que me imagino que hablan, no soy bueno para hablar con otras personas, es más, para ser sincero ,detesto estar cerca de otras personas, jeh... sin ofender, me pongo más nervioso de lo habitual cuando no siento que estoy en... mi lugar seguro, lo cual suele ser... lejos de todo ser vivo y en algún lugar... natural, vivo. De momento, mi único deseo es comprender mi poder, controlarlo, lo suficiente para evitar que mis emociones lo controlen.

Eso es lo que quiero. es lo que debo hacer, no, no tengo una oportunidad de empezar de vuelta aquí, no mientras mi mente exista, no mientras yo exista, e incluso así, ya no estoy seguro si de verdad serviría de algo, supongo que lo mejor que me queda de momento es mantenerme en este lugar, aprender lo que debo, y ayudar en lo que pueda, sé que no puedo quedarme aquí mucho tiempo.

-Se agradece. Dice tras reaccionar de sus pensamientos al momento que tormenta llega, a la par negaba para aclarar más luego. -Esto será suficiente, no se preocupe. Para ser un vagabundo sin lugar a dudas hablaba bastante bien, se mantenía en su mayoría del tiempo serio y educado.

Al momento de ver la comida frente a si, sin lugar a dudas se pone a comer, comienza de manera rápida pero luego reacciona y sigue comiendo pero lento, dando la impresión de que, o se atoro, o era lo suficientemente inteligente para saber que si comía rápido tras tres días sin nada de comida se iba a dañar el estómago y posiblemente la garganta también.

Finalmente tras terminar de comer, casi la mayoría de la comida que le pusieron en frente, toma la botella con agua, comenzando a tomar y casi terminando la mitad de la botella para bajar toda la comida, tras ello, tapa la botella de vuelta, apoya su mano sobre el dorso de esta, y mueve la mano hacia arriba, al instante que él hace esto el agua dentro comienza a subir junto con su mano, como si la estuviese controlando, aunque tras algunos segundos esta cae hasta el fondo de vuelta.

-Entonces... supongo que pueden ayudarme a controlar mejor eso... ¿Verdad? ¿Cuando empezamos?. Porque conociéndome como me conozco, así haya estado una semana sin dormir, una vez me despierte tras haber dormido, así sean tres o cuatro horas, no me puedo volver a dormir ni de casualidad, toda mi vida fui de sueño difícil.

_________________
Las coincidencias son la manera de dios de permanecer anónimo
La demencia carece de todo limite
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Eclipse
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 1237
Fecha de inscripción : 09/07/2014
Edad : 35
Localización : Academia de Jóvenes Mutantes

Ficha de Personaje
Alias: Eclipse
Nombre real: Dragoslav Katich
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   19th Diciembre 2014, 02:29

Hubo algo extraño en la manera en la que contestó a la pregunta. Lo hizo demasiado rápido, de manera esquiva. A Eclipse le recordó demasiado a cuando él evitaba hablar de lo que le había sucedido en Colombia, o a cómo se comportaba Irene cuando trataba de evitar un tema en particular. A ello se sumaban las evidentes señales de nerviosismo que percibía en el desconocido. Tendría que hablar con el Profesor acerca de eso, porque si él intentaba ayudar por sus propios medios, su falta de experiencia en el trato humano no haría más que empeorar la situación.

Las siguientes palabras que pronunció reforzaron la impresión inicial que había obtenido de él. Eclipse se esforzó por sonreír y transmitirle una impresión tranquilizadora. No le costó demasiado, porque lo que dijo le sonaba demasiado cercano, demasiado... familiar.

- No te preocupes por eso -dijo con sinceridad-. Como te dije antes, será sólo si tú quieres y te sientes preparado para ello. Aquí no obligamos a nadie a hacer nada. Y te digo un secreto, entre tú y yo -añadió bajando el tono hasta un nivel confidencial-: yo tampoco soy muy bueno en esto de tratar con otras personas. Durante ocho años me he aislado de todo el mundo, pero la Colisión me ha obligado a tomar un papel más activo en la escuela, pues mi ayuda era necesaria. Y ya ves... aunque parece muy difícil al principio, al final no lo es tanto.

No sabía por qué se había sincerado tanto con él. No era algo que acostumbrara a hacer con extraños, pero reconocer parte de sí mismo en aquél chico había contribuido a generar cierta empatía.

- Si necesitas ayuda con eso, no tienes más que pedírmelo. Ya sabes, de inadptado a inadaptado. -añadió en tono de broma.

La conversación se interrumpió cuando llegó Tormenta con la comida y el chico procedió a saciar su considerable apetito. Cuando terminó, los dos mutantes observaron con interés lo que hacía con el agua de la botella y, tras finalizar su última exposición, Ororo asintió.

- Sí, eso es precisamente a lo que nos dedicamos aquí. Empezaremos en cuanto estés descansado. Lo primero será ir a hacerle una visita a Charles Xavier, el director de la escuela -dijo mientras se ponían en pie para salir de la cafetería-. A la derecha están los dormitorios masculinos -indicó señalando un pasillo-. Drago te acompañará hasta una de las habitaciones vacías y te proporcionará lo que necesites. Y a la izquierda están mis oficinas. Ve a buscarme cuando te hayas despertado. Te llevaré a ver al Profesor y después comenzaremos las lecciones. ¿Te parece bien?

_________________
Eros y Psique:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cane
Marvel Universe
Marvel Universe
avatar

Mensajes : 169
Fecha de inscripción : 13/12/2014
Edad : 24

Ficha de Personaje
Alias: Cane
Nombre real: Desconocido
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   19th Diciembre 2014, 03:18

Un lugar seguro, un lugar donde estar a salvo, un lugar donde le enseñarían a controlar su poder, a evitar que se vuelva una carga como todo parecía volverse para él, sin pedir nada a cambio, de cierta manera despertaba alguna que otra desconfianza en su mente, bueno de por si el nunca negaba ser algo paranoico, pero de momento era su mejor oportunidad.

Dormir, ese si era un tema complicado, para una persona con un sueño tan desordenado como esta, era como pedirle que haga que la tierra deje de girar, o bueno, no tanto, pero así lo vería el, tras asentir a las palabras de drago, sin llegar a contestarle por la llegada de tormenta, paso a terminar de comer y demostrar su poder, obtuvo en parte la respuesta que quería, y ahora tocaba pensar una manera para lograr dormir.

Mientras se levantaba, ahora tras la comida y un buen rato sentado ya parecía poder caminar solo, aunque sus piernas de vez en cuando se le doblaban por la falta de fuerza, pero al menos ya no tenían que cargarlo entre dos cual lisiado, tras escuchar las palabras de tormenta, simplemente asintió, y siguió el camino hasta las habitaciones.

-Bien veamos... necesito... un baño, si, más si voy a estar cerca de personas, mi bolso que tiene mi cambio de ropa. instante luego se mira las manos, las uñas todas mordisqueadas, y bastante largas. -Y un... una cosa para cortar uñas. Un alicate. Dice, comentando estas últimas dos palabras en español. -ni la menor idea como se dice en inglés, pero supongo que entiendes a lo que me refiero, luego de eso... creo que nada más.

Luego de todo eso, solo le quedaba tener suerte de poder dormirse un par de horas más, y tras apenas despertar ir a ver a tormenta, y de allí, al profesor, y de allí... bueno, eso estaba por verse más adelante...

_________________
Las coincidencias son la manera de dios de permanecer anónimo
La demencia carece de todo limite
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Eclipse
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 1237
Fecha de inscripción : 09/07/2014
Edad : 35
Localización : Academia de Jóvenes Mutantes

Ficha de Personaje
Alias: Eclipse
Nombre real: Dragoslav Katich
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   22nd Diciembre 2014, 01:21

- Hasta mañana, entonces -dijo Tormenta con una sonrisa antes de perderse por el pasillo en dirección a sus habitaciones.

En cuanto a Drago, acompañó al joven mago hacia la que sería su habitación para esa noche (y todas las que quisiera quedarse). La escuela funcionaba como un colegio mayor; tenía numerosas habitaciones en donde descansaban los alumnos, y por ende, no podían ser muy grandes. Contaba con el espacio justo para que pudiera caber una cama, un escritorio con calefacción acoplada a la pared, un ordenador y un armario. Eso sí, no tenían que compartirla con nadie, y todas contaban con un pequeño baño privado en el interior. Cuando Cane le habló del baño, Drago empujó la puerta que había nada más entrar a la izquierda y le mostró el interior. Tenía una pequeña ducha justo enfrente de la puerta, un lavabo a la derecha y el W.C. al fondo.

- Por desgracia no tenemos bañera -explicó-. Aquí todo es bastante funcional, pero espero que la ducha te sirva para lo que necesitas. Encontrarás un juego de toallas en el altillo del armario, así como juegos de cama de recambio y más mantas y almohadas por si te hicieran falta. Un segundo, ahora te traigo lo que me has pedido.

El mutante salió por unos minutos y regresó llevando la mochila de Cane y un cortauñas junto con un neceser en donde encontraría todo lo necesario para afeitarse en caso de que deseara hacerlo después de la ducha. También había un peine, cepillo de dientes, jabón y todo lo necesario para el aseo personal.

- Si no te importa, llevaré tu manto a lavar. La ropa que te quites, déjala en el cesto de la ropa sucia y el personal de limpieza la recogerá por la mañana. Haznos saber si necesitas más ropa o cualquier otra cosa. Que descanses.

Aguardó para ver si deseaba decirle algo más y, si no era así, saldría de la habitación.

Una vez fuera consultó su reloj, no muy seguro de lo que debía hacer a continuación. Normalmente a esas horas ya estaría durmiendo en su piso del Bronx, pero aquella noche se le había hecho tarde corrigiendo los exámenes y trabajos de la última evaluación, y había coincidido con la llegada del extraño a la mansión. Tormenta le había dicho que podía marcharse, pero siendo la hora que era, con prácticamente todos durmiendo y con el Profesor ausente había considerado que lo más sensato sería quedarse por si surgían problemas. Ahora ya eran las cinco y pico de la madrugada. No faltaba mucho para que amaneciera, así que decidió permanecer por allí un poco más, sólo para asegurarse de que el chico no intentaba nada raro durante la noche. En cuanto Cane se despertara, o acudieran los restantes profesores, se marcharía a su casa para sacar a su perra y darle de comer. Lamentaba no haber estado a tiempo para darle la cena, pero Luna ya estaba más que acostumbrada a los horarios desordenados de su amo, y no sería la primera vez que aguantaba más de diez horas sin salir.

Así pues, Drago se hizo invisible y permaneció de guardia lo que quedaba de noche hasta el amanecer. En cuanto comenzaron a llegar los profesores, les informó de la situación para que estuvieran advertidos y se marchó de la mansión. Por fortuna aquél día no tenía clase por la mañana...

Al día siguiente...

La oficina de Tormenta ocupaba casi la totalidad del flanco derecho de aquél lado del pasillo. Se trataba de una oficina circular con la pared cubierta de cristaleras que daban a un laberinto de setos en el jardín. El mobiliario estaba elaborado por completo de madera, con columnas que mostraban intrincados diseños florales en la parte superior. Sin embargo, estaba vacía. Cuando Cane preguntó a uno de los alumnos, éste le contestó que aún era demasiado temprano y que seguramente la profesora Ororo estaría todavía en sus habitaciones del ático. ¿Qué haría el joven? ¿Iría a buscarla, la esperaría o trataría de localizar por sus propios medios a Xavier?

_________________
Eros y Psique:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cane
Marvel Universe
Marvel Universe
avatar

Mensajes : 169
Fecha de inscripción : 13/12/2014
Edad : 24

Ficha de Personaje
Alias: Cane
Nombre real: Desconocido
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   22nd Diciembre 2014, 15:12

Tras haberse despedido tormenta, y llegado a su habitación pidiendo todo lo que necesitaba, escucho atentamente aunque sin mediar mucha más palabra que algún gracias con drago, y se metió en lo que sería su habitación.

-Bien, hora de humanizarse para no asustar niños con mi aspecto. Se dijo a sí mismo en voz alta, tras ello se ducho, se cambió de ropa por una casi idéntica que solo cambiaba un poco el color, que estaba relativamente limpia y tenía en su bolso, se cortó sus largas y mordisqueadas uñas, y claro, dejo el peine y todo lo necesario para afeitarse extremadamente lejos de su persona, jamás se afeitaría o peinaría.

Al finalizar todo eso intento dormir, aunque le costó como siempre, eventualmente pudo dormirse un par de horas más, y cuando despertó, relativamente temprano, se dirigió a donde le habían dicho que estaba la oficina de Ororo, espero un buen rato, y finalmente un estudiante que lo vio ahí parado y solo le dijo que era muy temprano y que seguramente este aun en su habitación.

Claramente no pretendía ir a buscarla aleatoriamente por toda la mansión hasta encontrar milagrosamente su habitación, también era alguien que solía respetar bastante la privacidad ajena, y para quitarle más posibilidades, era mujer, y eso en parte complicaba la idea de ir a buscarla a su lugar privado, espero un rato más, pero eventualmente se cansó de estar parado sin hacer nada, y sin tener intenciones de vagar y perderse en aquel gigantesco lugar, decidió ir a uno de los lugares que vio y que conocía y sabia como salir y volver a la oficina más tarde, el jardín trasero.

Después de todo, el mismo lo había dicho, se sentía incomodo alrededor de personas, pero los lugares naturales, al menos desde que desarrollo su poder, parecían tranquilizarle bastante, y allí se quedó durante un buen rato quieto, sentado en el suelo, en la tierra, casi como si estuviese meditando, con los ojos cerrados, pensando.

Al menos tengo un lugar donde puedo sentirme tranquilo, esto sería bastante más difícil si no tuviese ninguno, este lugar parece estar bastante lleno de personas, me incomoda, asumo que serán todos... mutantes. es curioso en parte, me pregunto si estaré haciendo lo correcto quedándome en este lugar, si me enseñaran realmente a controlar este poder, no, lo que te preguntas más realmente es si podrías tener una oportunidad de recibir la verdadera ayuda que buscas, bueno quizá, no lo voy a negar realmente, pero mi naturaleza pesimista me dice que como siempre, eso no será posible, como siempre digo, mientras tu existas, mientras yo exista, no podre estar en verdadera paz conmigo mismo, eso significa que, eventualmente tendré que irme de aquí, solo espero aprender lo necesario antes de que... bueno, sea necesario.

Tras perderse en sus pensamientos durante un buen rato, permaneció allí afuera, sentado en el suelo, pensando, de a momentos corría más fuerte el viento cerca suyo, algunas pequeñas rocas del suelo temblaban levemente, su poder se manifestaba incluso, o aún más, mientras el meditaba, aunque no de manera peligrosa o agresiva por suerte.

De momento siguió esperando, quizá una respuesta, una idea, algo, pero mayormente solo intentaba hacer tiempo hasta un horario relativamente más común para visitar la oficina de tormenta de vuelta, que, de no haberle hablado nadie en todo su rato en el jardín, eventualmente se levantaría y volvería a dirigirse hacia dicho lugar...

_________________
Las coincidencias son la manera de dios de permanecer anónimo
La demencia carece de todo limite
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Eclipse
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 1237
Fecha de inscripción : 09/07/2014
Edad : 35
Localización : Academia de Jóvenes Mutantes

Ficha de Personaje
Alias: Eclipse
Nombre real: Dragoslav Katich
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   24th Diciembre 2014, 01:00

Una vez tomada su decisión, el joven se dirigió al jardín trasero que había vislumbrado la pasada madrugada a través de los cristales del comedor.

En su busca de un lugar apartado del ruido y en contacto con la naturaleza en el que poder meditar, pasó de largo la cancha de basketball y la piscina (que aunque a aquella temprana hora estaban desiertos no habrían de tardar en convertirse en un hervidero de estudiantes cuando llegaran los descansos entre clase y clase) y prosiguió su camino en dirección al lago Breakstone.


Esta zona de los jardines era justo lo que el muchacho estaba buscando. Allá donde mirara, sólo podía ver naturaleza envolviéndole en sus cálidos brazos; frente a él el lago, una imagen de tranquila serenidad, y a su alrededor, árboles, tierra y vegetación, todos los elementos que le hacían sentirse como en casa.

Sentándose allí, se dispuso a meditar. ¿Cuánto tiempo pasó? No habría sabido decirlo. El viento golpeaba con más fuerza a su alrededor, acariciándole y agitando las ramas de los árboles al pasar, y las pequeñas piedras del suelo temblaban ligeramente en torno suyo a causa de su poder.

El sonido de unos pasos sobre el césped lo sacó de su ensimismamiento y lo hizo regresar al mundo real. La chica que le había atendido la noche anterior estaba allí, acompañada de un hombre mayor de expresión serena y mirada afable.


- Ah, aquí estás -comenzó la mujer-. Lamento no haber estado en mi oficina cuando pasaste a buscarme, pero cuando nos despedimos ayer eran las cinco de la madrugada. Ciertamente no esperaba que estuvieras despierto tan temprano, especialmente después de ver lo cansado que estabas ayer. Te presento al profesor Charles Xavier, el director de esta escuela. Ha querido venir a conocerte, y de paso estará presente durante los entrenamientos.

- Buenos días, Cane, ¿qué tal estás?

_________________
Eros y Psique:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cane
Marvel Universe
Marvel Universe
avatar

Mensajes : 169
Fecha de inscripción : 13/12/2014
Edad : 24

Ficha de Personaje
Alias: Cane
Nombre real: Desconocido
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   24th Diciembre 2014, 02:47

-Soy de sueño extraño. Comento a la vez que se levantaba y se acomodaba un poco la ropa, sacudiéndose algo de tierra, a la vez que negaba con la cabeza. -No hay problema. Contestaba a tormenta sobre no haber estado en su oficina, instante luego observa a la otra persona, inclina levemente la cabeza a modo de saludo respetuoso y le responde.

-Buenos días, he tenido días mejores, mis piernas aún se debilitan cada tanto en tanto pero relativamente poco, aunque asumo que no es por ello por lo que esta aquí. Dice mientras asiente observando a Xavier, curiosamente esta vez si parecía estar tan tranquilo como para no ponerle nervioso el mirarlo frontalmente, el lugar lo tranquilizaba lo suficiente como para calmar una de sus fobias e incomodidades más comunes.

Paso un largo rato en aquel lugar, hablaron de varias cosas, y paso lo que tenía que pasar, él era extremadamente sincero en muchos aspectos, y respondió cada pregunta que el profesor le hizo, sin detenerse, pensó que si respondía con la mayor sinceridad y naturalidad posible, confiarían más en él, después de todo, realmente no tenía ninguna mala intención para con la escuela, ni para ningún estudiante ni para nadie, solo buscaba tranquilidad, paz, su paz.

Extraño, curioso tal vez, este lugar se siente bien, siento de cierta manera mucha sabiduría en cada palabra suya, no sé realmente como, menos aun si entro y vio lo que soy, lo que eres, pero de alguna manera parece que me permitirán estar aquí, quizás, y tan solo quizás, pueda tener una oportunidad en este lugar, puede que este sea mi lugar donde pueda encontrar la paz que tanto deseo, pero de nuevo supongo que siempre será igual, puedo tener fe, puedo sentir esperanza de aquello, pero siempre vuelvo a las mismas palabras, mientras tu existas, mientras yo exista, no podré estar en paz, de momento, solo dejemos que esto lo decida el tiempo...

Tras salir de su pensamiento, pidió por favor si podrían dejarlo en aquel lugar un rato más para aclarar algunas cosas de su mente, para tranquilizarse, y allí se quedó, durante algunas horas meditando en eterna calma, ese lugar era sin duda lo que más le ayudaría, lleno de vida, donde podía sentir todo a su alrededor, y donde podía estar en paz, al menos temporalmente.

Al terminar de meditar volvió, para ese entonces seguramente ya sería hora de desayunar o probablemente de almorzar, se dirigió al comedor donde seguramente ya se encontraban la mayoría, respiro profundo antes de entrar, e intento mantenerse alejado de la mayoría, en el lago estaba tranquilo, y con dos personas dentro de todo no se puso nervioso muy rápido, pero en aquel lugar lleno de gente extraña hablando y en un ruido constante, su mente se volvía un caos, y él una pila de nervios, pero dentro de todo estaba acostumbrado a esas situaciones, y debía mejorar en ello si quería mantenerse en paz en ese lugar.

Tras aquello, solo le quedaba esperar, esperar alguna guía de alguien, cuando tocaba entrenar, que debía hacer, todo ese tipo de cosas, se sentía perdido en aquel lugar, y esa era una sensación que nunca le agrado, que siempre lo bloqueo y lo llevo a querer alejarse y simplemente bloquearse, pero no podía hacer eso, no debía, así que espero pensativo, detestaba cometer errores, y eso siempre lo detuvo a la hora de impulsarse a actuar.

-Paciencia... la paciencia es la llave para toda batalla, la vida es una guerra llena de batallas... Murmuro casi cual pensamiento en voz alta, de alguna manera le ayudaba a tranquilizarse repetirse a sí mismo esa frase, y de allí espero, con relativa tranquilidad, a recibir alguna respuesta...

_________________
Las coincidencias son la manera de dios de permanecer anónimo
La demencia carece de todo limite
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Eclipse
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 1237
Fecha de inscripción : 09/07/2014
Edad : 35
Localización : Academia de Jóvenes Mutantes

Ficha de Personaje
Alias: Eclipse
Nombre real: Dragoslav Katich
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   27th Diciembre 2014, 01:19

No era infrecuente que los mutantes que llegaban buscando refugio a la mansión lo hicieran huyendo de un pasado complicado o traumático. De hecho, solía ser lo habitual. Cuando Ororo le había hablado de las circunstancias que habían acompañado a la llegada de Cane, Xavier había podido imaginar que la historia que traería consigo no iba a ser fácil. Por todo ello, no le sorprendió lo que vio en su mente. Lo que sí le sorprendió fue lo mucho que se parecía aquel extraño a Drago... Tenía una extraña dualidad consigo mismo, al igual que Eclipse con las sombras, y su pasado presentaba estremecedores paralelismos con el de su pupilo. En momentos como aquél, Xavier se maravillaba de la crueldad de la que era capaz el ser humano. Pero no había maldad en Cane, como no la había habido en Eclipse. Su pupilo había cometido errores, y también Cane, pero el primer caso había sido por una mala interpretación de sus poderes, y en el segundo, por una reacción comprensible (aunque nunca justificable), en especial teniendo en cuenta su tortuoso pasado. Una infinita piedad se apoderó de él. El joven estaba muy atormentado, pero no era su manera de resolver las cosas darle la inmediata solución a sus problemas. Sería muy sencillo para él, con sus increíbles poderes mentales, ofrecerle el alivio que necesitaba, pero eso sería interferir en algo que tendría que solucionar el propio Cane. Al igual que hizo con Logan, podía darle las herramientas necesarias, pero dependería de Cane el aceptarlas o no.

Con Drago había sido igual; le ayudó a desbloquear los recuerdos reprimidos porque sabía que era lo único que lo convencería de que no se trataba de un ángel, lo único que podría terminar con su escalada de asesinatos, pero no le había obligado a hacerle ver la realidad de lo que era, ni había tratado de convencerle de otra manera que no fuera con palabras de que las sombras que creía ver sólo existían en su imaginación. La verdadera catarsis requería que la propia persona se diera cuenta de la verdad. Él no podía forzarlo, las cosas tenían que ocurrir de manera natural. Sabía que los problemas de Drago eran todos de origen psicológico, y sabía también que muchas de sus carencias se habrían resuelto por sí solas si se hubiera relacionado más con sus compañeros, pero habían sido sus propios miedos los que lo habían mantenido recluido, apartado de los demás. Xavier había hecho cuanto había podido para obligarle a romper ese ostracismo, y tenía que reconocer que los recientes sucesos tras el Cataclismo le habían facilitado mucho las cosas; le había incitado a ser el enlace con Villa Fábula, le había animado a dar aquél concierto solidario en beneficio de los discapacitados... y en unos pocos meses había realizado más progresos que en los ocho años que llevaba en la escuela. Quizá con Cane pudiera hacer lo mismo y ayudarle a encontrar su camino.

¿Dices que Drago estaba contigo cuando lo encontrásteis? -transmitió a Ororo mentalmente.
Así es, profesor.
Ponte en contacto con él, quiero que sea el responsable de Cane durante su estancia en la mansión. Se parecen mucho, más de lo que puede parecer a simple vista, y creo que pueden ayudarse mutuamente.

Pasaron la siguiente hora en el amplio jardín, conversando. Cane fue completamente sincero en todas las respuestas que le dio al Profesor, y éste pudo ver sin ninguna clase de obstáculo que la presencia del muchacho allí no iba a suponer ningún problema para sus alumnos. Sus intenciones eran honestas, sólo buscaba tranquilidad y paz, y tampoco parecía estar huyendo de nadie en concreto, por lo que no tenían que temer ningún ataque inmediato por acogerlo. Su actitud, por otra parte, parecía prudente y respetuosa.

- Ororo me ha contado que tienes la facultad de controlar de cierta manera los elementos de la naturaleza. Parece efectivamente que podrías ser portador del gen X, pero no lo sabremos a ciencia cierta hasta tener un análisis de ADN tuyo. Por supuesto no vamos a obligarte a hacerlo, pero si deseas saber la verdad, puedes ir a la enfermería y preguntar por McCoy para que te haga los análisis pertinentes. Tengo entendido que conociste a Drago ayer... Él se ocupará de ti y de tus necesidades durante el tiempo que permanezcas en la mansión, y Ororo será tu profesora si deseas profundizar más en el conocimiento y comprensión de tus habilidades. Mientras tanto, disfruta de tu estancia entre nosotros. Puedes quedarte todo el tiempo que necesites.

Después de aclarar todos los puntos, el joven pidió quedarse a solas para meditar, petición a la que accedieron los dos mutantes, dejándolo con sus pensamientos en el jardín. Cuando finalmente regresó al comedor, ya era la hora del almuerzo y la enorme sala se encontraba repleta de estudiantes. Había tanta gente, y los mutantes estaban tan acostumbrados a los sucesos y personas que se salían de lo ordinario, que nadie le prestó mucha atención, por lo que pudo sentarse a solas en una mesa apartada.

-Paciencia... la paciencia es la llave para toda batalla, la vida es una guerra llena de batallas... -murmuró en voz alta.

- Es un buen dicho -dijo una voz familiar detrás suyo. Era Drago, llevando una bandeja enorme con comida para dos-. ¿Puedo sentarme?

Tras la respuesta del joven mago, tomó asiento frente a él y repartió los platos de comida.

- Me han dicho que has conocido al Profesor esta mañana. ¿Qué tal ha ido todo? ¿Qué impresión te dio?

_________________
Eros y Psique:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cane
Marvel Universe
Marvel Universe
avatar

Mensajes : 169
Fecha de inscripción : 13/12/2014
Edad : 24

Ficha de Personaje
Alias: Cane
Nombre real: Desconocido
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   27th Diciembre 2014, 18:23

Mientras escuchaba atentamente a las palabras del profesor simplemente asentía, cuando dijo que podría no ser un mutante, eso lo dejo intranquilo, acababa de encontrar un lugar, una posibilidad, una mínima esperanza de tener un lugar donde estar en paz con gente como el, pero siempre existía esa posibilidad, esa pequeña y miserable posibilidad de incluso en aquel lugar donde todo apuntaba a que pertenecía, podía realmente no pertenecer a allí.

Cuando los dos mutantes se retiraron y él se quedó meditando, pensó mucho acerca de esto, de esa posibilidad, pero el sabía bien que no tendría el valor de pasar esa prueba, por lo que decidió que de momento confiaría en su instinto, de momento pertenecía a este lugar, eso le decía su mente, y podía aprender mucho allí, llenarse de dudas y desear abandonar aquel lugar por averiguar que al final no era lo que parecía, era algo totalmente innecesario para la situación.

Finalmente volvió, fue hacia el comedor, lleno de gente como el imagino que estaría, pero por suerte encontró un lugar apartado donde sentarse solo, aquel lugar tan lleno le ponía nervioso, detestaba estar rodeado de gente, pero más que detestar era porque lo hacía sentir incomodo, demasiado acostumbrado a estar solo, a que nadie se le acerque, se había desacostumbrado a estar con otras personas, pero en esta situación tenía que acostumbrarse, no le quedaba otra.

-Paciencia... la paciencia es la llave para toda batalla, la vida es una guerra llena de batallas... murmuró en voz alta, y cuando menos se dio cuenta, drago estaba detrás suyo y le había escuchado, inclino levemente la cabeza a modo de saludo e hizo un ademan con la mano para darle paso a que se siente.

-No es mío el dicho, si mi memoria no me falla, es una frase de un general japonés del siglo quince o dieciséis. Tras eso asiente a las palabras de drago y pasa a seguir contestando. -Bien, creo, o eso espero, fue extraño, el me da esa sensación de persona que hace todo por una razón, y a la vez de que sus razones se alejan bastante de la comprensión simple humana, curioso cuanto menos.

Comienza a comer la comida que dejo Drago frente a él, tranquilo dentro de todo, o más que tranquilo distraído conversando, lo que le ayudaba a evitar pensar que estaba rodeado por muchas personas desconocidas.

-Parece que te toco ocuparte de mí, espero no terminar siendo una molestia. Comentaba en los espacios de tiempo que no comía, y luego continuaba almorzando...

_________________
Las coincidencias son la manera de dios de permanecer anónimo
La demencia carece de todo limite
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Eclipse
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 1237
Fecha de inscripción : 09/07/2014
Edad : 35
Localización : Academia de Jóvenes Mutantes

Ficha de Personaje
Alias: Eclipse
Nombre real: Dragoslav Katich
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   29th Diciembre 2014, 20:53

- Ya veo... suena interesante -dijo con sinceridad el mutante.

Drago no tenía grandes conocimientos de historia, ni culturales de ningún tipo. Había pasado la educación obligatoria y en cuanto pudo se había salido para ingresar en el ejército. Durante toda su vida, sólo había tenido dos pasiones: la venganza y la psicología que le ayudaría a comprender los miedos más profundos de la gente, para así poder servir a su objetivo. Nada más le había interesado, aparte de la música, que había sido siempre su vía de escape. Y aparte de lo que le habían enseñado en el orfanato sobre las escalas musicales, el pentagrama y demás nociones básicas, casi todo lo demás lo había aprendido de manera autodidacta.

- Sí, el Profesor suele transmitir esa impresión. Es cierto, por lo que le conozco, que siempre suele hacerlo todo por una razón, aunque no siempre decida compartirla con los demás. No obstante, con el paso de los años aprendí a confiar en él, y hasta ahora nunca me he arrepentido.

Escuchó la última frase del joven mientras le veía comer con apetito. Él mismo no tenía mucha hambre, por lo que apenas tocó su plato.

- No... para nada. Verás, Cane, llevo ocho años aquí, y la mayor parte de ese tiempo la he pasado escondiéndome de los demás. En estos últimos seis meses desde la Colisión me he visto obligado a tomar un rol más activo. He conocido mucha gente nueva y he trabado una mayor relación con personas a las que conocía desde hace años pero a las que nunca me había molestado en conocer en profundidad. El conocer mejor a toda esa gente me ha proporcionado una riqueza y una paz de espíritu que nunca habría creído posible. Ahora veo las cosas de otra manera y jamás consideraré una molestia ayudar a otra persona. ¿Estás preparado para empezar los entrenamientos? -consultó su reloj-. Ororo me dijo de quedar a las cuatro en el lago Breakstone. En cuanto termines iremos para allá.

_________________
Eros y Psique:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cane
Marvel Universe
Marvel Universe
avatar

Mensajes : 169
Fecha de inscripción : 13/12/2014
Edad : 24

Ficha de Personaje
Alias: Cane
Nombre real: Desconocido
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   29th Diciembre 2014, 21:21

-Colisión... así que así es como le llaman... Comento con curiosidad tras escucharlo, no tenía ni idea de todos esos temas honestamente, y como vivía viajando y nunca volvió a donde nació, para el todo era prácticamente nuevo, con o sin colisión.

Asintió levemente a las palabras de Drago mientras comía, escuchándolo atentamente sin comentar mucho al respecto, le gustaba en parte escuchar los problemas de los demás, le agradaba analizarlos, bueno podría decirse que compartía un agrado similar por la psicología con él, le gustaba analizar las posibilidades de la mente, lo distraía de sus propios pensamientos, aprendía de los errores de los demás, o al menos eso siempre decía el.

Finalmente tras terminar de comer apoyo los cubiertos sobre la bandeja de la comida, y observo levemente a su alrededor, como siempre parecía hacérsele difícil mirar directamente a alguien incluso aunque este le hablase, se mantenía más tranquilo distrayéndose con alguna otra cosa, daba la sensación de no prestar atención, pero dado sus respuestas se notaba que realmente presta atención, solo que a su manera.

-Bien... supongo que sí. Contestaba a la última pregunta, a la par de que se levantaba para estirarse, pegaba la silla de vuelta a la mesa, y se paraba detrás de esta, apoyando las manos sobre el respaldo como una especie de costumbre suya siempre que terminaba de comer, finalmente volvía a asentir a las palabras de drago.

-Por mí, ya estoy, así que... supongo que cuando quieras vamos, sería ideal empezar cuanto antes, aunque ni la menor idea de que hora sea...

_________________
Las coincidencias son la manera de dios de permanecer anónimo
La demencia carece de todo limite
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Eclipse
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 1237
Fecha de inscripción : 09/07/2014
Edad : 35
Localización : Academia de Jóvenes Mutantes

Ficha de Personaje
Alias: Eclipse
Nombre real: Dragoslav Katich
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   2nd Enero 2015, 23:46

Eclipse acompañó a Cane hasta el lago Breakstone,donde ya aguardaba Tormenta con expresión seria.                           

- Bien, Cane, lo primero es saber qué es lo que puedes hacer. Exploraremos tus potencialidades y averiguaremos tus límites. Lo siguiente será ver cómo enfocamos esos poderes de un modo funcional para ver qué puedes hacer con ellos y en qué medida pueden serte útiles. Llegados a este punto podemos trasladarnos a la sala de entrenamiento y la experiencia de Drago en combate podrá sernos útil. Todo esto como es lógico no lo conseguiremos en un día,así que no te sientas obligado,no hay ninguna prisa y podemos interrumpir el entrenamiento en cualquier momento. Bien, ayer te vimos hacer levitar el agua de una botella; ¿Cuánta agua eres capaz de manejar? ¿Podrías desplazar la totalidad del agua del lago? ¿Qué más elementos puedes afectar? ¿Tierra,fuego...? ¿Puedes generar estas sustancias de la nada o necesitas que estén físicamente presentes para poderlos manipular? ¿Puedes afectar también fenómenos atmosféricos como la nieve o la lluvia? -mientras hablaba,Tormenta se subió a un grupo de rocas y se sentó al tiempo que Eclipse se apoyaba contra un árbol-. Adelante, muéstranos, y no temas nada; los territorios de la mansión son muy extensos y estamos bastante aislados,por lo que hay pocas probabilidades de que alguien nos vea.

_________________
Eros y Psique:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cane
Marvel Universe
Marvel Universe
avatar

Mensajes : 169
Fecha de inscripción : 13/12/2014
Edad : 24

Ficha de Personaje
Alias: Cane
Nombre real: Desconocido
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   4th Enero 2015, 01:48

-Bien veamos... llevo unos meses experimentando con esto en lugares alejados, de momento por lo que entiendo, hay cosas, en las que siento vida, siento como si fuesen parte de mí, como si algo me dijese que aquello que estoy tocando o está cerca mío, puedo controlarlo. por lo que he podido ver pasa con la tierra, el agua, y el aire. Comienza a explicar, con un tono dudoso, quizá pensando que lo que dice no tiene sentido para los demás.

Momento luego respira profundo, intentando mantenerse en calma, apoya una mano en el suelo, levantando una pequeña roca, la lanza para arriba y esta comienza a levitar, intenta mantenerla bajo control, lo cual logra durante un pequeño rato mientras sigue explicando y contestando el resto de preguntas.

-No creo que pueda crear estas cosas, o no que yo sepa o lo haya notado, puedo mover el agua de la lluvia, aunque como las nubes están tan lejos no puedo sentirlas como para quizá hacer que deje de llover, o empiece, en su defecto.

Hace bajar la pequeña roca, mueve las manos y parece intentar impulsarla hacia el lago, lo cual logra, aunque sin mucha potencia, sus movimientos, incluso su habla a medida que sigue hablando y explicando, comienza a notarse nervioso, en su mayoría siempre parecía estar nervioso, pero esta vez algo más de lo normal, quizá algo que le provocaba el usar su habilidad, o quizá el estar solo con dos personas, o el intentar explicar algo que ni el comprendía.

-En el caso del aire es bastante más raro, puedo sentirlo a mi alrededor, moverlo, darle fuerza, pero por sí solo, a menos que sea un día tormentoso o de viento fuerte, muy apenas puedo mover algunos papeles a lo lejos.

Mientras explicaba comenzaba a mover las manos, y empezaba a generarse un poco de viento muy leve, el cual controla y lanza hacia un árbol cercano, se pueden notar las hojas temblando un poco, pero nada realmente fuerte.

Luego se acerca al lago, apoyando su mano en este. -Es extraño, es como si pudiese sentir todo lo que toca el agua, es donde más lo siento... Momento luego cierra los ojos y la pequeña piedrita que lanzo hace un rato comienza a moverse hacia arriba hasta finalmente llegar a la superficie impulsada por el agua, vuelve a abrir los ojos y mueve de vuelta la pequeña roca hacia él, de manera lenta, y temblando un poco, si prestasen atención verían que su mano también temblaba, de cierta manera, como si se estuviese forzando a hacer las cosas despacio, quizá por miedo a perder el control...

_________________
Las coincidencias son la manera de dios de permanecer anónimo
La demencia carece de todo limite
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Eclipse
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 1237
Fecha de inscripción : 09/07/2014
Edad : 35
Localización : Academia de Jóvenes Mutantes

Ficha de Personaje
Alias: Eclipse
Nombre real: Dragoslav Katich
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   5th Enero 2015, 01:27

- Sí, eso es normal -asintió Drago cuando Cane comenzó su explicación-. A la mayoría de nosotros nos ocurre de manera parecida. A muchos el gen X nos da una cierta afinidad con un elemento particular, como el hielo, el fuego o la luz, y somos capaces de controlarlo, manipularlo, absorberlo e incluso generarlo. ¿Puedes modificarlo, controlar por ejemplo la intensidad del fuego o congelar el agua?

Su mentalidad de guerrero no podía evitar hacerse esos interrogantes, porque si las respuestas eran afirmativas, sin duda tendría una gran utilidad en batalla. Aunque claro, quizá no era ése el uso que Cane quería darle a su poder... ¿Qué le estaba pasando? Le había notado nervioso desde el primer momento en que había puesto un pie en la mansión, pero esa tarde parecía especialmente alterado... ¿Era por sus poderes? No sería la primera vez que un mutante tenía asociadas experiencias negativas a su uso y por tanto experimentaba un rechazo inconsciente hacia sus habilidades...

- Bien, veamos qué tal puedes controlarlo...

Tormenta se incorporó y sus ojos comenzaron a tornarse blancos... pero Eclipse se lo impidió.

- Ororo, espera -se volvió hacia Cane-. Me ha parecido ver que vacilas, como si tuvieras miedo de perder el control. Tenemos que tener cuidado -dijo, de nuevo dirigiéndose a Tormenta-. Si sus poderes se encuentran ligados a sus emociones como los tuyos, un estado anímico descontrolado podría dar lugar a consecuencias muy desagradables. Relájate y respira, Cane, ¿cómo te encuentras? ¿Qué sientes cuando estás haciendo uso de tus poderes? ¿Qué es lo que te evoca? ¿Te parece que fluctúan de acuerdo a tu estado de ánimo?

Hasta que no tuvieran eso claro no quería arriesgarse. Bastantes problemas les habían dado ya los estallidos súbitos de Tormenta.

_________________
Eros y Psique:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cane
Marvel Universe
Marvel Universe
avatar

Mensajes : 169
Fecha de inscripción : 13/12/2014
Edad : 24

Ficha de Personaje
Alias: Cane
Nombre real: Desconocido
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   5th Enero 2015, 18:23

-Sobre el fuego... no sabría decirlo con exactitud, como dije, ni siquiera sé si puedo controlarlo, he visto encendedores y ese tipo de cosas, hornallas de algún horno, pero ese fuego siempre me pareció... muerto. no siento lo mismo en el que en los demás elementos, y supongo que el no poder tocarlo tampoco ayuda. Contestaba a las preguntas mientras lanzaba la pequeña roca al mar, y luego continuaba mostrando sus poderes. -Nunca probé lo del agua, no sé si pueda realmente cambiar lo que es, yo siento lo que es, y es como si fuese una parte más de mí, moverlo, cambiarlo, pero... alterarle la temperatura no se siente como algo que pueda hacer.

Finalmente se detiene al escuchar las palabras de Drago, respira profundo intentando calmarse.

-Miedo… si, supongo que sí, no vale la pena negarlo, los nervios están ligados al miedo, vivo nervioso porque vivo en miedo. Vuelve a respirar profundo, tragando saliva, no es que le moleste confesar cosas, pero siempre le parecía sentir una pesada molestia en su pecho cada vez que lo hacía.

-Me encuentro relativamente bien, como siempre, nada fuera de lo habitual, usualmente siento tranquilidad, pero eso es cuando estoy solo, y si… indudablemente cambian con mi estado de ánimo, de todos modos, mas allá de nervios, es casi imposible hacerme enojar a excepción de un par de cosas muy específicas que dudo puedan pasar en este lugar.

Pese a que podría argumentarlo y dar una explicación totalmente razonable de porque no es peligroso su poder en base a su estado de ánimo, el aun así sigue con miedo de ellos, contradictorio y de cierta manera irracional, pero el miedo siempre será miedo, no necesariamente algo racional.

-Pero aun así tengo miedo de usarlos junto a otros, miedo de lastimar a alguien, miedo de ser expulsado de este lugar por esas razones, el mismo miedo que he sentido toda mi vida al pensar en lastimar a otros…

El miedo de convertirme en él, en lo que aborrezco de mi propio ser, el día que le pierda el miedo a lastimar a alguien puede que sea el mismo día que él tenga la libertad de hacer lo que quiera, que yo tenga la libertad de hacer lo que quiero, y no quiero eso, por nada en el mundo…

Respira profundo perdido por un minuto en sus pensamientos, cierra levemente los ojos por un instante, y finalmente los vuelve a abrir, algo más tranquilo quizá, pero aun dudoso de la situación, de todo lo que le rodeaba, más aun dejando una última frase repetirse en su mente, algo que para el de alguna manera le otorgaba una respuesta, una extraña tranquilidad, una razón para dejar de pensar.

La demencia carece de todo límite…

_________________
Las coincidencias son la manera de dios de permanecer anónimo
La demencia carece de todo limite
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Eclipse
X-Men
X-Men
avatar

Mensajes : 1237
Fecha de inscripción : 09/07/2014
Edad : 35
Localización : Academia de Jóvenes Mutantes

Ficha de Personaje
Alias: Eclipse
Nombre real: Dragoslav Katich
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   8th Enero 2015, 01:12

Drago se sentía cada vez más afín a aquel chico. El miedo a hacer daño a alguien había sido también un compañero inseparable a lo largo de los últimos años, y la razón por la cual se había aislado tanto de los demás. En su caso había sido un miedo infundado, pero nada podía decirles que en el caso de Cane sería igual. Controlar los elementos era algo muy serio, y si podía llegar al nivel de poder de Tormenta, un paso en falso podía dar lugar a desastrosas consecuencias. Pero eso no era lo que el muchacho necesitaba saber en aquellos momentos...

Drago abandonó su posición junto al árbol y se acercó más a él, poniendo su mano en su hombro en gesto de apoyo. Seis meses antes una reacción así habría sido impensable, pero en los últimos tiempos, especialmente gracias a Celsit, había ido superando en parte su temor al contacto humano y había descubierto lo reconfortante que podía llegar a ser.

- Ven conmigo -le dijo luego y le guió por entre los árboles del bosque hasta que tuvieron a la vista la cancha de deportes, donde los alumnos de la escuela habían organizado un partido de baseball. Una chica joven que tenía el cabello castaño y un mechón blanco sostenía el bate-. Se llama Pícara -explicó el mutante-. Tiene la habilidad (o más bien la maldición) de absorber los poderes y recuerdos de las personas que toca, y no puede controlarlo, por lo que no puede tocar a nadie con la piel desnuda. En cierta ocasión absorbió por accidente los poderes de una superheroína conocida como Ms. Marvel. ¿La hemos rechazado por eso? Jamás.

- ¡Vamos, Lobezno! ¡Lanza la pelota! -gritó alguien desde la primera base.

El aludido, un tipo bajito y muy peludo, lanzó fuera las dos primeras bolas y proyectó la tercera de manera que realizara una inesperada curva que Pícara erró por un par de centímetros. La cuarta bola se la lanzó prácticamente regalada, pero la mutante, condicionada por los tres lanzamientos anteriores, la golpeó con demasiada fuerza; parte de la bola salió disparada hacia el cielo mientras la otra mitad, la funda exterior, caía a sus pies. La muchacha pareció desconcertada y miró a sus compañeros de equipo sin saber si la jugada había sido válida o no. El profesor Xavier se acercó al campo, recogió la "piel" de la pelota y comentó algo en voz baja a la mutante. Ella sonrió y se dirigió rápidamente hacia la segunda base.

Ahora había otro chico sujetando el bate, un muchacho alto y musculoso con la piel de un curioso color dorado brillante.

- A él le llamamos Hálito Solar -continuó Drago-. Tiene la facultad de absorber y acumular radiación solar sin límite. El traje que lleva es lo único que le impide explotar en una deflagración nuclear que arrasaría completamente con la ciudad. Sus poderes son dependientes de sus emociones al igual que los de Tormenta. Si se le sobreexcita o enfada, acumula la energía más rápidamente. Ya ves, un instante de descuido, un problema con su traje de contención y podría matarnos a todos... ¿Lo hemos rechazado por eso? Ni hablar.

Lobezno acababa de arrojar dos bolas que habían pasado muy cerca del cuerpo de Sunbreath. El avispado mutante sabía bien qué teclas tocar; el joven se enfureció y perdió la concentración, perdiendo así la tercera bola, más rápida y con un ligero trazado en curva. Aquello marcaba el final del partido, con la victoria del grupo de Logan. Sus miembros se acercaron a él para felicitarle.

- ¡Buenos lanzamientos, Logan! -le felicitó Pícara.
- Sí, bien hecho, Lobi -exclamó Kitty Pryde palmeándole el brazo.

Drago permitió que la arboleda los engullera de nuevo, aislándolos de los mutantes que celebraban su victoria en la pista. Su intención al enseñarle aquello era demostrarle que, a pesar de conocer el peligro potencial de muchos de sus miembros, nadie discriminaba a nadie. Todos se comportaban con total naturalidad, como chicos y chicas normales que no sostenían sobre sus manos el destino del mundo.

- Lo que quiero decir es que prácticamente todos hemos supuesto un peligro para los demás alguna vez, pero de ésto es de lo que se trata tener una familia, ¿no? Nos apoyamos los unos a los otros. Todos podemos equivocarnos, Cane, pero no pasa nada. Si tropiezas puedes levantarte otra vez. Es importante que sepas esto, que estés tranquilo. Puedo imaginar que lo has pasado mal, pero ahora estás en casa y puedes quedarte con nosotros el tiempo que necesites. Y si al final resultas no ser un mutante... ¿qué importancia tiene? Eres alguien que necesita ayuda, ¿qué importa que tengas o no el gen X? Todos los que estamos aquí hemos sido discriminados o marginados alguna vez por lo que somos, así que ten por seguro que no repetiremos el mismo error con los demás.

>> Espero que eso termine con tu miedo a ser expulsado. Respecto al miedo a hacerle daño a otros... para eso tenemos que entrenar y aprender a controlarlo. ¿Quieres que continuemos o prefieres descansar un rato?

_________________
Eros y Psique:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Cane
Marvel Universe
Marvel Universe
avatar

Mensajes : 169
Fecha de inscripción : 13/12/2014
Edad : 24

Ficha de Personaje
Alias: Cane
Nombre real: Desconocido
Universo: Marvel

MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   8th Enero 2015, 19:20

Comenzó a seguir a Drago sin comentario alguno mientras observaba y escuchaba atentamente a sus palabras y a lo que le mostraba, entendía el punto al que quería llegar, pero su miedo iba un poco más allá de eso, asumía que seguramente había gente más fuerte, y más peligrosa que aun así era aceptada, pero para su mente, para su creencia, si algo malo pasaba, si el cometía algún error, si alguien salía herido, él no lo iba a sentir como un error, si no como algo hecho apropósito, eso era lo que le hacía temer.

Con una mente tan caótica como la suya era difícil ignorar esos problemas, esos bloqueos, que en muchos casos eran indudablemente puestos por el mismo, pero en parte lo que había visto, más allá de sorprenderlo o no, le había inspirado cierta confianza, con gente de tal poder, incluso si el perdía el control, posiblemente terminaría frito antes de cometer otro, así lo veía el al menos.

-Entiendo a lo que te refieres, a lo que quieres llegar, lo que quieres mostrarme. Comentaba mientras volvían hacia el lago, dejando atrás la vista del grupo de mutantes. -Pero mi miedo va más allá de eso, es... difícil explicarlo, sea lo que fuere, puedo evitarlo si quisiera, suprimirlo, y quizá aunque no haya tenido el exacto efecto que seguramente intentaste que tenga el mostrarme y explicarme lo de esas personas, en parte me dio la confianza para querer eliminar ese bloqueo mental que tengo.

Solo espero que nada se salga de control, solo necesito tener la confianza para moverme con libertad, confianza en mí control, o confianza en que si cometo un error puedo ser perdonado, y la confianza de que si llegase a hacer algo de lo que podría arrepentirme, al menos es casi seguro que tienen el poder suficiente para reducirme a cenizas como merecería en dicho caso, sea lo que fuere... silencio mente, silencio...

Respiraba profundamente mientras llegaban de vuelta hacia donde se encontraba tormenta, pensativo aun, intentando razonar lo que había visto, sus pensamientos, las posibilidades de lo que podría o no pasar, le gustaba calcular y ver las infinitas posibilidades, no era ningún genio, pero era bueno calculando posibilidades, desde que pasaría si cometiese un error hasta cuales serían las posibles consecuencias, ese tipo de cosas solían distraerlo bastante y sacarlo un poco de varios de los pensamientos perturbadores de su mente.

-Creo que de momento prefiero descansar un rato, me disculpo por hacerles perder el tiempo de haberlo hecho, necesito... reordenar mi cabeza, y este siempre parece ser el lugar perfecto para hacerlo. A la par que decía estas últimas palabras comenzaba a sentarse al pie del lago, respirando profundo, y finalmente estirándose hacia atrás para quedar recostado en el suelo, pensativo, tranquilo, meditando...

_________________
Las coincidencias son la manera de dios de permanecer anónimo
La demencia carece de todo limite
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: La visita de un vagabundo [Libre]   

Volver arriba Ir abajo
 
La visita de un vagabundo [Libre]
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Historias de Temática Libre
» Llegando a Conomi: Una visita a la suegra.
» Dibujando un paisaje en la azotea [Libre]
» Divirtiéndome un rato [libre]
» Fénix... [LIBRE]

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Omega - Foro de Rol de Marvel y DC :: OMEGA UNIVERSE :: América del Norte :: Nueva York :: Mansión X-
Cambiar a: